LaMarihuana.com es una división de Freedom Leaf, Inc. una empresa dedicada al activismo cannabico, auditada y cotizando en el mercado de valores (OTCQB: FRLF)
Tags Posts tagged with "Recetas"

Recetas

0 2.495 vistas

En los últimos tiempos los E-Liquids de cannabis se están ganando un espacio entre consumidores de todo el mundo. Además de su discreción, es una manera muy saludable de consumir tanto CBD como THC. En nuestro post de hoy te traemos una sencilla receta con la que podrás tú mismo elaborar tu propio e-líquido de cannabis.

INGREDIENTES

  • Propylene Glycol 20 ml
  • 6 gramos de cogollos de cannabis
  • Alcohol de alta graduación

TAMBIÉN NECESITARÁS

  • Tarro de cristal
  • Filtro de café
  • Olla
  • Horno

PREPARACIÓN

Lo primero que debemos hacer es descarboxilar el cannabis. Con este proceso, nos aseguramos que los cannabinoides y en especial el THC sea psicoactivo. Para ellos desmenuzamos los cogollos con un grinder o picador, y losponemos sobre un trozo de papel de aluminio en una bandeja de horno. Precalentamos en horno a 105-110º y metemos la hierba, es suficiente con unos 15-20 minutos.

Los cogollos ya descarboxilados los pasamos a un bote de cristal, que llenaremos con el alcohol de alta graduación que hayamos seleccionado. Entre las opciones disponibles, la más fácil de conseguir es la Absenta, que puede contener hasta un 89% de alcohol y que en este caso es la más indicada. Todos los días agita la botella, y tras unos 10 días los cannabinoides estarán perfectamente integrados en el alcohol.

Pasado este tiempo, debemos evaporar el alcohol cannábico por primera vez. En la olla añadimos unos 3 dedos de agua e introducimos el tarro de cristal. Ponemos la olla al fuego y al baño maría, el alcohol se irá evaporando poco a poco. Iremos removiendo continuamente para facilitarlo. Es importante en este punto contar con una buena ventilación, así que abre ventanas y enciende la campana extractora si tienes.

Lentamente, el contenido del tarro se irá oscureciendo. Cuando consideres que el alcohol se ha evaporado casi en su totalidad, vuelve a añadir más bebida alcohólica hasta obtener de nuevo el nivel inicial. Usando un filtro de papel de café, cuela la mezcla para eliminar los restos vegetales. Y de nuevo debemos evaporar el alcohol al baño maría repitiendo el paso anterior, haciendo una típica tintura. Lo ideal sería que tan sólo nos queden unos 5ml de líquido que contendrá todos los cannabinoides de la hierba.

Para terminar, tan sólo nos queda hacer la mezcla con el PropyleneGlycol, aunque también puedes usar glicerina vegetal de grado alimentario. Lo puedes encontrar en algunos estancos, o hacer una simple búsqueda en Google y comprarlo Online. La mezclar perfecta son 20 ml de Propylene Glycol y los 5ml de tintura que contiene los cannabinoides de los 6 gramos de cogollos.

La cantidad a usar de e-líquido de cannabis en un cigarro electrónico depende de los gustos de cada usuario. Siéntente libre para experimentar y disfrutar, 1ml sería una buena cantidad para empezar. Aunque si buscas efectos más potentes deberás añadir algo más.

0 430 vistas
´Foto: Zamnesia

El tiramisú es un postre moderno típico de Italia, de la región del Véneto, que se comenzó a elaborar hace unos 50 años. Desde entonces se ha convertido en uno de los dulces más internacionales y sabrosos. Es un postre frío y de cuchara, que se monta en capas. No existe una única receta para elaborarlo, sino que con unos ingredientes base pueden existir muchas variantes. En nuestro post de hoy y tratándose éste de un blog cannábico, te traemos una receta adaptada que encantará a todo amante de los dulces postres y de los efectos del cannabis.

INGREDIENTES PARA TIRAMISÚ CANNÁBICO

  • 6 yemas de huevo
  • 1 taza de azúcar
  • 300 gramos de queso mascarpone
  • 400 gramos de nata montada
  • 6 gramos de cannabis
  • Bizcochos de soletilla
  • 1 taza de café
  • ½ taza de licor de café
  • Cacao en polvo para espolvorear

ELABORACIÓN

Lo primero que debemos hacer, incluso un día antes, es infusionar la nata con el cannabis. Para ello previamente descaboxilamos el cannabis, unos 40-60 minutos en el horno a unos 115º. Después ponemos la nata en una olla a fuego suave, añadimos la hierba y dejamos que se cocine unos 20-30 minutos, removiendo para que no se pegue.

Retiramos del fuego, colamos para eliminar los restos vegetales y dejamos enfriar en la nevera. Cuando esté bien fría, añadimos un par de cucharadas de azúcar y la montamos hasta que se formen picos, que esté bien espesa.

En un bol, añadimos las 6 yemas de huevo y el azúcar, mezclando bien. Ponemos el bol al baño maría y afuego muy lento, y removemos con una cuchara lentamente, evitando que se asiente la mezcla en el bol.  Es la manera de conseguir una salsa densa y esponjosa, en lugar de unos huevos revueltos. En este punto retiramos y dejamos enfriar a temperatura ambiente.

Añade cuando el queso mascarpone a la mezcla cuando haya enfriado y mezcla suavemente. A continuación añade la nata montada y ahora mezcla bien hasta integrar todos los ingredientes. Hazlo movimientos envolventes y lentos, no queremos que las pequeñas burbujas de aire que contiene la nata exploten y se pierda la esponjosidad.  Y reservamos mientras comenzamos a montar el tiramisú.

En un plato hondo, mezcla el café junto con el licor.  Vete sumergiendo los bizcochos de soletilla, sin empaparlos demasiado, y haz una base con ellos de unos 20×15 cm. Después pon una generosa capa de la crema. Repite de nuevo con otra capa de bizcochos y otra capa de crema hasta finalizar con una capa de crema, que espolvorearemos con el cacao en polvo.

0 644 vistas

Cedella, primogénita de la ‘leyenda del reggae’, lanzó ‘Cocina con marihuana’, que trae 70 platos.

La hija mayor del “rey de reggae”, Bob Marley, ha publicado un libro de cocina de recetas de marihuana.

Cedella Marley es la hija mayor del mito de la música jamaicana y mundialmente conocido, Bob Marley. Cedella que también es una defensora de los beneficios de la planta para la salud ha lanzado al mercado un libro de recetas de comidas donde el ingrediente principal es el cannabis.

