La moda grita: zapatos de cannabis que resisten al agua

La moda sustentable es una realidad en todo el mundo gracias a que ha logrado hacer atractivas cosas que antes no lo eran

La moda sustentable es una realidad en todo el mundo gracias a que ha logrado hacer atractivas cosas que antes no lo eran.

The Objective propone, ahora, un nuevo producto: zapatos de cannabis resistentes al agua, hechos también de corcho y goma reciclada que son 100% veganos.

La moda sostenible no deja de ganar popularidad y cada vez hay más proyectos que buscan utilizar materiales y procesos respetuosos con el medio ambiente para crear ropa, zapatos y accesorios. 

Uno de estos proyectos son los zapatos de Dope Kicks, creados con cáñamo, la fibra que se obtiene de las plantas de cannabis, además de con otros materiales sostenibles.

¿Por qué cannabis?

El cáñamo, a pesar de proceder de la planta del cannabis, tiene una mínima cantidad de componentes psicoactivos, un 0,2% de tetrahidrocannabinol (THC), por lo que su uso está permitido en todo el mundo.

“El cáñamo es el primo sobrio de la marihuana”, explican desde Dope Kicks.

La fuerza de este material es el motivo por el que ha sido utilizado como una fibra en numerosos momentos a lo largo de la historia.

Incluso Henry Ford llegó a crear un coche con él. En la actualidad, existen varios proyectos que utilizan este material para construir viviendas.

Además de la fortaleza del cáñamo, los creadores de Dope Kicks aseguran que es un material sostenible y respetuoso con el medio ambiente, pues para su producción se necesitan tres veces menos agua que para la del algodón y tiene un impacto mínimo en la tierra.

Los creadores del proyecto destacan además que al usar este material apoyan a agricultores de todo el mundo.

Suelas de material reciclado

El cáñamo no es el único material sostenible que se utiliza para crear estos zapatos. Sus suelas están hechas de goma reciclada.

“Decidimos dar un paso más y ayudar a limpiar lo que nuestros competidores dejan a su paso”, explican los creadores de esta iniciativa.

Para ello, se pusieron en contacto con fabricantes portugueses para crear suelas nuevas con los materiales de zapatos usados.

“Son flexibles, duraderas y salvan el medioambiente al mismo tiempo”, defienden sus creadores, que recuerdan que la industria del zapato crea 25.000 millones de pares al año, muchos de los cuales acaban en vertederos o en los océanos.

Además de la sostenibilidad, la goma tiene otras ventajas, como su fuerza y su durabilidad, como destaca la marca.

“La goma puede deformarse y volver a su forma original incluso después de años”, señala.

Para las plantillas también se utiliza un material natural, el corcho, elegido por sus propiedades anti microbios y para repeler de manera natural a los insectos. 

Además, estos zapatos son 100% veganos, pues no utilizan ningún material de procedencia animal.

Resistentes al agua

“Queríamos hacer algo para las personas activas, los exploradores, algo que pudiera proporcionar la mejor experiencia bajo cualquier condición, y por eso los hicimos resistentes al agua”, explica Dope Kicks.

Además de repeler el agua, el tejido de estos zapatos es resistente a las manchas, por lo que están hechos para poder ser limpiados con un poco de agua de manera rápida, sin tener que esperar a que se seque.

Para lograrlo, durante el proceso de fabricación se le añade una capa especial que protege contra las manchas, los líquidos y el polvo, así como una membrana resistente al agua que “proporciona dos capas de protección y mantiene tus pies secos”.

Una producción ética en Portugal

Otro de los aspectos que destaca la marca es que sus productos están hechos con un sistema de comercio justo en Portugal, un lugar que eligieron por el gran tamaño y calidad de su industria zapatera.

Además, aseguran que sus trabajadores reciben un salario justo porque “¿cómo podemos esperar que opten por unas zapatillas sostenibles si no les pagamos un sueldo justo?”.

“Al elegir el comercio justo estamos empoderando a la gente para que también puedan elegir zapatillas respetuosas con el medioambiente cuando van a la tienda”, opinan en Dope Kicks.

Más Artículos
Suiza, ensayo piloto con la marihuana recreativa
>