Buscar

ansiedad - resultados de búsqueda

Si no estás satisfecho con los resultados, realiza otra búsqueda

0 455 vistas

A medida que más estados norteamericanos y paises legalizan la marihuana, hay un interés creciente en un extracto de cannabis: el cannabidiol, también conocido como CBD.

Se comercializa como un compuesto que puede ayudar a aliviar la ansiedad y, quizás, ayudar a aliviar dolores y dolores también.

Parte del atractivo, al menos para las personas que no quieren drogarse, es que el CBD no tiene los mismos efectos que alteran la mente como el THC que no contiene y que es el componente psicoactivo de la planta.

“Mis clientes están comprando CBD para aliviar el estrés”, dice Richard Ferry, gerente minorista de Home Grown Apothecary en Portland, Oregón, donde el uso recreativo de marihuana es legal según la ley estatal.

Otra razón por la que Ferry escuchó a los clientes sobre el uso de CBD: “¡La suegra está en la ciudad y solo quiere relajarse!”

“El CBD ha tenido mucho revuelo”, dice Ferry, mientras muestra una serie de productos de CBD, que incluyen cápsulas y botellas de aceite líquido que los usuarios se ponen debajo de la lengua con un gotero.

Para una estimación, la industria del CBD se ha duplicado en tamaño en los últimos dos años, y ahora vale $ 200 millones. Pero con esta popularidad, la exageración pudo haberse adelantado a la ciencia.

“Hay mucha confusión sobre cómo funciona el CBD y qué hace exactamente”, dice Ferry.

Los investigadores ahora intentan determinar los efectos del CBD.

“Creo que hay muy buenas evidencias que sugieren que el CBD podría ser un tratamiento eficaz para la ansiedad y la adicción” y otros trastornos, dice la doctora Esther Blessing , psiquiatra e investigadora de la Universidad de Nueva York. “Pero necesitamos ensayos clínicos para investigar”.

Hasta ahora, la evidencia del efecto antiansiedad de la sustancia proviene de la investigación con animales y de estudios en humanos muy pequeños y a corto plazo que sugieren que el CBD exhibe propiedades antiinflamatorias y ansiolíticas .

Estos hallazgos preliminares despertaron el interés de Blessing. Por ejemplo, señala un estudio de 2011 de unas pocas docenas de personas, algunas de las cuales tenían trastorno de ansiedad social, a quienes se les pidió que hablaran frente a una gran audiencia. Los investigadores compararon los niveles de ansiedad en las personas después de tomar CBD, en comparación con aquellos que recibieron el placebo o nada en absoluto. (Los participantes no sabían si les habían dado el medicamento o el placebo).

¿Y qué encontraron los científicos? “Las personas que tomaron CBD informaron significativamente menos ansiedad” en comparación con aquellos que recibieron el placebo, dice Blessing. “Es realmente interesante.”

Es preciso realizar ensayos clínicos con CBD

Ahora, con fondos de los Institutos Nacionales de Salud, Blessing y un grupo de colaboradores están a punto de comenzar un ensayo clínico para evaluar si el CBD puede ayudar a las personas con trastorno de estrés postraumático que también tienen un trastorno por consumo de alcohol moderado o severo.

Durante el estudio, 50 participantes sanos recibirán 400 miligramos de CBD por día o un placebo. El objetivo es ver si los participantes que toman CBD terminan bebiendo menos y si esto conduce a una mejora en los síntomas de TEPT. Los participantes recibirán un CBD de grado farmacéutico, que es más confiable en fuerza y ​​pureza que los suplementos que están actualmente disponibles para la venta al público.

Otro ensayo clínico de Fase 2 (para probar la eficacia y los efectos secundarios) está explorando si el CBD podría ayudar a prevenir la recaída en los consumidores de opioides al reducir el ansia por el medicamento. El estudio está dirigido por Yasmin Hurd , una neurocientífica que dirige el Addiction Institute en Mount Sinai School of Medicine.

Hurd ha estado tratando de reunir a otros científicos para estudiar los efectos del CBD y los beneficios potenciales en el tratamiento del abuso de sustancias .

Puede parecer contradictorio que un componente de la marihuana pueda ser útil para tratar la adicción a otra droga. Pero Blessing dice que usar CBD es muy diferente de usar marihuana. Aunque el CBD se extrae del cannabis, no conduce a una percepción y cognición alteradas.

“Las drogas pueden no ser psicoactivas y aún así tener un efecto en el cerebro”, dice Blessing. “El CBD tiene un efecto sobre el cerebro, pero parece afectar el cerebro de maneras posiblemente medicinales”. 

Los resultados del estudio Blessing pueden tardar en verse unos años. Mientras tanto, la semana pasada, un panel de asesores de la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) recomendó la aprobación del primer CBD de calidad farmacéutica, llamado Epidiolex , para tratar los trastornos convulsivos graves en los niños . Esto podría abrir la puerta a más investigaciones para aprobar su uso en otros trastornos.

El Dr. Robert Carson es un neurólogo pediátrico de la Universidad de Vanderbilt que ha evaluado la efectividad de los suplementos de CBD en niños con convulsiones. Él dice que los suplementos pueden ser beneficiosos para estos niños. Sin embargo, dice, si la FDA sigue los consejos de su panel asesor y aprueba un medicamento de CBD de grado farmacéutico, eso abriría una nueva opción de tratamiento al ofrecer una dosis constante y de alta calidad de CBD.

“Una de las advertencias principales que les digo a mis pacientes que usan un suplemento de CBD es que no podemos garantizar lo que contiene”, explica Carson. “No podemos garantizar su consistencia”.

Los suplementos no están regulados tan estrictamente como los productos farmacéuticos, y pueden variar ampliamente de una botella a otra o de una marca a otra.

El CBD sigue estando en la Lista I de sustancias controladas

Y hay otro problema al que se enfrentan los usuarios potenciales: aunque los suplementos del CBD están ampliamente disponibles para la venta, una oscura locura legal rodea los extractos de marihuana. Incluso si usted vive en un estado donde el consumo de marihuana es legal, la Agencia Federal para el Control de Drogas aún clasifica el extracto de CBD como sustancia de la Lista 1 , la categoría más restringida de la DEA. Según la agencia, “los medicamentos del Anexo I, las sustancias o los productos químicos se definen como medicamentos sin uso médico actualmente aceptado y con un alto potencial de abuso”. 

Los defensores del uso de CBD en el tratamiento de dolencias esperan que los hallazgos de los estudios en curso ayuden a cambiar esa forma de pensar sobre su clasificación legal y sus posibles beneficios.

0 802 vistas

Después de tan solo dos bocanadas, las personas se sintieron menos ansiosas y, después de diez bocanadas, estaban menos estresadas.