“El cannabis era como un miembro más de nuestra familia”, dice Cedella Marley. La primogénita del famoso Bob Marley defiende los beneficios tanto psicológicos como físicos del cannabis aunque no anima a consumirla fumada, sino que a introducirla en la dieta alimentaria con la ayuda de su libro “Cocina con marihuana”

Cedella Marley incluye en su libro setenta recetas entre aperitivos, platos consistentes, postres y también cosmética. También en el libro se pueden leer historias inéditas y anécdotas con sus padres que no eran muy convencionales.

Los padres de Cedella adoptaron un modo de vida rastafari en los años setenta, movimiento en el que la marihuana es un “elemento sacramental” y se encuentra presente en el día a día. Desde pequeña convivió con esta planta que sus padres cultivaban en el jardín. También la comida jamaicana tradicional con fuertes sabores de la isla le llegó por parte de su madre y por eso este libro de cocina es una forma de compartir el legado de su familia.

En el libro también podemos encontrar advertencias para no abusar del cannabis, propone 5 gramos de THC en sus recetas para conseguir un estado moderado y alegre como le gustaba a Bob Marley. En países como Estados Unidos la dosis por ración ronda los diez gramos entre gran parte de los consumidores.

Cedella vive en la actualidad en estado de Florida y aplaude la corriente internacional que apuesta por la legalización. Su apellido Marley junto a parte de su familia también están involucrados en Marley Natural, marca de marihuana que comercializa varias variedades de ganja.

“Tiene beneficios medicinales en el tratamiento del dolor, la epilepsia, la salud ocular, la ansiedad, el síndrome de estrés postraumático (…) También es orgánica, no afecta el hígado y no tiene calorías ni azúcares: es un ingrediente rico y natural”, dijo Cedella Marley en los medios.

2 296 vistas

Ya se estrenó el nuevo capítulo de ÑAM, el primer programa chileno de cocina cannabica.

En esta ocasión, el chef Camilo Chacón trae la primera receta salada de la serie: un risotto a las finas hierbas, que promete dejar a los comensales en las nubes.

En un tono a la vez didáctico y ameno, el programa enseña a los “amigos de la marihuana comestible” cómo preparar un delicioso risotto paso a paso , incorporando el cannabis de forma de aprovechar todo su poder.

Este es el sexto capítulo de ÑAM, que desde Agosto de este año ha inspirado a su público a preparar recetas con cannabis desde las más básicas de mantequilla y resina, hasta el tradicional trago chileno Terremoto, pasando por dulces como alfajores y queques de mango.

Encuentra los capítulos de ÑAM en YOUTUBE buscando “amigos de la marihuana comestible“.

1 974 vistas

El aceite de coco es conocido por su alto contenido en grasas saturadas, por lo que tradicionalmente se ha restringido su consumo hasta que estudios recientes muestran que las grasas saturadas, y especialmente las que están compuestas por ácidos grasos de cadena media, son capaces de aportar beneficios para la salud y el metabolismo.

Hasta hace muy poco la mayoría de estudios sobre el aceite de coco se habían hecho con aceite de coco parcialmente hidrogenado, por lo que contiene grasas trans que aumentan el nivel de colesterol. Ésto no sucede con el aceite de coco virgen y que no ha sido químicamente tratado. Esta riqueza en ácidos grasos es perfecta para regular la función cardiovascular y controlar el colesterol y los triglicéridos.

Estimula el sistema de defensas, la digestión y el metabolismo. Previene problemas renales, enfermedades cardíacas, hipertensión arterial, diabetes, VIH y el cáncer. Es bueno para la salud dental. Contiene Vitamina E, Vitamina K y minerales tales como el hierro. Es beneficioso para la presión sanguínea y actualmente se está estudiando. También es cicatrizante, antioxidante y calmante.

El cannabis es antiinflamatorio, sedante, calmante, anticancerígeno, antioxidante, ansiolítico, antidepresivo, calma las náuseas. Se muestra eficaz en problemas de artritis, artrosis, osteoporosis, esclerosis múltiple, dolores en general, pérdida de peso, anorexia, diabetes, alcoholismo, dolor crónico, esquizofrenia, trastornos de la ansiedad, estrés postraumático, hiperactividad, autismo, sindrome de Tourett, trastornos de sueño, glaucoma, tinittus, hipo, infecciones resistentes a antibióticos, epilepsia, paraplejia, parkinson, diarreas, síndrome de Chron, endometriosis, SIDA, alzheimer, diferentes trastornos neurológicos…

INGREDIENTES

  • Aceite de coco virgen extra 200ml
  • Cogollos de cannabis 10 gramos
  • Un bote de vidrio con tapa

PREPARACIÓN

Podemos hacerlo de dos maneras, una más lenta y la otra más rápida. Para la primera, simplemente metemos en un bote los cogollos y el aceite virgen extra de coco, dejando que macere durante 2 meses al sol o en un sitio cálido.

Para hacerlo de la segunda forma, introducimos en el bote los cogollos triturados, añadimos el aceite de coco, y lo ponemos al baño maría durante unas dos horas. Simplemente tapa el bote e introdúcelo de pie en un cazo con 3-4 dedos de agua.

Una vez hayamos finalizado, el aceite de coco y cannabis lo guardaremos en un lugar oscuro y fresco, donde durará varias semanas. Las dosis personales dependerán de las necesidades de cada uno, empieza con 1 cucharadita al día, 2 cada 12 horas, 3 cada 8…

0 1.548 vistas

Un brownie es una especie de híbrido entre pastel de chocolate y bizcocho de chocolate denso, y un pecado para los golosos y amantes de los dulces. La receta es muy sencilla y hacerlo apenas lleva unos minutos y si además le añadimos cannabis, conseguiremos una combinación explosiva. Para ello sólo necesitamos:

  • 200 gramos de mantequilla cannábica
  • 100 gramos de harina de repostería especial repostería o la misma cantidad de harina normal + 2 gramos de levadura
  • 200 gramos de azúcar
  • 4 huevos
  • 150 gramos de chocolate negro de fundir, especial repostería
  • Canela en polvo
  • Esencia de vainilla

Empezamos fundiendo el chocolate, para lo que lo partimos en trozos pequeños y lo echamos en un bol. Podemos meter el bol en una olla con un poco de agua en el fondo para fundirla al baño maría y a fuego bajo, siempre evitando que pueda caer algo de agua en el chocolate, o en un microondas a baja potencia e intervalos de 30 segundo. Buscamos una textura líquida, con cuidado que los excesos de temperatura puedan quemar el chocolate y darle un cierto sabor a quemado a nuestro brownie.

