Agua viva: Fuente de vida

Agua viva: Fuente de vida

por -
1 3.242 vistas

Por Miguel Gimeno.- “El agua es probablemente el elemento más extraño que existe en nuestro planeta. De hecho no existen dos gotas de agua exactamente iguales y, por tanto, quizás ninguna otra sustancia presente tantas diferencias siendo el mismo elemento” (Sascha Witschonke)

 El agua, fuente de vida, es un líquido único. La ciencia, por medio de la Física y la Química no son capaces de encontrar diferencias entre un agua viva (de manantial, recién salida del seno de la tierra), y el agua muerta (agua “potable” de las ciudades), que ante analíticas diversas resultan iguales, aunque este no quiere decir que lo sean. El efecto biológico que producen no es el mismo: no es lo mismo que las plantas reciban agua de lluvia que de riego aunque sea en igual cantidad y por sistema de aspersión, que es lo más parecido al agua de lluvia, buena fé pueden dar de ello los agricultores. El agua es una sustancia muy sensible a variaciones del medio, en la naturaleza la hallamos en estado sólido (hielo y nieve), gaseoso (vapor) y líquido (tal cual la necesitan los organismos vivos para su hidratación). La molécula de agua (dos átomos de Hidrógeno por uno de Oxígeno) presenta un momento dipolar permanente debido a la separación habida entre el centro de las cargas negativas y el de las positivas, lo que hace que campos eléctricos exteriores orienten y aumenten el momento dipolar, o lo que es lo mismo, el agua es capaz de polarizarse. La conductividad y la constante dieléctrica del agua, característica de su propia naturaleza (creación pero también destrucción), cambian en función de la polarización.

Los efectos biológicos de la radiación ambiental en forma de microondas sobre el agua han sido objeto de múltiples estudios. La vieja ciencia distingía entre Aguas vivas y aguas muertas. Con este término, el de aguas vivas, diferenciaban cierta virtud que se le comunicaba al agua, y otras sustancias, en la que se le atribuían cualidades curativas o especiales; estando en el polo puesto las aguas muertas, causantes de degeneración y foco de emfermedades. A lo largo de la historia múltiples son las religiones que han realizado y realizan ritos en torno al Agua, ocupando un lugar privilegiado en su ceremonial religioso. Peró ¿ que hay en el agua que la vuelve tan mística a los ojos de tantas y diversas religiones ?. Las experiencias de laboratorio han demostrado de forma contundente como la conductividad de una columna cilíndrica de agua varía ante la mera presencia del ser humano, alteraciones que si bien son microvoltaicas, no dejan de ser variaciones que antes con sistemas de medición menos precisos no se podían observar. Este hecho lleva a la interpretación que la radiación que emana del organismo es capaz de polarizar las moléculas de agua hacia sí mismo, lo que es considerado por muchos como que el aura humana tiene cierto poder sobre el agua, hecho que han afirmando los magnetizadores a través de los siglos.

El agua de manantial o de pozo es agua pura, viva, que presenta una estructura estable y ordenada. Cada vez son más los científicos que aseguran que el agua vivia tiene como un archivo de datos, una memoria que le permite almacenar informaciones y energías que ha absorbido de las sustancias con las que ha estado en contacto. Diversas son las investigaciones realizadas sobre la estructura y el comportamiento del agua, destacando las llevadas a cabor por el profesor Masaru Emoto, que van desvelando el misterio de su capacidad para guardar informaciones, por este motivo son cada vez más los científicos que afirman de forma abierta que el agua posee ‘memoria’.

El agua de las plantas potabilizadoras, tratada químicamente o desmagnetizada por el contacto con los metales, pierde esa extraordinaria sensibilidad que la hace tan preciosa como elemento revitalizante. El agua potabilizada ha sido sometida a un proceso de purificación y aunque se supone que es apta para el consumo, su calidad no deja de ser algo muy discutible, a pesar del cloro utilizado no todos los microorganismos son eliminados. Hay que disponer de agua lo más pura y viva posible. Para ello muchos utilizando medios mecánicos de purificación, centrándose básicamente en tres posibilidades: los filtros (mecánicos, de carbón activado y los de resinas de intercambio iónico), los dispositivos de ósmosis inversa y las destiladoras al vapor.

De entre los diversos filtros mecánicos del mercado los más efectivos son los de carbón activado pues dejan el agua libre de arena, cloro y diversos contaminantes orgánicos tales como pesticidas, herbicidas, benceno, trihalometanos, policlorobifenilos, …, y eliminan el mal olor. Los dispositivos de ósmosis inversa además de lo anterior también son capaces de eliminar los contaminantes inorgánicos como arsénico, boro, cadmio, calcio, metales pesados, sulfatos, cloruros, sodio, selenio, zinc, contaminantes radioactivos, y la mayor parte de microbios y agentes bióticos patógenos presentes. Aunque sí reslutan más eficaces que los filtros de carbón son mucho más costosos, al tiempo que se desperdicie entre el 80% y el 90% del agua filtrada que va directamente al desagüe.