Una nueva investigación, publicaba The Sun, sugiere que con tan solo una bocanada de cannabis se puede reducir significativamente la depresión y la ansiedad. También decían los expertos que su uso prolongado en el tiempo podía empeorar la depresión.

La autora principal del estudio y profesora asistente de psicología en el estado de Washington, Carrie Cuttler, dijo: “Las investigaciones existentes sobre los efectos del cannabis sobre la depresión, la ansiedad y el estrés son muy raras y casi exclusivamente con pastillas de THC administradas por vía oral en un laboratorio”

La investigación evaluó las sustancias quimicas del cannabis como afectaban el estado de ánimo y la sensación de bienestar en los usuarios. Los investigadores descubrieron que tan solo una calada, bocanada o dosis con alto contenido en CBD y bajo en THC, era suficiente para reducir los síntomas de la depresión.

Solo después de dos bocanadas, los pacientes se sentían menos ansiosos y, después de diez bocanadas, estaban menos estresados.

“Lo que es único de nuestro estudio es que observamos el cannabis real inhalado por pacientes de marihuana medicinal que lo usaban en la comodidad de sus hogares en vez de hacerlo en un laboratorio”

“Nuestro estudio muestra que el CBD también es un ingrediente muy importante en el cannabis y puede aumentar algunos de los efectos positivos del THC”.

Para probar cómo los productos químicos en la marihuana podrían ayudar a los problemas de salud mental, el equipo de investigación utilizó datos de la aplicación Strainprint, que permite a los usuarios rastrear cómo las diferentes dosis afectan su bienestar.

En la aplicación, los pacientes antes de usar cannabis califican los síntomas que experimentan del uno al diez y luego vuelven a calificar 20 minutos después de inhalar.

“Esto es, que yo sepa, uno de los primeros estudios científicos que brinda orientación sobre las variedades y cantidades de cannabis que la gente debería buscar para reducir el estrés, la ansiedad y la depresión”.

“En la actualidad, los consumidores de cannabis medicinal y recreativo confían en el consejo anecdótico y no científico de las recomendaciones de las variedades”. dijo Cuttler.

0 1.579 vistas

La ansiedad es un rasgo imperativo de nuestro cuerpo, necesaria para detectar situaciones que nos pueden causar un peligro, manteniéndonos a salvo. Un amplio porcentaje de la población mundial sufre este tipo de problema debido a diferentes motivos y que en muchos casos dificultan o impiden llevar una vida normal.

No todos los síntomas se presentan de la misma manera y de echo se suele asociar de forma equivocada a ataques de pánico. Irritabilidad, mareos, incapacidad para comunicarse, depresión o estados paranoicos son algunos de los síntomas que más tienden a sufrir las personas que padecen ansiedad.

La ansiedad es un trastorno psicológico que afecta a los enfermos de diferentes maneras. Trastornos de pánico, trastornos de ansiedad social, fobias específicas o trastornos de ansiedad generalizados… y sin que las causas sean del todo conocidas.

¿Cómo puede el CBD aliviar la ansiedad?

El CBD es uno de los cannabinoides más importantes del cannabis y funciona de manera diferente al resto de cannabinoides. Según varios estudios, el CBD ayuda a impulsar la señalización a través de los receptores de serotonina, impulsando un estado de ánimo positivo y un efecto ansiolítico y relajante.

Aquí te dejamos 7 de las mejores variedades para aliviar la ansiedad, todas variedades CBD de efectos psicoactivos de moderados a nulos y que pueden suponer una terapia natural para sobrellevar estos estados de ansiedad:

Juanita la Lagrimosa es un clon elite de Reggae Seeds procedente de un cruce de Reina Madre y New York City Diesel que destacó por sus grandes ratios de CBD. Es una de las primeras genéticas de estas características y es empleada por muchos bancos de semillas y cultivadores tanto profesionales como aficionados para desarrollar nuevas variedades que en la mayor parte de los casos hereda esta característica.

Harlequin es otro famoso clon elite con gran dominancia sativa cruce de Columbian Gold x Thai x Swizerland y Nepal. Es muy conocido por sus ratios THC:CBD de hasta 2:5 y una de las variedades más demandadas por usuarios de cannabis terapéutico.

Cannatonic es una híbrido Reina Madre x NYCD de Resin Seeds de efectos moderados y muy claros que producen una sensación de calma y un ambiente muy agradable, ideal para cualquier hora del día ya que tiene una psicoactividad baja que no te anula, si no que llena de buen humor y positividad, aliviando tensiones y la ansiedad.

Dinamed de Dinafem es una de las variedades que mayores ratios de CBD producen en la actualidad con un impresionante 1:28, llegando a alcanzar 14% de CBD y 0,5% de THC. Se trata de un cruce entre dos Pure CBD, descendientes de la famosa Dancehall. Los efectos psicoactivos son prácticamente nulos peso sí produce una leve sensación de suave sedación perfecta para aliviar la ansiedad.

Candida de Medical Marijuana Genetics destaca también por sus altos ratios de CBD entre 1:10 y 1:20, con algunos ejemplares analizados que alcanzan el 20,6% de CBD sin superar el 1% de THC. Se trata de un cruce entre Harlequin y Cannatonic AC/DC. Su sabor es principalmente a cítricos, muy frescos, y los efectos psicoactivos son prácticamente inexistentes, muy apropiada para usar en extracciones y aceites de CBD.

Solodiol de Elite Seeds también cuenta con unos ratios THC:CBD increíbles de hasta 1:20, nunca superando el 1% de THC y alcanzando el 20% de CBD. Es una variedad perfecta para extracciones, tinturas, aceites… Los efectos psicoactivos son prácticamente nulos, pero en cambio produce una suave relajación corporal perfecto para el alivio de la ansiedad.

Sweet Nurse Auto CBD es uno de los primeros trabajos de Sweet Seeds con variedades ricas en CBD. Se trata de una planta autofloreciente resultado de combinar alguna de las mejores automáticas de 5ª generación con una madre con un alto contenido en CBD. Llega a ofrecer ratios THC:CBD entre 1:1 y 1:2, y característico es el sabor afrutado, cítrico y dulce con tonos Skunk.

 

0 405 vistas

Las investigaciones sobre los usos médicos del cannabis y sus compuestos continúan a buen ritmo. Una de las últimas investigaciones sacó a luz que compuestos de la planta de la marihuana podrían ser más efectivos contra el alivio de la ansiedad que los medicamentos recetados para este propósito.

El nuevo estudio observó la potencia del cannabis y la respuesta al estrés de los usuarios regulares de marihuana. Para medir el estrés se controlaron las cantidades de cortisol (hormona del estrés) en la saliva de los participantes en el estudio. Las mayores o menores cantidades de esta hormona están relacionadas directamente con la respuestas a una situación de estrés.

Los datos se compararon entre los usuarios regulares de cannabis y lo que no la consumen. Los resultados fueron muy aclaratorios: los consumidores asiduos respondieron al estrés agudo con un tensión interna suavizada o silenciando la respuesta por la exposición a la marihuana.

