Buscar

dolor cronico - resultados de búsqueda

Si no estás satisfecho con los resultados, realiza otra búsqueda

1 1.398 vistas

Té de cannabis.- La administración de cannabis oral es segura y eficaz para el tratamiento de condiciones de dolor crónico, según los datos clínicos datos en el Journal of Pain Research.

Investigadores italianos llevaron a cabo un análisis retrospectivo de una serie de casos evaluando el uso de los cannabinoides para el dolor intratable en una cohorte de más de 600 pacientes. Los sujetos del estudio en su mayoría eran mayores de 60 años y consumían los cannabinoides a través de un té de infusión.
Los investigadores informaron que no existieron sujetos en el estudio que se quejasen de efectos secundarios graves, y que relativamente pocos pacientes abandonaron el tratamiento con cannabis.

Llegaron a la conclusión que: “Se podía afirmar que el tratamiento parecía ser eficaz y seguro en la mayoría de los pacientes”.

En el 2015, el gobierno italiano autorizó el uso del cannabis para el tratamiento de varias enfermedades debilitantes, incluyendo el dolor crónico, la glaucoma, el síndrome de Tourette, la esclerosis múltiple, VIH / SIDA, y ciertos tipos de epilepsia.

En enero, una extensa revisión de sus textos por la Academia Nacional de Ciencias de Estados Unidos reconoció que existían “evidencias concluyentes o sustanciales” para la eficacia del cannabis en pacientes que sufren de dolor crónico, entre otras condiciones.

0 108 vistas

La adicción a los fármacos opiáceos se está convirtiendo en una epidemia mortal en los EE.UU. y los jugadores en la Liga de Fútbol Nacional están especialmente en riesgo por sus múltiples lesiones durante su vida deportiva.

En la actualidad, los jugadores y también los antiguos participan en un estudio sobre la potencial alternativa a los opioides, el aceite de cannabis que ayuda a aliviar el dolor provocado durante su profesión en el futbol americano.

Las lesiones como las sufridas por ex jugador Kyle Turley a menudo van acompañadas de por vida con dolor, por lo general son tratadas por los opiáceos. “Necesito una nueva cadera derecha y dos rodillas derechas. Tengo una placa y diez tornillos en el tobillo derecho “, dijo Turley. “Estoy hueso con hueso en todas las articulaciones.”

El dolor suele ser tratado por los opiáceos como la oxicodona, hidrocodona y la codeína. Un estudio realizado en el 2011 encontró que los ex jugadores de la NFL eran tres veces más propensos al abuso de medicamentos para el dolor que la población en general.

Se estima que unos 400 jugadores de la NFL se lesionan cada año. “Esencialmente se pasa por una media de tres graves lesiones a lo largo de tu carrera,” dijo el ex pateador Chris Kluwe.

Ahora un nuevo estudio, financiado por el productor de East Bay Constance Therapeutics y la Gridiron Cannabis Coalition – una organización no lucrativa compuesta en gran parte por ex jugadores y jugadores de la NFL – que están mirando a la planta de cannabis y su aceite como un potencial sustituto de los opiáceos.

El aceite contiene tetrahidrocannabinol (THC), el principal componente psicoactivo del cannabis, y está destinado a aliviar el dolor y reducir la inflamación

“Empezamos con una cantidad en bruto, solo como un grano de arroz como una constante, y luego se duplica aproximadamente cada cuatro días”, dijo Constance Finley, CEO y fundadora de Constance Therapeutics.

Entre los requisitos para el estudio piloto de ocho semanas: los jugadores deben tener una tarjeta de marihuana medicinal de California, someterse a una evaluación médica antes y después de que empiecen a usar el aceite, y proporcionar un historial médico completo, incluyendo las descripciones detalladas de todo el uso de la marihuana anterior.

“La manera en que lo veo es que hay un montón de chicos en la NFL que esto podría ayudarles, y les ayudará a largo plazo después de que terminen su carrera deportiva, o incluso mientras están jugando, si se trata de una alternativa más viable que los opioides entonces es algo que todos nosotros deberíamos estar trabajando con ello”, dijo Kluwe.

La investigación tiene algunos inconvenientes. El grupo de estudio es pequeño – sólo 30 jugadores – y los resultados dependerá en gran medida de los auto-informes.

“Lo he intentado con casi todos los medicamentos de las grandes farmacéuticas para hacer frente a casi todas las lesiones y dolencias que se podrían pensar y ninguno de ellos ha alcanzado la marca que el cannabis llegó conmigo”, dijo Turley.

Otro ex jugador de la NFL, Eugene Monroe, se ha convertido en el principal defensor del uso de otro ingrediente de la marihuana, el cannabidiol o CBD, para el tratamiento de la encefalopatía traumática crónica, una lesión cerebral por las repetidas conmociones cerebrales que están bien documentadas entre los ex jugadores de la NFL.

Los jugadores y sus partidarios dicen que todavía están esperando que la NFL comience a investigar con el cannabis como parte del plan para tratar las lesiones crónicas de los jugadores.

“Cuando vemos a jugadores de la NFL capaces de utilizar un medicamento que no les causa daño, que ayuda a su funcionalidad, veremos su estigma como se aparta muy rápidamente”, dijo Finley.

El estudio es uno de un puñado que están llevando a cabo en estos momentos en los EE.UU. La NFL actualmente no permite a sus jugadores utilizar la marihuana.

2 1.783 vistas

Un nuevo metaestudio de numerosos ensayos controlados y aleatorios han descubierto que el cannabis es un tratamiento seguro y eficaz para el dolor crónico. El estudio fue publicado en la revista Journal of neuroinmunes Farmacología , y fue publicado online este lunes por el Instituto Nacional de Salud de EEUU.

El estudio, realizado por investigadores por el Departamento de Anestesiología y Farmacología de la Universidad de Dalhousie en Canadá, fue una “revisión sistemática actualizada de los ensayos aleatorios controlados que examinan los cannabinoides en el tratamiento del dolor crónico no oncológico y que se llevó a cabo según las directrices de PRISMA para las revisiones sistemáticas de informes sobre resultados de salud “, de acuerdo a lo abstracto del estudio.

“Once ensayos publicados desde nuestra última revisión cumplieron con los criterios de inclusión”, dice la doctora Mary Lynch, investigadora principal del estudio. “La calidad de los ensayos fue excelente. Siete de los ensayos demostraron un efecto analgésico significativo. Varios ensayos también demostraron una mejoría en los resultados secundarios (por ejemplo, del sueño, rigidez muscular y espasticidad). Los efectos adversos más frecuentemente reportados como la fatiga y los mareos fueron de leves a moderados en gravedad y generalmente bien tolerados “.

Lynch concluye que; “Esta revisión añade más apoyo en la actualidad para los cannabinoides como analgésicos seguros, modestamente eficaces que proporcionan una opción terapéutica razonable en el tratamiento del dolor crónico no oncológico. ”  El estudio completo se puede ver aqui

1 3.216 vistas

Existen muchas causas para el dolor crónico, como la artritis, el cáncer, la anemia de células falciformes, la esclerosis múltiple y de espalda, el cuello y las lesiones de la médula espinal, SIDA, así como enfermedades degenerativas o trastornos de las articulaciones e incluso quemaduras graves.

