LaMarihuana.com es una división de Freedom Leaf, Inc. una empresa dedicada al activismo cannabico, auditada y cotizando en el mercado de valores (OTCQB: FRLF)
Tags Posts tagged with "Suazilandia"

Suazilandia

0 50 vistas

El Ministro de Vivienda y Desarrollo Urbano Phiwayinkhosi Mabuza colisionó con su jefe, el Primer Ministro Dr. Sibusiso Dlamini, sobre el debate sobre la legalización de la marihuana en Suazilandia

El ministro, que nunca evita ser un partidario de la legalización de dagga en el país, una vez más abordó el tema, calificando a los que hablan negativamente sobre la hierba como irresponsables.

El primer ministro es la voz principal de la facción que no acepta la legalización del cannabis en Suazilandia.

Se hubiera supuesto que, bajo el espíritu de responsabilidad colectiva, el ministro tomaría la posición del líder del gabinete y abandonaría el debate sobre la dagga debido a la postura adoptada.

El primer ministro juró que la dagga no se legalizará durante el mandato del gobierno que el lidera.

Sin embargo, el ministro Mabuza apuntó disparos a los críticos con la legalización de la planta.

Ministro Phiwayinkhosi Mabuza

El sábado el ministro se dirigió a más de 500 residentes que se habían reunido en el Mhlambanyatsi Inkhundla, donde es diputado electo.

Dijo que las personas deberían abstenerse de centrarse solo en los efectos negativos causados ​​por su uso indebido y debían de tener una visión más amplia.

Dijo que hay muchos productos medicinales y positivos que se pueden producir a partir de dagga si estuviese legalizada. Además de que la demora en la legalización de la amrihuana le había costado al país una fortuna en términos de valores monetarios.

“Personalmente, he visto personas sanándose con productos hechos de la dagga. De hecho, soy uno de los primeros diputados que se puso de pie en el parlamento para apoyar la legalización del cannabis “, dijo el ministro. “Hablar negativamente de ella es irresponsable”, dijo.

Primer Ministro Dr. Sibusiso Dlamini

 “De hecho, como país nos hemos quedado atrás cuando se trata de legalizar la dagga. Países como Lesotho nos han alcanzado. Los Estados Unidos de América han realizado estudios sobre cómo los productos de cannabis pueden ser beneficiosos. Incluso la Universidad de Jerusalén ha lanzado estudios e investigaciones sobre la dagga y sus efectos biológicos con miras a las aplicaciones comerciales “, dijo el ministro. La declaración de Mabuza va en contra de la del primer ministro, quien afirmó que su gabinete no consideraría las opciones de cultivar cannabis para mejorar la situación económica del país.

El primer ministro dijo esto en abril durante una reunión de desayuno que tuvo lugar en el Foro de Editores de Suazilandia y realizado en el Hotel Sibane en Ezulwini

“Hay formas en que podemos mejorar la economía y crear empleos, pero esto no puede hacerse cultivando cannabis”, dijo Dlamini.

El primer ministro también fue preguntado en mayo de este año en la Cámara de la Asamblea. Los parlamentarios también querían saber si el gabinete ayudaría al Parlamento en su investigación sobre la viabilidad del cultivo de cannabis en el país.

Dlamini dijo a los diputados que su gabinete no estaba preparado para ayudar al Parlamento con recomendaciones en este sentido. Les dijo a los parlamentarios que tal vez el próximo gabinete podría ayudar en ese sentido, pero no su gabinete. Les dijo a los diputados que tal vez podrían mover una moción de un miembro privado para intentar y ordenar al gobierno que promulgue una legislación relacionada con el cannabis. El gobierno no presentará un proyecto de ley relacionado con la legalización de la planta.

En marzo de este año, el diputado de Nkilongo Hans Steffen presentó una moción para un Comité Selecto del Parlamento de cinco miembros para analizar las posibilidades de usar la dagga para la salud y en la industria. Steffen mencionó que la economía del país mejoraría mucho.

Fue secundado por Nkhaba MP Menzi Dlamini. Al comité le dieron ocho semanas para presentar un informe en la Cámara, de hecho tuvo que extenderse debido a algunas dificultades. Finalmente, se presentó un informe el 18 de octubre. Se identificaron algunos errores en él y los parlamentarios tuvieron que sacarlo de la Cámara para ajustarlo. Se espera que vuelva a la Cámara de Representantes antes de que los diputados procedan a su receso este año

0 132 vistas

El Gobierno de Suazilandia está siendo  asesorado para considerar la legalización de la dagga a fin de impulsar el fisco nacional.