“Lo mejor para nuestro conocimiento, es que es el primer estudio que examina los efectos de estrés agudo en los niveles de cortisol salival de los usuarios crónicos de cannabis en comparación con los no usuarios,” dijo Carrie Cuttler, coautor del estudio y profesor clínico asistente de psicología. Los investigadores también dijeron que no sabían si era bueno o malo esta respuesta, pero si que existía.

La investigación demostró que los compuesto del cannabis tenían un efecto distinto sobre los niveles del neurotransmisor inhibidor que tiene un papel clave en la ansiedad y que se llama GABA. Este neurotransmisor es el encargado de contrarrestar los efectos de sustancias como el glutamato, sustancia química que produce el cerebro a esa excitación.

El CBD mejora los efectos del GABA y tiene un impresionante perfil de investigación en muchas áreas, como en la de la ansiedad. Medicamentos con receta como las benzodiazepinas también atacan a los niveles de GABA, pero la tolerancia a ellos aumenta rápidamente y el usuario necesita tomar mas y más para conseguir el mismo efecto creando dependencia.

La investigación más reciente sugiere que los compuestos de la marihuana con el tiempo podrían ofrecer alivio de la ansiedad con menor dependencia, menos efectos secundarios y menos potencial de sobredosis.

Las primeras señales son muy prometedoras. El último estudio fue publicado en la revista Psychopharmacology

0 575 vistas
foto: macfoto

Uno de los enormes problemas a los que la sociedad de este siglo le toca combatir, es sin duda la ansiedad. Todo en este mundo actual funciona muy rápidamente, en todo se busca más rapidez y cada vez existen más miedos y menos tiempo para pararnos a pensar que es lo que necesitamos de verdad.

La ansiedad es una de los grandes enfermedades a las que se enfrenta la sociedad del siglo XXI y el alivio o calma de sus síntomas para que no se transformen en los rasgos de la personalidad de cada persona, es una cuestión en la que muchos trabajan.

Aunque existen una enorme cantidad de analgésicos y fármacos, las personas los consumen en grandes cantidades y existe un enorme abuso de esta medicina. También, cuando se habla de cannabis algunas personas aún siguen teniendo reparos. Y es que por el hecho de no ser ilegales, parece mejor atiborrarse de estas drogas legales y a su vez seguir condenando al cannabis.

Lo cierto es que el cannabis puede ayudar a paliar los síntomas de los trastornos de ansiedad, aunque debemos saber que, la marihuana consumida en grandes dosis podría producir todo lo contrario. Por eso, siempre se debería contar con la opinión de un médico antes de comenzar a usar cannabis, sea cual sea la enfermedad a la que se quiera combatir.

0 180 vistas

Expertos israelíes de hospitales de todo el país estudiaron a 900 pacientes, algunos recibieron opiáceos analgésicos, otros cannabis y un tercer grupo recibieron ambos. Los resultados no dejan lugar a dudas: los pacientes con cannabis sufren menos depresión y la ansiedad

Un nuevo estudio realizado en Israel una vez más refuerza los hallazgos de estudios previos llevados a cabo en esta área y muestra que el tratamiento de cannabis es más eficaz para aquellos que sufren de dolor – especialmente el menos dañino – que los analgésicos opioides.

El estudio fue realizado por un grupo de expertos e investigadores israelíes como el Dr. Lev-Ran especialista en adicciones de un hospital de Lev Hasharon, el Dr. Silvio Brill Ichilov director de la clínica del dolor, el Dr. Itay Gur Aryeh gerente de la clínica del dolor y más.

El estudio encontró que los pacientes con dolor crónico tratados con cannabis medicinal, sufrieron menos efectos secundarios (depresión y ansiedad) que los que causados por los analgésicos opioides como la morfina.

Los sujetos fueron divididos en tres grupos de ensayo: 474 de ellos fueron tratados solo de opiáceos, 329 recibieron un único tratamiento de cannabis medicinal, y un tercer grupo, 77 pacientes fueron tratados con opiáceos y cannabis.

De acuerdo con el informe de los investigadores, éstos encontraron que aquellos tratados sólo con opiáceos sufrieron desde el más alto nivel de prevalencia de depresión del 57%, en comparación con sólo el 22% de los consumidores de cannabis medicinal.

La prevalencia de los trastornos de ansiedad alcanzó el 48% en los tratados solo con opiáceos, en comparación con sólo el 21,5% en el cannabis medicinal.

“Curiosamente, el grupo de los que también recibieron cannabis medicinal y opiáceos, los niveles de depresión y ansiedad fueron más bajos que en los que recibieron sólo opiáceos,” dice el Dr. Lev-Ran, “Esto plantea la cuestión de si puede el cannabis moderar sobre los efectos potenciales de los opioides “.

“Se cree que el tratamiento de los trastornos psiquiátricos, como parte del manejo del dolor, es especialmente cierto en los pacientes que reciben opioides, pudiendo causar la depresión como parte de una acción represiva de la actividad nerviosa central. Al utilizar los preparados a corto plazo, pueden contribuir a síntomas de abstinencia. Expresando la ansiedad”.

Según el Dr. Lev-Ran, es poco probable en un futuro próximo el número de licencias de cannabis medicinal aumente significativamente, pero los medicamentos más desarrollados en el futuro a base de cannabis que contengan cannabinoides específicos, serán más eficaces para los trastornos también especificos tales como dolor, enfermedad inflamatoria intestinal, síndrome de estrés post-traumático e incluso el autismo.

0 1.566 vistas

Cannabidiol.- Muchos usuarios de cannabis están familiarizados con la capacidad de la marihuana para aliviar el estrés y para relajarse. Mientras que el THC puede hacer que algunas personas se sientan más relajados, en otras parece también  aumenta la ansiedad entre otros. Esto ha llevado a los investigadores a centrarse en el CBD como tratamiento para la ansiedad y la depresión.

En un estudio en humanos , los investigadores usaron imágenes por resonancia magnética para entender qué regiones del cerebro están involucradas con los efectos ansiolíticos del CBD.

Los investigadores encontraron que el CBD produce una reducción en el flujo de sangre a regiones específicas del cerebro relacionadas con la ansiedad, tales como el hipotálamo. Estas regiones generalmente se vuelven hiperactivas en los trastornos de ansiedad, mientras que el CBD parece calmar su actividad. El cannabidiol también fue eficaz en la reducción de las puntuaciones generales de la ansiedad de los participantes en el estudio.

Además de reducir la ansiedad, el CBD se ha encontrado que funciona como un antidepresivo.
El CBD parece funcionar equilibrando la disfunción en el sistema endocannabinoide de los pacientes deprimidos. También se ha encontrado que actúa en el receptor de serotonina que influye en los síntomas de la depresión.

