LaMarihuana.com es una división de Freedom Leaf, Inc. una empresa dedicada al activismo cannabico, auditada y cotizando en el mercado de valores (OTCQB: FRLF)
Tags Posts tagged with "Historia"

Historia

3 34.801 vistas

¿Pancho Villa invento la palabra Marihuana? No realmente pero….

Según Jack Herer en 1895 por primera vez se utiliza la palabra marihuana por los seguidores de Pancho Villa en Sonora (Jack Herer, 1999). Quienes popularizaron la canción de La Cucaracha:

La Cucaracha” es una canción folclórica tradicional en idioma español, pertenece al género denominado corrido, que fue especialmente popular en México durante la Revolución mexicana.

La mención a la marihuana se debe a que durante el período de la revolución mexicana, la palabra cucaracha era también un término utilizado para indicar la marihuana, un cigarillo de marihuana o tabaco adulterado con marihuana  u otra hierba. (de allí deriva el término “roach” en jerga norteamericana).

La cucaracha, la cucaracha
Ya no puede caminar
Porque no tiene, porque le falta

Marihuana pa´fumar.

Ya murió la cucaracha;
Ya la llevan a enterrar
Entre cuatro zapilotes,
Y un raton de sancristan.

En el norte vive Villa
En el sur vive Zapata
Lo que quiero yo es venganza
Por la muerte de Madero

De las patillas de un moro
tengo que hacer una escoba,
para barrer el cuartel de
la infantería española.

En la década de los 30’s, los norteamericanos empezaron usar el termino “Marijuana” para diferenciar a esta yerba del caniamo (que es lo mismo) que ya era muy utilizado para la industria textil entre otros, el termino se uso en campanias de propagandas con propósito de atacar a las minorías de negros y mexicanos que usaban la marihuana, de esa forma empezó la criminalización tan solo como una forma de racismo.

Algunos autores afirman que la palabra marihuana proviene del náhuatl “marihuana”, palabra compuesta por “mallin” que quiere decir prisionero, “hua” que significa propiedad, y la terminación “ana”, coger, agarra, asir. Se supone que los indígenas al identificar a la planta con el nombre de marihuana, quisieron expresar que la planta se apodera del individuo.

Los estadounidenses creen que marihuana es una contracción de los nombres propios María y Juana y la han convertido en marihuana (Manual de identificación de estupefacientes y psicotrópicos, 1994).

Fuente Zombieninjarobo

0 6.724 vistas

 

En la época romana se utilizaba principalmente la fibra para confeccionar vestidos y para las gúmenas (maroma gruesa para atar áncoras) y las velas de las naves, como se extrae de algunas breves anotaciones de Lucilio, Plinio, Columela y Celso (siglo II).

Los cartaginenses conocían muy bien el hachís. Fueron halladas dos ánforas llenas de hachís ubicadas en un trirreme de guerra (un tipo de galera) cartaginesa del siglo III A. C. que fue llevada a la superficie en 1969 en la Isla Larga. Se utilizaría para mantener alta la moral de los marineros en los momentos difíciles.

El kiphy, que es un incienso ceremonial de posible psicoactividad , entre cuyos ingredientes hay una “resma” (probablemente de cáñamo), forma ya parte de las reuniones de los ricos, este producto era importado desde Egipto y era muy caro.

En la Metamorfosis de Ovidio, en donde se habla de un tal Glauco que toma “hierba” de extraños efectos.

Por Galeno (129 al 200) médico de la corte imperial, sabemos que era frecuente ofrecer flores de cáñamo en reuniones sociales para incitar la hilaridad y el disfrute (costumbre aprendida de las sociedades ateniense o de los celtas). También menciona que se utilizaba el vino resinado (utilizando cannabis).

Al iniciarse el siglo IV, en el año 301, el edicto de Diocleciano sobre precios fija el del modius castrense de opio (con una capacidad para 17,5 litros) en 150 denarios, cuantía que sigue siendo extremadamente módico si se compara con los 80 denarios que costaba el kilo de hachís. El fumar hachís egipcio era casi una excentricidad (valía una fortuna), mientras que el opio se consideraba un bien básico para el hogar romano.

Con la llegada del cristianismo sufrió la desaparición por completo lo mismo que las otras drogas paganas. Su retorno fue al cabo de siete u ocho siglos. Desaparecieron las grandes extensiones de marihuana cultivadas por los celtas, así como las saunas del hachís.

