Buscar

cancer instituto - resultados de búsqueda

Si no estás satisfecho con los resultados, realiza otra búsqueda

0 493 vistas

Desde el establecimiento del Instituto Nacional del Cáncer de Estados Unidos en 1937, esta institución tan prestigiosa a nivel mundial en este campo, ha apoyado y avanzado la investigación del cáncer de muchas formas.

Versión para pacientes: Cannabis y canabinoides

Aspectos generales

  • El Cannabis , que también se conoce como marihuana, es una planta que crece en muchas partes del mundo y que produce una resina que contiene compuestosllamados canabinoides. Algunos canabinoides son psicoactivos (actúan en el cerebro y cambian el estado de ánimo o la conciencia) (vea la Pregunta 1).
  • El uso de Cannabis con fines medicinales se remonta a los tiempos antiguos (vea la Pregunta 3).
  • Por ley federal, la posesión de Cannabis fuera del entorno aprobado de investigación, es ilegal en los Estados Unidos. Sin embargo, en un número creciente de estados, territorios y el Distrito de Columbia se promulgaron leyes para legalizar la marihuana medicinal (vea la Pregunta 1).
  • En los Estados Unidos, Cannabis es una sustancia controlada para la que se necesita un permiso especial para usarla (vea la Pregunta 1 y la Pregunta 3).
  • Los canabinoides son sustancias químicas activas en el Cannabis que causan efectos parecidos a los de los medicamentos en todo el cuerpo, incluso en el sistema nervioso central y el sistema inmunitario (vea la Pregunta 2).
  • El principal canabinoide activo en el Cannabis es el delta-9-THC. Otro canabinoide activo es el canabidiol (CBD), que puede aliviar el dolor y disminuir la inflamación y la ansiedad sin hacer que se “sientan los efectos de droga” del delta-9-THC (vea la Pregunta 2).
  • Los canabinoides se pueden tomar por vía oral, por inhalación o rociados debajo de la lengua (vea la Pregunta 5).
  • El Cannabis y los canabinoides se han estudiado en el laboratorio y en el ámbito clínico para aliviar el dolor, las náuseas y los vómitos, la ansiedad y la pérdida de apetito (vea la Pregunta 6 y la Pregunta 7).
  • El Cannabis y los canabinoides pueden tener beneficios en el tratamiento de los síntomas del cáncer o los efectos secundarios de las terapias contra el cáncer . Hay un creciente interés en el tratamiento conCannabis y canabinoides para niños con síntomas como náuseas, aunque los estudios son limitados (vea la Pregunta 7).
  • Dos canabinoides (dronabinol y nabilona) son medicamentos aprobados por la Administración de Medicamentos y Alimentos de los Estados Unidos (FDA) para la prevención o el tratamiento de las náuseas y vómitos inducidos por la quimioterapia (vea la Pregunta 7 y la Pregunta 10).
  • El Cannabis ha mostrado que destruye células cancerosas en el laboratorio (vea la Pregunta 6).
  • Por el momento, no hay suficientes pruebas para recomendar a los pacientes la inhalación o ingesta deCannabis para el tratamiento de los síntomas relacionados con el cáncer o los efectos secundarios relacionados con el tratamiento del cáncer (vea la Pregunta 7).
  • El Cannabis no está aprobado por la FDA para su uso como tratamiento del cáncer (vea la Pregunta 9).
Versión para profesionales de salud: Cannabis y cannabinoides

Aspectos generales

Este sumario de información sobre cáncer proporciona una visión general de la utilidad del Cannabis y sus componentes como tratamiento para personas con síntomas relacionados con el cáncer, causados por la enfermedad misma o su tratamiento.

Este sumario contiene la siguiente información clave:

  • El Cannabis se ha utilizado con propósitos medicinales durante miles de años.
  • Por ley federal, la posesión de Cannabis es ilegal en los Estados Unidos, excepto en entornos de investigación autorizados; sin embargo, un número creciente de estados, territorios y el Distrito de Columbia establecieron leyes para legalizar su consumo medicinal.
  • La Administración de Alimentos y Medicamentos de los Estados Unidos no ha aprobado Cannabis como tratamiento para el cáncer o cualquier otra afección.
  • Los componentes químicos de Cannabis, que se llaman canabinoides, activan determinados receptores en todo el cuerpo para producir efectos farmacológicos; en particular, en el sistema nervioso central y el sistema inmunitario.
  • Los canabinoides disponibles comercialmente, como el dronabinol y la nabilona, son fármacos aprobados para el tratamiento de los efectos secundarios relacionados con el cáncer.
  • Los canabinoides pueden ofrecer beneficios para el tratamiento de los efectos secundarios relacionados con el cáncer.

Muchos de los términos médicos y científicos en este sumario tienen un enlace al Diccionario de cáncer del NCI la primera vez que se mencionan en cada sección. Este diccionario se orienta a personas sin conocimientos especializados. Al pulsar sobre un término con un enlace, aparece la definición en una ventana separada.

Las referencias bibliográficas citadas en los sumarios de información sobre el cáncer del PDQ pueden tener enlaces a otros sitios de Internet gestionados por individuos u organizaciones con el propósito de comercializar o promover el uso de tratamientos o productos específicos. Estas referencias bibliográficas se ofrecen solo con fines informativos. Su inclusión no se debe interpretar como aprobación del contenido de las páginas de Internet ni de ningún tratamiento o producto por parte del Consejo editorial del PDQ sobre terapias integrales, alternativas y complementarias, o del Instituto Nacional del Cáncer.