Esto ha abierto la puerta para que tanto los médicos como los pacientes que buscan formas alternativas de tratamiento de la depresión encuentren un aliado. A diferencia del CBD, los medicamentos antidepresivos actuales tienen importantes efectos secundarios y pueden necesitar varias semanas para comenzar a trabajar.

0 304 vistas

El cannabidiol o CBD, uno de los compuestos del cannabis, puede ser útil en el tratamiento de la ansiedad y de los trastornos por abuso de sustancias, de acuerdo con un nuevo estudio ,

“El cannabidiol, un fitocannabinoide principal no psicotomimético y que se encuentra en el cannabis sativa, reduce la ansiedad”, afirma el resumen del estudio, publicado por el  British Journal of Pharmacology y por el Instituto Nacional de Salud de Estados Unidos .”También se están acumulando evidencias de estudios en animales que investigan los efectos del cannabidiol en el procesamiento de la memoria del miedo y que indica que reduce el miedo aprendido en los paradigmas que son relevantes para la traslación de fobias y para el trastorno de estrés post-traumático.”

El resumen continúa; “El cannabidiol así reduce el miedo de expresión aguda e interrumpe la reconsolidación del miedo en la memoria mejorando la extinción del miedo, pudiendo resultar en una reducción duradera del miedo aprendido. Estudios recientes también han comenzado a dilucidar los efectos del cannabidiol en la expresión de la memoria de drogas utilizando paradigmas pertinentes de la traslación a la adicción.

Los hallazgos sugieren que “el cannabidiol reduce la expresión de los recuerdos de la droga de forma aguda y mediante la interrupción de su reconsolidación.”

Los investigadores concluyen afirmando que; “La comprensión de cómo el cannabidiol regula la emoción y el procesamiento de la memoria emocional puede conducir eventualmente a su uso como tratamiento para trastornos por abuso relacionados con la ansiedad y la sustancia.”

El estudio fue realizado por investigadores de la Universidad de Birmingham y la Universidad de Nottingham , ambos en Londres, así como en la Universidad de Sao Paulo y la Universidad Federal de Santa Catarina , en Brasil. El texto completo del estudio se puede encontrar haciendo clic aquí .

0 2.632 vistas

Una de las dificultades de sostener un estado de ánimo saludable libre de ansiedad es el hecho de que muchos de nosotros también estamos habituados a la cafeína y esto, en sí mismo, puede causar diversos grados de ansiedad.

El problema de la ansiedad, a menudo surge de forma inesperada, nuestro actual estilo de vida acelerado está lleno de factores estresantes que pueden causar ansiedad.

La necesidad de una sustancia que nos permita estar completamente alerta, pero no ansioso, ha sido la máxima de muchas personas para rendir en muchas áreas de nuestra vida diaria. Incluso existe una creciente evidencia científica de que tenemos una necesidad física de suplementación del CBD.

La prohibición de la marihuana nos ha hecho desconocer generalmente la existencia de este cannabinoide CBD que si está presente en otros alimentos, aunque en concentraciones más pequeñas que en el cannabis.
A pesar de que los compuestos del cannabis, incluyendo el CBD, ha tenido un uso humano durante al menos 4.700 años, hasta hace poco estaba prohibido para su uso como medicina.

El hecho de que nuestro cuerpo pueda tener una necesidad de suplementación del CBD para apoyar la salud del importante sistema endocannabinoide que regula la relajación, la alimentación, el sueño, la memoria, y nuestro sistema inmunológico es un tema fascinante que merece más estudio.

Gracias a que el cultivo del cannabis en su versión cáñamo (no psicoactivo), está más relajado a nivel mundial, muchas personas están redescubriendo esta rica fuente de CBD como preferente sustituto a los fármacos psicoactivos.

Muchas sustancias psicoactivas están disponibles como ayuda en diversos grados con la ansiedad y el trastorno de estrés postraumático. En los últimos años, los opioides farmacéuticos pueden haber parecido una solución atractiva hasta que sus desagradables efectos secundarios, especialmente la dependencia, se ha hecho evidente. Cuando uno por ejemplo trata de dejar de fumar, se encuentra con su ansiedad que se había vuelto mucho peor.

El cannabis sativa (marihuana) es otro ansiolítico que funciona bien para algunos, pero viene con bagaje jurídico y psicológico que hace que sea un remedio imperfecto para el problema de la ansiedad.
El alcohol es otra forma popular para muchas personas que se auto-tratan la ansiedad en situaciones sociales, pero, obviamente, tiene sus limitaciones.

El alcohol es una herramienta muy cruda y, a menudo destructiva con lo que el auto tratamiento para la ansiedad no es muy recomendable.

La comida es otro auto tratamiento imperfecto que muchos usan para calmar la ansiedad. Estamos muy familiarizados con los efectos secundarios no deseados como el aumento de peso, que a su vez contribuye a

la frustración que parece ser una parte del “paquete de la ansiedad”. La elección de los dulces como alternativa al alcohol también puede crear más problemas a la salud que beneficios.

cbd2La reintroducción del CBD en la cadena alimentaria y después de décadas de represión de este importante nutriente, ofrece una forma más saludable de lidiar con el problema de la ansiedad sin los efectos secundarios de la intoxicación alcohólica o del aumento de peso.

El CBD (cannabidiol) ayuda a evitar los problemas inherentes a los métodos de uso general, legales e ilegales para la auto-medicación de la ansiedad en sus múltiples formas: trastorno de ansiedad generalizada, trastorno de pánico, trastorno de ansiedad social, trastorno obsesivo-compulsivo, y el trastorno de estrés postraumático.

Algunos han encontrado que el aceite de CBD es útil para la ansiedad aguda que puede surgir durante la jornada de trabajo. Hay quien lo utiliza por la noche antes de acostarse, teniendo un buen sueño y sintiendo sus beneficios al día siguiente. Cada uno debe encontrar el mejor régimen o momento para su dosificación.

El cannabidiol, cuando se usa en la noche para relajarse, tiene la ventaja de producir una noche de sueño reparador y nos permite lograr una buena relajación en nuestras horas de vigilia del día siguiente, incluso después de disfrutar de una taza de té, café, o una nootropic “píldora inteligente”.

El uso de CBD no tiene resaca, lo que si puede ocurrir por beber alcohol en la noche anterior.

El valor de la buena calidad del sueño también contribuye al aumento de la productividad, la eficacia personal, y la reducción de la ansiedad, todos los valiosos beneficios del uso regular del CBD.

El consumo CBD también alivia el dolor causado por la tensión muscular que acompaña a menudo el estrés, por la razón que sea. Esta tensión se agrava por el monólogo mental difícil de detener por las preocupaciones que habitualmente puede padecer la persona ansiosa.