En casi todos los casos, el dolor no es la condición primaria, sino un síntoma que varía en duración, frecuencia y gravedad, y es diferente en cada paciente. Mientras que la condición subyacente determinará cómo se trata el dolor, no siempre se dicta el control eficaz del dolor. En su lugar, esto se determina por el tipo y la gravedad de este.

El objetivo en todos los casos, sin embargo, es que el paciente experimenta menos dolor, que funcione lo más normal posible mediante la reducción de su dolor tanto como sea posible a la vez que minimizar los efectos secundarios tan a menudo asociados a las terapias para combatirlo.
El no controlar adecuadamente el dolor crónico con la cirugía o quimioterapia no solo se limita a tener un paciente molesto, puede conducir a la depresión, la desesperación, e incluso un deseo de morir, cuando a los pacientes se les niegan procedimientos que pueden salvar vidas.

Mientras que el cannabis no es una cura para todo, puede servir al menos para dos funciones importantes en la gestión segura y eficaz del dolor:

1 -Puede proporcionar alivio del dolor real, ya sea cuando se utiliza solo, o cuando se utiliza en conjunción con otros analgésicos;
2 -Puede controlar las náuseas y los vómitos que son efectos secundarios comunes del uso de fármacos opioides, así también como náuseas, vómitos y mareos que vienen a menudo de la mano del dolor severo.

Mientras que los opiáceos son un tratamiento eficaz para el dolor severo, tienden a inducir náuseas intensas que pueden causar no sólo molestias, sino también pueden conducir a la desnutrición, anorexia, caquexia (la caquexia) y una disminución general de la salud del paciente.Algunos pacientes encuentran tan malas estas náuseas que están dispuestos a detener su tratamiento contra el dolor sólo para acabar con ellas.

A la inversa, el alivio casi inmediato del dolor es proporcionado por el cannabis inhalado y hay menos efectos adversos que con medicamentos con cannabinoides como el Marinol que contiene THC. Hay dos razones para esto:

1- La inhalación de cannabis permite que los componentes activos sean absorbidos en el torrente sanguíneo más rápidamente y con mayor eficacia.
2 -Hay más cannabinoides presentes en el cannabis inhalado que los que hay en el Marinol, que sólo contiene THC. Estos componentes adicionales pueden tener propiedades antieméticas adicionales (anti-náuseas), y también se ha demostrado que proporcionan un mejor control del dolor que solo el THC

Las investigaciones también han demostrado que la pulverización de un extracto de cannabis debajo de la lengua puede proporcionar un alivio casi inmediato del dolor. Fuente

1 1.425 vistas

La ingesta oral de un endocannabinoi de disminuyó el dolor en 610 pacientes incapaces de controlar de manera efectiva el dolor crónico con medicación convencional.

Este es el resultado de un estudio observacional realizado en la Universidad “Tor Vergata” de Roma, Italia. Fue administró 600 mg del endocannabinoide PEA (palmitoiletanolamida) dos veces al día durante 3 semanas, seguido de una dosis única diaria durante 4 semanas, además de la terapia estándar de analgésicos o como única medicación.

El tratamiento con el PEA disminuyó significativamente la intensidad de la puntuación media evaluada del dolor en todos los pacientes que completaron el estudio. El efecto analgésico inducido por el PEA fue independiente de la patología asociada y estuvo presente también en los enfermos sin tratamiento analgésico concomitante. Es importante destacar que el PEA no mostró efectos adversos. Los autores concluyen: “En este estudio, el PEA fue eficaz y seguro en el tratamiento del dolor crónico en diferentes condiciones patológicas”.

Gatti A, Lazzari M, Gianfelice V, Di Paolo A, Sabato E, Sabato AF. Palmitoylethanolamide in the Treatment of Chronic Pain Caused by Different Etiopathogenesis. Pain Med. 2012 Jul 30. [en imprenta]

Fuente IACM

0 6.233 vistas

Un nuevo estudio que puede dar esperanzas a las personas que padecen de dolor crónico, indica que el empleo de pequeñas dosis marihuana (cannabis) podría aliviar el dolor crónico que padecen. Esto se suma al empleo de los analgésicos narcóticos como el hydrocodone, morphine, oxycodone que alivian el dolor crónico.

La marihuana (cannabis) al ser una droga, hace que los pacientes se relajen y logren conciliar el sueño de una manera fácil y rápida, este es el uso de forma medicinal que se ha empleado la marihuana desde tiempos ancestrales.  La mayoría de las indagaciones preliminares se ha utilizado extractos de tetrahidrocannabinol (THC), el ingrediente activo de la planta de cannabis.

Los responsables del estudio, indican que es la primera vez que se realiza una investigación de la marihuana  (cannabis)  por vía oral, es decir fumada por los pacientes.  También se debe indicar que se ha desatado una discusión por el empleo de esta hierba que es desaprobada por ser una droga.

Para este estudio se empleo  a 22 pacientes que padecían de dolor neuropático, resultado después de alguna intervención quirúrgica, algún accidente o padecido algún traumatismo. De los cuales el 60% de los pacientes había padecido una discapacidad a corto plazo o una discapacidad permanente.

Según los resultados que se obtuvieron al final del estudio indica, que el consumo de la marihuana (cannabis), ayudó a aliviar el dolor, además de reducir la ansiedad y la depresión, también que ayuda a conciliar el sueño. Pero hasta el momento no se tiene resultados exactos y eficientes que afirmen este estudio.

Por el momento no se puede emplear a la marihuana (cannabis) como tratamiento del dolor crónico, hasta que salga una versión médica oficial. Por el momento solo se puede emplear la ayuda farmacológica, empleando medicamentos como hydrocodone, vicodin, lorcet, lortab, que alivian el dolor crónico, los cuales deben ser tomados de acuerdo a la prescripción médica.

 

Fuente Findrxonline

 

1 497 vistas

Un grupo de científicos norteamericanos acaba de desarrollar un fármaco basado en los principios activos de la marihuana para combatir el dolor crónico y la inflamación en pacientes con artritis y esclerosis múltiple(EM), pero sin ningunos de los efectos de comportamiento normalmente asociados a esta droga.Fuente: http://www.elmundo.es/elmundosalud/2002/08/23/medicina/1030104222.html

0 2.120 vistas

Dolores de cabeza crónicos, migrañas y cefaleas tensionales son todas las condiciones dolorosas que pueden tener efectos sobre la vida de los que lo sufren. Se estima que un 50% de la población mundial sufre de trastornos de dolor de cabeza.

Si se sufre de uno de estos trastornos crónicos de dolor de cabeza, probablemente se experimente con una interrupción en sus actividades diarias, un aumento de los días perdidos en el trabajo y la imposibilidad de obtener un buen sueño de noche . También puede experimentarse una sensación de bajón, dejarse de lado o de ansiedad. Como con cualquier condición crónica, es importante  acercarse a las opciones de tratamiento y de una gestión de manera integral . Para muchos pacientes, esto significa la incorporación de la marihuana medicinal en su régimen de tratamiento para ayudar a reducir la frecuencia de las migrañas dolorosas, náuseas y vómitos, y aliviar los sentimientos de ansiedad u otras emociones difíciles.

migrañaEl cannabis reduce la frecuencia de las migrañas y ayuda con las náuseas y vómitos asociados

Estudios recientes muestran que el cannabis puede ser útil en el tratamiento de dolores de cabeza y migrañas. Además de ayudar a controlar los síntomas asociados, la investigación indica que la marihuana tiene el potencial de disminuir la frecuencia de las migrañas que experimentan los enfermos crónicos. Un estudio en el 2016 por Rhyne et al,  encontró que entre los 121 adultos participantes la frecuencia de los dolores de cabeza se redujo de 10,4 migrañas al mes a apenas 4,6.