0 1.956 vistas

El Instituto Nacional de Cáncer (NCI), una agencia patrocinada por el gobierno de los EE.UU., ha actualizado, recientemente, la información de su página web sobre el cannabis, admitiendo que se ha demostrado que el cannabis mata las células cancerosas. Esta es la información actualizada:

Actividad antitumoral
Los cannabinoides pueden inhibir el crecimiento tumoral causando la muerte celular, bloqueando el crecimiento celular, y bloqueando el desarrollo de los vasos sanguíneos que los tumores necesitan para crecer. Los estudios de laboratorio, y los realizados en animales, han demostrado que los cannabinoides pueden destruir las células cancerosas, al mismo tiempo que protegen las células normales.

Los cannabinoides pueden proteger contra la inflamación del colon y pueden tener el potencial de reducir el riesgo de sufrir cáncer de colon, además de ayudar en su tratamiento.

En un estudio de laboratorio sobre delta-9-THC aplicado en células de carcinoma hepatocelular (cáncer de hígado), se ha constatado que delta-9-THC o bien dañaba o destruía las células cancerosas. El mismo estudio sobre delta-9-THC en modelos de ratones con cáncer de hígado ha revelado que tenía efectos antitumorales. Se ha probado que delta-9-THC produce estos efectos al actuar sobre las moléculas que también se pueden encontrar en células, no pequeñas, de cáncer de pulmón y en células de cáncer de mama.

En otro estudio de laboratorio sobre el cannabidiol (CBD) en células de cáncer de mama con receptores de estrógeno positivos y receptores de estrógeno negativos, se ha demostrado que el CBD producía la muerte de las células cancerosas de mama, mientras que apenas tenía ningún efecto sobre las células normales de mama. Los estudios realizados en modelos de ratones, con cáncer de mama metastásico, demostraron que los cannabinoides pueden disminuir el crecimiento, el número, y la propagación de los tumores.

Un estudio de laboratorio sobre el cannabidiol (CBD) en células de glioma humano ha evidenciado que cuando se administra junto con la quimioterapia, el CDB puede hacer que la quimioterapia sea más eficaz y aumentar la muerte de las células cancerosas sin dañar las células normales. Los estudios en modelos de ratón con cáncer han demostrado que el CDB, en combinación con delta-9-THC, puede hacer que la quimioterapia, como la aplicada con temozolomida, resulte mucho más eficaz.

Estimula el apetito
Se han llevado a cabo muchos estudios realizados con animales que han constatado que delta-9-THC y otros cannabinoides estimulan el apetito y pueden aumentar la ingesta de alimentos.

Alivio del dolor
Se han realizado estudios sobre los receptores cannabinoides (moléculas que se unen los cannabinoides) en el cerebro, la médula espinal, y en las terminaciones nerviosas de todo el cuerpo para comprender el papel que juegan en el alivio del dolor.

Asimismo, se han desarrollado otros estudios sobre los efectos antiinflamatorios de los cannabinoides, ya que pueden desempeñar un papel en el alivio del dolor.

Por Stafanie

4 4.732 vistas

El Instituto Nacional del Cáncer ofrece por primera vez información sobre el cannabis y los cannabinoides en el apartado de su web “Medicina complementaria y alternativa”. En la sección “Información General” el texto dice: “Los beneficios potenciales del cannabis terapéutico para pacientes con cáncer incluyen efecto antiemético, estimulación del apetito, alivio del dolor y mejoría del sueño. El médico puede recomendar cannabis medicinal en la práctica de la oncología integral, no sólo para el manejo de los síntomas, sino también por su posible efecto antitumoral directo”.

En la sección “Nivel general de verificación científica del cannabis y los cannabinoides”, el texto dice: “En la actualidad no hay pruebas suficientes para recomendar la inhalación de cannabis como tratamiento para los síntomas relacionados con el cáncer o para los efectos secundarios relacionados con su tratamiento fuera del contexto del ensayo clínico bien diseñado”. En la sección de “Efectos adversos”, el texto dice: “Los cannabinoides tienen un perfil de seguridad favorable como medicamentos. A diferencia de los receptores opioides, los receptores cannabinoides no se encuentran en las áreas del tronco cerebral que controlan la respiración, por lo que no se producen sobredosis letales por depresión respiratoria. Dado que los receptores cannabinoides están presentes en tejidos de todo el cuerpo, no sólo en el sistema nervioso central, los efectos adversos incluyen taquicardia, hipotensión, inyección conjuntival, broncodilatación, relajación muscular y disminución de la motilidad gastrointestinal. A pesar de que los cannabinoides son considerados por algunos como drogas adictivas, el potencial de adicción es mucho menor que la de otros fármacos de prescripción o de otras sustancias de abuso”.

Más información en:
www.cancer.gov/cancertopics/pdq/cam/cannabis/healthprofessional

(Fuente: Página web del National Cancer Institute, última actualización: 17 de marzo de 2011)

 

Fuente IACM

 

0 322 vistas

Los cannabinoides “pueden ser un complemento eficaz para el tratamiento del cáncer de páncreas”, según un nuevo estudio 

El estudio, ” Uso potencial de cannabinoides para el tratamiento del cáncer de páncreas”, fue publicado por el Journal of Pancreatic Cancer y por el National Institute of Health.

“Los  extractos de cannabinoides pueden tener propiedades anticancerígenas. Pueden mejorar los resultados del tratamiento del cáncer”, comienza el resumen del estudio. “El objetivo de esta revisión es determinar la utilidad potencial de los cannabinoides en el tratamiento del cáncer de páncreas”.

Para el estudio, se realizó una revisión de la literatura centrada en los efectos biológicos de los  cannabinoides  en el tratamiento del cáncer, enfocado en el cáncer de páncreas.  Se identificaron  estudios in vitro  e  in vivo que investigaron los efectos de los  cannabinoides en el cáncer de páncreas. Y se evaluaron los posibles mecanismos de acción “.

