El precio del cannabis sigue siendo un problema en Canadá

No caben dudas de que la legalización del cannabis en Canadá, ocurrida el pasado 17 de octubre, ha revolucionado el planeta

No caben dudas de que la legalización del cannabis en Canadá, ocurrida el pasado 17 de octubre, ha revolucionado el planeta.

Sin embargo, los altos impuestos con los que las autoridades han justificado la normalización de la hierba siguen dando que hablar, y ocasionando problemas.

Es que, según informa El Economista, mientras el cannabis legal sube, el ilegal se está volviendo más barato.

El informe trimestral de Statistics Canadá sobre los precios del cannabis sugiere que el abismo de costos entre las versiones legales e ilegales de la droga es amplio y se está ampliando. 

La agencia de datos informó que la brecha de precios entre los dos tipos de cannabis es tan grande como 4.72 dólares por gramo, en promedio.

Canadá legalizó el cannabis recreativo en octubre pasado, pero el lanzamiento en todo el país ha estado plagado de retrasos, suministro limitado y otros problemas logísticos.

La compañía StatsCan les pidió a los consumidores canadienses de cannabis que les cuenten sobre la frecuencia con la que consumen la droga y cuánto pagan por ella cuando lo hacen, y los datos muestran una imagen esclarecedora de una parte de la sociedad canadiense que solía operar únicamente en las sombras.

Según las 572 respuestas voluntarias que la agencia de datos consideró creíbles en el segundo trimestre, StatsCan dijo que la versión ilegal del precio bajó de 6.23 dólares por gramo en promedio, al inicio del año, a 5.93 dólares por gramo en junio.

El cannabis legal, mientras tanto, pasó de 10.21 dólares por gramo a 10.65. Eso significa que la brecha entre los dos es ahora tan amplia como 4.72 dólares por gramo.

La brecha es cada vez más grande

Hace tres meses, el informe de StatsCan del primer trimestre sobre precios mostró que la brecha entre el cannabis legal y la variedad ilegal era de 3.62 dólares por gramo .

Eso significa que conseguirlo de forma ilegal hoy son aproximadamente la mitad del costo de la variedad legal.

Por lo tanto, no es sorprendente que más de la mitad, el 59%, de los encuestados afirmaron haber comprado cannabis ilegal durante el período.

Más de un tercio de ellos dijeron que lo hicieron porque la versión legal es demasiado cara.

El resto dijo que lo hicieron porque preferían la calidad de las opciones ilegales o porque era demasiado difícil comprar los productos legales donde viven.

Varios analistas canadienses coinciden en señalar que tal brecha de precios entre las sustancias legales e ilegales siempre va a existir porque hay costos de regulación que tienen los productores legales de cannabis que el mercado ilícito no tiene por qué preocuparse.

El negocio mundial del cannabis legal está valorado actualmente en más de 340.000 millones de dólares y cuenta con unos 263 millones de consumidores.

Más de 200 empresas relacionadas con el uso medicinal del cannabis ya cotizan en las Bolsas de Canadá y Nueva York, con un total de 80.000 millones de dólares en capitalización bursátil.

Más Artículos
El cannabis puede derrotar a los opioides en Estados Unidos
>