El periodista y miembro del Movimiento Democrático Unido del Pueblo (PUDEMO) Manqoba Nxumalo señaló que siempre hubo informes de personas que son arrestadas por posesión de dagga (Marihuana)
Dijo que la marihuana podría ayudar al fisco del país.

Estuvo hablando en la reunión organizada por la Federación de Empleadores de Suazilandia y la Cámara de Comercio (FSE & CC) sobre la integración regional, los ingresos de la SACU y el fisco que se celebró en el hotel Happy Valley el viernes pasado.

Nxumalo dijo que el gobierno debería considerar legalizarla con con el fin de impulsar la economía.
Esto llega pocos días después de que el Director Externo de Formación Interna de la Autoridad Fiscal de Suazilandia (SRA) Raymond Khumalo dijese que los que cultivan dagga podrían ganarse la vida también declarando sus ingresos y pagando impuestos.  Esto sucedió el miércoles de la semana pasada durante un taller celebrado en el Royal Center de Convenciones de Swazilandia en Ezulwini.

swaz-LMAP-mdLa SRA quiere educar a los contribuyentes en la autoevaluación como una forma más fácil y económica de pagar impuestos. Dijo que todos los ingresos que se hagan deben declararse a la SRA, en su defecto, porque se deben llevar a cabo auditorias de los estilos de vida de algunas personas para determinar sus fuentes de ingresos.

Según la policía y sus informes, la dagga está mencionada en muchos delitos en el país, ya que casi todos los días alguien es arrestado por posesión de la hierba ilegal. Sin embargo, el Comisionado Nacional de Policía Isaac Magagula siempre ha dicho que no se cansa de arrestar a los que se encuentren con marihuana.

La semana pasada en una operación policial denominada ‘Mashanyela’ y llevada a cabo por los servicios de la Policía de Sudáfrica (SAPS) y la Real Policía Swaziland (RSP) destruyó 266 millones E de cannabis

La dagga se cultivó en las montañas entre las regiones de Shiselweni y Hhohho.

0 1.211 vistas

Suazilandia es un país interior encajonado entre Sudáfrica y Mozambique. A pesar de su pequeño tamaño, cuenta con más hectáreas dedicadas al cultivo de cannabis que toda la India. También es el lugar de origen de la Swazi Gold, la legendaria sativa.

Hamiltom Morris viajó a Suazilandia con la esperanza de poder analizar en cannabinoide presente en algunos de los cultivos locales. En su lugar, encontró un país inmerso en la corrupción política y el caos económico. Muchos productores, consumidores y políticos ven al cannabis como una droga que causa la locura, pero puede que sea la única esperanza para la estabilidad económica del país.

1 2.194 vistas

Suazilandia es un país interior encajonado entre Sudáfrica y Mozambique. A pesar de su pequeño tamaño, cuenta con más hectáreas dedicadas al cultivo de cannabis que toda la India. También es el lugar de origen de la Swazi Gold, la legendaria sativa.

Hamiltom Morris viajó a Suazilandia con la esperanza de poder analizar en cannabinoide presente en algunos de los cultivos locales. En su lugar, encontró un país inmerso en la corrupción política y el caos económico. Muchos productores, consumidores y políticos ven al cannabis como una droga que causa la locura, pero puede que sea la única esperanza para la estabilidad económica del país.

Fuente: Vice

0 1.176 vistas
swazilandia cannabis

El Reino de Suazilandia es un pequeño país sin salida al mar en el sur de África, que comparte sus fronteras con Sudáfrica y Mozambique. Suazilandia es un país pobre en el que más del 75% de la población vive de la agricultura de subsistencia. El cannabis es un cultivo sumamente valioso y por lo general se exporta directamente a Sudáfrica.

Derecho y Política Internacional

El cannabis es ilegal en Suazilandia en virtud de la Ley del Opio y las Drogas que Crean Dependencia de 1922; la Ley de Farmacia de 1929 también menciona el cannabis. La primera ley sólo se ocupa de los casos de posesión y consumo, y estipula una pena de prisión máxima de cinco años para las personas que se encuentren en posesión de cannabis. Sin embargo, la Ley de Farmacia establece una pena máxima de 15 años o una multa de 15.000 lilangenis(1.014 libras) para aquellos que se dediquen a la venta de drogas ilegales; esta ley se cita con frecuencia en los casos de venta y distribución.