Añadimos al chocolate fundido la mantequilla de cannabis. Hacerla es muy sencillo, fundimos la mantequilla y añadimos unos 5 gramos de marihuana. Dejamos hervir a fuego bajo unos 30-40 minutos, colamos y ya la tenemos. También puedes optas por añadir unos 5 gramos de marihuana triturada a la mantequilla fundida y al chocolate. Mezcla bien, retira del fuego y resérvalo a temperatura ambiente. Es buen momento para precalentar el horno a 180º.

Por otro lado, en otro bol batimos los 4 huevos junto al azúcar, la canela en polvo y la esencia de vainilla hasta que queden estos ingredientes perfectamente integrados, con un color blanquecino y ligeramente cremoso. Puedes usar una batidora de varillas para ahorrarte trabajo y tiempo. Añadimos a esta mezcla en el bol con el chocolate y mantequilla cannábica fundida, y lo mezclamos muy bien con unas varillas hasta que quede sin grumos y perfectamente uniforme.

No hemos terminado aún, queda añadir la harina tamizada o simplemente pasada por un colador, y seguimos removiendo hasta que ya por fin todos los ingredientes están bien mezclados. Vertemos la masa en un molde o varios moldes de silicona pequeños, untados previamente en un poco de mantequilla o espolvoreados con harina para que no se peguen, y los introducimos al horno, 180º durante unos durante unos 25 ó 30 minutos. Podemos pincharlos con un cuchillo en su centro, si sale limpio estará ya en su punto. Sacamos del horno y dejamos enfriar antes de consumir.

Una buena dosis de cannabis ingerido son 0,5 gramos por persona, incluso menos si no se está habituado, por lo que este brownie serían unas 10 raciones. El cannabis ingerido tiene unos efectos retardados y hasta pasada una hora no suelen comenzar a apreciarse lo efectos. Siempre conviene ser precavido, comer una porción apropiada y esperar mínimo una hora y media antes de consumir más, es muy fácil pasarse con las dosis y los efectos puedes llegar a ser todo menos divertidos.

Aquí más publicado sobre brownies

0 98 vistas

La mona de pascua es un postre muy típico de semana santa y muy tradicional en España en las regiones de Murcia, Comunidad Valenciana, Cataluña, Aragón y Castilla la Mancha. El nombre proviene de la munna, una palabra árabe que significa “provisión de la boca”, y originalmente era un regalo que los musulmanes hacían a sus señores. Hoy en día tiene multitud de variantes y no sólo se consume en estas fechas, aunque su degustación sí simbolizaba que la Cuaresma y sus abstinencias se habían terminado.

En esta receta que hoy os traemos le vamos a dar una vuelta de tuerca a la típica mona de pascua añadiéndole nuestra hierba preferida, la receta es muy simple y tardarás muy poco en hacerla. Así que manos a la masa:

INGREDIENTES

  • 4 huevos
  • 4 cucharadas de azúcar
  • 4 cucharadas de harina
  • Ralladura de 1/2 limón
  • 8 gramos de marihuana molida
  • Mantequilla
  • Azúcar glass
  • Agua
  • Huevos de chocolate para adornar

Empezamos separando las claras de las yemas, reservando las yemas y batiendo las claras con la mitad del azúcar a punto de nieve. Puedes usar una batidora de barillas, pero con un poco de paciencia y brazo siempre es mejor hacerlo a mano.

Una vez tengamos las claras montadas, por otro lado batimos las yemas, la ralladura del limón y el resto del azúcar, hasta que tengamos una mezcla homogénea y ligeramente espesa. Cuanto más batamos, mayor esponjosidad tendremos en nuestra mona de marihuana.

Añadimos las claras a punto de nieve a las yemas y mezclamos bien, lentamente para no eliminar todas las burbujas de aire que hemos conseguido anteriormente. Añadimos la harina tamizada con un colador, la marihuana triturada, y continuamos removiendo sin prisa y hasta que consigamos mezclar todos los ingredientes.

En una bandeja de horno untada con mantequilla añadimos la masa haciendo 4 o 5 pequeños bollos, ponemos un huevo de chocolate sobre cada uno e introducimos al horno unos 30-40 minutos a unos 150º. Comprobaremos que la mona ya está horneada cuando haya subido y tenga un color oscuro. La sacamos del horno, dejamos enfriar un poco y desmoldamos. El huevo si no lo tocas hasta que enfríe, permanecerá intacto.

Por otro lado, diluímos el azúcar glass en agua a fuego lento hasta conseguir un almíbar ligero. Dejamos enfriar un poco, cubrimos con este almíbar las monas y ya las tenemos listas para servir y disfrutar. También podemos añadirle cualquier tipo de adorno como virutas de colores, frutos secos triturados…

Como siempre que tratamos con marihuana ingerida, conviene tener precaución con las dosis, pues los efectos no suelen hacer acto de presencia hasta pasada la hora. Con 8 gramos de hierba, comienza por raciones de aproximadamente medio gramo y espera un buen rato. Puede ser suficiente para que pases una divertida tarde de semana santa.

2 13.755 vistas

Como hacer un buen bizcocho.- La marihuana ingerida es uno de los sistemas de consumo más saludables y accesibles, ya que no se necesita nada más de cannabis, fresco o seco. Por un lado se huye de la combustión y los agentes tóxicos de porros, pipas o bongs, por otro no requiere de vaporizadores o complejas y lentas extracciones. Ni tampoco se necesita mucho más de lo que podamos tener por casa para “condimentar” a nuestro gusto. Aperitivos, comidas o postres, las opciones son infinitas.

Hoy os dejamos una sencilla receta que cualquiera puede hacer, y con la que sorprenderás a cualquiera e incluso te sorprenderás tú mismo. Como siempre, la marihuana que escojamos condicionará los efectos del bizcocho cannábico, si queremos efectos calmados y relajantes, mejor optar por variedades índicas o híbridos índica. Si queremos divertirnos, reír y animarnos, serán mejor las sativas e híbridos sativa.

NECESITAMOS

  • 1 yogur
  • 2 vasos de azúcar
  • 3 vasos de harina
  • 4 huevos
  • 1 sobre de levadura
  • 1 vaso de aceite de girasol
  • 10 gramos de marihuana

Empezamos encendiendo el horno y seleccionando una temperatura de 160º. Cogemos los huevos y separamos las claras de las yemas. Por un lado reservamos las yemas y por otro batimos las claras hasta el punto de nieve, puedes usar una batidora y una pizca de sal y terminarás antes.

Batimos las yemas que teníamos separadas junto con la levadura y el yogur, añadiéndolo después las claras montadas, el azúcar y la harina preferiblemente tamizada. Removemos suavemente para conservar la textura esponjosa. No lo mencionamos, pero para las medidas de azúcar, aceite y harina, usa el mismo vaso de yogur.