Fuente CannabisMedicinal

0 2.406 vistas

africaEn este continente es considerado un medicamento muy versátil, se utiliza para todo: insomnio, disentería, lepra, caspa, males de ojo, enfermedades venéreas, jaquecas, tosferina, oftalmia y hasta tuberculosis.

También se considera un tónico cerebral, antihisterísmo, antidepresivo, potenciador de deseos sexuales sinceros, fuente de coraje y longevidad.

El cáñamo esta muy difundido en la zona del Congo; las hojas frescas se fuman en pipas rudimentarias a las que se añaden carbones al rojo. Las hojas y las semillas son embaladas en cartuchos grandes y largos, cubiertas con cortezas de árbol.

La secta de los Bantúes tenían cultos Dagga secretos, que creían que los dioses enviaron a la tierra el cannabis sagrado. Dagga significa “Cannabis”. En estas sociedades el uso de marihuana era exclusivo de los líderes.himba

Los pigmeos, los zulúes y los hotentotes creían que era la medicina indispensable para tratar la epilepsia, los calambres y la gota. También lo utilizaban como sacramento religioso.

En Angola, los tjivokve fuman las hojas en público, mientras que los ngangela, que pertenecen al mismo grupo lo hacen en secreto.

En 1870, el jefe Kalamba-Moukenge, para asegurar su poder sobre las distintas tribus recientemente sometidas para luchar contra el invasor inglés, hizo quemar públicamente los diferentes ídolos tradicionales, sustituyéndolos por un ritual único basado en el consumo colectivo de riamba (cáñamo).

Los seguidores del nuevo culto se llamarán Bena-Riamba (“hijos del cáñamo”) es como una especie de gran secta o un culto en el que su ideología es de corte comunista agrícola.

Cuando viajaban no llevaban consigo armas sino pipas. Fumaban dando grandes caladas lo que luego les producía tos espasmódica y grandes colocones.

Fuente CannabisMedicinal

14 5.527 vistas
cannabis jesus

Un grupo de investigadores estadounidenses aseguran que Jesús y sus apóstoles pueden haber utilizado un aceite curativo basado en el cannabis

. Los expertos afirman que la sustancia, que se utilizaba en los primeros días de la iglesia cristiana para curar diversas enfermedades, contenía un extracto de la marihuana llamado kaneh-bosum y sugieren que el extracto, absorbido por el cuerpo una vez untado sobre la piel, ayudaba a la cura de personas que sufrían diversos problemas mentales y físicos.

El autor del artículo publicado en la revista estadounidense sobre drogas High Times dijo que las conclusiones fueron obtenidas tras el estudio de la Biblia. La nota no cuestiona los milagros relatados en los textos sagrados, pero examina la posibilidad de que se haya echado mano a sustancias con un efecto médico activo. Tampoco descarta el efecto producido por la fe en Cristo.

“El uso medicinal del cannabis en ese tiempo está comprobado en documentos arqueológicos —dijo el investigadorindia_fumando_porro-300x291 Chris Bennett—. El aceite sagrado para la unción de los enfermos, como está descrito en la versión original en hebreo del libro del éxodo, contenía más de tres kilos de kaneh-bosum”, agregó.

La sustancia es identificada por etimólogos, lingüistas, antropólogos y expertos en botánica como cannabis mezclado en un recipiente que contiene en gran parte aceite de oliva mezclado con otras hierbas perfumadas.

“Las personas que eran untadas en esa época eran literalmente empapadas en esta poderosa mezcla”, explicó el experto estadounidense.

Bennett sugiere que la droga pudo haber jugado un papel en algunos de los milagros curativos. “En el mundo antiguo las enfermedades como la epilepsia eran atribuidas a la posesión demoníaca”, subrayó y agregó que el curar a alguno de tal enfermedad, incluso con la ayuda de hierbas, era considerado milagroso. “Es interesante destacar que el cannabis resulta efectivo en el tratamiento no sólo de la epilepsia sino en enfermedades de piel, problemas de visión y dolores menstruales”.