Suazilandia es un país generalmente pacífico con relativa poca violencia en comparación con la mayoría de los demás países de la zona; está gobernado por el rey, Mswati III, de estilo casi dictatorial y es una de las pocas monarquías absolutas que quedan en el mundo. A pesar de la ilegalidad del cannabis, existen indicios de que el anterior monarca, el rey Sobhuza II permitía a algunos agricultores cultivar cannabis con fines medicinales.

La Policía Real de Suazilandia, en colaboración con el Servicio de Policía de Sudáfrica, ha estado fumigando los cultivos de cannabis en Suazilandia desde finales de 1990, aunque con poco éxito ya que el suministro de cannabis no se ha visto afectado de manera importante.

Arrestos y Condenas relacionadas con el  Cannabis

Suazilandia cannabis
Los arrestos a ciudadanos de Suazilandia por cannabis son frecuentes, especialmente en los pasos fronterizos con Sudáfrica

La policía de Suazilandia ha demostrado ser muy activa en sus esfuerzos por frenar la enorme y creciente industria del cannabis. Desde el 28 de mayo, en lo que va del año, se han realizado más de 384 arrestos por dagga (cannabis sativa) y se han incautado un total de 1,660.29 kg valorados en 664,118 lilangenis. Se realizaron arrestos en todo el país, aunque sobre todo en los puntos fronterizos de entrada en Sudáfrica. De las 384 personas arrestadas, 32 eran de nacionalidad extranjera.

El Tráfico de Cannabis en Suazilandia

Suazilandia tiene una importancia estratégica para los grupos dedicados al tráfico internacional de drogas, ya que es una ruta de tránsito ideal entre Mozambique y Sudáfrica. Además de transportar cannabis desde Mozambique a Sudáfrica, Suazilandia produce una gran cosecha propia. El suelo y el clima, como en gran parte del sur y este de África, es perfecto para el cultivo de cannabis; el cultivo suazi es conocido por ser de alta calidad y está muy solicitado en el mercado internacional.

La mayoría del cannabis suazi se cultiva en las regiones montañosas del norte, que son inaccesibles por carretera, lo que dificulta el trabajo a las patrullas policiales. La mayoría de los agricultores venden sus productos directamente a los organizaciones criminales organizadas que controlan la mayor parte de las exportaciones comerciales. Una vez que el cannabis se cosecha, la mejor calidad se comprime en bloques de uno a dos kilogramos de peso, sellados al vacío y se introduce de contrabando en Sudáfrica. Los traficantes acostumbran a espolvorear los paquetes de marihuana con pimienta o curry en polvo para confundir a los perros rastreadores.

El cannabis se cultiva por lo general sin utilizar fertilizantes ni pesticidas, aunque cuando se usan, suelen ser de origen orgánico – estiércol de bovino y ceniza de madera son dos de los nutrientes más comunes. Los machos suelen dejarse polinizar por las hembras: la diferencia de precio entre el cannabis con o sin semillas en sus cogollos es insignificante y las semillas maduras aumentan enormemente el peso de la cosecha.

Variedades de Cannabis Autóctonas de Suazilandia

El cannabis suazi es casi exclusivamente sativa, como ocurre en todo el Sur y el Este de África. La planta de cannabis típica cultivada en Suazilandia es alta, con ramas laterales dispersas y amplia distancia internodal. Las hojas son estrechas, puntiagudas y profundamente dentadas, además están abundantemente recubiertas con pequeños y pegajosos tricomas. Las flores son largas, delgadas y ligeras, con una fragancia que recuerda a la madera o al pino, y un sabor fuerte y picante. Se pueden encuentran varios fenotipos diferentes en Suazilandia pero las diferencias entre ellos son mínimas.

En los últimos años, el aumento de la actividad en la zona relacionada con el cannabis ha dado lugar a una afluencia de genéticas extranjeras, llevadas por los criadores interesados ​​en establecer variedades viables con tiempos de floración más cortos que los períodos sumamente largos requeridos por la mayoría de las plantas nativas sativas – diecisiete o dieciocho semanas, en muchos casos.