In vitro muestran efectos antiproliferativos y proapoptóticos

Según los investigadores, “los receptores de cannabidiol se han identificado en el cáncer de páncreas con varios estudios que muestran efectos antiproliferativos y proapoptóticos in vitro . Las principales sustancias activas que se encuentran en las plantas de cannabis son el cannabidiol (CBD) y el tetrahidrocannabinol (THC). “Los efectos están “predominantemente mediados a través de, pero no se limitan a, el   receptor cannabinoide 1, el   receptor cannabinoid -2 y el receptor 55 acoplado a la proteína G ”.  Los  estudios in vitro demostraron consistentemente efectos inhibidores del crecimiento del tumor con CBD, THC y derivados sintéticos.

“Se han demostrado los efectos del tratamiento sinérgico en dos estudios con la combinación de  ligandos de receptor de cannabinoides sintéticos CBD, quimioterapia en xenotrasplante y modelos de cáncer pancreático espontáneo genéticamente modificados”, señala el estudio. “Sin embargo, no hay estudios clínicos hasta la fecha que muestren los beneficios del tratamiento en pacientes con cáncer de páncreas”.

Conclusión del estudio

El estudio concluye afirmando que “los cannabinoides  pueden ser un complemento eficaz para el tratamiento del cáncer de páncreas. Faltan datos sobre eficacia anticancerígena de varias formulaciones de cannabinoides , dosificación del tratamiento, modo acción preciso y estudios clínicos “.

El estudio completo, publicado por investigadores de la Universidad de Melbourne en Australia, se puede encontrar haciendo clic aquí .

Según un estudio de cerca de 3.000 personas publicado el año pasado, se encontró que el cannabis parece ser un tratamiento paliativo seguro, eficaz y bien tolerado para el cáncer.

El estudio fue publicado en el  European Journal of Internal Medicine . Y publicado online por el  Instituto Nacional de Salud de EEUU. El estudio de 902 pacientes: “el cannabis como tratamiento paliativo para los pacientes con cáncer parece una opción bien tolerada. Es eficaz y segura para ayudar a los pacientes a enfrentar los síntomas relacionados con la malignidad”.

Se puede encontrar ese estudio y su resumen  haciendo clic aquí.

Aquí otra investigación sobre cannabis de páncreas

0 563 vistas

Según un nuevo estudio publicado por la revista  Cannabis and Cannabinoid Research , y publicado online por el Instituto Nacional de Salud de EEUU, el cannabis puede causar la muerte de las células de cáncer de colon, lo que implica que puede ser una opción de tratamiento potencial para la enfermedad.

“El cáncer colorrectal sigue siendo el tercer diagnóstico de cáncer más común y la cuarta causa principal de mortalidad relacionada con el cáncer en todo el mundo”, comienza el resumen del estudio “Los cannabinoides purificados han sido reportados para prevenir la proliferación, metástasis e inducir apoptosis en una variedad de tipos de células cancerosas. Sin embargo, los compuestos activos de las flores de cannabis sativa y sus interacciones siguen siendo esquivos. “Este estudio” tuvo como objetivo especificar el efecto citotóxico de extractos derivados de  Cannabis sativa en células de cáncer de colon y pólipos adenomatosos mediante la identificación de compuestos activos y la caracterización de su interacción “.

“Para el estudio, los extractos de etanol de  C. sativa fueron analizados mediante cromatografía líquida de alta resolución y cromatografía de gases / espectrometría de masas y se determinó su actividad citotóxica utilizando ensayo basado en alamarBlue (Resazurina) y tetrazolio a base de tintes (XTT) sobre el cáncer y las líneas de células normales del colon y sobre las células adenomatosas displásicas del polipo “.

Los investigadores encontraron que “Los extractos de cannabis no calentados (C2F), la fracción 7 (F7) y la fracción 3 (F3) tenían actividad citotóxica en las células de cáncer de colon“. Además, los extractos indujeron la muerte celular de las células de pólipo “.

El estudio concluye afirmando que “los  compuestos de Cannabis sativa interactúan sinérgicamente para la actividad citotóxica contra las células de cáncer de colon e inducen la detención del ciclo celular, la muerte celular apoptótica y la expresión genética distinta”. Los resultados del estudio sugieren “posible valor terapéutico futuro”.

El estudio completo se puede encontrar haciendo clic aquí .

0 161 vistas

El CBD puede ser un tratamiento útil para varios subtipos de cáncer de mama, según un nuevo estudio publicado por la revista The Breast .

“Los estudios han puesto de relieve un efecto antineoplásico del fitocannabinoide no psicoactivo, cannabidiol (CBD)”, comienza el abstracto del estudio y que fue publicado online por el Instituto Nacional de Salud de EEUU antes de su impresión. “Sin embargo, el mecanismo molecular que subyace a su actividad antitumoral no está completamente dilucidado. Aquí, hemos examinado el efecto del CBD en dos líneas celulares de cáncer humano de mama”.

En ambas líneas celulares, “El CBD inhibió la supervivencia celular e indujo la apoptosis de una manera dependiente de la dosis como se observó por el ensayo MTT, cambios morfológicos, fragmentación del ADN y ensayo de apoptosis ELISA”.

Los resultados “sugieren que el tratamiento con CBD induce una interacción entre PPARγ, mTOR y ciclina D1 a favor de la inducción de la apoptosis tanto en células de cáncer de mama RE positivas como negativas, proponiendo el CBD como un tratamiento útil para diferentes subtipos de cáncer de mama”.

El estudio completo, realizado por investigadores de la  Universidad de Alejandría en Egipto, se puede encontrar haciendo clic aquí .

0 253 vistas

El Instituto Nacional del Cáncer de EEUU descubrió que en ciertos casos el cannabis mata las células cancerosas y ayuda de una forma importante con el tratamiento de la enfermedad.

