LaMarihuana.com es una división de Freedom Leaf, Inc. una empresa dedicada al activismo cannabico, auditada y cotizando en el mercado de valores (OTCQB: FRLF)
Tags Posts tagged with "Opiaceos"

Opiaceos

2 617 vistas

Son numerosos estudios y testimonios de pacientes los que apoyan la eficacia del cannabis para el alivio del dolor, y lo que ha llevado a instituciones como Oregon Health y la Science University School of Medicine a diseñar métodos de tratamiento utilizando alternativas a los opioides no adictivas. Además del peligro de una sobredosis de esos fármacos, los opiáceos son altamente adictivos.
“El uso de opiáceos y la adicción se ha convertido en una epidemia en países como los Estados Unidos debido a que los médicos prescriben excesivamente medicamentos opioides para tratar el dolor crónico …” los datos emergentes indican que los fármacos dirigidos al sistema endocannabinoide podrían producir analgesia con menos efectos secundarios compara-dolos con los opioides ‘ Escribe  United Press International 

Cuando se trata de la seguridad con la marihuana medicinal, el consenso es claro: con la excepción de producir sequedad en la boca o entrarte ganas de picar un tentempié, es más seguro de usar que el  ibuprofeno . De hecho, la Universidad de Montreal llevó a cabo un estudio sobre la seguridad de usar cannabis medicinal para tratar el dolor crónico. Con una excepción de reacciones adversas en el grupo de 215 participantes en el estudio: “el cannabis médico utilizado por más de un año se asoció con mejoras en el dolor, la función, la calidad de vida y la función cognitiva”

La  seguridad del cannabis

Un estudio de la Universidad de Michigan encontró que el uso de cannabis medicinal para controlar el dolor crónico disminuyó la necesidad de los analgésicos opiáceos:

“Los pacientes que usaban marihuana medicinal para controlar el dolor crónico informaron de una reducción del 64 por ciento en el uso de los medicamentos con receta más tradicionales para el dolor… los pacientes también reportaron menos efectos secundarios y una mejora de un 45 por ciento en la calidad de vida, dolor … Estamos aprendiendo que cuanto mayor sea la dosis de opioides que la gente se está tomando, mayor será el riesgo de muerte por sobredosis … pacientes de este estudio nominal de cannabis son igualmente de eficaces [como los opioides] para las personas con diferente intensidad del dolor “.

Este resultado está en línea con la investigación sobre el impacto del consumo de cannabis para sustituir a los opioides en el tratamiento del dolor: en los estados norteamericanos que han legalizado el uso de la marihuana médica, ha habido una reducción del 25% en el número de muertes por sobredosis . En contraste, nadie ha muerto de una sobredosis de marihuana medicinal.

Esto es significativo en el contexto del manejo del dolor, ya que 30% de los estadounidenses sufren de dolor crónico.

2 1.105 vistas

De “ La marihuana en Medicina ” por Tod H. Mikuriya MD (1969):

                      “Debido a que el cannabis no condujo a una dependencia física, se ha descubierto que es superior a los opiáceos para una serie de propósitos terapéuticos. Abedul, en 1889, informó el éxito en el tratamiento de la adicción a los opiáceos y de cloral con el cannabis, y en 1891 Mattison recomienda su uso por el joven médico, comparándolo favorablemente con los opiáceos.”

El dolor es la principal razón por lo que las personas buscan atención médica, y los pacientes que buscan alivio del dolor son el grupo más frecuente que emplea el cannabis como medicamento.

El dolor crónico interfiere seriamente con la calidad de vida de muchas personas. Para algunas de ellas, los fuertes medicamentos recetados para el dolor (opioides) les han proporcionado alivio. Pero y por desgracia, varios problemas pueden seguir con el uso de estos opioides a largo plazo.

Los pacientes muy pronto pueden desarrollar una tolerancia a los efectos analgésicos, por lo que se requiere cada vez mayores dosis.

El uso crónico de opioides también causa efectos secundarios no deseados que incluyen problemas tales como estreñimiento, sensación de drogado, náuseas, y deprimido.

Un sinnúmero de auto-informes de pacientes con dolor crónico que usan cannabis para el tratamiento del dolor muestran un tema común. Estos pacientes informan de que son capaces de disminuir de manera significativa, ya sea su dosis de opioides o interrumpir por completo el uso de opioides.