Uso Tradicional del Cannabis en Suazilandia

El cannabis ha sido utilizado por las tribus indígenas de Suazilandia durante siglos; los comerciantes portugueses y árabes fueron los primeros en traerlo a las costas del este de África entre los siglos X y XV, y más tarde los comerciantes (en su mayoría bantú) ayudaron a que se extendiera por todo el sur de África. El cannabis ha sido utilizado con fines recreativos y medicinales por parte de la población rural en Suazilandia desde esa época, a pesar de que el uso recreativo es más común en hombres que en mujeres.

El uso generalizado del cannabis continua por toda Suazilandia en los tiempos actuales. Los consumidores nacionales prefieren comprar su cannabis sin comprimir, y, por lo general, se puede comprar por tan poco como 4 L (0,27 €) por gramo. El coste al por mayordel cannabis en Suazilandia está entre 400 L y 460 L (27 € – 31 €), a pesar de que las calidades superiores pueden alcanzar precios mucho más altos en África del Sur, y cuando se introduce de contrabando en Europa puede alcanzar hasta 3,000 £ por kilogramo (aunque el precio medio es de cerca de £ 1,000).

Actitudes Modernas hacia el Cannabis

Cannabis-in-Swaziland-3.-Dagga-as-cannabis-is-known-in-Swaziland-is-often-smoked-with-Mandrax-in-a-broken-off-bottle-neck-intervention.org_
Dagga, como se conoce el cannabis en Suazilandia, se suele fumar con Mandrax a través del cuello de una botella rota

En la Suazilandia actual, el cannabis se suele fumar con tabaco en porros, y también es común fumarlo a través de una pipa hecha con el cuello roto de una botella de vidrio. Cuando se fuma de esta manera, a menudo se mezcla con Mándrax, el nombre comercial de la metacualona, que es un medicamento sedante e hipnótico (también conocido como Quaaludes).

Aunque el consumo tradicional de cannabis se mantiene en todo el país, se ha generalizado la propaganda difundida por el gobierno – con frecuencia muy imprecisa –  afirmando que el cannabis es una peligrosa “droga de iniciación o entrada” que debería evitarse. Por lo tanto, la aceptación del cannabis, que ha perdurado a lo largo del tiempo, empieza a dar paso a este tipo de actitudes modernas, como ocurre con muchos países en los que tradicionalmente se produce cannabis.

Es importante que se documente tanto la historia como los acontecimientos recientes en todos los países en los que se está produciendo la guerra contra las drogas. Por esta razón, son fundamentales las organizaciones como Hash Marihuana & Hemp Museum en Amsterdam, ya que intentan reunir todos los datos posibles a través de distintas fuentes fidedignas con el fin de proporcionar la información más precisa, actualizada y objetiva sobre la situación actual a nivel mundial.

Por Seshata

Fuente Sensi Seeds

0 10.787 vistas
Swazilandia cannabis

Suazilandia de África no es la Suiza Europea

El Reino de Suazilandia (Umbuso weSwatini en suazi) es un pequeño país sin salida al mar en el sur de África  (uno de los más pequeños del continente), situado en las oscilaciones orientales de los Montes Drakensberg, entre Sudáfrica  al oeste y Mozambique al este. Recibe su nombre de la tribu suazi, una etnia bantú.

Deparados con la crisis agrícola y un sector irrefrenable y creciente de cultivo de marihuana, el reino de Suazilandia del sur africano ahora está considerando la producción de otra forma del cannabis – el cáñamo. El “Oro Suazilandés”, como la marihuana producida localmente es conocida, es un bien valioso, llegando hasta $5.000 el medio kilo en el mercado europeo y con los agricultores de cultivos tradicionales como el algodón y la caña de azúcar pasando por tiempos difíciles a causa de los precios decrecientes, el pequeño cultivo tradicional de marihuana de generaciones está siendo transformado en un importante cultivo rentable en el país económicamente titubeante.

Conocida en la jerga local como “dagga”, la marihuana suazilandesa es consumida localmente y exportada a países vecinos en el sur de África, así como a Europa. De acuerdo con la Organización de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (ONUDD), la producción de marihuana en el sur de África generó cerca de 10% de los $142 billones del tráfico global anual de marihuana. En el informe anual sobre las drogas de 2006 de la ONUDD llamaba a Suazilandia como uno de los grandes productores en la región. Los otros grandes productores regionales de marihuana son identificados como Lesotho, Malawi, Sudáfrica, Suazilandia y Tanzania.