El Instituto Nacional del Cáncer de los Estados Unidos informa que el cannabis podría ser una importante ayuda para que los pacientes controlen los síntomas que surgen cuando una persona se trata la enfermedad y su informe indica que la marihuana podría ser eficaz para combatir el cáncer.

Se sabe que hay varios compuestos o cannabinoides en la planta que pueden ser muy útiles para las personas. El 9-delta-tetrahidrocannabinol (conocido como THC) o el cannabidiol (conocido como CBD) son dos de los principales cannabinoides que se han probado para efectos médicos .

Según el informe, estos dos cannabinoides también podrían tener los siguientes efectos:

-Actividad antiinflamatoria
-Bloquean el crecimiento de células tumorales
-Previenen el crecimiento de los vasos sanguíneos que suministran tumores
-Tienen actividad antiviral
Alivian los espasmos musculares causados ​​por la esclerosis múltiple
Hasta la fecha, la FDA no ha aprobado el cannabis como una opción de tratamiento válida para el cáncer o cualquier otra condición médica, aunque esto puede cambiar.

Se requieren ensayos clínicos

Actualmente no existen ensayos clínicos en curso sobre el cannabis como tratamiento para el cáncer en humanos. El cannabis y los cannabinoides se han estudiado en ensayos clínicos como formas de controlar los efectos secundarios del cáncer y las terapias contra el cáncer, aunque nunca como un tratamiento para el cáncer en sí. El único ensayo publicado de cualquier cannabinoide en pacientes con cáncer es un pequeño estudio piloto de inyección intratumoral de delta-9-THC en pacientes con glioblastoma multiforme recurrente.

Los cannabinoides pueden tener efectos antitumorales a través de diversos mecanismos, algunos de los cuales son la inducción de la muerte celular, la inhibición del crecimiento celular y la inhibición de la metástasis tumoral. Otra investigación sobre los efectos antitumorales del CBD examinó el papel de la molécula de adhesión intercelular 1 (ICAM-1) que se ha informado que se correlaciona negativamente con la metástasis del cáncer.

En las líneas celulares de cáncer de pulmón, CBD upregulated ICAM-1, lo que lleva a la disminución de la invasión de células cancerosas. Los cannabinoides parecen matar las células tumorales pero no afectan a sus equivalentes no transformados e incluso pueden protegerlos de la muerte celular. En otro estudio , también se ha demostrado que el CBD ejerce un efecto quimiopreventivo in vivo en un modelo murino (ratón) de cáncer de colon.

Todavía estamos lejos de saber si el cáncer se puede tratar con cannabinoides derivados del cannabis. Una cosa es cierta, el Cannabis puede ser una alternativa mucho mejor a los opiáceos y otras drogas para el control del dolor que se prescriben a pacientes con esta grave enfermedad.

Nadie ha muerto por fumar demasiado cannabis porque los receptores cannabinoides, a diferencia de los receptores opioides, no se encuentran en las áreas del tallo cerebral que controlan la respiración. Aunque el cannabis es una droga adictiva, su potencial adictivo es considerablemente más bajo que el de los opiáceos y otros analgésicos.

Fuente Greencamp

0 1.005 vistas

Δ 9 -tetrahidrocannabinol (THC) puede inhibir la migración de células de cáncer de endometrio, de acuerdo con un estudio publicado por la revista  Oncology Letters y también online por el Instituto Nacional de Salud  de EEUU.

“Las intervenciones terapéuticas limitadas están clínicamente disponibles para tratar el cáncer de endometrio agresivo (CE)”, comienza el resumen del estudio. “Por lo tanto, se requieren urgentemente terapias efectivas”. El presente estudio “investigó el papel del Δ 9 -tetrahidrocannabinol (THC), que según se informa impacta en las actividades proliferativas y migratorias durante el deterioro de la progresión del cáncer”.

En el estudio, “la migración celular en respuesta al THC se midió usando ensayos transpocillos. Utilizando el análisis de western blot, se detectaron los niveles de receptores cannabinoides en los tejidos del CE y se determinaron las vías que conducen a la inhibición de la migración celular por THC en las células CE humanas “.

Los resultados sugirieron que “los receptores de cannabinoides se expresaron en gran medida en los tejidos de la CE. Además, el THC inhibió la viabilidad y motilidad de las células CE al inhibir la transición epitelio-mesenquimal (EMT) y la regulación negativa de la expresión de la metaloproteinasa-9 de la matriz (MMP-9) en células agresivas CE humanas”.

Los investigadores afirman que “los resultados tienen el potencial de promover el desarrollo de nuevos compuestos para el tratamiento de la metástasis CE”. Concluyen afirmando que “los presentes hallazgos sugieren que el THC puede inhibir la migración de células CE humanas a través de la regulación de las vías EMT y MMP-9 “

Un estudio publicado a principios de este año en el Journal of Physiology and Biochemistry concluye afirmando que; “Nuestros datos respaldan aún más la evaluación del CBD y de extractos ricos en CBD para el posible tratamiento del cáncer de endometrio, en particular, que se ha vuelto no sensible a las terapias comunes”.

0 182 vistas

El CBD (cannabidiol) y los extractos ricos en CBD pueden proporcionar una opción de tratamiento potencial para el cáncer de endometrio, según un nuevo estudio publicado por la Journal of Physiology and Biochemistry , y publicado online por el Instituto Nacional de Salud de los Estados Unidos .

“Entre una variedad de fitocannabinoides, Δ 9 -tetrahidrocannabinol (THC) y el cannabidiol (CBD) son los compuestos terapéuticos más prometedores”, comienza resumen del estudio. “Además de los bien conocidos efectos paliativos en pacientes con cáncer, se ha demostrado que los cannabinoides inhiben el crecimiento in vitro de las células tumorales. Del mismo modo, los principales endocannabinoides (eCBs), anandamida (AEA) y 2-araquidonilglicerol (2-AG), inducen la muerte de células tumorales “.