Los pacientes que sufren de migrañas tienden a ser enfermos de larga duración, y pueden experimentar su primera migraña durante sus años de adolescencia. Muchos pacientes también experimentan náuseas, vómitos, fotofobia y una sensibilidad al ruido. Además de proporcionar alivio del dolor y ayudar a reducir la frecuencia de las migrañas, el cannabis también puede reducir las náuseas y los vómitos además de ayudar a inducir una sensación de calma y relajación durante ese tiempo difícil.

CDB y el THC ayuda a aliviar el dolor

cbd-graficoEl cannabis se compone de más de 100 cannabinoides diferentes , algunas de las cuales son responsables de los efectos analgésicos del cannabis tan bien conocido. Tanto el THC como el CBD tienen el potencial de proporcionar a los pacientes alivio del dolor para una serie de condiciones, incluyendo dolores de cabeza y migrañas crónicas. Algunos estudios sugieren que el potencial significativo de cannabis para proporcionar alivio a los que sufren de migraña es el resultado directo de una deficiencia clínica endocannabinoide .Los fitocannabinoides como el THC y el CBD son capaces de contrarrestar la deficiencia endocannabinoide de un individuo, proporcionando al cuerpo una fuente natural de los cannabinoides. De esta manera, el cannabis puede ayudar a inducir la homeostasis y proporcionar a los pacientes gran cantidad necesaria de alivio del dolor. Además, dado que  los receptores CB2 se encuentran en todo nuestro cuerpo, el THC, CBD y otros cannabinoides tienen un potencial significativo para proporcionar una variedad de beneficios terapéuticos  para el dolor de cabeza por migraña.

Ansiolítico Propiedades del Cannabis

tetra-graficoLa investigación muestra y demuestra las propiedades  ansiolíticas del cannabis, atribuida principalmente al CBD, y que ayudan a reducir la ansiedad, un síntoma frecuente que sufren los pacientes con cefalea y migraña. Del mismo modo, muchos pacientes encuentran alivio de sus tensiones con contenidos más altos de THC. El THC se sabe que juega un papel en la disminución de la ansiedad y en la modulación de los recuerdos y emociones negativas.
El mantenimiento de su salud mental, además de la gestión del dolor, náuseas y vómitos, son esenciales para la mejora de la calidad de vida. Muchos pacientes con cefalea crónica indica que se sienten bajos de moral, irritables y se retiraran de situaciones sociales y profesionales. Además de ayudar a controlar el dolor, el cannabis puede proporcionar apoyo a las cuestiones relativas a la salud mental . La disminución de la ansiedad e inducir una sensación de calma puede ser crucial para el restablecimiento de los circulos sociales y la renovación de los compromisos profesionales .

El cannabis puede ayudar a lograr dormir bien durante la noche

Al igual que con muchas enfermedades crónicas, los pacientes a menudo tienen dificultades para lograr un sueño reparador y de buena calidad. Donde el manejo del dolor y calidad de vida se refiere, muchos pacientes experimentan una mejoría significativa en los síntomas  una vez que son capaces de lograr tener una buena noche de sueño. El sueño puede tener un profundo impacto en nuestra salud en general , y puede ser crucial para ayudar a administrar la frecuencia e intensidad de las migrañas y dolores de cabeza. Tanto el THC como el CBD son a menudo utilizados por los pacientes para ayudarles  a conciliar el sueño y permanecer dormido .  Los estudios demuestran que los altos niveles de cannabinoides promueven el sueño , y que  el THC es muy sedante .

Su microdosis Cannabis

Una personalización de su plan de tratamiento para ayudar a controlar las migrañas y dolores de cabeza crónicos es muy importante para asegurar el éxito. Un método de dosificación que está ganando popularidad en las comunidades que sufren de migraña y de dolor de cabeza: la microdosis . Muchos personas que padecen de migraña y cefalea crónica han descubierto el método de la microdosis de cannabis para regular su condición, incluso cuando no hay episodios agudos presentes. Además de prácticas como la microdosificación, el modo de administración de cannabis juega un papel importante en el logro de los efectos terapéuticos deseados. Hay muchas maneras de utilizar el cannabis para ayudar a controlar su condición y los síntomas. Como siempre, es muy importante consultar con su profesional de la salud, donde sea posible, con el fin de establecer pautas de dosificación que mejor se adapten a sus objetivos de salud.

Hoy queremos compartir el testimonio de TwiceBaked una consumidora de cannabis medicinal que además cuenta todas sus aventuras, recetas, impresiones y demás situaciones relacionadas con el consumo de cannabis medicinal en su blog, una verdadera aportación para descubrir muchos beneficios importantes desde la perspectiva del “verdadero paciente”.  Un testimonio revelador que nos puede ayudar mucho. Hoy queremos compartir sus conclusiones personales, de como el cannabis le ha ayudado a gestionar el dolor de espalda crónico, uno de los dolores mas recurrentes últimamente, ya sea por desviaciones de columna, accidentes, problemas posturales y hasta por estado nervioso, tensión, depresión y o estrés.

TwiceBaked confiesa que al principio consumía medicamentos para solventar sus problemas de espalda, dicho consumo le empezó a dejar otras secuelas médicas y no conseguía aliviar el dolor, ya agobiada por tal situación decidió comenzar a experimentar con cannabis para calmar el dolor y confiesa además que no le tenía mucha fe al principio, pensaba que podía enmascarar o proporcionar una distracción placentera para camuflar el dolor o que simplemente podría actuar mas como un efecto psicológico que le pudiera ayudar a sobrellevar la molestia, pese a su incredulidad decidió aventurarse a experimentar, ya que no tenía nada que perder.

“Yo no alcanzaba a entender, cómo sería de beneficioso el cannabis para aliviar mi problema de columna vertebral crónico.” dice TwiceBaked.

Al poco tiempo, estas son sus reveladoras conclusiones:

1. El cannabis es un analgésico natural.

El Cannabis no sólo te distrae del dolor, ni tampoco lo enmascara. El verdaderamente trabaja en su cuerpo para aliviar el dolor físico.

Uno de los mayores puntos débiles de uso de cannabis (para mí) ha sido el alivio del dolor sin los efectos secundarios de los medicamentos sintéticos desagradables o los riesgos potenciales con el uso a largo plazo de los medicamentos sintéticos.

2. El cannabis actúa como un anti-inflamatorio en el cuerpo.  Tener dolores y molestias causadas por la inflamación es una experiencia miserable y con el tiempo puede tener un impacto negativo en su salud en general.

El cannabis actúa como des-inflamatorio y por consiguiente, alivia el dolor y el malestar.

3. El cannabis actúa como un relajante muscular natural y elimina los espasmos musculares.

Los espasmos en la espalda son los causante del dolor crónico, pero el uso regular del cannabis relaja los músculos y esto con el tiempo ayuda a evitar la acumulación de tensión que pueden desencadenar en dolorosos espasmos.