Fuente MarihuanaLoca

0 1.017 vistas

Por Ernesto Cortés

I: BUENOS DÍAS
fernando savaterAhora que vino Fernando Savater, cada sector de la prensa local interpretó de acuerdo a sus intereses las palabras que el escritor español pronunció en nuestras tierras. Hubo, sin embargo, un tema que casi pasó desapercibido, y que solo Pedro Zamora, de Avanzada, recogió: para Savater, la estrategia contra el narcotráfico va muy errada, y el de las drogas es un problema de dosis (cuestión de distinguir entre “dosis activa” y “dosis letal”) y de educación. Legalizar las drogas desmontaría el narcotráfico, dijo el filósofo, y aseguró que “hay que educar para la templanza, es decir, no para privarse de los placeres, sino para saber hacerlos compatibles con la salud, con la higiene y con nuestra vida cotidiana”. Las palabras misteriosas de hoy son: mitos, educación, negocio.
historia0001II: ES HISTORIA, NO APOLOGÍA
Porque así conviene a algunos intereses, en México se ha pregonado y afianzado popularmente la idea de que todos los usuarios de sustancias clasificadas como ilegales son personas que no son queridas por sus familias, de extracción social baja, de escolaridad mínima, y con problemas de autoestima, entre otras características negativas. Es innegable que parte de los usuarios sí caben en ese cuadro desesperanzador, y que a algunos, que no controlan sus apetitos, las drogas les hacen mucho daño. Sin embargo, nada se dice de otros individuos que, siendo figuras líderes y exitosas en sus campos de trabajo, recurren a las drogas recreativas como una parte normal y controlada de su cotidianeidad, y llevan una vida socialmente aceptable, junto a un desempeño profesional sobresaliente.
Sigmund Freud fue un usuario moderado de cocaína, y escribió (en su ensayo De la coca) sobre las que él consideraba “virtudes” de la sustancia. El astrónomo Carl Sagan era un fumador cotidiano de cannabis, y teorizó (en su libro Los dragones del edén) que la domesticación de esta planta podría haber “llevado a la invención de la agricultura y, por lo tanto, a la civilización”. Bill Gates, el billonario fundador de Microsoft, fue consumidor de LSD, del mismo modo que lo fueron el actor Cary Grant, y los escritores Anaïs Nin y Aldous Huxley. Kary Mullis (Nóbel de Química 1993) decía que sus experiencias con el ácido lisérgico “ciertamente fueron mucho más importantes que cualquier curso que jamás haya tomado”. Lo políticos Arnold Schwarzeneeger y Sarah-Palin-VogueSarah Palin han reconocido abiertamente su pasado de fumadores verdes.
Ejemplos sobran en el deporte: el nadador Michael Phelps (14 medallas de oro en olimpiadas), el beisbolista Dock Ellis (que lanzó en el ’70 un juego perfecto), el basquetbolista Kareem Abdul-Jabbar (ex jugador estrella de los Lakers). De hecho, en la NBA la lista es muy larga: Allen Iverson, Chris Webber, Jason Williams, Lamar Odom, Isaiah JR Rider, Eddie Griffin, Damon Stoudamire, Rasheed Wallace, Zach Randolph, y párenle de contar. En una entrevista al New York Post en el 2001, el jugador Charles Oakley aseguraba que el 60 por ciento de los basquetbolistas de la NBA fumaban marihuana.
Se trata, pues, de una cuestión de educación y de dosis. La cosa es que el mito del usuario lumpen está tan arraigado, y hay tantas cosas cimentadas en esa base falsa, que, al menos por ahora, un cambio de paradigma en nuestro país se ve imposible. Entre las leyendas urbanas, la tozudez de Calderón, y los intereses comerciales desde dentro del gobierno, se ve difícil que le vayan a hacer caso a Fernando Savater en el futuro cercano. Mientras, seguirá aumentando la lista de muertos por sobredosis, pero de plomo.
Éste fue el episodio número 420 de la Columna lítica.