Ahora bien, después de depurar el agua por diversos métodos mecánicos ¿ se puede llamar aguas vivas a las resultantes de tales procesos ?. ¿Cómo se puede revitalizar el agua?.

Hoy día sabemos que el agua puede sufrir diversos procesos que pueden cambiar sus funciones y mecanismo de actuación:

  • Agua activada. Se llama así a la obtenida por Piccardi al poner el agua ordinaria en contacto con una ampolla de vidrio que contiene mercurio y gas neón a presión reducida. El agua así tratada sirve para desincrustar los depósitos calcáreos.

  • Agua cromatizada. Se consigue irradiando el agua con luz a distintas frecuencias y colores.

  • Dializada. Se obtiene exponiendo el agua a una energía débil que logra aumentar en sus moléculas la distancia de los átomos de hidrógeno respecto de los del hidrógeno y disminuye el ángulo de colocación espacial de los mimos. Esa fuerza es ejercida por los pequeños campos electrostáticos que generan un grupo de cristales de cloruro de sodio y cloruro de litio. Tales cristales -debidamente tratados- son introducidos en unas ampollas de vidrio que a su vez se sumergen durante unas horas en el recipiente donde está el agua -por ejemplo, un vaso- dando lugar así por resonancia al agua dialítica. Se trata pues de un “agua con átomos descolocados” capaz de disgregar y “alisar” cálculos, y aumenta la solubilidad de las sales minerales que circulan por la savia -especialmente las cálcicas-.

  • Dinamizada. El agua dinamizada -que tiene propiedades terapéuticas- se obtiene según el método que creó Marcel Violet mediante un condensador cuya tensión se armoniza con la energía del paciente. Se conoce igualmente con este nombre al proceso que consiste en agitar enérgicamente los preparados homeopáticos una vez diluidos a fin de potenciar sus propiedades curativas. Es ideal para riego, para diluir abonos líquidos y productos fitosanitarios, potencia sus efectos usando tan solo concentraciones traza de los productos a usar.

  • Energetizada o pranizada: Se llama agua energetizada o pranizada a la que resulta tras verterla 8 veces seguidas de un recipiente a otro desde una altura de medio metro. Ideal para riego y preparados fitosanitarios ecológicos, los químicos destrullen la energetización.

  • Indumizada. Se trata de un proceso creado por Ludwig en 1984 en virtud del cual se somete el agua a la acción de los plasmones de los elementos- traza esenciales contenidos en el hierro y proyectados por la corriente eléctrica de un electroimán.

  • Irradiada cósmicamente. Se obtiene por su exposición a las energías cósmicas durante la noche. Se coloca un vaso de agua corriente de noche al sereno tras haberle añadido una pizca de bicarbonato y se deja que se cargue de la radiación cósmica natural. Con este método se obtiene un agua terapéutica con la que se consiguen notables mejorías ante fitopatologías diversas, y mejorando las flores de cannabis en caso que lo hagamos cuando la luna pasa ante una región de flor.

  • Magnetizada. Es el resultado de someter el agua a la acción de un campo magnético de imanes permanentes que cambie sus propiedades físicas. Según sean las condiciones de magnetización puede obtenerse agua imantada, agua ionizada, agua polarizada o agua magnética. Esta última es la de mayor capacidad curativa; de hecho, se han obteniendo excelentes resultados en el tratamiento de numerosas patologías. Este método es utilizado por algunos productos del mercado para desobstruir las cañerías de Calcio. Este agua es ideal para realizar los plantones y esquejes, ya que el magnetismo mejora el vigor germinativo y enraizante de semillas y esquejes.

  • Mesmerizada. Se llamada agua mesmerizada a la que se carga con energía vital al hacer sobre ella una imposición de manos, atendiendo a los postulados de Messmer sobre el magnetismo animal. Algunos cannabicultores, precisamente debido al efecto magenizante de la imposición de manos, mantienen varios minutos los cañamones en sus manos para cargarlos y hacer que éstos germinen con mayor vigor. En ello se basa el agua bendita de la Iglesia Católica, aunque hoy por hoy …..

  • Oxigenada. El agua oxigenada contiene dos átomos de hidrógeno y otros dos de oxígeno (en lugar de una como el agua corriente) y se utiliza básicamente como antiséptico general. En cannabis lo podemos aplicar como limpieza y desinfección de heridas en tallos, y sobre enfermedades criptogámicas, sólo como preventivo.