El propósito del presente estudio “fue caracterizar  los elementos cannabinoides y evaluar el efecto de los  cannabinoides  en la viabilidad de las células cancerosas endometriales”. El cáncer endometrial es una variedad de cáncer que comienza en el revestimiento del útero.

1 208 vistas

La ciencia cada vez más esta estudiando e investigando el cannabis sativa, de hecho, una nueva investigación realizada en Israel apoyaría la idea de que la marihuana puede utilizarse para combatir y matar las células cancerosas.

David Meiri es un biologo del Instituto de Tecnología de Israel (Technion) y es el investigador que esta realizando investigaciones con distintas combinaciones de cannabinoides del cannabis que podrían ser muy eficaces para la destrucción de especificas células cancerígenas.

Alrededor de nueve millones de personas en todo el mundo murieron de esta enfermedad en el 2015 según la OMS. Según el investigador israelí, el cannabis puede ofrecer una seria alternativa a la quimioterapia, pero sin los efectos secundarios tan perjudiciales y dañinos que todos conocemos.

La idea de que la marihuana o sus compuestos pueden ser una solución para combatir esta grave enfermedad no es nueva. Aunque, la mayoría de evidencias son anecdóticas y las investigaciones realizadas hasta la fecha, aún no han identificado exactamente los compuestos del cannabis que matan estas células cancerígenas.

“Nos hemos dado cuenta de que existe un vacío” dijo el biologo Meiri añadiendo ”Las personas no conocen ni entiendienlas variedades de la planta lo suficiente”.

El equipo de investigadores bajo la dirección de David Meiri, en el Laboratorio de Biología del Cáncer y Cannabinoid Research, lo componen treinta investigadores y están buscando identificar la composición química exacta de las distintas variedades de marihuana. Los investigadores probaron y observaron los resultados y efectos en las células cancerosas de una gran multitud de estas cepas y así pudieron determinar que variedades habían sido más efectivas matándolas.

0 73 vistas

Un tribunal de Indonesia en la isla de Borneo encarceló a un hombre durante ocho meses después por crecer marihuana medicinal para ayudar a aliviar el dolor que padece su esposa afectada por el cáncer y que murió poco después de su arresto, dijo su abogado.

Indonesia es uno de los países que tiene las leyes de drogas más estrictas en el mundo y ha encarcelado a un número récord de usuarios y vendedores.

La historia de este hombre llamado Fidelis Arie ha despertado la simpatía e indignación de los activistas por los derechos humanos.

El tribunal de Sanggau en la provincia de Kalimantan occidental encarceló a Arie durante ocho meses, más de los cinco meses que la fiscalía pidió, y le multó con mil millones de rupias, 75.000 dólares, dijo su abogada Marcelina Lin.

El tribunal encontró que Arie no tenía un permiso para usar marihuana y se lo había suministrado a otra persona, aunque el juez aceptó que no era ni usuario ni distribuidor.

Arie, padre de dos hijos, lloró al escuchar el veredicto y en la actualidad sigue detenido en el Instituto Correccional de Sanggau.

Grupos de derechos y activistas legales condenaron el veredicto.

“Fidelis pudo haber cometido un crimen al plantar esos arbustos de marihuana, pero lo hizo en una situación de emergencia”, dijo Andreas Harsono de Human Rights Watch. “Plantó por amor a su esposa, no debería ser encarcelado por amar a su esposa”, dijo Harsono.

El Instituto para la Reforma de la Justicia Penal (ICJR) también pidió que todas las acusaciones fueran rechazadas contra Arie.

“Este caso debe abrir los ojos del gobierno, especialmente los del presidente, cuyas declaraciones sobre la guerra contra las drogas … han hecho que Fidelis se convierta en una de las víctimas”.

El presidente indonesio Joko Widodo también ha recibido las criticas de grupos de derechos y de gobiernos extranjeros por ordenar las ejecuciones de narcotraficantes condenados.

0 394 vistas

Cuando se activan los receptores CB1 y CB2 en el sistema endocannabinoide del cuerpo humano por la exposición al cannabinoide CBD que no es psicoactivo, estos pueden actuar como agentes anti-tumorales en un número de cánceres agresivos.

El sistema endocannabinoide (ECS) es un grupo endógeno (que tiene un origen interno)de receptores cannabinoides localizados en el cerebro de los mamíferos y en los sistemas nerviosos central y periférico.
“Los componentes químicos del cannabis, llamados cannabinoides, activan los receptores específicos en todo el cuerpo para producir efectos farmacológicos, especialmente en el sistema nervioso central y en el sistema inmune”, según el Instituto Nacional del Cáncer de Estados Unidos,

Se ha demostrado que el CBD inhibe la progresión de los cánceres localizados en la mama, pulmón, próstata y colon en modelos de animales, lo que sugiere que el CBD también sería eficaz en el aumento de la muerte de células de cáncer en sujetos humanos. Ver “The Anti-tumor Activity of Plant-Derived Non-Psychoactive Cannabinoids” Biblioteca Nacional de Medicina de los Estados Unidos número de estudio NIHMS685179. Otros estudios también han encontrado que el CBD puede ser eficaz en el tratamiento de otros tipos de cáncer.

“En conjunto, el derivado de la planta cannabinoide no psicoactivo CBD exhibe acciones pro-apoptóticos y anti-proliferativos en diferentes tipos de tumores y también puede ejercer propiedades anti-migratorias, anti-invasivas, anti-metastáticas y quizás anti-angiogénicas. Sobre la base de estos resultados, la evidencia que está emergiendo sugiere que el CBD es un potente inhibidor tanto del crecimiento como la propagación del cáncer “, resumió el informe de la investigación del cáncer” cannabidiol como potencial medicamento contra el cáncer “, Biblioteca Nacional de Medicina de los Estados Unidos número de estudio PMC3579246.