Fuente EcosdelaCosta

67 164.744 vistas

escritos antiguosLos escritos más antiguos que se conocen sobre el consumo de cannabis proceden del emperador chino Shen Nung en 2727 a.J.C. Dependiendo de las culturas, se observa un uso profano o religioso. Se cultivó por primera vez en Asia y fue utilizada en la India en el 2000 a.J.C. en ceremonias religiosas donde se veneraba la planta, denominándola “fuente de felicidad y de vida”; las tradiciones brahmánicas posteriores consideraban que su uso agilizaba la mente, otorgaba salud y concedía valor, así como potencia sexual. Otros testimonios escritos sobre su uso en Oriente Medio datan del 500 a.J.C. y en estudios realizados por Creighton y Clay sugieren que en el Antiguo Testamento se hace referencia al cáñamo.

cultivo cannabisEl cultivo de cannabis se extendió de forma importante para la producción de fibra vegetal, empleada para hacer cuerdas, alpargatas, sacos, tejidos, etc. Además de las semillas se extraía un aceite secante que se utilizaba para la fabricación de pinturas y jabones. La Europa céltica antes de la conquista romana, tenía grandes extensiones dedicadas al cultivo del cáñamo. En la antigüedad abundaba una forma muy peculiar de administración que consistía en arrojar trozos de hachís sobre brasas y piedras calientes e ir respirando el humo que se desprendía. También parece que existió un vino “resinato” compuesto de resina de cáñamo.

En la civilización grecorromana, según explica el historiador Herodoto, fue usado como instrumento recreativo en grecoromanafiestas de ricos, ya que era un producto importado de Egipto y muy caro, sin embargo en general nunca fue una droga usada por las clases sociales altas como ocurrió con la morfina o la cocaína. El uso terapéutico no fue relevante en los postulados hipocráticos y galénicos, aunque se refieren a ella en relación como remedio para la otitis media. Su uso quedó relegado a ungüentos y cocimientos de brujería.

ImperioIslamicoDesde Oriente Medio el uso del cannabis se extendió al Imperio Islámico a través del Norte de África, aunque su uso tuvo detractores como el emir Soudouni Schekhounia de Arabia, que lo prohibió en 1378 y el historiador árabe Al Magrii responsabilizó al cannabis de la decadencia de la sociedad egipcia.

Con la llegada del renacimiento de la medicina científica occidental, a partir del siglo XV, quedó el uso terapéutico del cannabis desplazado de la farmacopea. Sólo en África y ciertas zonas de Asia mantuvo su arraigo como medicina de múltiples usos, como vehículo de meditación para chamanes, fakires, yoguis y derviches, y como una droga recreativa para distintos estratos sociales.

emisferioEl cannabis se extendió al hemisferio occidental en 1545 cuando los españoles lo importaron a Chile para emplear su fibra. El cannabis se cultivaba en 1611 en las colonias americanas de Jamestown y Virginia, y en 1629 en Nueva Inglaterra. Aunque el principal destino del cultivo durante el periodo colonial era la producción de cuerda, existen datos de que los colonos conocían sus propiedades psicoactivas. George Washington cultivaba cáñamo en Mount Vernon y una lectura detallada de sus diarios puede llevar a la conclusión de que separaba las plantas hembras para su uso medicinal.

medicinalEl uso no médico del cannabis en Europa Occidental fue introducido probablemente por las tropas de Napoleón cuando volvieron de la campaña de Egipto a principios del siglo XIX, aunque ya era conocido en el siglo XVIII, y en 1735 Carolus Linnaeus le asignó el nombre científico de cannabis sativa. Su consumo estaba relegado a pequeños círculos intelectuales como el famoso Club des Haschischiens, fundado en 1840 por ilustres escritores franceses como Balzac, Baudelaire, Dumas, Gautier, Delacroix. También en esa década se inició un amplio uso terapéutico en Estados Unidos a partir de las investigaciones de los médicos W. B.  O`Shaughnessy, Jacques J. Moreau y Fitz Hugh Ludlow. Desde 1850 y hasta 1942 el cannabis estuvo incluido en la farmacopea y empresas farmacéuticas como Parker-Davis, Lilly, Squibb y Burroughs-Wellcome comercializaban preparados que la contenían. Durante la década de los veinte del pasado siglo, proliferó el uso de marihuana en Estados Unidos debido a la Ley Seca y a la exposición de los soldados a la sustancia durante las campañas en América Central y Caribe.

hippiessA mediados de los años sesenta con la llegada del movimiento psicodélico, se extendió rápida y masivamente entre la juventud americana y europea, asociada inicialmente a actitudes contestatarias y a movimientos contraculturales. Si hasta entonces los productores de marihuana habían sido México, Colombia y algunas zonas del Caribe, a partir de la década siguiente el primer productor mundial pasó a ser Norteamérica, y mediante técnicas avanzadas de cultivo, tanto en campo abierto como en interiores, ha llegado a desarrollar las mejores variedades del mundo. En lo que respecta al hachís, los grandes productores tradicionales son países asiáticos como Afganistán, Pakistán, Nepal y países pertenecientes al Mediterráneo como Turquía, Egipto, Líbano y Marruecos. Hoy en día sólo Afganistán, Pakistán y Marruecos siguen produciendo cientos o miles de toneladas anuales, siendo Marruecos el que posee actualmente la hegemonía del mercado Europeo. Después del alcohol el hachís y la marihuana son las drogas consumidas con más frecuencia.