4. El cannabis calma la ansiedad.

Experimentar dolor crónico crea ansiedad, estrés y tensión en el cuerpo y esto crea más dolor construyendo así un círculo vicioso de dolor que nunca termina. Utilizando el tipo correcto de cannabis puede reducir significativamente o eliminar la ansiedad por completo por calmar el cuerpo y el sistema nervioso. Una vez que se rompe el ciclo de la ansiedad de la creación de estrés y la tensión en el cuerpo se consigue menos dolor.

5. El cannabis ayuda a salir de la depresión que puede venir con dolor de espalda crónico.

El dolor puede crear una depresión física y la depresión puede crear más dolor físico. Cannabis puede ayudar a sacarle de ese estado depresivo, beneficiando no solo el cuerpo si no también su salud mental.

El cannabis: El alivio del dolor,, relajante muscular anti-inflamatorio que también actúa como un anti-ansiedad y anti-depresivos. Una planta de trabajo natural y sinérgica en el cuerpo para sanar, calmar, y crear bienestar.

El dolor se supone que es una de esas cosas en nuestro cuerpo que está ahí para nuestro beneficio, es nuestro trabajo escuchar lo que tiene que decir, respetar, y hacer lo necesario para aliviar en la forma más saludable posible.

Fuente: TwiceBaked

Por TwiceBaked .-El dolor de espalda crónico es una condición sin igual. Es una enfermedad horrible, en realidad. Yo soy de alguna manera una de esas personas que siempre tienen problemas con la espalda. Aunque he estado tratando con esto desde que era un pre-adolescente no fue hasta mis primeros veinte años, cuando todos los médicos que vi me empezaron libremente a prescribir medicamentos sintéticos para manejar mi enfermedad espinal. He tratado de evitar tomar demasiadas pastillas con demasiada frecuencia, ya que siempre terminan haciendo sentirme como porquería, echan a perder mi sistema digestivo y no quiero volver a ser adicto a ellas. La idea de tener que tomarlas a partir de ahora y hasta que me muera como una forma de lidiar con el dolor no es un futuro que estoy dispuesto a cumplir. Hay mejores opciones a considerar.

Cuando por primera vez exploré el uso de cannabis como parte de mi tratamiento del dolor a largo plazo, honestamente pensé que sólo funcionaba al actuar más como una máscara mental o una distracción del dolor. Yo no entendía completamente cómo sería el cannabis beneficioso para la gestión de la enormidad de mi condición vertebral crónica. Resulta que un montón de gente que conozco todavía creen que el cannabis sólo proporciona una distracción feliz por el dolor, por lo que, por lo que yo escribo lo siguiente …

5 maneras de que el cannabis ayuda a manejar el dolor de espalda crónico:

1) El cannabis es un analgésico natural. El cannabis no sólo enmascara el dolor o lo distrae, trabaja con el cuerpo para aliviar el dolor físico. Uno de los mayores puntos del uso de cannabis (para mí) ha sido el alivio del dolor sin los efectos secundarios desagradables de los medicamentos sintéticos y sus riesgos potenciales asociados a su uso de largo plazo.  Cuando estás buscando algo para combatir toda la vida el dolor crónico, que tengan efectos secundarios los medicamentos a largo plazo, puede ser muy en serio.

2) El cannabis actúa como un anti-inflamatorio en el cuerpo.  Tener dolores y molestias causadas por la inflamación es una experiencia miserable y con el tiempo puede tener un impacto negativo en su salud en general.  El cannabis rebaja la inflamación, aliviar el dolor y el malestar. Idealmente, además de manejar el dolor también es capaz de encontrar lo que puede desencadenar la inflamación en el cuerpo para que pueda abordarse desde todos los ángulos.

3) El cannabis actúa como un relajante muscular natural y elimina los espasmos musculares.  Los espasmos en la espalda producen dolor crónico a un nivel completamente nuevo. Solía ​​tomarme relajantes musculares regularmente para tratar los espasmos musculares, pero ahora que he estado consumiendo regularmente cannabis, los espasmos musculares y el súper dolor en los músculos de la espalda rara vez ocurren.

4) El cannabis calma la ansiedad.  Experimentar dolor crónico crea ansiedad, estrés y tensión en el cuerpo. La ansiedad, el estrés y la tensión en el cuerpo crean más dolor construyendo así un círculo vicioso de dolor que nunca termina. Utilizando el tipo correcto de cannabis puedes reducir significativamente o eliminar la ansiedad por completo para calmar el cuerpo y el sistema nervioso. Una vez que se rompe el ciclo de la ansiedad, la creación de estrés y tensión en el cuerpo, habrá menos dolor.

5) El cannabis ayuda a salir de la depresión que puede conllevar dolor de espalda crónico.  Sentir dolor todos los días y tratarse con medicamentos debilitantes para la espalda es una de las cosas más difíciles que una persona puede pasar . El dolor puede crear una depresión física y la depresión puede crear más dolor físico.  El cannabis puede levantar la depresión que no beneficia ni al cuerpo ni a la salud mental.

descarga (65)El cannabis: Alivio del dolor, relajante muscular anti-inflamatorio que también actúa como un anti-ansiedad y anti-depresivo. Una planta natural y sinérgica con el cuerpo para sanar, calmar y crear bienestar.

El dolor se supone que es una de esas cosas en nuestro cuerpo que está ahí para nuestro beneficio. Es nuestro trabajo escuchar lo que tiene que decir, respetar, y hacer lo necesario para aliviar en la forma más saludable posible. El cannabis es una opción efectiva y vale la pena considerar si se está tratando alguien del dolor de espalda crónico.

 

Publicado en TwiceBaked

1 306 vistas

España.- Investigadoras andaluzas han patentado una formulación innovadora basada en la nanotecnología, que está diseñada para aliviar el dolor neuropático crónico.

Las investigadoras Lucía Martín Banderas y Mercedes Fernández Arévalo, del grupo de investigación I + DNanomed de la Universidad de Sevilla, han patentado una formulación innovadora basada en la nanotecnología, diseñada para aliviar el dolor neuropático crónico.

Este grupo de investigación, en colaboración con los investigadores Juan Antonio Micó y Esther Berrocoso, de la Universidad de Cádiz y el Centro de Investigación Biomédica de Redes de Salud Mental (CIBERSAM), ha demostrado que su formulación de liberación controlada de un derivado cannabinoide proporciona alivio del dolor neuropático en ratas durante un período de once días después de la administración oral de una dosis única. Parte de los resultados de este proyecto se han publicado recientemente en la revista Nanomedicine: Nanotechnology, Biology and Medicine .

La compañía GB Sciences, Inc. ha obtenido la licencia de propiedad intelectual global exclusiva para el uso de esta patente. En el marco de este acuerdo global de licencia, el grupo de investigación I + DNanomed de la Universidad de Sevilla, dirigido por la Dra. Mercedes Fernández Arévalo, ha firmado un acuerdo para trabajar en proyectos de investigación con la empresa para el desarrollo de formulaciones innovadoras basadas en nanopartículas de polímeros con activos ingredientes desarrollados por GB Sciences para el tratamiento del dolor crónico.

La creación por parte de investigadores de la Universidad de Sevilla es posible, mediante el uso de la nanotecnología, para encapsular los principales ingredientes activos en un compuesto de matriz de polímero compuesto. De esta forma, es posible extender el efecto terapéutico mientras se reduce la dosis de medicamento que es necesario administrar. Además, los ingredientes activos no pueden atravesar la barrera hematoencefálica, lo que elimina cualquier posible efecto psicoactivo.