Por último añadimos el aceite y la marihuana bien triturada. También se puede usar en su lugar la misma cantidad de mantequilla de cannábica previamente derretida. Untamos con aceite o mantequilla un molde antiadherente y vertemos la masa con cuidado,

Metemos al horno ya caliente durante unos 30-40 minutos. El color ya nos irá indicando cómo va el bizcocho, aunque antes de retirarlo comprobamos pinchando con un cuchillo en el centro que sale limpio y que el interior está perfectamente hecho.

Deja enfriar, desmóldalo y disfruta. Puedes hacer todas las variaciones que quieras, esta receta admite casi cualquier cosa que se te ocurra, como añadir frutos secos, virutas de chocolate, ralladura de naranja o limón, licor, mermelada en lugar de yogur, cacao en polvo, café…

IMPORTANTE

La marihuana ingerida tiene unos efectos retardados y puede que hasta pasada una hora no comienza a hacer efecto. Empieza por pequeñas dosis y espera a ver qué efectos produce. Con el tiempo sabrás cuales son las dosis ideales, si debes añadir más marihuana o con menos es suficiente.

No invites jamás a nadie a un bizcocho ni cualquier otro alimento hecho con marihuana sin antes avisar de lo que lleva. Puede no resultar todo lo divertido de lo que uno se espera. En cambio en buenas compañías se pueden llegar a pasar unos momentos divertidos e inolvidables.

0 1.747 vistas

Este vodka de marihuana puede ser usado para reemplazar el vodka en cualquier número de recetas de cócteles. Para aquellos que aprecian la bebida simple, trata de añadir el vodka de cannabis al zumo de naranja, arándanos o al gusto.

Ingredientes

8 gramos de cannabis
750 mililitros de vodka

Método

1. Moler el cannabis y añadir a la vodka. Almacenar en un lugar fresco y oscuro durante 4 días, agitando enérgicamente todos los días.

2. En el cuarto día, hervir una olla grande. Una vez que está hirviendo se apaga el fuego y se sienta la botella sellada de vodka en el agua caliente durante 30 minutos. El nivel del agua no debe cubrir la parte superior de la botella. ingredientes psicoactivos de la marihuana se activarán y se infundira en el alcohol.

3. Colar la materia vegetal del vodka. Desechar las hojas y utilizar el vodka para hacer su cóctel favorito!

0 862 vistas

Después de hablaros de las 3 recetas para fiestas con cannabis más populares, la parte 2 de nuestra serie os va a informar sobre las bebidas para fiestas más populares que tienen un “toque o efecto” especial. Después de examinar una serie de cócteles, hemos seleccionado el Space Mango Lassi, el Magic Mai Tai y el Pomegranate High.

Space Mango Lassi

Mucha gente conoce el clásico Mango Lassi (o Lassi de Mango) de los clubes o bares de playa. La deliciosa bebida de yogur, más bien espesa, tiene un fuerte sabor afrutado y es una bebida de verano muy refrescante, cuando se sirve fría. Pero ahora también hay una versión disponible que proporciona un “toque” especial y gracias a los mangos, se dice que la subida es aún mayor de lo normal – ¡es dos veces mejor!

Ingredientes:

  • 240mgr de yogur natural
  • 130ml de leche
  • 50ml de nata
  • 1 cucharadita de zumo de limón
  • 2-3gr de hierba
  • 220gr de mango cortado en pequeños trozos

Preparación:

  1. En primer lugar, tendrás que hacer leche de cannabis, que constituye un ingrediente clave del Mango Lassi. Para ello, pon la leche a fuego lento en una cazuela.
  2. A continuación, añade y mezcla la hierba triturada muy fina. Deja esta mezcla a fuego lento sobre la superficie de cocción durante unos 20 minutos.
  3. Finalmente, vierte la leche a través de un colador fino para filtrar las partículas de hierba de mayor tamaño. Ahora, pon la leche de cannabis en la nevera para que se enfríe.
  4. Mientras que la leche se enfría, pela y corta los mangos en dados.
  5. Una vez que la leche de cannabis se ha enfriado, ponla junto con los trozos de mango y el yogur natural en una licuadora. Mezcla bien.

El Space Mango Lassi ya está listo y ¡hay que consumirlo frío!

Variaciones:

Si prefieres una bebida un poco más dulce, añade 1-2 cucharadas de azúcar. Sin embargo, recomendamos prescindir del azúcar para poder saborear el mango aún más.

Space Mango Lassi
Space Mango Lassi

Magic Mai Tai

Traducido literalmente, el término “Mai Tai” significa “de otro mundo”, y esa es una descripción apropiada de cómo sabe esta bebida siempre que la hayas preparado adecuadamente. Por supuesto, en nuestra receta, hemos puesto un pequeño toque extra, gracias a la inclusión de los mejores siropes de cannabis.

Ingredientes:

  • 3cl de ron blanco
  • 3cl de ron añejo
  • 2cl de zumo de lima (recién exprimido)
  • 3cl de zumo de naranja
  • 3cl de zumo de piña
  • 2cl de sirope de cannabis
  • Hielo picado

Preparación:

Preparar esta bebida es muy fácil:

  1. Añade todos los ingredientes en una coctelera.
  2. Agita para mezclar bien.
  3. Ahora, pasa todo el contenido a un vaso que esté medio lleno de hielo picado.

También se pueden añadir unas ramitas de menta al Magic Mai Tai como aderezo – ¡y ya está listo!

Magic Mai Tai
Magic Mai Tai

Pomegranate High

El cóctel que hemos llamado “Pomegranate High” (“Subida de Granada”) es una variante sin alcohol cque proporciona una subida especial. La bebida es muy fácil y rápida de preparar, por lo que es perfecta para pequeñas fiestas en casa.

Ingredientes:

  • 2 naranjas
  • 2 granadas
  • 50gr de frambuesas
  • 100ml de nata
  • 60ml de sirope de cannabis
  • Azúcar granulado
  • Hielo picado

Preparación:

  1. Primero, pela las naranjas y ponlas en una licuadora. Es importante utilizar la pulpa solamente. No debe haber ninguna cáscara presente.
  2. A continuación, exprime las granadas y añade 180ml de zumo de las naranjas en la licuadora.
  3. Ahora, incorpora el resto de ingredientes, como frambuesas, nata, sirope de cannabis y el azúcar, y mézclalo todo bien en la licuadora.
  4. Por último, vierte el cóctel en vasos llenos de hielo picado hasta la mitad – y ¡ya está listo!
Pomegranate High
Pomegranate High

by Hanfsamenladen

0 929 vistas

Una nueva moda ha llegado a Alemania, y en concreto a Berlín, la capital de la fiesta alemana. Hablamos de los sabrosos tentempíes para fiestas que se condimentan con cannabis y que proporcionan un efecto especial extra al consumirlos. La popularidad de estos pequeños y deliciosos tentempíes no deja de aumentar en las celebraciones informales o en fiestas privadas, en particular.