Los problemas económicos son otro aspecto improductivo, pero al parecer inevitable, de la ansiedad, nuestra capacidad mental se ve obstaculizada por las preocupaciones. La mejor solución para estos problemas es dejar de preocuparse por ellos y ponerse a trabajar haciendo todo lo posible para producir más ingresos.

Muchos encuentran que el aceite de CBD por la noche puede ayudar a aliviar la ansiedad que nos impide hacer lo mejor posible en todos los ámbitos de nuestra vida como trabajar, jugar, nuestra salud o nuestro crecimiento personal. Tenemos que tener en cuenta que se necesitan de 10 a 14 días de uso nocturno de CBD para regular y para acumular los niveles eficaces en nuestro cuerpo.

Preocuparse contribuye a la ansiedad, incluso cuando no hace nada para ayudarnos a lograr nuestros objetivos. Por esta razón, el CBD, ayuda a dejar de preocuparse sin afectar a nuestros procesos de pensamiento, puede ser muy útil para la solución de los problemas que contribuyen a los síntomas disfuncionales de ansiedad.

Podemos aprender de las enseñanzas de los gurús del desarrollo personal o de una larga línea de maestros espirituales distinguidos y profetas, pero hasta que encontremos una manera predecible de apagar ese interruptor de la ansiedad y no dejemos de malgastar nuestra energía mental y emocional en preocuparse, no tendremos suficiente energía para tener nuestro mejor pensamiento y hacer nuestro mejor trabajo.

Es emocionante encontrar algo que hemos tenido ausente durante décadas, un suplemento que, utilizado todas las noches, produce un sonido, un sueño reparador y luego se traslada a nuestras horas de vigilia teniendo una sensación de paz y esperanza para el futuro, que hace posible la actividad constructiva y sin obstáculos por la ansiedad.

2 715 vistas

La ansiedad afecta a muchos de nosotros. Estudios recientes dicen tenemos de 1 a 10 probabilidades de adquirir algún problema de salud mental en algún momento de nuestras vidas. Muchos sufren en silencio y algunos recurren a medicamentos de venta con receta, que puede ser extremadamente útiles para algunas personas, pero que no a todo el mundo le van bien. Hay búsqueda de opciones alternativas para los que luchan contra este problema. Pero lo que muchas personas no saben aún es que un compuesto del cannabis podría ayudar a algunas personas a manejar su condición sin tener que tomar una medicación tan fuerte.
Todo el mundo tiene una opinión sobre la planta que en su estado más natural aún se considera una droga ilegal en muchos países y, en algunos de éstos su posesión puede llevar a prisión.

Aparte de su uso recreativo, muchas personas con enfermedades crónicas han descubierto también que puede tener algunas propiedades médicas bastante impresionantes, desde la reducción de las náuseas y los vómitos de los que reciben quimioterapia hasta para el tratamiento de dolor y espasmos musculares crónicos . Hoy en día existen muchas investigaciones y evidencias claras de que la marihuana puede tener un papel terapéutico para algunas condiciones.

Existe un cannabinoide del cannabis que no tiene propiedades psicoactivas que se llama cannabidiol (CBD) y que se puede extraer del cannabis en sus dos versiones “marihuana” y “cáñamo (hemp)”.

El prestigioso neurólogo británico Profesor Michael Barnes cree que con un poco más de conocimiento sobre el cannabis y sus derivados se podría revolucionar por completo la práctica médica.

Explica que hay alrededor de 90 sustancias químicas que se encuentran en la planta de cannabis que se unen a los receptores en el cerebro humano.

  “Los dos compuestos principales de cannabis son el THC y el CBD. El THC es el componente psicoactivo que hace que los usuarios recreativos se “coloquen”, pero también tiene propiedades terapéuticas y pueden ayudar con el dolor y los espasmos musculares. El CBD es el otro que no tiene efecto psicoactivo . Aunque el CBD en sí mismo parece tener un efecto anti-ansiedad “.

¿Qué muestra la ciencia?

El profesor Barnes señala que en realidad hay muy buena evidencia de que el CBD ayuda a las personas con la ansiedad . Él neurólogo admite que no hay una gran cantidad de investigación sobre este tema, pero por lo menos cuatro estudios sugieren que reduce la ansiedad severa.

        “Vale la pena señalar que en sí no es ilegal CBD. Se puede comprar abiertamente en internet. Y es que parece ser un fármaco muy seguro. Pero no creo que los médicos sepan mucho sobre él porque no se recomienda todavía. “

El profesor Barnes es un rehabilitador neurológico. Se interesó en el cannabis debido a sus propiedades moduladoras del dolor. Y, sobre todo en su campo, el dolor y los espasmos musculares (espasticidad) es común después de un accidente cerebrovascular o lesión cerebral. Antes de que el Sativex estuviese disponible,algunos de sus pacientes admitieron que habían obtenido la marihuana ilegal porque encontraron que ayudaba con sus síntomas.

 “Y muchos de mis pacientes admitieron que lo estaban usando. Me interesé en ello y me ayudó en el desarrollo de uno de los únicos medicamentos de venta con receta a base de cannabis disponibles.”

¿El CBD podría reemplazar Valium?

Durante la investigación de las propiedades medicinales de la marihuana, el profesor Barnes pronto descubrió que el CBD podría ayudar con la ansiedad. Pero, ¿Cómo se compara con medicamentos de prescripción para estos tipos de trastornos?

La verdadera respuesta, dice el profesor Barnes, es que no sabemos porque no se han realizado estudios que comparen el CBD con los medicamentos contra la ansiedad. Todavía no, de todos modos.

     “Esperaría su reemplazo al Valium en algunas situaciones porque los medicamentos como estos tienen una gran cantidad de efectos secundarios graves. Mi conjetura en este momento, y es en realidad sólo una suposición, es que dl CBD se obtienen mejores resultados para la ansiedad leve. Mientras que la más severa ansiedad psiquiátrica podría necesitar medicamentos más potentes, esa es mi primera impresión. Sin embargo, creo que el CBD es un fármaco que podría ser utilizado para la condición como seguro “.

El CBD está disponible en una variedad de formas. Usted puede comprar las gotas de diferentes potencias e incluso encontrar bálsamos labiales que contienen la sustancia. A medida que los estudios se hacen en personas que lo toman con ansiedad severa, se conocerá mejor el formato y la dosis que podría ser mejor para mantener a raya la ansiedad.

En teoría, ¿podría ser útil el CBD ante una situación estresante como una prueba o vuelo? El profesor Barnes dice que es ciertamente posible.

     “Nadie ha hecho en realidad los estudios, pero no hay razón por la que no debería funcionar en la ansiedad leve, tal como lo hace en la ansiedad psiquiátrica grave. Así que algo como un bálsamo para los labios de CBD … Si te lo pones antes de subir a un avión si eres un poco nervioso para eso, bien podría ser útil “.