Fuente SCA Centre Mèdic

El cannabis podría estar detrás de muchos de los milagros de Jesucristo narrados en el Nuevo Testamento. Según un nuevo trabajo, la explicación a las curaciones podría estar en los extractos de marihuana que impregnaban el aceite de ungir empleado por Jesús y sus apóstoles en los primeros años de nuestra era.

¿Cristo usaba marihuana?

Un grupo de investigadores estadounidenses aseguran que Jesús y sus apóstoles pueden haber utilizado un aceite curativo basado en el cannabis. Los expertos afirman que la sustancia, que se utilizaba en los primeros días de la iglesia cristiana para curar diversas enfermedades, contenía un extracto de la marihuana llamado kaneh-bosum y sugieren que el extracto, absorbido por el cuerpo una vez untado sobre la piel, ayudaba a la cura de personas que sufrían diversos problemas mentales y físicos.

¿Usaba Jesús Cannabis?
Numerosos textos antiguos mencionan el cáñamo: Salomón en la Biblia lo canta con el nombre de kalamo. Bajo la denominación de suama era bebido en la zona de Sinaí y fumado en las sinagogas.

Un grupo de investigadores estadounidenses
aseguran que Jesús y sus apóstoles pueden haber utilizado un aceite curativo basado en el cannabis.

La Biblia y el cannabis

Un ensayo sobre la relación de la marihuana y los textos sagrados

Fuente MariaJuana

0 2.663 vistas


El cada vez más evidente  uso de las drogas ilegales en los círculos de las celebridades del Japón, ha disparado el debate sobre las drogas en el país del sol naciente.
A pesar  del ruido de los últimos escándalos por el consumo de drogas, no han incluido a la marihuana en el grupo drogas duras, además es la droga que tiene más puntuación para su legalización en el Japón.

No es sorprendente que antes de su ilegalización, la producción de marihuana era bastante común en Japón. En el Japón el cáñamo ha tenido una larga tradición de integración dentro de la cultura, el arte y los rituales, incluso los samuráis supuestamente lo usaban para inspirarse .El cannabis ha sido mencionado como planta medicinal en casi  todos los escritos de drogas y medicinas (hierba china, los procedimientos religiosos en Egipto, como en  medicinas diferentes en la India), y sus usos más tarde fueron exportados a Europa. En 1886 en Japón, ya figuraba el cáñamo dentro de su farmacopea y era frecuentemente utilizado como medicina y analgésico. Aunque  históricamente eran utilizados en los rituales budistas, la marihuana también estaba profundamente integrada en los rituales sintoístas, el cáñamo solía ir muy unido al Japón, tanto cultural como económicamente. Lo único que pudo romper este vínculo fue la Segunda Guerra Mundial y su posterior cambio de régimen en Japón.

Seguir leyendo Achikule (inglés)

0 642 vistas

Cáñamo o cáñamo industrial es el nombre que reciben las variedades de la planta Cannabis sativa y el nombre de la fibra que se obtiene de ellas, que tiene, entre otros, usos textiles.

  • Todos los textos escolares eran hechos de cáñamo o lino hasta los 1880s; Hemp Paper Reconsidered, Jack Frazier, 1974.
  • Era legal pagar impuestos con cáñamo en USA desde 1631 hasta los 1800s; LA Times, Aug. 12, 1981.

• Negarse a plantar cáñamo en USA durante los siglos 17 y 18 era en contra de la ley. Ud. podría haber sido encarcelado en Virginia por negarse a plantar cáñamo desde 1763 hasta 1769; Hemp in Colonial Virginia, G. M. Herdon.

• George Washington, Thomas Jefferson y otros padres de la patria, cultivaron cáñamo; Washington and Jefferson Diaries. Jefferson smuggled hemp seeds from China to France then to America.

