Guía para hacer un cultivo en SCROG en exterior

El cultivo en scrog es una técnica de cultivo de alto rendimiento que generalmente se asocia al cultivo de marihuana en interior.

El scrog es una técnica de cultivo de alto rendimiento que generalmente se asocia al cultivo de marihuana en interior. Scrog es el acrónimo de “Screen of Green” o pantalla verde, y realmente es una de las técnicas más espectaculares y vistosas de cuantas existen. Resumiendo, consiste es cubrir una gran superficie de cultivo horizontal mediante la poda o guiado de ramas. Una malla situada a cierta distancia del sustrato, ayudará a dar el soporte necesario a toda la masa vegetal.

Y decimos que generalmente se asocia a cultivos en interior ya que es una técnica especialmente útil para controlar la altura de las plantas. En exterior en la mayoría de los casos es poco necesario, ya que la altura suele ser ilimitada. También es útil para conseguir que todos los cogollos queden a una misma altura de la fuente de iluminación y se produzcan la mínima cantidad de sombras. Pensemos que en interior lo que quede a la sombra de las puntas de las plantas, ofrecerá una producción bastante pobre.

cultivo en scrog

Pero en exterior y en determinadas ocasiones como cultivos en terrazas, balcones o cualquier otro lugar donde por cualquier motivo se pretendan plantas de baja estatura, es una excelente opción. Además de que con una o dos plantas, se puede conseguir cubrir el espacio que ocuparían seis o siete plantas de tamaño medio. Las producciones llegan a ser escandalosas. Pero para hacer un cultivo en scrog conviene siempre tener en cuenta varios aspectos que te contaremos a continuación.

VARIEDADES APROPIADAS PARA UN CULTIVO EN SCROG

No vamos a haceros una lista de variedades apropiadas para cultivos en SCROG, ya que sería poco menos que interminable. En general, las sativas e híbridos con dominancia sativa son las genéticas que más tienden a ramificar. Y es eso lo interesante, una variedad que ramifique fuertemente cuando se someta a podas y/o guiados, con tendencia a tener un crecimiento elevado.

Las índicas además de más compactas, no suelen ramificar tanto. Algunas de ellas directamente no se recomiendan podar por lo que les cuesta después ramificar y recuperarse. Como suele suceder, siempre hay excepciones y existen índicas muy apropiadas para el cultivo en scrog, aunque no suele ser lo habitual. Existen otras técnicas como el cultivo en sog que sin duda agradecen más este tipo de genéticas.

TAMAÑO DE LAS MACETAS

En un cultivo en SCROG, el tamaño de las macetas en muy importante. Siempre se debe apostar por macetas de gran tamaño desde el principio por varios motivos. Uno es que será necesario que las raíces dispongan de una gran cantidad de sustrato. No será complicado con una sola planta cubrir 3 o 4 m2 de cultivo, lo que equivaldría a una planta de más de 2 metros. Y una gran planta siempre necesita un gran espacio para sus raíces.

cultivo en scrog

Y otro es que llegará un momento en que no sea posible realizar trasplantes, y en ese momento la planta ya debe estar en su maceta definitiva. Cuando las ramas de la planta comiencen a guiarse por la malla, será imposible hacer un cambio a una maceta de mayor tamaño. También depende del espacio de cultivo del que dispongamos o queramos cubrir, pero como mínimo se debería usar una maceta de 50 litros por cada m2 de cultivo.

LA ESTRUCTURA PARA UN SCROG EN EXTERIOR

Las opciones son muchas. Desde algo muy sencillo como un tendal de la ropa plegable o una malla de guiado de las que se emplean habitualmente en los huertos, a una estructura fabricada con tablas, listones de madera, cuerdas, alambres… En todo caso debe ser una estructura robusta que soporte todo el peso de la planta y especialmente de los cogollos en floración.

Debajo de la estructura colocaremos la planta, a unos 30-40 cm aproximadamente. Incluso puede ser menos. En cuanto la apical o las ramas alcancen la altura de la estructura, iremos guiando cada una en direcciones diferentes para así, ir poco a poco cubriendo la máxima superficie de cultivo posible. La estructura perfecta debería tener orificios cuadrados de unos 5x5cm – 10x10cm.

LA TÉCNICA PARA EL MEJOR CULTIVO EN SCROG

Cuando se cultiva en SCROG, siempre se debe tener en cuenta el tiempo que tenemos por delante antes de que comience la fase de floración. En exterior las plantas en España no florecen hasta pasado mediados de julio. Y el SCROG es una técnica que sobre todo requiere largos períodos de crecimiento para que toda la superficie de cultivo quede completamente cubierta.

cultivo en scrog

Después tenemos la opción de realizar una primera poda y cada una de las ramas que conseguiremos, las iremos guiando en diferentes direcciones por la malla o enrejado en cuanto lleguen a él. La otra opción es no podar y simplemente doblar la apical de la planta guiándola en una dirección. En poco tiempo, las ramas inferiores comenzarán a crecer con más vigor que antes, y volveremos a guiarlas por la malla en diferentes direcciones. Para sujetar las ramas a la malla puedes usar unos cordeles o alambres, pero siempre dejando holgura.

En pocos días, numerosas ramas sobrepasarán la altura de la malla. Debemos de nuevo guiarlas por la malla hacia los espacios vacíos. Esto lo tendremos que repetir a lo largo de toda la fase de crecimiento hasta conseguir cubrir la máxima superficie posible. Durante los primeros días de la fase de floración las plantas continuarán creciendo, por lo que posibles espacios vacíos quedarán ocupados.

Más Artículos
temporada
Adelanta la cosecha de exterior con la floración forzada
>