Por lo tanto, nos gustaría presentaros las 3 recetas con cannabis para fiestas más populares:

Gominolas de Cannabis

La primera receta que nos gustaría compartir con vosotros son las, cada vez más populares, gominolas de cannabis. Son el tentempíe perfecto para tomar a cualquier hora del día y se pueden dejar para picar sobre la mesa o el mostrador.

Ingredientes:

  • 1-2gr de hachís o aceite de cannabis
  • 1 paquete de cubitos de gelatina
  • 8 hojas de gelatina neutra
  • ½ taza de agua fría
  • Moldes de silicona

Preparación:

  1. En primer lugar, hay que preparar la base para las gominolas. Para hacerlo, pon los cubitos de gelatina y la gelatina en un recipiente con el agua.
  2. Mezcla todo bien hasta que se integre con una batidora. Al principio, la mezcla será muy líquida, pero enseguida empezará a espesar.
  3. Cuando la mezcla espese, hay que colocarla sobre el fogón o placa a fuego medio. Remueve de vez en cuando. La mezcla se volverá líquida de nuevo, hay que dejarla en el fuego y remover continuamente hasta que esté muy suave y ya no tenga grumos.
  4. Una vez que la mezcla ha alcanzado una consistencia fina, añade el hachís o el aceite de cannabis y remueve para que se mezcle bien.
  5. Una vez que los ingredientes anteriores están bien mezclados, es hora del último paso. Vierte la mezcla en los moldes de silicona.
  6. A continuación, coloca los moldes llenos en el congelador para que se solidifiquen durante unos 20 minutos.
  7. Una vez que las gominolas han cuajado y se han solidificado, sácalas de los moldes y están listas para comerlas.

Variaciones:

Dependiendo del efecto y la potencia deseados, se puede aumentar la dosis de 1-2 gramos. Sin embargo, es una buena idea no pasarse, ya que algunas personas pueden tener reacciones muy fuertes. Por lo tanto, nos gustaría recomendar una dosis bastante modesta.

Además, es posible añadir aromatizantes a la mezcla con el fin de crear diferentes gustos. Sin embargo, recomendamos dejar de lado los aromatizantes artificiales, con el fin de potenciar el sabor del cannabis.

Para añadir mayor variedad, elige algo distinto a los moldes tradicionales para gelatina. Puedes darles todo tipo de formas diferentes, pero asegúrate de que la mezcla salga fácilmente del molde al final. En este caso, los moldes de silicona son la mejor opción.

Piruletas de Hachís

La piruletas de hachís son otro dulce con un buen toque extra y son populares, sobre todo, entre las chicas. Se preparan de la siguiente manera:

Ingredientes:

  • ¾ taza de azúcar granulado
  • ½ taza de sirope de maíz
  • 50gr de mantequilla
  • 1 paquete de gelatina en polvo
  • 2gr de hachís
  • Palos de piruleta

Preparación:

  1. En primer lugar, pon la gelatina en polvo en un bol.
  2. A continuación, añade el hachís y mezcla bien todo junto.
  3. Después, calienta gradualmente el azúcar, el sirope de maíz y la mantequilla en una cazuela o sartén. Remueve la mezcla continuamente hasta que poco a poco empiece a hervir.
  4. Una vez que la mezcla se haya calentado y esté hirviendo a fuego lento, sube la temperatura hasta unos 120-140°.
  5. Una vez que se ha alcanzado esta temperatura, se apaga el fuego.
  6. Vierte la mezcla de la gelatina y el hachís del bol en la cazuela o sartén.
  7. Mezcla la gelatina de hachís con una batidora hasta que todo se haya distribuido de manera uniforme. Tendrás que actuar con rapidez, porque la mezcla se enfría muy rápidamente y se endurece, lo que imposibilita que adquiera la forma de una piruleta.
  8. Hay varias maneras de dar forma a las piruletas – te vamos a contar las dos opciones principales:
    1. La primera consiste en verter cuidadosamente una pequeña cantidad de la mezcla en moldes pequeños, similares a las bandejas de cubitos de hielo. Una vez que los moldes se llenan, basta con insertar los palitos de piruleta y colocar el molde en la nevera para que se enfríe.
    2. La segunda consiste en utilizar una pequeña cucharada de helado para dar forma a las bolas a partir de la mezcla pegajosa. Con cuidado, coloca la bolas en una bandeja de horno (tienes que haberla forrado con papel de horno para evitar que se pegue). A continuación, inserta los palitos de piruleta en las bolas y ponlo todo en la nevera para que se solidifique.

Variaciones:

Elegir diferentes sabores de gelatina en polvo cambia el sabor final de las piruletas. Además, también se puede jugar con la dosis de hachís. Dependiendo de lo fuerte que quieres que sea el efecto, puedes añadir más de 2 gramos.

Galletas de Hachís

Las galletas de hachís son probablemente el tentempíe con cannabis clásico que también se pueden comprar en muchos coffeeshops. Es muy fácil hacerlas en casa.

Ingredientes:

  • 2-3gr de hachís
  • 4 huevos
  • 1 taza de harina
  • 180gr de azúcar
  • 1 taza de mantequilla derretida
  • 1 taza de nueces picadas muy finas
  • ralladura de 1 limón
  • 60gr de chocolate

Preparación:

  1. En primer lugar, bate todo el azúcar y los huevos en un bol para crear una mezcla esponjosa y cremosa.
  2. Añade la harina y mézclala.
  3. Añade las nueces y la ralladura de limón, y mézclalo todo bien.
  4. En otro recipiente, mezcla el hachís con la mantequilla derretida hasta que prácticamente se haya disuelto por completo y se haya mezclado con la mantequilla.
  5. Ahora, derrite el chocolate y mézclalo con la mantequilla.
  6. Por último, une las dos mezclas, la cremosa y la de mantequilla, y mézclalas bien.
  7. Haz las galletas a partir de la mezcla y mételas en el horno durante unos 20 minutos a 180-200°C.

Variaciones:

Al igual que con las otras dos recetas, también es posible experimentar con la dosis de hachís en este caso. Es importante tener en cuenta que las galletas de hachís van a tardar algún tiempo en hacer efecto. Por lo tanto, hay que evitar comer demasiadas a la vez.

by Hanfsamenladen

0 370 vistas

Os dejamos dos recetas que podéis hacer muy fácilmente con semillas y de cáñamo y que vuestro organismo os lo agradecerá.

