La ciudad de Kinrooi será la meca del cannabis medicinal en Bélgica

La Agencia Federal de Medicamentos y Productos Sanitarios (FAMHP) de Bélgica por el momento se inclina a favor de la solicitud que permite hacer investigaciones con el cannabis medicinal a gran escala en la ciudad de Kinrooi en Limburgo. Si se concreta y llega este plan de investigación, el empleo en investigación se estima que ascendería de 500 a 800 nuevos puestos de trabajo.

En impacto del cannabis medicinal en la supresión de la espasticidad en pacientes con esclerosis múltiple o el alivio del dolor de cáncer en el año 2016 ha sido indiscutible.

 “Aún así, mucha más investigación sigue siendo necesaria”, dice Joris Vanvinckenroye, fundador de Royal Doctors.

Vanvinckenroye quiere en la ciudad de Kinrooi un edificio de laboratorios para investigación en los que se averigüe cómo se puede estabilizar perfectamente los niveles de THC y CBD de la planta del cannabis sativa, y así ser adecuada la gran producción de plantas para medicamentos a gran escala.

Si esta gran iniciativa para la investigación llega y se arraiga, significaría, según Vanvinckenroye una inversión mínima de 80 millones y un empleo de profesionales que iría desde 500 a 800 empleados.

Más Artículos
Antigua y Barbuda va a aprobar la ley de regulación del cannabis inclusivo
>