Si uno va a la pagina web de la Biblioteca Nacional de Medicina (National Institutes of Health) https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/  y hace una búsqueda en “cannabinoide”, hay cerca de 20.000 estudios de investigación publicados . Eso es un promedio de más de dos publicaciones científicas por día durante los últimos 20 años! Literalmente miles de estudios clínicos muestran sus sorprendentes beneficios. 2042 estudios determinaron que el CBD combate el cáncer y los tumores.

533 estudios sobre la reducción de las náuseas y vómitos por los cannabinoides en pacientes relacionados con la quimioterapia; 802 estudios concluyeron que el CBD ayuda a combatir las enfermedades neurodegenerativas; 221 estudios encuentran que el cannabidiol muestra propiedades anti-convulsivos; 1784 estudios documentan que el CBD suprime el dolor; 1168 estudios concluyeron que la CBD mejora la función cerebral; 295 estudios concluyeron que el CBD mejora el sueño; 1368 estudios concluyeron que el cannabidiol protege de la inflamación; y 413 estudios documentados mostraron alivio de la ansiedad con el CBD.

El THC (cannabinoide psicoactivo) y el CBD también demostraron ser eficaces en la reducción de dolor neuropático en donde los tratamientos tradicionales habían sido incapaces de ayudar. En otro estudio, los pacientes con cáncer y con dolor intratable que previamente habían sido tratados sin éxito con opioides registraron reducciones significativas en los niveles de dolor después de haber sido tratado con tanto THC y CBD.

Además, el Instituto Nacional del Cáncer de EEUU reconoce al cannabis como un tratamiento eficaz para proporcionar alivio de una serie de síntomas asociados con el cáncer, incluyendo el dolor, náuseas y vómitos, ansiedad, y pérdida de apetito.

El suplemento dietético CBD está disponible en cápsulas y ungüentos en el sitio web www.cbdcannabidiolmeds.com . Aunque no se requiere ninguna prescripción del médico para comprar CBD en cualquier estado o en cuarenta países fuera de los EE.UU., los pacientes siempre deben consultar primero con su médico de cabecera antes de comenzar un nuevo programa de suplemento dietético como el CBD.

Las declaraciones en este comunicado de prensa no han sido evaluadas por la FDA y no están destinadas para diagnosticar, tratar o curar ninguna enfermedad. Siempre consulte con su médico antes de comenzar un nuevo programa de suplemento dietético.

1 523 vistas

Se está incrementado el interés en el uso de cannabis para tratar ciertas condiciones médicas, tales como diferentes tipos de cáncer. 

Una reciente actualización publicada por el Instituto Nacional del Cáncer de EEUU (NCI) ofrece una visión general de la información basada en la evidencia sobre los efectos del cannabis en diferentes tipos de cáncer y describe los descubrimientos que la ciencia ha hecho, así como lo que sigue siendo desconocido.

La administración de tetrahidrocannabinol (THC) ha demostrado reducir la incidencia de cáncer de colon e hígado en modelos de animales. Los investigadores también han encontrado que el cannabis puede proteger las células normales de su muerte y puede incluso eliminar las células cancerosas. Así que, sí, es posible que el cannabis ayude en la lucha contra los procesos celulares que promueven el crecimiento del cáncer. Sin embargo, estos datos no se han replicado en los seres humanos, lo que significa que es en gran parte especulativa por ahora.

La revisión del NCI también se ocupa de los posibles aspectos negativos del consumo de cannabis: algunos estudios han demostrado que el cannabis en realidad podría causar cáncer.

Pero, ¿cómo podría el cannabis ayudar a combatir el cáncer y causar cáncer? La respuesta es un poco complicada. En primer lugar, es posible que el cannabis funcione de forma diferente en una persona con cáncer que en una persona sana que consume cannabis. En segundo lugar, podría depender de la vía de administración (fumadores, comparados con los que consumen aceite). En tercer lugar, no tenemos pruebas suficientes para determinar la relación entre el cannabis y el cáncer porque la mayoría de los estudios se han realizado en modelos animales (no humanos); Por lo tanto, el vínculo entre el consumo de cannabis y el cáncer no es concluyente.

Entonces, ¿qué es lo que realmente sabemos sobre el cannabis y el cáncer?

Amplias pruebas han demostrado que el cannabis puede ayudar a aliviar algunos de los síntomas asociados con el cáncer y algunos efectos secundarios del tratamiento del cáncer:

Dirigidos a las náuseas y vómitos:

-El Dronabinol y la Nabilona pueden ser utilizados para el tratamiento de reducción de las náuseas y vómitos inducidos por quimioterapia.

-Varios estudios han verificado sus efectos sobre estos efectos secundarios de la quimioterapia.

Aliviar el dolor:

-El Sativex es un extracto de cannabis aprobado en varios países para el tratamiento del dolor en pacientes con cáncer.

-Ambos estudios en modelos animales y humanos han demostrado sus efectos analgésicos.

Estimular el apetito:

-El consumo de cannabis se ha demostrado que aumenta la ganancia de peso en pacientes con cáncer.

-Los estudios clínicos y experimentos en modelos de animales han demostrado el efecto de cannabis en el aumento de apetito.

Debemos tener en cuenta que mientras que los medicamentos a partir del cannabis disponibles en el mercado, como el dronabinol y la nabilona, están aprobados para el tratamiento de los efectos secundarios relacionados con el cáncer, la FDA norteamericana no ha aprobado el cannabis como tratamiento para el cáncer o cualquier otra condición médica. Pero con los ensayos clínicos controlados en marcha más, eso podría cambiar en los próximos años.