También informan del beneficio de no tener que lidiar con los efectos secundarios de los opioides tales como estreñimiento, náuseas o depresión.

Una observación típica de los pacientes es que el consumo de cannabis no necesariamente les quita el dolor, pero que ya no están preocupados por ese dolor; son capaces de ignorarlo. La investigación está empezando a demostrar que existe una sinergia entre los cannabinoides y los opioides y por lo tanto, un paciente podría disminuir la cantidad de opioides necesarios para controlar el dolor debido al efecto ahorro del opioide por cannabis.

Desde que los opioides conllevan el riesgo de sobredosis, junto con otros efectos secundarios no deseados por su consumo y añadiendo el cannabis a su régimen de tratamiento, esto permite a los pacientes lograr una mayor comodidad con una menor o ninguna cantidad de medicación opioide.

4 656 vistas

Por Paul Armentano, Director Adjunto de la NORML

A largo plazo, el uso diario de cannabis se asocia con una mejor analgesia y reducción en el uso de opioides en pacientes con condiciones de dolor crónico resistente al tratamiento, de acuerdo con los datos de los ensayos clínicos publicados online antes de su impresión en The Clinical Journal of Pain .

Los investigadores de la Universidad Hebrea en Israel evaluaron el uso del cannabis sobre el dolor en una cohorte de 176 pacientes, cada uno de los cuales previamente no respondían a los medicamentos convencionales para el dolor. Los pacientes inhalaron cannabis con el THC como dominante, usándose diariamente hasta 20 gramos al mensuales y durante un período de al menos seis meses.

La mayoría de los participantes (el 66 por ciento) experimentaron una mejoría en los síntomas de dolor después del tratamiento con cannabis y la mayoría reportaron mejoras “robustas” en su calidad de vida. El consumo total de los participantes de fármacos opioides se redujoen un 44 por ciento al final de la prueba, y un porcentaje significativo de participantes interrumpieron el tratamiento con opiáceos por completo en el transcurso del estudio.

Los autores concluyeron:

“En resumen, este largo plazo de cohorte prospectivo sugiere que el tratamiento con cannabis en un grupo mixto de pacientes con dolor crónico y resistente al tratamiento puede dar lugar a una mejoría del dolor, el sueño y la calidad de vida, así como un menor consumo de opiáceos.”

Los resultados israelíes son similares a los reportados en un ensayo canadiense del 2015 y que llegaron a la conclusión de que los pacientes con dolor crónico que usaban la hierba de cannabis diariamente durante un año experimentaron una reducción en las molestias y un aumento de calidad de vida en los controles, y no poseen un mayor riesgo secundario de efectos graves.

De acuerdo con los datos publicados en 2014 en el Journal of the American Medical Association , en los estados norteamericanos con leyes de marihuana medicinal experimentan muchas menos muertes relacionadas con los opiáceos que los estados que prohíben la planta. Los investigadores de la RAND Corporation y la Universidad de California en Irvine informaron hallazgos similares en el 2015, concluyendo,

              “Los Estados norteamericanos que permiten dispensarios de marihuana medicinal experimentan una relativa disminución en ambas adicciones de opiáceos y muertes por sobredosis de opioides en comparación con los estados que no lo hacen.” Los datos clínicos publicados en el 2011 en la revista Clinical Pharmacology & Therapeutics  previamente informó que la administración de cannabis vaporizado “aumenta de forma segura el efecto analgésico de los opioides.”

Una revisión publicada a principios de este año en el Canadian Journal of Anesthesia que evaluó el uso clínico de los cannabinoides para el dolor en más de 1.300 sujetos concluyó:

              “En general, la reciente literatura apoya la idea de que en la actualidad los cannabinoides disponibles son analgésicos moderadamente eficaces que proporcionan un ambiente seguro, son una opción terapéutica razonable para el manejo del dolor no relacionado con el cáncer crónico y posiblemente relacionada con el dolor del cáncer”.

Un resumen del estudio “ Los resultados del efecto del cannabis medicinal en el dolor son una mejor calidad de vida y la mejora con el dolor crónico” aparece online un resumen del estudio, aquí .