GB Sciences ha destacado el avance que significa el desarrollo de esta técnica. La contribución de los investigadores de la Universidad de Sevilla Mercedes Fernández Arévalo y Lucía Martín Banderas al desarrollo de nuevos sistemas más efectivos para el desarrollo de tipo de molécula, basados ​​en la nanotecnología, va a significar un avance muy importante en el tratamiento del dolor crónico. Según uno de los gerentes de la compañía, “su sistema ha demostrado ser más efectivo que otros métodos, como la inhalación o la ingestión, para administrar estos compuestos”.

2 230 vistas

Las mujeres que viven en Nueva York y que sufren de dolores menstruales, podrían ser autorizadas para utilizar el cannabis medicinal para combatir y aliviar sus severos dolores producidos. El proyecto de Ley fue aprobado abrumadoramente por el Comité de Salud en Asamblea. Ahora deberá ser aprobado en el Senado neoyorquino y por el Gobernador de Nueva York, Andrew Cuomo.

La dismenorrea son los periodos menstruales dolorosos que afectan a muchas mujeres y que les impiden funcionar con normalidad en sus actividades diarias. Según la Academia Americana de Médicos de Familia un veinte por cien de las mujeres la sufren.

La dismenorrea pide paso en la lista de condiciones médicas por las que una persona es elegible para poder adquirir marihuana medicinal para su tratamiento en el estado de Nueva York. La petición de entrada a la lista fue presentada por la miembro demócrata de la Asamblea del Estado Linda Rosenthal.

Si es aprobada la medida, se uniría así a las condiciones actuales por las que se puede disponer de cannabis médico en el Estado de Nueva York con tarjeta autorizada y que son: la enfermedad de Parkinson, la enfermedad inflamatoria intestinal, dolores crónicos, la epilepsia y la esclerosis múltiple.

Los tampones y lubricantes infundidos con cannabis para la reducción del dolor, han sido halagados en muchos comentarios en internet por usuarias y gracias a su eficacia, aunque aún no han sido aprobados por la US Food and Drug Administration.

En el estado de Nueva York no se permite el consumo de marihuana fumada o en alimentos, las formas aprobadas para su consumo terapéutico son por mediación de líquidos, aceites de vaporización y cápsulas orales.

2 1.070 vistas

De “ La marihuana en Medicina ” por Tod H. Mikuriya MD (1969):

                      “Debido a que el cannabis no condujo a una dependencia física, se ha descubierto que es superior a los opiáceos para una serie de propósitos terapéuticos. Abedul, en 1889, informó el éxito en el tratamiento de la adicción a los opiáceos y de cloral con el cannabis, y en 1891 Mattison recomienda su uso por el joven médico, comparándolo favorablemente con los opiáceos.”

El dolor es la principal razón por lo que las personas buscan atención médica, y los pacientes que buscan alivio del dolor son el grupo más frecuente que emplea el cannabis como medicamento.

El dolor crónico interfiere seriamente con la calidad de vida de muchas personas. Para algunas de ellas, los fuertes medicamentos recetados para el dolor (opioides) les han proporcionado alivio. Pero y por desgracia, varios problemas pueden seguir con el uso de estos opioides a largo plazo.

Los pacientes muy pronto pueden desarrollar una tolerancia a los efectos analgésicos, por lo que se requiere cada vez mayores dosis.

El uso crónico de opioides también causa efectos secundarios no deseados que incluyen problemas tales como estreñimiento, sensación de drogado, náuseas, y deprimido.

Un sinnúmero de auto-informes de pacientes con dolor crónico que usan cannabis para el tratamiento del dolor muestran un tema común. Estos pacientes informan de que son capaces de disminuir de manera significativa, ya sea su dosis de opioides o interrumpir por completo el uso de opioides.

También informan del beneficio de no tener que lidiar con los efectos secundarios de los opioides tales como estreñimiento, náuseas o depresión.

Una observación típica de los pacientes es que el consumo de cannabis no necesariamente les quita el dolor, pero que ya no están preocupados por ese dolor; son capaces de ignorarlo. La investigación está empezando a demostrar que existe una sinergia entre los cannabinoides y los opioides y por lo tanto, un paciente podría disminuir la cantidad de opioides necesarios para controlar el dolor debido al efecto ahorro del opioide por cannabis.

Desde que los opioides conllevan el riesgo de sobredosis, junto con otros efectos secundarios no deseados por su consumo y añadiendo el cannabis a su régimen de tratamiento, esto permite a los pacientes lograr una mayor comodidad con una menor o ninguna cantidad de medicación opioide.

0 293 vistas

Narramos la historia de Juanma, el recorrido por su dolor, un sufrimiento que lamentablemente se ha vuelto invisible para el poder y que ha saltado varias veces a los medios de comunicación. El testimonio de Juanma –tetrapléjico- es el relejo de la vulneración de su derecho a vivir dignamente y aliviar su dolor crónico de origen neuropático con el único remedio que le resulta eficaz: el cannabis medicinal.

Para Juanma, escribir todo lo que os vamos a contar a continuación sería una labor titánica. Juanma, desde Cannabis.es estamos encantados de poder prestarte nuestras manos y nuestra voz, para que se reciba claramente tu petición de ayuda y tu mensaje. Asimismo, esperamos que sean mucho los medios de comunicación que presten sus alas a Juanma para recibir el tratamiento adecuado sin coartarle la ayuda altruista de las personas que son sus manos, así como nosotros queremos ser su voz y esperamos no predicar en el desierto en un país que se considera ‘civilizado’ como España y en pleno siglo XXI.

APOYA LA CAUSA DE JUANMA DIFUNDIENDO ESTA INFORMACIÓN Y UTILIZANDO ESTOS HASHTAGS EN REDES SOCIALES: #teprestomismanosa #teprestomivoz

En la mañana del pasado miércoles día 22 de febrero, dos agentes de policía vestidos de paisano se personaron en el “Centro de Atención a Minusválidos Físicos – CAMF” de El Ferrol (Coruña), dirigiéndose hacia Juan Manuel Rodríguez Gantes -tetrapléjico de 45 años residente en el centro-, quien se encontraba en su silla de ruedas, terminando de fumar el cannabis medicinal que usa -desde hace décadas- para aliviar su dolor crónico de origen neuropático.

Tras identificarse como policías y directamente preguntarle si él era Juan Manuel Rodríguez, pasaron a recriminarle que estuviera consumiendo lo único que le alivia los dolores que sufre y le informaron de que iban a interrogarle.

Tras ser conducido a una sala Juanma fue cuestionado sobre su consumo de cannabis medicinal, y se le interrogó tanto por el origen del cannabis, como por la persona que le ayuda a liar el cannabis y que es necesaria para él, ya que por su tetraplejia no conserva movilidad suficiente en sus brazos, manos y dedos. Posteriormente, Juanma fue cacheado y se le incautó el cannabis medicinal que le había sido entregado poco antes por la persona que le presta sus manos, de forma voluntaria liándole el cannabis para que pueda fumarlo y aliviar así sus dolores de origen neuropático.

A Juanma se le comunicó que se le podría imputar tráfico de estupefacientes y se le presionó para que revelase el nombre de las personas que le ayudan, a lo que Juanma se negó. Todo esto sin abogado presente, a pesar de que Juanma hizo notar que le gustaría contar con uno antes de tener que contestar nada.

