Buscan despenalizar pequeñas cantidades en Florida

Un proyecto de ley en el estado más latino de Estados Unidos busca despenalizar pequeñas cantidades de marihuana

Un proyecto de ley en el estado más latino de Estados Unidos busca despenalizar pequeñas cantidades de marihuana.

Shervin Jones, un legislador de la Florida, presentó el pasado lunes un proyecto de ley que, de aprobarse, permitirá la despenalización de pequeñas cantidades de marihuana en el Estado del Sol a partir del 1 de julio de 2020.

La normativa, bautizada como la ley HB 25, busca reducir las sanciones penales contra aquellas personas acusadas por posesión de 20 gramos -o menos- de cannabis y productos que contengan 600 miligramos -o menos- de THC, reportó ABCactionews.

A su vez, el proyecto de ley aboga porque los infractores juveniles sean elegibles para una citación civil o programas de desvío, antes del arresto.

Por ahora, la posesión de pequeñas cantidades de marihuana en el estado de la Florida es considerado por las autoridades como un “delito menor de primer grado”.

Esta nueva propuesta consistiría en una reducción de la infracción, convirtiéndola así en una “violación no penal”.

«Después de ser acusados de posesión, muchos floridanos sienten el impacto duradero ya que su ayuda financiera estudiantil, las oportunidades de empleo, la elegibilidad de vivienda o el estado de inmigración se ven afectados negativamente», declaró Jones en un reciente comunicado de prensa.

«Cuando eliminamos estos componentes fundamentales de seguridad, estamos limitando el potencial de las personas en la vida», agregó.

A inicios de abril, el legislador Carlos Guillermo Smith presentó una propuesta de ley que contemplaba la posibilidad de permitir el uso recreativo de la marihuana en Florida. Sin embargo, la normativa no logró obtener una audiencia para garantizar su aprobación.

“No obtuvo audiencia, no hubo debate, no hubo votación, como siempre lo hacen (…) Hubo una gran discusión y mucho diálogo… a pesar de no haber pasado”, explicó en aquel entonces Smith.

Es paciente medicinal pero lo tildan de “drogadicto”

Para Michael Morell, paciente de marihuana medicinal de Florida, las discrepancias entre las leyes estatales de marihuana y la comunidad médica local fueron tan grandes que solicitó una salida temprana de un hospital del área de Miami después de que los médicos lo etiquetaran como drogadicto por consumir cannabis.

Según informa Miami Diario, Morell fue llevado al Homestead Hospital a finales de junio después de sufrir un ataque epiléptico.

Allí fue diagnosticado con epilepsia como adulto, y después de probar una variedad de tratamientos narcóticos en vano, se decidió por un spray nasal de cannabis recomendado por un médico local.

Luego de someter al hombre de 34 años de edad y padre de dos hijos a una serie de pruebas, incluyendo una tomografía computarizada, resonancia magnética, electrocardiograma y un informe toxicológico, los médicos encontraron un quiste en el cerebro de Morell.

Un psiquiatra del hospital miró su informe toxicológico y le preguntó repetidamente si usaba drogas ilícitas, después de negar el uso de cualquier droga ilegal, el médico preguntó si consumía cannabis a lo que respondió de forma positiva, pero dejó claro que tenía una licencia para hacerlo.

Tras los resultados y la respuesta del paciente, el psiquiatra y otro médico llegaron a la conclusión de que Morell sufría de trastorno por consumo de cannabis.

Por este motivo Morell se sintió consternado ante la respuesta de los médicos por su consumo de cannabis, y pidió que se le diera de alta inmediatamente.

Tras esta situación la directora ejecutiva de la Organización Nacional para la Reforma de las Leyes de la Marihuana (NORML), Karen Goldstein, señaló: “Los médicos y hospitales necesitan entender que la marihuana es una medicina (…) Un médico es responsable de la salud de un paciente, independientemente de la causa”.

Más Artículos
Sale un especial de hamburguesa con cannabis
>