Se hace hincapié en que tan pronto como tengamos más conocimientos acerca de los usos del CBD para la ansiedad y otros problemas de salud mental, más conocimiento sobre tendremos.

 “Creo que el CBD es un producto potencialmente muy útil y un producto muy seguro. Y creo que sólo tenemos que saber, básicamente, y entender más sobre él que lo que sabemos en este momento. La evidencia inicial es suficiente para mí para decir que debería ser usado.”

1 3.981 vistas

A pesar de los mitos que hemos escuchado a lo largo de nuestras vidas sobre el cannabis que mata a las células del cerebro, un creciente número de estudios indican que el cannabis en realidad tiene propiedades neuroprotectoras. Se ha descubierto que el cannabis tienen una increíble capacidad para regular la conducta emocional, y puede ser la planta medicinal más confiable disponible como una diana terapéutica para el tratamiento de la ansiedad y los trastornos depresivos.

El papel de la beta-cariofileno

El Beta-cariofileno es un terpeno del cannabis que está presente en los aceites esenciales de diversas plantas como el romero, lúpulo, pimienta negro y el cannabis. Como la mayoría de  los terpenos , el beta-cariofileno contribuye al aroma único asociado con los aceites vegetales. En el 2008,  los investigadores alemanes descubrieron  que el beta-cariofileno de la marihuana también actúa como un cannabinoide que se une a las vías en el cuerpo. Aunque algunos compuestos como el  THC activan ambas vías de cannabinoides  – los receptores CB1 y CB2 – el beta-cariofileno se dirige específicamente a los receptores CB2, que no produce colocón o embriaguez.

Curiosamente, un estudio del 2014 llevado a cabo con ratones sugiere que el beta-cariofileno puede ser útil en el tratamiento de la ansiedad y la depresión. Los hallazgos fueron  publicados online en la revista  Fisiología y Comportamiento .

“El presente estudio ha demostrado claramente el efecto ansiolítico y antidepresivo de beta-cariofileno y su mecanismo subyacente en los roedores de una manera dependiente del receptor CB2”, escribieron los autores de la investigación, un equipo de científicos de la Universidad de los Emiratos Árabes Unidos. “Los resultados también apoyan la implicación del receptor CB2 en la regulación de comportamiento emocional y sugiere que este receptor podría ser un objetivo terapéutico relevante para el tratamiento de la ansiedad y de los trastornos depresivos.”

Estudios previos han demostrado también un papel de los receptores CB2 en la reducción de la ansiedad y la depresión, añadió el equipo.

Por otra parte, los receptores CB1, que están más dispersos en el cerebro, se sabe que ejercen un efecto “bifásico” cuando se trata de la ansiedad y la depresión;  estudios muestran que los  cannabinoides que se dirigen a los receptores CB1 puede ayudar en dosis bajas, mientras que las dosis altas parecen empeorar las cosas.

Una mejor comprensión de las propiedades del beta-cariofileno, sin embargo, podría ayudar a explicar por qué los consumidores de cannabis a menudo citan el alivio de la ansiedad y la depresión como razones para su uso.

Antidepresivo y antiansiedad

La ansiedad y la depresión son patologías que afectan a los seres humanos en muchos aspectos de la vida, incluyendo la vida social, la productividad y la salud. El cannabidiol (CBD) es un cannabinoide no psicoactivo constituyente del Cannabis sativa con un gran potencial psiquiátrico, incluyendo usos como compuesto antidepresivo-ansiolítico similar.

El cannabis actúa sobre ambos tipos de receptores que se distribuyen principalmente en el cerebro y el sistema inmunológico, respectivamente. En el cerebro, los receptores CB1 también son el blanco de los cannabinoides endógenos (es decir, los endocanabinoides).

El hipocampo es capaz de generar nuevas neuronas (es decir, la neurogénesis) durante toda la vida de los mamíferos, incluidos los humanos, cambiando la forma en que pensamos acerca de los mecanismos de los trastornos psiquiátricos y la adicción a las drogas.

La administración crónica de las principales drogas de abuso, como los opiáceos, el alcohol, la nicotina y la cocaína se ha descrito como supresores de la neurogénesis en el cerebro. Pero los cannabinoides parecen ser la única droga ilícita cuya capacidad de producción aumenta las neuronas recién nacidas correlacionando positivamente con sus efectos de tipo antidepresivo.

La investigación publicada en las revistas  Behavioural Brain Research  y  Experimental La investigación del cerebro  demuestra que incluso en extremadamente bajas dosis de THC (el componente psicoactivo del cannabis) – alrededor de 1.000 a 10.000 veces menor que la de un cigarrillo de cannabis convencional – puede impulsar los procesos bioquímicos que protegen a las células del cerebro y preservar la función cognitiva según investigadores  de la Universidad de Tel Aviv  (TAU).  Otro ejemplo es  un estudio del 2009  que encontró que los adolescentes que consumían cannabis, así como alcohol sufrieron significativamente menos daño en la materia blanca en el cerebro. Algunos alcohólicos incluso se han recuperado de su enfermedad mediante el uso de cannabis a diario.

La dosis es clave y los hallazgos sugieren que altas dosis de cannabinoides producen efectos similares a la ansiedad. Para complicar más las cosas, se encontró que las dosis bajas de cannabinoides parecen inducir efectos ansiolíticos similares. Los efectos opuestos y crónicos de altas dosis de cannabinoides, junto con los efectos contra la ansiedad que se provocan por unas bajas dosis de estos cannabinoides, finalmente pueden explicar las discrepancias de los estudios clínicos sobre los efectos de los cannabinoides en la ansiedad y la depresión.

Lo que es seguro es que las bajas dosis de  cannabinoides funcionan . Para algunos la marihuana medicinal es útil, no es curativa. Sin embargo, otros han sido capaces de eliminar completamente su dependencia a otros medicamentos o sustancias por completo.

La evidencia anecdótica de los beneficios del cannabis para la depresión y la ansiedad son útiles por sí mismos y nos guían para tratar de usarlo para los trastornos intratables, es decir, sobre todo cuando sabemos que los tratamientos convencionales son insuficientes, ineficaces y  han demostrado que causan más daño que bien .

1 1.019 vistas

El consumo de marihuana puede ser utilizado para tratar el glaucoma, enfermedad de los ojos que aumenta la presión en el globo ocular, dañando el nervio óptico y causando pérdida de la visión.

La marihuana disminuye la presión dentro del ojo, según el Instituto Nacional del Ojo de EEUU :

                     “Los estudios realizados en la década de 1970 mostraron que la marihuana, cuando se fumaba, bajaba la presión intraocular (PIO) en las personas con presión normal y aquellos con glaucoma”, aunque también dijeron que algunos fármacos fueron más efectivos.

Estos efectos del cannabis pueden retardar la progresión de la enfermedad y previniendo la ceguera.