Finalmente, se le requisó todo su cannabis medicinal y se le propuso -así le indicaron que se haría- para una sanción administrativa (multa). Pocos días después, la policía fue a por un amigo de Juanma, cuando se encontraba en la calle con su mujer y “tuvo que acompañarles” a comisaría, quedando -tras ser interrogado sobre la relación que les une, según nos comunicó Juanma- “en libertad, pendiente de declaración ante el juez”.

Juanma se ha quedado -en su centro de El Ferrol- con sus dolores neuropáticos pero sin cannabis medicinal, y con las personas que le ayudaban -por su condición- bajo sospecha y/o vigilancia más la amenaza de enfrentar cargos penales, por ayudar a un enfermo tetrapléjico.

0 851 vistas

Los estudios clínicos y la evidencia anecdótica demuestran que el cannabis puede combatir los síntomas de docenas de enfermedades como los efectos de la terapia contra el cáncer, alivio del malestar de la ansiedad o el trastorno de estrés postraumático, además de ayudar con otras cuestiones tales como la protección de la piel contra el sol o la promoción de su apetito.

El cannabis es capaz de tratar tantas enfermedades debido a sus muchos componentes farmacológicos activos que imitan nuestro sistema endocannabinoide interno. Este sistema esencialmente es un sistema de equilibrio y de reducción de daño en nuestros cuerpos que controla cosas importantes como el sueño, el apetito, el sistema inmunológico, y el dolor. Los componentes activos del cannabis interactúan con nuestro natural sistema endocannabinoide encajando como un rompecabezas, y ayudando a gestionar estas importantes funciones corporales cuando nuestro cuerpo está demasiado estresado o demasiado enfermo para hacer por si mismo el trabajo. Una de las mayores razones por las que el cannabis es tan eficaz en el tratamiento de muchas enfermedades se debe a que es un maestro en el tratamiento del dolor y de la inflamación, los cuales normalmente están presentes en cualquier enfermedad.

No todos los dolores son iguales

El alivio del dolor puede ser complicado, ya que no todos los dolores son el mismo. El dolor puede ser neuropático o estar relacionado con el  cáncer. Puede ser un dolor central (relacionado con la esclerosis múltiple) o puede ser visceral (relacionados con el intestino). También puede ser agudo, crónico o de corta duración. Normalmente para el agudo, como el que se puede experimentar después de una lesión o una operación, o para el neuropático que está relacionado con toda una serie de enfermedades como la diabetes o el cáncer, los médicos prescriben opiáceos o antiinflamatorios (AINE)

Sin embargo, los opiáceos y los antiiflamatorios AINE son menos eficaces en el tratamiento de dolor crónico. Ambos tienen efectos secundarios adversos, como las náuseas, derrame cerebral, disfunción eréctil, ataque al corazón, o hepatotoxicidad. Los opiáceos a menudo causan sedación que hacen del uso a largo plazo de los opiáceos un inconveniente para el usuario. Además, el uso a largo plazo de analgésicos tradicionales crea tolerancia, lo que significa que para que estos analgésicos sigan siendo eficaces, los usuarios deben aumentar constantemente su dosificación. Esto también puede conducir a una sobredosis accidental.

La solución

Las investigaciones han demostrado una y otra vez que el cannabis pueden emplearse para aliviar el dolor sin los efectos secundarios adversos que vienen normalmente con los analgésicos sintéticos.

Un estudio doble ciego en el 2008, ensayo clínico aleatorizado de la Universidad de California en Davis encontró que las dosis altas y bajas de cannabis inhalado reducen el dolor neuropático de diversas causas. Los sujetos que participaron en el estudio fueron seleccionados por su falta de respuesta a las terapias estándar para el dolor.

En otro ensayo clínico llevado a cabo en 2013 , los investigadores informaron que tanto el THC inhalado como oral, también lo redujo significativamente. El ensayo expuesto en sujetos sanos sobre estímulos dolorosos descubrió que los sujetos habían disminuido la sensibilidad al dolor y aumentado su tolerancia con el uso de cualquiera de las formas de consumo de THC.

También en el 2013, un ensayo clínico proporcionó pruebas de que el cannabis vaporizado tuvo un fuerte impacto en el dolor neuropático. Las dosis bajas de THC vaporizado redujeron la intensidad del dolor en comparación con el placebo.

También existe una fuerte evidencia de que el compuesto THCA es altamente eficaz en el tratamiento del dolor. Este compuesto cuando se calienta se transforma en THC. En este estado crudo, el THCA no psicoactivo tiene propiedades anti-proliferativo, anti-espasmódico, y propiedades anti-inflamatorias. Sus propiedades anti-inflamatorias son las responsables de reducir el dolor desde la artritis a la endometriosis e incluso los calambres menstruales.

Mientras deben llevarse más estudios a cabo, hay un montón de pruebas de que el cannabis es muy eficaz en la moderación del dolor. Estos estudios han demostrado que fumado, vaporizado, o administrado vía oral el cannabis puede reducir los diversos tipos de dolor.

No todas las cepas son iguales

Al igual que hay muchas variedades diferentes de dolor, las variedades de plantas de cannabis son muy amplias. Con más de 400 compuestos farmacológicos activos que se encuentran en el cannabis y que se pueden utilizar para tratar una gran variedad de dolencias, existen innumerables maneras de mezclar y combinar los componentes y crear cepas específicas para tratar una variedad de dolencias, y por supuesto, todo tipo de dolor.

Los componentes activos tales como los cannabinoides trabajan junto a los terpenoides (también conocido como terpenos) y flavonoides para ofrecer una multiplicidad de beneficios para el cuerpo humano. Algunos de los compuestos activos que trabajan para combatir el dolor son el CBC, CBD, CBG4, D9-THC, THC-C4, THCYA, CBLA, CBNA, linalol, y mirceno . Mediante la combinación de varios de estos cannabinoides, terpenos y flavonoides, se puede crear la solución perfecta para el alivio del dolor en el propio patio trasero. O acudir a un dispensario de cannabis en los estados o países donde sea legal.

Las cepas que luchan contra el dolor

Para el dolor de las heridas, de los músculos y el dolor de espalda, se pueden tratar con la variedad Afghan Kush. Esta cepa es casi 100% indica, significa que sus efectos serán en su mayoría físicos. Tiene una alta dosis de THC que es notorio para el alivio del dolor, así como una serie de terpenos analgésicos tales como el humeleno, cariofileno, y Terpinoline.

Si se padece un dolor crónico neuropático debido a un daño tisular o daños en el sistema nervioso central, entonces la variedad Jack Herer podría ser una buena opción. Esta cepa es principalmente sativa y tiene un efecto energizante. Al igual que la Afghan Kush, la Jack Herer también cuenta con altos niveles de THC, pero tiene una gran cantidad de otros compuestos y terpenos que hacen de esta cepa específicamente beneficiosa para el tratamiento del dolor neuropático como el pineno, mirceno, cariofileno, y humeleno.

Si se esta sufriendo de la artritis y la inflamación, hay que tratar de usar variedades muy ricas en CBD ya que este interactúa con los receptores CB2 en nuestros cuerpos. En un estudio, se encontró que los ratones que no tenían receptores CB2 tenían los huesos débiles. A partir de esto se determinó que el CBD es muy beneficioso en el tratamiento de síntomas de la artritis, en particular para las partes inflamadas y el dolor. Hay variedades que cuentan con una relación de 5-2 de CBD a THC, así como otros compuestos y terpenos anti-inflamatorios que alivian el dolor, incluyendo el CBC, CBG, mirceno, y pineno. Es también interesante observar que el CBD no es un componente psicoactivo como el THC, por lo tanto estas variedades tiene un minimoo psicoacticvo.