Cañamonesa

Ingredientes para 2 personas:

-1 vaso de aceite de oliva virgen extra o de cáñamo

-60 ml de agua

-4 cucharadas de semillas de cáñamo peladas

-1 o 2 dientes de ajo

-2 cucharadas de zumo de limón o vinagre umeboshi

-Sal al gusto

Preparación

1. Pasa las semillas por la batidora junto al aceite, el ajo y el agua, a velocidad baja hasta que la salsa ligue.

2. Añade el zumo de limón o el vinagre de umeboshi y la sal, y sigue batiendo hasta que quede suave y espeso.

3. Se puede servir con unos nachos o con bastones de crudités, como de zanahoria, pepino o apio.

Cañamole

canamole_94d4c962

Aquí tenéis la receta de este plato tan latinoamericano que con un poco de semillas de cáñamo lo haremos mucho más beneficioso para nuestra salud

Ingredientes para 2 personas:

-2 aguacates

-Media cebolla

-2 tomates

-Medio pimiento rojo

-El zumo de media lima

-Cilantro fresco

-2 cucharadas de semillas de cáñamo peladas

-Una pizca de chile chipotle
-Sal al gusto

Preparación

1. Pica las verduras (salvo el aguacate) y las hojas de cilantro (una cucharadita).

2. Vacía los aguacates con una cuchara, aplasta la pulpa y añádele el zumo de lima.

3. Junta los ingredientes en un cuenco y añade las semillas de cáñamo peladas. Revuelve y decóralo con unas semillas.

0 3.034 vistas

Este plato italiano tan internacional tiene muchas versiones y varias con un toque de “marihuana”, aquí os dejamos una de ellas.

Ingredientes:

-1/3 taza de aceite de oliva con cannabis infundido

-1 paquete de espaguetis

-Un ajo bulbo, picado

-2 Cucharadas de aceite vegetal

-1 Cucharada salsa de soja

-Queso parmesano

-Sal y pimienta al gusto

Direcciones:

En una olla o cazuela grande poner agua a hervir y cocina la pasta hasta el punto deseado. Mientras tanto, picar el ajo y sofreír en el aceite de soja las verduras para la salsa de verduras a fuego medio hasta que estén tiernos. Bajar el fuego a bajo y agregar el aceite de oliva de cannabis. Dejar al calor durante unos cinco minutos y luego apartar. Mezcla los espaguetis en el aceite y mezclarlos con sal, pimienta y queso parmesano al gusto. Servir cuatro.

2 28.889 vistas

El té de marihuana es una bebida relajante que proporciona un efecto tranquilizante, el cual es perfecto para aliviar el dolor o el estrés. Para extraer el THC (tetrahidrocannabinol, el químico potente en la marihuana) tienes que calentar una porción de mantequilla u otro tipo de grasa junto con el té. Puedes darle sabor a la bebida por medio de hojas comunes de té e incluso preparar una mezcla deliciosa de té de Chai y leche. Si no quieres preparar una bebida potente, puedes remojar los brotes molidos de marihuana en agua caliente para crear una bebida herbal que sea relajante por si sola.

Ten en cuenta que los tipos de marihuana más potentes darán como resultado un té de mayor intensidad. Ten cuidado de no usar demasiados brotes y evita consumir licor u operar maquinaria después de tomar el té.

Ingredientes
Té clásico de marihuana
  • Medio gramo de brotes de marihuana
  • Media cucharadita de mantequilla
  • Una bolsa de té (de cualquier sabor)
  • Una taza y media de agua
  • Azúcar o miel (opcional)
Bebida de té de Chai, leche y marihuana
  • Medio gramo de brotes de marihuana
  • Media cucharadita de mantequilla
  • Una bolsa de té de Chai
  • Una taza de leche entera
  • Media taza de agua
  • Una cucharadita de vainilla
  • Dos cucharaditas de azúcar
Té herbal de marihuana
  • Medio gramo de brotes de marihuana
  • Una taza de agua
  • Una bolsa de té (de cualquier sabor)
  • Azúcar o miel (opcional)
Método 1 de 3: Té clásico de marihuana
  1. Make Marijuana Tea Step 1 Version 2.jpg
    1
    Corta los brotes de marihuana. De ser necesario, separa los tallos y las semillas para luego picar finamente los brotes con un triturador o un cuchillo afilado. Ten en cuenta que no tienes que pulverizar los brotes.
  2. Make Marijuana Tea Step 2 Version 2.jpg
    2
    Mezcla los brotes con la mantequilla. Pon los brotes y la mantequilla en un tazón y usa una cuchara para mezclarlos. Asegúrate de que cada trozo de la planta quede cubierto con la mantequilla. Es conveniente que cubras completamente los brotes picados, mas no que los dejes empapados de mantequilla, ya que esto puede impedir que se libere el THC.

    • Ten en cuenta que si quieres un té de marihuana más fuerte, es necesario que extraigas el THC de la planta. El THC no se disuelve por sí solo en el agua, por lo que debe adherirse a una sustancia grasa si se encuentra a temperaturas altas. La combinación de la grasa de la mantequilla con la temperatura del agua caliente saca el THC de los brotes molidos y te permite ingerirlo.
  3. Make Marijuana Tea Step 3 Version 2.jpg
    3
    Vacía una bolsa de té y llénala con la mezcla de los brotes de marihuana con la mantequilla. Usa unas tijeras para recortar la parte superior de la bolsa y vacía el contenido. Después utiliza una cuchara para meter los brotes molidos en la bolsa y dobla esta última varias veces para evitar que se escape la marihuana.[1]

    • Puedes usar un filtro de té, en el caso de que tengas uno a la mano.
    • De igual forma, puedes usar un filtro de café. Pon la marihuana en el centro del filtro y después ata sus bordes para hacer una bolsa pequeña.
  4. Make Marijuana Tea Step 4 Version 2.jpg
    4
    Calienta el agua en la estufa sin dejarla hervir. Vierte el agua en una sartén pequeña y ponla a una temperatura entre media y alta para que se caliente sin llegar a hervir.
  5. Make Marijuana Tea Step 5 Version 2.jpg
    5
    Calienta lentamente la bolsa de té en el agua durante 30 minutos. Reduce el calor si el agua empieza a hervir. Si ves que el nivel del agua disminuye, añade un poco más para que no se evapore completamente.[2]
  6. Make Marijuana Tea Step 6 Version 2.jpg
    6
    Saca el agua de la estufa y retira la bolsa de té. Cuando lo hagas, el té de marihuana estará muy caliente, así que deberás tener cuidado y dejarlo enfriar durante cinco minutos. Si quieres darle sabor a la bebida, añade una bolsa del té que quieras durante los últimos tres minutos de cocción.
  7. Make Marijuana Tea Step 7 Version 2.jpg
    7
    Agrega azúcar o miel al gusto y disfruta la bebida. Al igual que la mayoría de los productos de marihuana que se consumen por vía oral, el té tomará entre 45 y 60 minutos en surtir el efecto completo.