Reducir la ansiedad

Los usuarios de marihuana medicinal dicen que el cannabis ayuda a aliviar el dolor y reprime las náuseas, dos de las principales razones que a menudo se utiliza para aliviar los efectos secundarios de la quimioterapia.
En el 2010, investigadores de la Escuela de Medicina de Harvard sugirieron que algunos de los beneficios de la planta medicinal pueden realmente reducir la ansiedad, lo que mejoraría el estado de ánimo del fumador y actuaría como un sedante en dosis bajas.
Sin embargo, si las dosis son muy altas podrían aumentar la ansiedad y hacerte un poco paranoico

1 1.186 vistas

Un estudio publicado en la edición de mayo de la revista Psychopharmacology , y publicado online por el Instituto Nacional de Salud de EEUU, ha encontrado que el cannabis puede tratar el pánico y los trastornos relacionados con la ansiedad.

Según los investigadores;

                     “El presente estudio examinó la hipótesis de que el sistema endocannabinoide contrarrestase las respuestas aversivas en el modelo estimulación-dlPAG de los ataques de pánico.”

El uso de un agonista de los receptores cannabinoides que está diseñado para imitar los efectos del cannabis, los investigadores inyectaron el medicamento en ratas dlPAG que fueron inducidas con un producto químico (NMDA) que causa

                    “respuestas conductuales y cardiovasculares similares a la angustia en que se mueve libremente y en animales anestesiados, respectivamente.”

Según los investigadores;

       “El agonista selectivo del receptor CB1 impidió las respuestas de escape similares a la angustia inducidas por el NMDA.”

                  “El agonista también ayudó a evitar “tanto la respuesta de comportamiento como el aumento de la presión arterial inducida por NMDA.”

Los investigadores concluyen;

El sistema endocannabinoide en el dlPAG atenúa las consecuencias del comportamiento, celulares y cardiovasculares de estímulos aversivos. Este proceso puede ser considerado para el desarrollo de tratamientos adicionales contra el pánico y otros trastornos relacionados con la ansiedad “.

El estudio completo se puede encontrar haciendo click aquí.

8 11.909 vistas

Muchas personas que usan cannabis dicen que les ayuda a aliviar la ansiedad . Por otro lado, otras tantas dicen se declaran sentirse más ansiosas después de usar la marihuana. Aunque los detalles exactos siguen siendo un misterio, una posible explicación puede estar en el producto químico específico del cannabis.
Como la mayoría de usuarios de marihuana son conscientes, no todo el cannabis es la mismo. Hay una amplia gama de variedades disponibles, y muchos creen que tienen efectos únicos en su usuario.
Lo que hace a las diferentes cepas únicas son sus ingredientes químicos activos, también conocidos como cannabinoides. Aunque la investigación clínica es deficiente, conocer las diferencias entre las diferentes variedades y cómo afectan la ansiedad puede ser útil.

THC vs CDB

Los dos productos químicos más comunes en cannabis son el THC y el CBD. Aunque la mayoría de las cepas contienen ambos compuestos, los niveles de THC y CBD tienden a variar de una cepa a otra.Curiosamente, la investigación muestra que los dos productos químicos pueden tener efectos opuestos sobre la ansiedad.
El THC es el responsable del colocón de la marihuana y también está fuertemente ligado a los sentimientos de paranoia, especialmente cuando se toma en dosis altas. Esto es porque el THC se activa en un área del cerebro responsable de miedo, la amígdala.
El CDB, por otro lado, se cree que contrarrestar los efectos que alteran la mente por parte del THC. Lo que es más, los estudios han demostrado que cuando se toma por sí solo el CDB puede reducir la ansiedad en individuos sanos y propensos a la ansiedad.

Tipos de Cannabis

La razón por lo que la marihuana se asocia a menudo con la ansiedad puede ser porque la mayoría de las variedades de cannabis son criadas específicamente para ser ricas en THC. El CDB y THC se producen dentro de la planta haciendo que las cepas con alto THC tengan menos CDB (y viceversa).
Las cepas altas en CDB sólo se han hecho populares entre los consumidores de cannabis medicinal , debido en parte a la creciente conciencia de que el compuesto tiene efectos médicos . Como resultado, hay una gran posibilidad de que cualquier marihuana tenga más THC que CDB.
Otros componentes de cannabis también pueden contribuir con su efecto sobre la ansiedad. Además del THC y CBD, el cannabis contiene más de 60 cannabinoides diferentes con una variedad de compuestos aromáticos conocidos como terpenos.
En los terpenos del cannabis se ha  encontrado que poseen propiedades anti-ansiedad. Aún así, la mayoría de estos productos químicos están presentes en cantidades mínimas y poco se sabe sobre su impacto global en los consumidores de marihuana.

Evitar la ansiedad

Superar la ansiedad de cannabis podría ser tan simple como la reducir la cantidad de THC que se ingiere. De hecho, algunos estudios sugieren que el THC en dosis bajas puede tener un efecto anti-ansiedad.
Las investigaciones realizadas en animales muestra que el THC comienza a elevar los niveles de ansiedad sólo después que se pasa un cierto umbral. Aunque es difícil predecir lo que podría ser su umbral, los que usan cannabis con frecuencia tienden a tener un umbral más alto debido a la desensibilización a la marihuana, o tolerancia, que se desarrolla.
Para aquellos que buscan específicamente tratar los trastornos de ansiedad con el cannabis, la mejor apuesta puede ser encontrar variedades con alto contenido en CBD. Fuente

1 2.238 vistas

El Beta-cariofileno está presente en los aceites esenciales de diversas plantas como el romero, lúpulo, pimienta negra y el cannabis. Como la mayoría de los terpenos, el beta-cariofileno contribuye al aroma único asociado con aceites vegetales.
En el 2008, investigadores alemanes descubrieron que el beta-cariofileno también actúa como un cannabinoide para la unión de las vías en el cuerpo.
Aunque algunos compuestos como el THC activan ambas vías cannabinoides – receptores CB1 y CB2 – el beta-cariofileno se dirige específicamente a los receptores CB2, que no produce “un alto” o “colocan”
Curiosamente, un nuevo estudio realizado con ratones sugiere que el beta-cariofileno puede ser útil en el tratamiento de la ansiedad y la depresión. Los hallazgos fueron publicados por la revista Physiology & Behavior .
“El presente estudio ha demostrado claramente el efecto ansiolítico y antidepresivo de β-cariofileno y su mecanismo subyacente de manera dependiente del receptor CB2 en roedores”, escribieron los autores, un equipo de científicos de la Universidad de los Emiratos Árabes Unidos.
“Los resultados también apoyan la implicación de los receptores CB2 en la regulación de comportamiento emocional y sugieren que este receptor podría ser un objetivo terapéutico relevante para el tratamiento de la ansiedad y de los trastornos depresivos.”
Estudios anteriores también han demostrado el papel de los receptores CB2 en la reducción de la ansiedad y la depresión, añade el equipo.
Por otro lado, los receptores CB1, los cuales se dispersan con más amplitud en el cerebro, se sabe que ejercen un efecto “bifásico” cuando se trata de la ansiedad y la depresión. Estudios muestran que los cannabinoides que se dirigen a los receptores CB1 pueden ayudar en dosis bajas, mientras que las dosis altas parecen empeorar las cosas.
Sin embargo, una mejor comprensión de las propiedades del beta-cariofileno, puede ayudar a explicar por qué los consumidores de cannabis a menudo citan el alivio de la ansiedad y la depresión, como razones para su uso.
De acuerdo con un informe del 2013 de Tendencias en Ciencias Farmacológicas, “Los estudios epidemiológicos han indicado la razón del auto-reporte más común para el uso de cannabis que se basa en la capacidad para reducir la sensación de estrés, la tensión y la ansiedad.” Fuente