Cada vez es más evidente que el cannabis es un analgésico natural que no tiene ninguno de los efectos desagradables de los medicamentos tradicionales para el dolor.

0 425 vistas

La activación del receptor CB2 (cannabinoide de tipo 2)- algo que se hace de forma natural a través del consumo de cannabinoides – puede tratar el dolor inflamatorio persistente.

Esto es de acuerdo a un nuevo estudio publicado en la revista Journal of Neuroscience , y publicado online por el Instituto Nacional de Salud de Estados Unidos .

Para el estudio, los investigadores de la Universidad de Salud y Ciencia de Oregón examinaron cómo un agonista del receptor cannabinoide (con la intención de imitar los efectos de los cannabinoides naturales) efectúa ” la persistencia de la inflamación inducida por adyuvante completo de Freud (CFA)”.

Según los investigadores; “Nuestros datos proporcionan evidencia que emerge de la función del receptor CB2 en la RVM [médula rostral ventromedial; un relé modulador del sistema descendente del dolor y un sitio importante de la modulación del dolor endocannabinoide] en la inflamación persistente y que los agonistas del selectivo receptor CB2 pueden ser útiles para el tratamiento de dolor inflamatorio persistente “.

Según la declaración significativa del estudio:

“Estos estudios demuestran que la señalización endocannabinoide a los receptores CB1 y CB2 en la médula rostral ventromedial adulta se altera en la inflamación persistente. La aparición de la función del receptor CB2 en la médula rostral ventromedial proporciona razón adicional para el desarrollo de los agonistas selectivos del receptor CB2 como agentes terapéuticos útiles para el dolor inflamatorio crónico.

El texto completo y el resumen de este estudio se pueden encontrar haciendo clic aquí .

Este estudio se suma a una lista de docenas que han demostrado que los cannabinoides pueden tratar y prevenir la inflamación, incluyendo uno publicado el mes pasado en la revista FASEB Journal , que encontró que el cannabis puede tratar la inflamación crónica.

0 1.679 vistas

No es ningún secreto que el cannabis puede tratar el dolor, pero un estudio reciente sugiere que puede ser particularmente eficaz en el tratamiento del dolor de espalda causado por cualquier causa, desde la ansiedad a una lesión. Dado que también se ha demostrado ser un tratamiento eficaz para la ansiedad, incluso puede reducir el dolor de espalda relacionado con la ansiedad y tratar ambas condiciones a la vez. Natural Blaze informa con estudios que el dolor se muestra como la principal causa de discapacidad en el mundo y la principal causa de ausencia en el trabajo en los EE.UU. de nuevo, se está buscando un tratamiento seguro y eficaz para no tener que proporcionar opiáceos adictivos .

A pesar de que los opioides son el analgésico más comúnmente prescrito, la dosis de un paciente a menudo aumenta junto con su tolerancia. A largo plazo, esto puede llevar a un aumento en el dolor crónico. Afortunadamente, un seguro y nuevo tratamiento para el dolor se encuentra en la investigación sobre los usos medicinales del cannabis. En concreto, la investigación se basa en los usos de sus dos cannabinoides más conocidos: THC y CBD.

Mejor y más seguro que los opioides

Un estudio del Center Spine de la Universidad de Colorado encontró que el cannabis alivia el dolor de espalda de una forma más segura y más eficaz que los opioides. El estudio evaluó los beneficios medicinales de la planta para los pacientes con una variedad de problemas de espalda, incluidas las cuestiones musculares y la degeneración del disco.

Los resultados fueron impresionantes: el 90% de los pacientes informó de una reducción significativa en el dolor y otro 80% considera el tratamiento basado en el cannabis igual o mejor que los opioides. Además de ser un analgésico (es decir, que alivia el dolor), los estudios sugieren el cannabis puede ayudar a reducir los espasmos. A pesar de sus propiedades anti-espasmódicas que todavía se están estudiando, según los informes, se ha “mostrado alguna promesa” en el tratamiento de la espasticidad en pacientes con esclerosis múltiple.

Esto significa que el cannabis puede ser un tratamiento viable no sólo para el dolor de espalda, sino también para la tensión del músculo o los espasmos comunes. También se están reconociendo los efectos terapéuticos del CBD sobre el sistema muscular y nervioso; sobre todo por su potencial para tratar la epilepsia infantil.

Otros usos de THC y CBD

Tanto el THC como el CBD se ha demostrado su éxito en la reducción de la inflamación relacionada con diversas condiciones. Según los informes, el THC puede retrasar el desarrollo de la aterosclerosis y mitigar la inflamación bronquial causada por la gripe; El CBD se ha demostrado que reduce la inflamación de las articulaciones y el edema; y alivio a los que sufren de la enfermedad de Crohn mediante la reducción de la inflamación digestiva. Si se desea utilizar el cannabis para tratar el dolor, se recomienda elegir una cepa específica para servir a ese propósito específico.

Las cepas con alto contenido de THC y CBD se recomiendan generalmente para el dolor de espalda causado por una lesión o enfermedad, ya que las propiedades analgésicas de estos cannabinoides tratan directamente el propio dolor. Si usted sufre de dolor de espalda debido a la tensión muscular, estrés o por la ansiedad, se recomienda una variedad alta en el CBD y con contenido bajo de THC, ya que trata el origen del dolor. La alta psicoactividad del THC no es ideal para el tratamiento de la tensión relacionada con la ansiedad; los efectos calmantes y relajantes del CBD son más apropiados.

La respuesta del cerebro al dolor

De acuerdo con Kylie T. Toponce, la capacidad de estos cannabinoides ‘para tratar el dolor tiene mucho que ver con la conexión entre el cerebro y el cuerpo, así como las funciones de dolor que se forman en el cerebro como consecuencia de ello. Kylie informó que la Universidad de Oxford llevó a cabo un estudio en el 2010 para “ganar la penetración” en la forma en que funciona el cerebro cuando se presenta con dolor o la posibilidad de dolor.

El cerebro y el cuerpo están conectados

Kylie escribe que todo se reduce a la forma en que el cerebro está cableado. El sistema límbico del cerebro – la parte en que se procesan las emociones – está “directamente conectada” a las partes en las que se pueden detectar estímulos físicos. El último se conoce como la corteza somatosensorial.

Es esta conexión la que define el dolor en la mente humana.

La Asociación Internacional para el Estudio del Dolor informó que las experiencias emocionales desagradables pueden estar asociadas con el daño tisular real, porque el cerebro está informando al cuerpo de que algo está mal y el cuerpo está respondiendo. De acuerdo con Kylie, el cannabis realmente no alivia el dolor. Alivia la respuesta emocional al dolor que puede causar más de lo mismo o hacer que se sienta peor. La falta de efectos secundarios graves automáticamente hace que el cannabis sea un buen sustituto de los opiáceos, que son responsables de la subida de las tasas de adicción y la sobredosis.