Se puede visitar la base de datos de ensayos clínicos  del Instituto Nacional de Salud de EEUU para saber más sobre los diferentes estudios sobre el cannabis y el cáncer que actualmente se está ampliando con nuevos estudios.

2 915 vistas

Para combatir el cáncer se necesitan la muerte de las células tumorales, el cannabis ayuda con su reciclaje.

Los científicos han descubierto un componente que puede hacer que las células cancerígenas se destruyan ellas mismas. Ese componente es el psicoactivo cannabinoide THC que encontramos en la planta del cannabis.

El procedimiento que utiliza este fitocannabinoide es la autofagia, proceso por el cual la célula se autoinduce su propio suicidio o muerte. Al científico descubridor de de este mecanismo que hace que la misma célula se recicle desde su interior se le concedió el Premio Nobel de Medicina 2016.

Ahora el mismo equipo de científicos internacionales que lo descubrieron han descubierto que el tetrahidrocannabinol (THC) pone en marcha la autofagia que hace que esas células tumorales se suiciden.

La autofagia le sirve a las células para renovar sus componentes, aunque en el proceso de esa renovación puede acabar de formas distintas, tener éxito o morir, según cuál sea la causa que la desencadene. Si es por la falta de nutrientes, normalmente no hay problemas. La célula quema sus propios componentes proporcionando así al organismo la energía que precisa. Es como la reacción para poder tener una subida de energía en una situación de ayuno.

El tema cambiaría cuando, en vez de por ausencia de alimentos, la autofagia se produce por suministro de tetrahidrocannabinol. Con este cannabinoide de la marihuana, se refuerza la versión destructiva, en la que la célula se auto degrada y, finalmente, muere. Se destruye en su totalidad

Ambas investigaciones se han realizado con cultivos de células con un tumor cerebral muy grave. Las observaciones sirvieron para confirmar que se puede “contribuir a sentar las bases para el desarrollo de nuevas terapias antitumorales basadas en la activación de la muerte a través de la autofagia”, dijo el científico español Guillermo Velasco, uno de los investigadores del equipo. “Estas observaciones pueden contribuir a sentar las bases para el desarrollo de nuevas terapias antitumorales basadas en la activación de la muerte a través de la autofagia” añadió.

En la investigación liderada por la Universidad Complutense de Madrid y el Instituto de Investigaciones Sanitarias San Carlos, también participó el Instituto de Química Avanzada de Cataluña, el Instituto de Biofísica (UPV/EHU-CSIC), la Universidad del País Vasco, el Danish Cáncer Society Research Center (Dinamarca), Newcastle University (Reino Unido), el Centro de Investigaciones Biológicas (CSIC), Sunderland University (Reino Unido), el Instituto Nacional de Enfermedades Infecciosas (Japón) y el CIBERNED.

1 119 vistas

Investigadores de la Universidad de Canberra (UC) en Australia anunciaron la puesta en marcha de un nuevo proyecto de investigación cuyo objetivo es crear una terapia a base de marihuana para el tratamiento del melanoma, el tipo más grave de cáncer de piel.

La Universidad australiana firmó un contrato que asciende a un millón de dólares por parte del fabricante internacional de productos de marihuana medicinal Cann Pharmaceutical , prestando el producto de la marihuana médica con el objeto de hacer ensayos clínicos en pacientes con melanoma.

El proyecto de investigación de dos años se llevará a cabo por la profesora de biología molecular y celular Sudha Rao.

El equipo de la profesora Sudha Rao, del Instituto de Investigación de la Salud de la Universidad de Canberra, ya ha comenzado con la investigación en terapias innovadoras y agresivas de cáncer para combatir las células madre cancerosas y la prevención de la recurrencia del cáncer.

La profesora Rao dijo que los estudios clínicos previstos ayudarán a arrojar nueva luz sobre la eficacia del cannabis en el tratamiento del melanoma.

Los estudios existentes sugieren que algunos de los compuestos que se encuentran en la marihuana tiene la capacidad de “apagar” el crecimiento descontrolado de las células cancerosas de la piel, que es un factor importante en el desarrollo y progresión del cáncer de la piel.

La investigación de septiembre de 2013, publicada en el British Journal of Pharmacology demuestran que el cannabidiol (CBD) puede ser muy prometedor para el desarrollo de nuevos tratamientos para el cáncer de piel.

“Los australianos tienen la tasa más alta de melanoma en el mundo. Se estima que sólo en el año 2016 serán diagnosticados con melanoma unos 13.000 australianos “, dijo Rao.

“Se considera que el melanoma es el tercer cáncer más común en Australia y Nueva Zelanda, cerca de 1.800 personas morirán a causa de ella este año, por lo que necesitamos desarrollar tratamientos efectivos.”

El cannabis medicinal se administra a pacientes con melanoma, en paralelo con la quimioterapia. Los científicos controlan estrictamente cómo las células madre responden al tratamiento con el cannabis. Se espera que los ensayos clínicos comiencen en el 2017.

0 435 vistas

Un nuevo estudio publicado en la revista BMC Complementary and Alternative Medicine , y publicado online por el Instituto Nacional de Salud de los Estados Unidos , ha encontrado que el cannabidiol (CDB) no sólo puede prevenir el crecimiento del cáncer de cuello de útero, sino que puede inducir la muerte celular en líneas celulares de cáncer de cuello uterino .

“En este estudio se comparan los efectos antiproliferativos de extracto crudo de Cannabis sativa y su principal compuesto el cannabidiol en diferentes líneas celulares de cáncer de cuello uterino”, afirma el resumen del estudio.”Para lograr nuestro objetivo se hicieron análisis fitoquímicos, ensayo de MTT, análisis del crecimiento celular, citometría de flujo, análisis de la morfología, Western blot, ensayos de caspasa 3/7 y se llevaron a cabo ensayos de medición de ATP.”