• Benjamín Franklin fue dueño de unas de las primeras papeleras en USA donde se proceso cáñamo. También, la guerra de 1812 fue causada por el cáñamo. Napoleón quería cortar la exportación de cáñamo desde Moscú a Inglaterra; Emperor Wears No Clothes, Jack Herer.

• Por miles de años, el 90% de las velas y cordeles de los barcos fueron hechos de cáñamo. La palabra “lona” en holandés es cáñamo; Webster’s New World Dictionary.

• El 80% de los textiles, ropa, cortinas, sabanas, etc. eran hechas de cáñamo, hasta que se introdujo el algodón.
• Las primeras Biblias, mapas, tablas, los primeros borradores de la declaración de independencia y la constitución, fueron hechos por cáñamo; U.S. Government Archives.

• El primer grano cultivado en muchos estados fue cáñamo. El año 1850 fue un año peak para la producción en Kentucky (40.000 Toneladas). Cáñamo fue el grano que traía mas dinero hasta el siglo 20; State Archives.

• Rembrandts, Gainsborough’s, Van Gogh’s y otras lonas famosas, fueron principalmente pintadas en lonetas de cáñamo

• En 1916, el gobierno Americano predijo que para el año 1940, todos los papeles vendrían del cáñamo y que no más árboles serian cortados. Estudios de gobiernos indican que 1 acre de cáñamo iguala 4.1 acres de árboles; Department of Agricultura.

  • Pinturas y barnices de calidad fueron hechos de semillas de

• Cáñamo hasta 1937. 58.000 toneladas de semillas fueron usadas en 1935 para ello; Sherman Williams Paint Co. testimony before Congress against the 1937 Marijuana Tax Act.

• Henry Ford diseño su primer Ford-T para funcionar en biogasolina de cáñamo, y el auto mismo estaba hecho de fibras de cáñamo. En sus propiedades, Ford era fotografiado en sus plantaciones de cáñamo. El auto “crecido del suelo” tenia paneles con cáñamo, cuya dureza de impacto era 10 veces mas fuerte que el acero; Popular Mechanics, 1941.

• El cáñamo, llamado “el grano del billón de dólares” tenia un potencial comercial a exceder el billón de dólares; Popular Mechanics, Feb., 1938.

• La revista Mechanical Engineering Magazine (Feb. 1938) publico un articulo titulado “El grano que das mas ganancias y mas deseable que pueda cultivarse” Decía que si se cultivaba con tecnología del siglo 20, podría ser el mas grande grano agrícola de USA y el resto del mundo.

• Lo sgte. viene del United States Department of Agriculture’s 1942, un film que les dice a los agricultores que cosechen 350,000 acres de cáñamo cada año, para ayudar la guerra:

…Ahora con las fuentes de cáñamo de las Filipinas y Las Indias Orientales en manos de los japoneses…El cáñamo americano deberá de suministrar las necesidades de nuestro ejercito y marina y la de nuestras industrias; Certified proof from the Library of Congress; found by the research of Jack Herer, refuting claims of other government agencies that the 1942 USDA film ‘Hemp for Victory’ did not exist.

Un boletín del USDA, el # 404, concluía que el cáñamo produce 4 veces mas pulpa que madera con menos polución ambiental. Popular Mechanics, Feb. 1938 decía que: Cáñamo, este nuevo grano puede aportar mucho a la industria Americana y su agricultura. Citizen Kane uno de los mejores films de la historia narra la vida de William Randolph Hearst, el y la Hearst Paper Manufacturing Division de Kimberly Clark eran propietarios de muchos bosques madereros, que suministraban productos papeleros. Hearst peligraba de perder billones por causa del cañamo.

En 1937, DuPont patento un proceso para fabricar plásticos derivados del petróleo, sintéticos como plástico, celofán, celuloide, metanol, nylon, rayón, Dacron, etc., podrían ahora hacerse de petróleo. La industrialización del cáñamo haría perder billones a la petroquímica de Dupont. He aquí que se cree que inversionistas y políticos decidieron declarar el cáñamo algo peligroso.

Fuente Elmorrocotudo

2 543 vistas

El cáñamo,  planta de uso ancestral originaria de Asia, tuvo y tiene diversos usos, que van desde su aplicación textil o alimenticia en las variedades denominadas “cáñamo industrial” hasta su utilización como sustancia medicinal o psicoactiva en las variedades llamadas marihuana.