  • Ozonizada. El ozono es un gas que se genera a partir del oxígeno cuando se le aplica una descarga de alto voltaje. Merced a ella, parte del oxígeno (O2) se transforma en ozono (O3). Después ese gas -el ozono- se disuelve en agua obteniéndose así un agua ozonizada que adquiere diversas propiedades terapéuticas dependiendo de la proporción de ozono.
    Podemos utilizar el agua ozonizada para realizar preparados contra virales, bacterianas o criptogámicas, tanto agudas como crónicas.

  • Solarizada. El agua solarizada es simplemente agua que se deja durante varias horas expuesta a la radiación solar. En mi tierra es mucy común el “reg per sequia” (riego por acequia), en el que el agua transcurre descubierta al aire y al sol circulando por pequeños canales dispuestos ordenadamente por la zona de cultivo.

  • Sonorizada. Se llama sonorizar a la exposición o estimulación del agua con sonidos (por ejemplo, con música).

Con lo dicho anteriormente, a muchos se les puede plantear la duda entre agua imantada, agua ionizada, agua polarizada y agua magnética:

-Se llama agua imantada a aquella que es sometida a la influencia del campo magnético de un imán durante cierto tiempo. Por ejemplo, colocando simplemente un imán grande debajo de una vaso con agua.

Se denomina agua ionizada a aquella cuya conductividad aumenta tras ser sometida a la acción de un campo eléctrico o magnético débiles que actúan sobre las sales de electrolitos disueltas en la misma.

-El agua polarizada es aquella en la que el campo magnético tiene la potencia suficiente como para provocar un giro en las moléculas dipolares del agua.

-Finalmente, el agua magnética es la que resulta de ser sometida a la acción de un campo magnético intenso en determinadas condiciones adquiriendo merced a ello unas propiedades físicas específicas diferentes.

Los agricultores biodinámicos potencian la eficacia de los preparados biodinámicos para abonar la tierra, tratar plagas y eliminar hierbas adventicias agitando las cubas durante un buen rato en un sentido y otro alternativamente, repitiendo el proceso dependientemente de la potenciación que quieran hacer. Un dato curiso es el que no interviene en la dinamización ningún objeto metálico, al igual que en método tradicional español de preparar las olivas para comer. Si ocurriera así, la dinamización quedaría anulada. Algunos cannabicultores que utilizan remedios homeopáticos líquidos en las plantas, además de la dilución interviene también la sucusión; que consiste en dar una serie de golpes con el frasco que contiene el remedio contra una superficie de madera, los cuales también tienen la propiedad de “abrir”, de potenciar el efecto terapéutico del mismo. Un ejemplo claro de los agricultores biodinámiso en en cuanto a dinamización del agua se refiere; son los pilones o fuente Virbela (patentados y de venta comercial), que intenta reconstruir el movimiento en la naturaleza del agua viva, de modo que salte y describa una serie de circuitos en forma de 8 o lemniscata. El batido del agua y los torbellinos así generados la dinamizan, de modo que aumenta las cosechas obtenidas con su riego hasta en un 30%, siempre en relación a otras obtenidas con aguas normales. Como ya he comentado con el sistema de acequias, los agricultores han sabido interpretar la necesidad del agua de lo pozos de ser aireada y soleada antes de irrigar con ella las tierras de labrego. Hoy día existen aparatos que dinamizan el agua elevándola por encima del nivel del recipiente donde se halla contenida (como es el caso del elevador de acuario). Se la hace burbujear en continuo expuesta al Sol, para darla de regar a continuación a las plantas. Existen también aparatos de dinamización por electrodos; el Oli-Dyn, fabricado en Bélgica, es el más potente del mercado, y dinamiza un litro de agua en 30 minutos. Funciona con corriente eléctrica de 220 voltios y dispone de una variedad de electrodos que es necesario sumergir en el agua a dinamizar, contenida en recipientes de vidrio. Genera una serie de pulsos de alta frecuencia, capaz de causar modificaciones físicas en el agua.

Espero que comencéis a preocuparos por mejorar la calidad del agua de vuestros cultivos, vuestras plantas de maría os lo agradecerán y …….. vuestras alacenas y paladares también.

Articulo por Miguel Gimeno

 e.m@il: miguegimeno@hotmail.com

1 COMENTARIO

Dejar una Respuesta

La moderación de comentarios está activada. Su comentario podría tardar cierto tiempo en aparecer.

Últimas Noticias

0 20 vistas
Jamaica se encamina y se centra en la construcción de una industria medicinal basada en la investigación con cannabis y en la producción de fármacos

0 30 vistas
Sudáfrica en un país donde existe una cultura de consumo de dagga además de tener un buen excepcional clima para su cultivo

0 1.473 vistas
Las personas que consumen alcohol a la vez que fuman marihuana, tiene mayores niveles de THC en la sangre

0 79 vistas
Los estados norteamericanos que tienen legalizado el cannabis medicinal tienen un menor ausentismo en los puestos de trabajo por baja médica