Autocultivo en Uruguay: bajan de 8 a 6 las plantas permitidas

Autocultivo en Uruguay: bajan de 8 a 6 las plantas permitidas

por -
1 563 vistas

Uruguay.- Legalización. El jueves 15 presentan el proyecto a la bancada del Frente Amplio

El número de plantas permitidas para el autocultivo de marihuana bajará de ocho a seis, según el texto del nuevo proyecto de ley que presentará el Frente Amplio en la próxima semana.

La iniciativa que está redactando la coalición de izquierda implica una reducción de la cantidad de plantas que se podían tener por domicilio, ya que en el proyecto presentado por legisladores del Frente Amplio se permitían hasta ocho.

El diputado del Partido Socialista Nicolás Núñez dijo a El País que el replanteo del número de plantas se hizo por recomendaciones de expertos y tiene como fin lograr “una mejor regulación” de la iniciativa.

“Se plantea bajar el número de plantas a seis en la medida de que se abre un conjunto de posibilidades de que varíen según la coyuntura política. Es decir, preferimos bajar el número de plantas y según la discusión que se produzca subirlas, que poner un número de plantas muy alto y después tener que bajarlo porque vemos que hay irregularidades”, indicó el legislador.

No está definido si los autocultivadores de marihuana pueden también adquirir los 40 gramos mensuales de la droga a granel en dispensarios que se instalarán en todo el país. Este aspecto quedará librado a la reglamentación que hará el Poder Ejecutivo de la ley, explicó Núñez.

Las seis plantas de marihuana no pueden ser equiparadas a los 40 gramos de cannabis, debido a que el cultivo en espacios abiertos de la planta se hace una vez al año y en espacios cerrados la planta tarda entre tres y cuatro meses en crecer. Núñez explicó que “no se puede comparar el autocultivo con los 40 gramos, porque no tienen la misma lógica”.

Por su parte, el diputado Daniel Radío (Partido Independiente) dijo a El País que está “totalmente de acuerdo” con la disminución de la cantidad de plantas de marihuana que se permitirán.

“En cualquier caso es mucho ocho plantas, en el derecho comparado y en la experiencia de otros países nunca son ocho plantas el máximo permitido, siempre es menos”.

El proyecto que están elaborando legisladores del Frente Amplio será presentado el jueves 15 a la bancada. Resta definir si la producción se hará por medio de una empresa privada o una empresa pública de derecho privado.

Por otra parte, está descartado que la plantación de marihuana se haga en predios del Ministerio de Defensa, como había planteado en un principio la senadora Lucía Topolansky (MPP). Legisladores del Frente Amplio entienden que es necesario diseñar un plan de seguridad para evitar robos. La idea es que sea la Junta Nacional de Drogas la que se encargue de controlar la producción de la sustancia que produzcan los clubes de cultivadores.

 Los consumidores y cultivadores de cannabis serán registrados por el Estado, pero su identidad será protegida como dato “sensible” y se impedirá su divulgación mediante la aplicación de la ley de protección de datos personales (18.331).

Internar a adictos

El proyecto de internación compulsiva será votado en diciembre, dijo a El País el senador Luis Gallo (Asamblea Uruguay). Se harán cambios a la iniciativa para darle una visión más sanitaria que represiva del tema.

Fuente El País Digital

 

 

1 COMENTARIO

Dejar una Respuesta

La moderación de comentarios está activada. Su comentario podría tardar cierto tiempo en aparecer.

Últimas Noticias

0 70 vistas
Las dos plantas se llaman cannabis sativa, tanto la marihuana como el cáñamo, aunque una de ellas es psicoactiva y la otra no lo es

0 70 vistas
El asambleísta republicano Michael Patrick Carroll, conservador de la cámara baja, introdujo una medida que trataría la marihuana como el tabaco,

0 98 vistas
Unos investigadores utilizaron el cáñamo para representar como podrían haber movido las estatuas de la Isla de Pascua

0 263 vistas
El derecho a la salud, cuando hablamos de drogas, dista mucho de cumplirse en el mundo en el que vivimos, y el ámbito del cannabis no es excepción