Zanjar los opioides: legalizar el cannabis

A medida que el mundo lentamente pero con certeza cambia su punto de vista sobre el cannabis, se abre la puerta a la investigación genuina de sus beneficios medicinales y las formas en que estos beneficios superan a los de los productos farmacéuticos legales y prescritos. Los opiáceos que consumen las personas, en la mayoría de los casos, estas personas nunca habrían abusado de una droga ilegal si no se les hubieran prescrito. La única solución es encontrar una alternativa mejor, dejar de recetar estas drogas peligrosas y salvar tantas vidas como sea posible. Los opioides sin duda han sido un blanco de críticas últimamente, y por una buena razón: su tasa de éxito para reducir el dolor es de un mísero 30-40% y vienen con efectos secundarios perjudiciales el 80% de las veces, incluyendo estreñimiento, desequilibrio hormonal, somnolencia intensa y náuseas.

A menudo se necesitan más fármacos sólo para compensar sus efectos secundarios. La legalización es la solución obvia a la epidemia de adicción a opiáceos.

Cuando el médico de Gillian FitzGibbon le sugirió que probara el cannabis para reducir su dolor crónico de rodilla, cadera y tobillo, pensó que cualquier cosa era mejor que el cóctel de opioides que habían sido prescritos por años, medicamentos que según ella le dejaban en un “abismo”.

Como los profesionales de la salud suenan la alarma sobre el aumento de la adicción a los opiáceos y la falta de alternativas disponibles para el tratamiento del dolor, algunos pacientes como FitzGibbon, junto con sus médicos, están recurriendo a los derivados del cannabis para encontrar alivio.

El médico de Ottawa, Hillel Finestone, co-autor de un artículo publicado el 14 de junio en la revista Canadian Family Physician dice que el uso de opioides en Canadá es una epidemia y lo relaciona con la falta de opciones ofrecidas por los médicos para el tratamiento del dolor .  Los autores dicen que esto está sucediendo, en parte, porque los servicios de manejo del dolor no médico, como la fisioterapia para hacer frente a la tensión y los psicólogos y trabajadores sociales para abordar el estrés, no están cubiertos por los planes de seguro de salud del gobierno, y por lo tanto normalmente no se consideran parte de un plan para el manejo del dolor.

Y mientras Finestone dice que marihuana médica puede tener un gran papel que desempeñar en el enfoque holístico para el manejo del dolor, advirtió que no se debe considerar una “bala de plata”

                             “El cannabis es, sin duda utilizado por algunas personas para combatir el dolor, pero sigue siendo un pequeño aspecto del enfoque multidisciplinario que queremos que los médicos traten, y la forma en que queremos que la gente piense en ello”, dijo Finestone, que es director de la investigación de la rehabilitación del accidente cerebrovascular en el hospital Élisabeth Bruyère además de profesor de medicina física y rehabilitación en la Universidad de Ottawa.

                              “Nadie va a decir que la marihuana solo es para el tratamiento del dolor.”

Sin embargo, FitzGibbon, de 56 años, cuyo dolor se deriva de múltiples lesiones deportivas y por las caídas recientes, estaba dispuesto a correr ese riesgo. Ella había estado tomando un cóctel de productos farmacéuticos, incluidos los opiáceos, para tratar la ansiedad, la depresión y la osteoartritis. Su inactividad contribuyó al aumento de peso y su médico de cabecera le sugirió que se sometiera a cirugía bariátrica – una operación para reducir el tamaño de su estómago – por lo que comería menos.

                              “Me encontré tumbada en la cama del hospital (después de una grave lesión de rodilla hace dos años) en mi sala de estar, donde viví durante seis meses, preguntándome por qué todavía estaba viva”, dijo FitzGibbon.   ” No tenía ni idea de que existían graves efectos secundarios tales (como las drogas). Una está tan atrapado en el abismo de los efectos secundarios de los opioides que simplemente no puede ver la manera de salir de ella. “

De acuerdo con los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades de los Estados Unidos, el uso regular de opioides puede llevar a la adicción o sobredosis. Las muertes relacionadas con los opioides de prescripción se han cuadruplicado desde 1999, y también lo han hecho las ventas de estos medicamentos con receta. De 1999 a 2014, más de 165.000 personas murieron solo en los EE.UU. por sobredosis relacionadas con los opioides de prescripción.

Actualmente no hay datos a nivel nacional para la mortalidad relacionada con los opioides de prescripción en Canadá. Sin embargo, el Centro Canadiense sobre el Abuso de Sustancias tiene datos provinciales que muestran un aumento de la tasa global de mortalidad relacionada con los opioides de un 242 por ciento entre 1991 (12,2 por millón) y 2010 (41,6 por millón). En el 2010, el 12,1 por ciento de todas las muertes entre las edades de 25 a 34 en Ontario estaban relacionadas con el opioide, aumentando del 5,5 por ciento en 2001

La Dr. Maria Lynch, una especialista en dolor y profesora de la Universidad de Dalhousie en Halifax, está investigando el uso de la marihuana medicinal en el tratamiento del dolor. Si bien ella reconoce que hay un papel para los opioides en ciertos casos, la investigación ha encontrado que 25 de los 30 ensayos controlados aleatorios que se realizaon como parte de su estudio en Canadá demostró que los cannabinoides tienen “un efecto analgésico significativo” y son seguros en la gestión de dolor crónico. Ella admite que la investigación está todavía en su infancia y hace falta más investigación que hay que hacer. Hasta entonces, dice, el gobierno tiene que abordar el problema de los largos tiempos de espera para entrar en las clínicas del dolor.

                      “Tenemos una situación horrible en todo el país donde las personas con condiciones de dolor crónico esperan períodos muy largos de tiempo para entrar en las clínicas del dolor,” dijo Lynch. “Muchos no tienen en absoluto ningún acceso porque no hay clínicas del dolor en vastas zonas de Canadá. Sobre todo están en los centros urbanos “.

FitzGibbon tuvo que esperar un par de años después de su lesión en la rodilla para entrar en la clínica de manejo del dolor crónico, que forma parte del grupo médico de AIM en los Trainyards. Cuando se reunió con el Dr. Marc Engfield por primera vez, le dijo que estaba abierto a los cannabinoides para ayudar a controlar su dolor.

                      “Me senté y mis ojos le decían por favor ayudeme”, dijo FitzGibbon, quien admite que había estado luchando con pensamientos suicidas. “Dije que estaba tan cansada de ser recetada con medicamentos con efectos secundarios tan graves.”

El médico me sugirió que probara el cannabis sintético, junto con una cepa de aceite de cannabis que ayuda con todos sus males a la vez. Una dosis de aceite es del tamaño de un grano de arroz, que se pone debajo de la lengua. Ella también fue a acceso nacional de cannabis, un centro de membresía de consulta basada en cannabis y sin fines de lucro en Hintonburg donde aprendió acerca de las variedades y las muchas formas – incluyendo la cocina – lde ingerir los cannabinoides. Cuando entró en la clínica el pasado otoño, ella tenía100 libras(45 kg) de sobrepeso y apenas movilidad. Desde entonces, ella ha sido capaz de manejar su dolor, quitarse cuatro medicamentos y llegar a tener movilidad. Otro subproducto para una mejor salud es la pérdida de peso de 100 libras o 46 kilogramos.

                      “Puedo subir las escaleras mejor, estoy moviendome mucho mejor, mi presión arterial bajó,” dijo FitzGibbon “Todo lo que siempre he querido hacer es salir de la hibernación como una persona sana y este es mi año”.