“La gente aquí gana cerca de R80 [casi US$11] por una bolsa de 10kg de maíz cuando la venden en el mercado, pero reciben R3.000 [cerca de $405] por una bolsa de 10kg de cannabis si pueden venderla a alguien que va a llevarla para fuera de Suazilandia”, les dijeron los informantes locales al IRIN News Service de la ONU. “Una persona puede cultivar 30 bolsas de 10kg en un año aquí en los montes y usan el dinero para comprarse vacas, muebles, mandar sus hijos a la escuela. Estamos en buena situación porque nuestros padres cultivaron dagga, entonces podemos mandarlos a la escuela, tener ropas y otros beneficios”.

De acuerdo con el Institute for Security Studies (ISS) de Sudáfrica, el cultivo suazilandés de marihuana está siendo integrado en las redes criminales regionales y globales existentes. “Del cannabis que es cosechado, la mejor calidad es destinada para compresión en bloques de uno o dos kilogramos que son contrabandeados vía Sudáfrica y Mozambique a Europa y al Reino Unido”, dijo un informe reciente del ISS sobre el tráfico de cannabis de Suazilandia. “Las redes criminales nigerianas han asumido la posición dominante en el tráfico de cannabis suazilandés durante los últimos años y las ganancias de sus ventas en Europa son usadas para pagar la cocaína comprada en Sudamérica, la cual es contrabandeada entonces a Sudáfrica y demás lugares”.

La policía suazilandesa intenta erradicar los cultivos, pero sin mucho éxito. Aunque el gobierno suazilandés reciba auxilio antidroga limitado de los EE.UU., el apoyo más importante de Sudáfrica ha terminado porque Suazilandia no puede pagar su parte.

Un reportero del IRIN acompañó al director de la unidad antidroga de Suazilandia, el Superintendente Albert Mkhatshwa, en un operativo de búsqueda y destrucción en que una plantación fue quemada. “Esto es sólo dagga siendo cultivada por algunos aldeanos vecinos”, explicó Mkhatshwa. “La fumigaremos con herbicidas y las plantas estarán muertas en un día más o menos, pero si regresamos en un mes, probablemente más será cultivada en el mismo lugar. La gente sabe que no tenemos los recursos necesarios para cubrir toda el área, entonces apuestan que no regresaremos prontamente. La gente ha estado cultivando el cannabis herbal durante largo tiempo en Suazilandia, mucho antes que fuera ilegal”, dijo.

Y si algunos empresarios locales y funcionarios del gobierno hacen lo que quieren, la gente puede cultivar cáñamo también. De acuerdo con el IRIN, el gobierno suazilandés va a permitir la pequeña producción de cáñamo para ver si tiene el potencial de volverse un cultivo económicamente viable.

“Con el cáñamo tenemos una alternativa al algodón, que nos ha decepcionado bastante durante los últimos años. Ha sido en razón de la marihuana que hemos hallado difícil conversar sobre el cáñamo, pero eso está cambiando y estamos empezando a moldar la opinión pública respecto de sus beneficios”, dijo Lufto Dlamini, el Ministro de Empresa y Empleo de Suazilandia. “El gobierno está considerando una propuesta para cultivar el cáñamo y una decisión será alcanzada hasta el fin de este mes. Pero, espero que reciba el permiso de cultivo para fines de pesquisa y, si eso prueba ser exitoso, entonces veremos”, le dijo él al IRIN.

El Dr. Ben Dlamini, 70, ex ministro en el Ministerio de la Educación de Suazilandia, fue uno de los primeros defensores del cáñamo. “El enorme énfasis sobre el cannabis en Suazilandia siempre ha estado en fumarlo y quedarse dopado, pero si fuéramos cultivar el cáñamo comercialmente, ello solucionaría muchos problemas”, le dijo él al IRIN. “Puede ser usado para combustibles, productos textiles, aceites saludables y lociones”, señaló. “La gente está teniendo la idea de que el cáñamo puede ser usado para fines que no sean el fumo, pero el proceso de comprensión es muy lento”.

Fuente Stopthedrugwar