    • Ten en cuenta que incluso con medio gramo de marihuana, esta bebida tendrá un efecto potente.
Método 2 de 3: Bebida de té de Chai, leche y marihuana
  1. Make Marijuana Tea Step 8 Version 2.jpg
    1
    Corta los brotes de marihuana. De ser necesario, separa los tallos y las semillas para luego picar finamente los brotes con un triturador o un cuchillo afilado. Ten en cuenta que no tienes que pulverizar los brotes.
  2. Make Marijuana Tea Step 9 Version 2.jpg
    2
    Mezcla la marihuana, la leche, la mantequilla y la vainilla. Pon los ingredientes en una licuadora y mézclalos hasta que tengan una consistencia fluida.
  3. Make Marijuana Tea Step 10 Version 2.jpg
    3
    Deja reposar la mezcla durante al menos una hora. Esto permitirá que los sabores se fusionen.[3]
  4. Make Marijuana Tea Step 11 Version 2.jpg
    4
    Añade agua a la mezcla y caliéntala durante 30 minutos. Supervisa cuidadosamente la sartén para asegurarte de que la mezcla no empiece a hervir ni a evaporarse. Añade más agua si es necesario, de tal manera que el nivel del líquido permanezca constante.
  5. Make Marijuana Tea Step 12.jpg
    5
    Retira la mezcla de la estufa y añade una bolsa de té de Chai. Deja remojar la bolsa de té durante cinco minutos. Durante este tiempo, la bebida empezará a enfriarse.
  6. Make Marijuana Tea Step 13.jpg
    6
    Cuela la mezcla a través de un colador de malla fina. Pon el colador (o un trozo de gasa para quesos) sobre un tazón y vierte el té para deshacerte de los trozos pequeños de brotes. Si no te molesta la textura de la planta, puedes omitir este paso.
  7. Make Marijuana Tea Step 14.jpg
    7
    Vierte el té en una taza y disfrútalo. Agrega azúcar o miel al gusto y disfruta la bebida. Si quieres una bebida más agradable, añade una cucharada de crema batida cubierta con una pizca de canela.

    • Ten en cuenta que incluso con medio gramo de marihuana, esta bebida tendrá un efecto potente.
Método 3 de 3: Té herbal de marihuana
  1. Make Marijuana Tea Step 15.jpg
    1
    Corta los brotes de marihuana. De ser necesario, separa los tallos y las semillas para luego picar finamente los brotes con un triturador o un cuchillo afilado. Ten en cuenta que no tienes que pulverizar los brotes.
  2. Make Marijuana Tea Step 16.jpg
    2
    Vacía una bolsa de té y llénala con la marihuana. Usa unas tijeras para recortar la parte superior de la bolsa y vacía el contenido. Después utiliza una cuchara para meter los brotes molidos en la bolsa y dobla esta última varias veces para evitar que se escape la marihuana.

    • Puedes usar un filtro de té, en el caso de que tengas uno a la mano.
    • De igual forma, puedes usar un filtro de café. Pon la marihuana en el centro del filtro y después ata sus bordes para hacer una bolsa pequeña.
  3. Make Marijuana Tea Step 17.jpg
    3
    Pon la bolsa de té en una taza. Añade una bolsa de té común si quieres mejorar el sabor. Los tés Earl Grey, Irish Breakfast y herbales con sabores serán agradables al paladar.
  4. Make Marijuana Tea Step 18.jpg
    4
    Hierve una taza de agua. Puedes hacerlo en la estufa o el horno microondas.
  5. Make Marijuana Tea Step 19.jpg
    5
    Vierte el agua en la taza y deja remojar el té durante 3 o 5 minutos. Entre más tiempo dejes remojar el té, el sabor de la bebida será más intenso.
  6. Make Marijuana Tea Step 20.jpg
    6
    Saca las bolsas de té y toma la bebida. Agrega azúcar o miel al gusto.

    • Ten en cuenta que el té simple de marihuana tiene un buen sabor herbal, mas no surte otros efectos. Es necesario que extraigas el THC por medio de la grasa para experimentar el efecto de la planta. Si quieres un té de marihuana más potente, usa un método distinto.

2 2.671 vistas

Sus papilas gustativas saltaran de alegría con esta sencilla y sabrosa merienda con cannabis infundido.
Esta receta es ideal para aquellos no disfrutan tanto del sabor de cannabis porque el romero y el ajo en realidad enmascaran el sabor del mismo.

Ingredientes

-10 tazas de palomitas, hecho estallar
-¼ de taza de  mantequilla de cannabis
-¼ taza de hojas de romero fresco, finamente picado
-3 cucharadas de ajo fresco, rallado
-3 cucharadas de queso parmesano, rallado (opcional)
-sal (al gusto)

Instrucciones

1. Para hacer el romero y el ajo con mantequilla de cannabis: Por fuegos, calentar la mantequilla de cannabis a fuego medio-bajo en una sartén o cacerola. Añadir el romero y el ajo a la sartén también. Mantener una estrecha vigilancia para evitar el exceso de dorar o quemar.

2. Remover con una cuchara de madera hasta que se caliente hasta el punto que empiece a espumar y burbujear (1-5 minutos). No permitas que hierva o el sabor puede resultar amargo.

3. Retirs la mantequilla de la fuente de calor tan pronto como empiece a tomar color dorado ya producir un olor a nuez.

4. Rocía la mantequilla a las palomitas de maíz.

5. Espolvorear el queso parmesano y ¼ de cucharadita de sal, mezclada y batir bien.
Disfruta de las palomitas de maíz, mientras todavía estén caliented, y las sobras se pueden almacenar en un recipiente hermético hasta 3 días.
Utiliza este práctico y excelente calculadora de la potencia para determinar la dosis de cannabis para los comestibles.

15 26.224 vistas

Si te ha interesado el título de este post, está claro que te gusta la marihuana. Puede que estés buscando un consumo alternativo al de fumarla, sea por necesidad, por deseo o, sencillamente, por curiosidad. Puede que quieras compartirla con tus amistades no fumadoras. Sea cual sea la razón, la cocina cannábica es, efectivamente, una opción interesante y sencilla.

Pero, si además de la marihuana, te gusta cocinar, te auguramos momentos muy felices. La combinación de ambas aficiones suele producir resultados extraordinarios, multiplicando por dos el placer producido por una comida exquisita y un colocón legendario.