27 78.350 vistas

Publicado el mes pasado en Trends in Pharmacological Sciences , un equipo de expertos de los National Institutes of Health (NIH), University of Calgary y The Rockefeller Universit resumieron la investigación sobre el cannabis y la ansiedad en el cuerpo.

Resulta que, a pesar de la amplia gama de efectos de la marihuana, el alivio de la ansiedad y el estrés pasa a ser la razón más frecuente para el uso de la marihuana.

” El cannabis y sus derivados tienen efectos profundos en una amplia variedad de funciones de comportamiento y neuronales , que van desde la alimentación y el metabolismo para el dolor y la cognición. Sin embargo , los estudios epidemiológicos han indicado que la razón autoconsumo más común para el uso de cannabis se basa en la capacidad para reducir la sensación de estrés, tensión y ansiedad ” .

Estudios con THC también muestran que ” se puede reducir la ansiedad en pacientes con trastornos de ansiedad, ” continuan los autores. Por otro lado , demasiado “potente” en una dosis puede tener el efecto contrario en ciertas personas .

Pero, mientras que la marihuana ha sido considerada como un calmante para el estrés muy eficaz, la investigación reciente se centró en la actividad neurológica responsable de este efecto. Lo que los científicos saben ahora es que la marihuana actúa en un sistema en el cerebro llamado endocannabinoide .

Curiosamente, los autores también señalan la evidencia que sugiere que los trastornos de ansiedad pueden ser causados por anomalías en el sistema biológico.

” El descubrimiento del sistema BCE ( endocannabinoides ) planteó la posibilidad de que el ECB ( endocannabinoides ) podrían ser importantes moduladores de la ansiedad, y podrían contribuir a las diferencias individuales de temperamento ansioso y de riesgo para los trastornos de ansiedad ”

Entre sus diversas funciones , se cree que el sistema endocannabinoide puede regular naturalmente los niveles de ansiedad y estrés . Lo hace a través de la liberación de productos químicos que pertenecen a la misma clase de productos químicos que se encuentran en la marihuana : ( endo ) cannabinoides .

Aunque los científicos han identificado más de 60 diferentes cannabinoides en la planta de cannabis , su principal ingrediente psicoactivo , el THC , es sorprendentemente similar a uno de los primeros endocannabinoides descubiertos en los seres humanos , la anandamida .

Al actuar sobre las mismas vías del cerebro , ambos parecen mantener la promesa de ser un tratamiento para el estrés y la ansiedad . Así que no es de extrañar que las personas que sufren de estrés excesivo están encontrando alivio en la marihuana , un fenómeno que los científicos llaman ” automedicarse “.

” Un número importante de personas pueden automedicarse con cannabis en un intento de reducir la excesiva ansiedad”.

Pero si el cannabis es la mejor manera de atacar el sistema endocannabinoide es todavía un tema de debate .

De hecho, los autores del último informe sugiere que los altos niveles de anandamida en el cerebro – al evitar su degradación – puede ser una mejor alternativa terapéutica, debido a los “efectos adversos del cannabis (por ejemplo, deterioro cognitivo, el abuso responsabilidad). “

Sin embargo, ensayos clínicos con un fármaco que puede hacer esto será una alternativa que estará disponible.

Fuente Leafsciencie traducido por La Marihuana

 

 

1 680 vistas

Investigación.- El THC impidió la recuperación del miedo en un experimento de extinción de aprendizaje según un estudio controlado con placebo realizado 29 sujetos sanos en el Departamento de Psiquiatría dela Universidad de Michigan en Ann Arbor, EE.UU..

Los participantes fueron sometidos a un paradigma de extinción de temor estándar. En este experimento de condicionamiento clásico un estímulo neutro, por ejemplo un sonido, es seguido por un segundo estímulo (desagradable), por ejemplo dolor. Si se repite el experimento el primer estímulo (neutro) provocará una reacción física ya que el sujeto espera después dolor (el segundo estímulo). En la extinción de aprendizaje esta respuesta aprendida al primer estímulo se elimina cuando se presenta en ausencia del segundo (desagradable). La extinción de aprendizaje es un enfoque de primera línea para el tratamiento de los trastornos de ansiedad.

En el estudio 14 participantes recibieron THC oral dos horas antes de la extinción de aprendizaje, mientras que 15 recibieron placebo. 24 horas después de la extinción de aprendizaje fueron de nuevo analizados. En comparación con los sujetos que recibieron placebo, los sujetos que tomaron THC presentaron una mejor extinción del miedo. Por tanto, el THC puede

ser útil para mejorar el tratamiento de los trastornos de ansiedad así como del trastorno de estrés post-traumático.

Los científicos concluyen diciendo que “estos resultados proporcionan la primera evidencia de que la mejora farmacológica de la extinción de aprendizaje es factible en humanos usando moduladores del sistema cannabinoide, lo que justificaría la realización de más estudios al respecto”.

 

Fuente IACM

3 3.117 vistas

Científicos de la Universidad de Sao Paulo, Brasil, han investigado los efectos del cannabinoide natural cannabidiol (CDB) en pacientes con trastorno de ansiedad social generalizada en una prueba de simulación de hablar en público.

Fueron comparados tres grupos en un diseño doble ciego: 12 controles sanos sin medicación alguna, 12 pacientes con trastorno de ansiedad que recibieron una dosis única de CDB (600 mg) y 12 pacientes que tomaron un placebo.

En los pacientes con trastorno de ansiedad social el tratamiento previo con CDB redujo significativamente la ansiedad, el deterioro cognitivo y el malestar en la prueba del habla en público y disminuyó significativamente la alerta en su discurso de anticipación. El grupo placebo presentó mayor ansiedad, deterioro cognitivo, malestar y niveles de alerta en comparación con el grupo control. No se observaron diferencias significativas entre los enfermos que habían recibido CDB y los controles sanos en la ansiedad y el deterioro cognitivo, el malestar y los factores de alerta.

Fuente CannabisMedicinal