Según los investigadores; “Los resultados obtenidos indican que tanto el cannabidiol y los extractos de cannabis sativa fueron capaces de detener la proliferación celular en todas las líneas celulares en concentraciones variables.”

El estudio concluye; “En conclusión, estos datos sugieren que el cannabidiol … prevendría el crecimiento celular e induciría la muerte celular en líneas celulares de cáncer de cuello uterino.”
El estudio completo se puede encontrar haciendo clic aquí .

0 1.347 vistas

Un nuevo estudio que se publicará en el próximo número de la revista Expert Opinion on Investigational Drugs , y publicado online antes de su impresión por el Instituto Nacional de Salud de Estados Unidos , ha descubierto que los cannabinoides pueden ser una herramienta prometedora para el tratamiento del cáncer de mama y de próstata.

De acuerdo a lo abstracto del estudio;

 “El objetivo de esta revisión es evaluar la prometedora utilidad quimioterapéutica de los fitocannabinoides, los endocannabinoides, y los cannabinoides sintéticos para el cáncer de próstata y mama”

En su evaluación, los investigadores encontraron que;

 “Los cannabinoides, en particular, el no psicoactivo CBD, pueden ser una herramienta prometedora en la terapia de combinación para el cáncer de mama y de próstata, debido a sus efectos antitumorales directos, su capacidad para mejorar la eficacia de los fármacos antitumorales convencionales y su utilidad como tratamiento paliativo”.

Los investigadores resaltan ;

“Sin embargo, estudios más profundos para establecer plenamente los mecanismos responsables de sus propiedades antitumorales y pro-tumorales y su formulación en la entrega eficiente de los sistemas aún no se han establecido.”

El estudio, realizado en la Universidad Complutense de Madrid , en España, se puede encontrar haciendo clic aquí .

3 584 vistas

Un nuevo estudio ha encontrado que el ácido cannabidiólico (CBDA) inhibe eficazmente la propagación de las células de cáncer de mama altamente agresivas mediante la regulación negativa de un proto-oncogén llamado c-fos.

El ácido cannabidiólico (CBDA) evita la propagación de las células de cáncer de mama, según los hallazgos de un nuevo  estudio publicado en el Journal of Natural Medicines . El CBDA, el precursor ácido del cannabidiol (CBD), es un compuesto no psicoactivo encontrado en las plantas de cannabis. Cuando el CBDA se calienta a través de fumar, vaporizar, o por descarboxilación, se convierte en el CBD.

En el estudio, los investigadores, dirigidos por Shuso Takeda, de la Universidad de Hokuriku, encontraron que el CBDA inhibe la migración de las células de cáncer de mama más agresivos.

“Las actividades biológicas del CBDA han estado atrayendo cada vez más atención”, Takeda escribió en el estudio. Él y sus investigadores “identificaron el CBDA como un inhibidor de la migración de las células MDA-MB-231, una línea celular de cáncer de mama humano ampliamente utilizado en la biología del cáncer, debido a su naturaleza altamente agresiva.”

El estudio de Takeda en el 2012  estudio fue el primero en demostrar que el CBDA inhibe eficazmente la propagación de las células de cáncer de mama humano altamente invasivo. En el 2014, Takeda y su equipo  encontraron que el CBDA ayudó a suprimir las células de cáncer de mama mediante la inhibición de la ciclooxigenasa-2 (COX-2), una enzima conocida por estar involucrada en los procesos inflamatorios y en la metástasis de las células cancerosas.

Takeda encontró resultados similares en este estudio más reciente; Sin embargo, él y su equipo también posiblemente han identificado el mecanismo molecular responsable de la regulación a la baja de la COX-2 por el CBDA. Takeda y su equipo de investigación “describen un posible mecanismo por el cual el CBDA abroga la expresión de la COX-2 a través de la selectiva baja regulación de c-fos, un componente de la (-1 AP) complejo dímero activador de la proteína-1, un factor de transcripción para la regulación positiva del gen COX-2 “. La sobreexpresión de c-fos, un proto-oncogén, se ha  ligado a una variedad de tipos de cáncer.

El cáncer de mama es uno de los tipos más comunes de cáncer en EEUU y los países desarrollados, según el Instituto Nacional del Cáncer de Estados Unidos.

La organización sin ánimo de lucro  Breastcancer.org informa que aproximadamente 1 de cada 8 mujeres en los Estados Unidos (12 por ciento) desarrollarán cáncer de mama invasivo en algún momento durante el transcurso de su vida. Tanto los hombres como las mujeres pueden desarrollar cáncer de mama y habrá un estimado de 246,660 nuevos casos de cáncer de mama diagnosticados en los EE.UU. este año por ejemplo.

La investigación anterior sugiere que otros cannabinoides que se encuentran en el cannabis también tienen efectos anticancerígenos . El CBD se ha encontrado en  varios estudios con animales que inhibe la progresión del cáncer de mama, pulmón, próstata, y cánceres de colon. Eñ cannabis también se ha encontrado que puede ser altamente beneficioso en la mediación del dolor, las náuseas, fatiga, pérdida de peso, trastornos del sueño, estreñimiento, trastornos del estado de ánimo, y prurito asociado con tratamientos de quimioterapia.

Debido a su eficacia, casi todos los estados norteamericanos que han aprobado  leyes de marihuana medicinal han incluido el cáncer en su lista de condiciones aprobadas.  El CBD y CBDA y los derivados del cáñamo en lugar de la marihuana medicinal son no psicoactivos. A principios de este año, la autoridad sanitaria de Brasil aprobó la importación de aceite de cáñamo CBD para pacientes con cáncer.

Ver aquí para obtener más información acerca de la CBD y el cáncer.