Brownie cannábico de chocolate y plátano en 5 minutos

El brownie es un postre típico de Estados Unidos y se trata de una especie de bizcocho de chocolate pequeño y de color marrón oscuro, de ahí su nombre.

platano_brownie

El brownie es un postre típico de Estados Unidos y se trata de una especie de bizcocho de chocolate pequeño y de color marrón oscuro, de ahí su nombre. Se dice que es el resultado de un error de un prestigioso cocinero de Boston al que se le olvidó poner levadura a un bizcocho de chocolate allá por el año 1897. El brownie original está elaborado con chocolate, nueces y no incluye como decimos levadura, de ahí su textura compacta. Hoy en día puede llevar muchos otros ingredientes, incluso levadura, además de acompañarse generalmente de helado de vainilla, nata o sirope.

En nuestro post de hoy te daremos una receta para un brownie cannábico de chocolate y plátano. No tardarás mucho tiempo en elaborarlo y el resultado será simplemente espectacular, tanto en sabor como en los efectos que proporcionará. Es ideal como alternativa a los típicos bizcochos o galletas de cannabis, tanto para quien busque un consumo terapéutico o recreativo, además de perfecto tras una buena comida.

INGREDIENTES (para 4 personas)

  • 120 gr de harina
  • 1 plátano maduro
  • 10 gr de cacao amargo en polvo
  • 1/2 cucharadita de levadura en polvo
  • 100 gr chocolate negro de postres
  • 100 gr mantequilla
  • 120 gr azúcar moreno
  • 50 gr nueces
  • 1 huevo
  • 1 pizca de sal
  • 2-3 gramos de cannabis

ELABORACIÓN BROWNIE

Como usaremos el horno y sus ingredientes harán que tenga un sabor potente y dulce, nos ahorraremos integrar el cannabis en la mantequilla y lo usaremos simplemente triturado. No afectará a su sabor prácticamente en absoluto. Además nos ahorraremos la hora de preparación de la mantequilla cannábica.

La masa no tardaremos mucho en elaborarla, apenas 5 minutos, así que lo primero será poner el horno a precalentar a 120ºC. Es importante no superar esta temperatura, la que permitirá una perfecta descarboxilación de los cannabinoides aunque el tiempo de cocción será bastante mayor.

En un recipiente tamizamos la harina, el cacao amargo en polvo, la levadura y la sal, reservando de momento. En un cazo fundimos al baño maría el chocolate y la mantequilla. Procura que el agua no rompa a hervir para evitar que el chocolate se queme.

Retira el cazo del fuego y añade el huevo batido, las nueves picadas, el plátano aplastado y el cannabis bien triturado con un grinder. Remueve con una lengua pastelera o cuchara de madera, e incorpora en el bol con los ingredientes secos, mezclando de nuevo muy bien para que no queden grumos de harina.

Forra un molde rectangular de unos 20×10 cm con papel de hornear y vierte la mezcla en él. Con una cuchara de madera o lengua pastelera, reparte la mezcla bien por el molde para que no queden zonas de distinto espesor. Hornea durante una hora o hasta que quede consistente al tacto.

Retira del horno, deja que enfríe en molde y córtalo después en 4 porciones. A la hora de servir, puede espolvorear el brownie con azúcar glas, servirlo con una bola de helado (tradicionalmente de vainilla), sirope de chocolate… y disfrútalo siempre con prudencia.

Aquí puedes encontrar mas sobre brownies

Más Artículos
platano_brownie
Tortitas de plátano y cannabis, sencillamente irresistibles
>