Para convertirse en un auténtico chef cannábico, el único camino válido es la práctica, horas y más horas trabajando y probando, hasta conseguir la perfección. Y puesto que nadie nace sabiendo, el aprendizaje suele estar cuajado de errores y desastres. No pasa nada. Pero si estás decidido a iniciarte en esta doble arte, no está de más que te leas estos consejos antes de ponerte el delantal.

1. Para empezar

Recuerda que la marihuana es liposoluble y no hidrosoluble. Para que se libere el THC -y por tanto, tenga efecto- es necesario calentarla y mezclarla con alguna grasa -aceite, mantequilla, otros lácteos-. Los tés de marihuana no ponen nada. Lo más fácil es elaborar previamente un aceite o mantequilla cannábicos, y utilizarlos luego en las recetas. Pero, en todo caso, nada de cocina británica -hervidos en agua-. Si no te queda claro, piensa  en dos platos de pasta; unos espaguetis a la bolognesa, con el orégano -sustituido por marihuana- por encima del plato ya preparado, no funcionarían. En cambio una receta de pesto genovese, cambiando la albahaca por marihuana, es un plato diez para elaborar con cannabis.

2. Pesos y medidas.

Ahora que ya conoces el comportamiento específico de la maría en la cocina, el resto se convierte en puro saber culinario. Como todo chef que se precie, debes medir las proporciones de alimentos que incorporas a tus recetas.  Puesto que para estos experimentos vas a involucrar a invitados -también conocidos como “conejillos de Indias”-, no peques de bestia. 1/2 gramo por persona, si estás usando cogollos, o 2 gramos si utilizas restos del manicurado, son un punto de partida a la vez prudente y suficiente. Ya irás adaptando las cantidades al organismo de tus invitados más frecuentes. Como cualquier cocinero, recurre a la balanza de cocina, es un instrumento indispensable.

Y recuerda que no todas las marihuanas son iguales ni tienen la misma potencia, por lo que todo consejo sobre cantidades es necesariamente orientativo. Con el tiempo, aprenderás a calcularlas.

3. Temperatura

Aunque el THC necesita ser calentado para liberarse, el exceso de temperatura puede degradar ciertos cannabinoides, por lo que es aconsejable que cocines durante más tiempo a temperaturas no superiores a los 170º C. Y, aunque si eres un aspirante a chef no te hará falta la recomendación, ¡no utilices el microondas!

4. La importancia del sabor

Prueba y mejora tus recetas cannábicas. Si vas a celebrar una comida, debes asegurarte de que lo que sirves no sólo coloca, sino que está rico. La experiencia será mucho más positiva. La maría funciona de una forma parecida al orégano, la albahaca o la salvia en la cocina. Combina bien con otras hierbas y, si la usas en forma de mantequilla, no abruma ni predomina sobre los demás sabores.

mantequilla3_blog_cdn

5. La ocasión adecuada

Es mejor no cocinar con marihuana la cena de Nochebuena, aunque puede que a todos nos fuera mejor en las reuniones familiares. Pero hay que elegir bien las ocasiones, especialmente si vamos a invitar a novatos, organizarlas en sitios cómodos donde la gente se pueda relajar, y con el tiempo suficiente para disfrutar la experiencia.

6. Nada de sorpresas a los invitados

Decir a los invitados que la fuente de galletas que se han engullido llevaba marihuana no tiene la menor gracia. Y tú tampoco te reirás si alguno de ellos empieza a sufrir paranoias y pánico u otro síntoma psicosomático fruto del miedo. Aparte, claro está, de las alergias, intolerancias, etc. que puedan tener y que tú desconoces. Anuncia siempre con tiempo las experiencias de gastronomía cannábica para que quien venga lo haga a sabiendas.

7. Tiempo y paciencia

Ya sabemos todos que el cannabis ingerido por vía oral puede tardar más de una hora en hacer efecto, dependiendo de las condiciones y del sistema digestivo de cada cual. Pero casi siempre hay que bregar con alguien que no soporta la espera (¡esto no pone!) y que se administra otra dosis sin haber digerido la primera. Mala idea. Sirve un buen plato a cada comensal y no dejes que repitan.

8. Síntomas de intoxicación

Normalmente, los efectos más extremos, como crisis de angustia o pánico, se controlan dejando a la persona en un ambiente tranquilo y hablándole con suavidad, para recordarle que esos síntomas desaparecerán en un rato. Físicamente, no existe la sobredosis, y rara vez se produce otro efecto que una bajada de tensión (el famoso amarillo), en cuyo caso hay que tumbar a la persona con las piernas en alto, las rodillas más altas que la cabeza.

9. La sobremesa

Prepara un buen ambiente, con cojines esparcidos por el suelo, música adecuada y refrescos para la sed inevitable. Procura que tus invitados no se vayan hasta pasadas unas buenas horas, o si es posible, que se queden a dormir. El sentido de la orientación se ve muy perjudicado en estas comidas cannábicas, por lo que es conveniente que no tengan que desplazarse más que al cuarto de baño.

10. Cocina cannábica y alcohol. 

Es posible que te vaya a dar igual, pero marihuana y alcohol no combinan bien; y por vía oral mucho menos. Lo ideal sería hacer esta experiencia sin alcohol, pero entonces esto no sería España. En todo caso, ofrece una sola bebida -un vino, por ejemplo- para acompañar, no para emborracharse. Así la ebriedad cannábica será más nítida. En cambio, la marihuana combina de maravilla con chocolate y café. Y un buen anfitrión nunca deja de ofrecerlos.

Bon appetit et bonne défonce!

Fuente Dinafem

2 1.858 vistas

 

¿Quieres cambiar la rutina de desayuno? O ¿tal vez estás aburrido con lo que untas o pones en tus tostadas o gofres? Cualquiera que sea el caso, esta mantequilla de manzana con cannbais, sin duda vale la pena intentarlo. La receta es muy rápida y muy simple, por lo que es fácil para cualquier consumidor crearla rápidamente.

 

Qué vas a necesitar:

-Una cucharada de zúcar morena

-1/2 taza de mantequilla de cannabis

-la Mantequera

-2 onzas de manzanas secas picadas

-1/2 cucharadita de canela

 

Pon el azúcar morena, la manzana seca y la canela a la mantequilla de cannabis ablandada. Mezcla todos los ingredientes en un procesador de alimentos y mezclalos juntos hasta que estén completamente combinados. Eso es todo! Una receta tan simple para dicha adición impresionante para un aperitivo! Esta mantequilla se puede guardar en el refrigerador hasta una semana y se congela durante un máximo de dos meses. Es muy bueno en bagels, bollos, magdalenas, tortitas, gofres, etc Básicamente cualquier alimento para el desayuno!

 

Fuente THC Finder