Sin lugar a dudas es una planta útil. Con su fibra se hacen sogas, velas, ropa, redes, papel y otros objetos. Las semillas se comen, y son ricas en proteínas y aceites. Sus flores se fuman y también pueden ingerirse en forma lúdica o en carácter medicinal.

El cáñamo fue moneda de curso legal en la mayoría de las colonias americanas de los ingleses desde 1631 hasta principios del 1800; Incluso se llegaba a encarcelar a aquellas personas que se negaban a cultivar el cáñamo durante los periodos de escasez (Virginia entre 1763 y 1767). Los gobiernos del siglo XVIII, en España, dejaron orientaciones adecuadas para asegurar la protección del cáñamo producido en las Vegas de Granada y del Segura para la marina española.

En 1740 Rusia producía el 80% de la producción occidental de cáñamo acabados (cuerdas, redes, velas, ropa…) gracias a su mano de obra barata.  El cannabis era el principal producto mercantil de Rusia, por delante de pieles, madera y hierro. Gran Bretaña era su principal comprador, ya que los productos fabricados a base de cáñamo eran imprescindibles en su armada naval.

En 1839 el doctor O’Shaugnessy, profesor británico en la Escuela Médica de Calcuta ya publicó el primer artículo (de unas cuarenta páginas) sobre propiedades analgésicas, antiespasmódicas y relajantes musculares del cannabis.

En 1850, en los Estados Unidos se contabilizaron 8.327 plantaciones de cáñamo cultivado para hacer telas, lonas e incluso las cuerdas utilizadas para embalar el algodón. La mayoría de estas plantaciones censadas se encontraban en el Sur o en los estados colindantes, principalmente por la posibilidad de imponer en estos lugares de esclavos como mano de obra barata para trabajar.

Una de las recetas médicas más utilizadas en los EE.UU. desde 1842 hasta 1930 se elaboraba con diversos extractos de marihuana (1).  Durante todo este periodo no se contabilizó ni una sola muerte producida por el consumo de dichos medicamentos, ni mucho menos ocasionó trastornos mentales (como se aseguro posteriormente).

En 1860 la compañía “Ganjah Wallah Hasheesh Candy” elaboró un caramelo de hachís de azúcar de arce que sería una de las golosinas más populares de los EE.UU.

En 1883 se abrieron legalmente salones para fumar hachís en Nueva York, Boston, Filadelfia, Chicago, San Luis, Nueva Orleans, etc. En esta  década el Boletín Oficial de la policía calculó que había 500 salones para fumar hachís en la ciudad de Nueva York.

Alrededor de 1886 marineros mejicanos y negros, que comerciaban con las islas Antillas tuvieron un primer contacto con la marihuana y propagaron su uso por todas las Antillas y Méjico. En estas islas se fumaba cannabis para aliviar el pesado trabajo de los campos de caña, soportar el calor, y para relajarse por las tardes sin que luego tuvieran la resaca de alcohol mañanera.

El cannabis continuó siendo el segundo medicamento más utilizado hasta 1901, siendo reemplazado entonces por la aspirina.  Se producía principalmente en Estados Unidos, países asiáticos y mediterráneos musulmanes.

Todo iba bien entre la marihuana y la humanidad, hasta que el magnate de la prensa Randolph Hearst perdió 800.000 acres de terreno en México,  arrebatados por Pancho Villa. Hearst debía gran parte de su fortuna a la producción de papel a través de la industria maderera y le interesaba

eliminar cualquier competencia con el papel de cáñamo mexicano, así que inició una cruzada mediática a través de sus periódicos en la que satanizaba el consumo del cannabis y lo presentaba ante la opinión pública como una droga socialmente devastadora. Hearst en sus artículos desarrollaba teorías racistas en las que explicaba como “los negros y mexicanos” se convertían en bestias asesinas bajo los efectos de la marihuana.

Hearst utiliza la palabra “mariijuana”, (que empleaban los mexicanos para nombrar el cannabis o cáñamo), para que la gente no se diera cuenta que lo que quería prohibir era una planta altamente productiva y útil como el cannabis. Sus campañas sensacionalistas tuvieron un peso decisivo en la prohibición de la planta. A este argumento racista, se le añade el que se originó en torno a los salones de Los Angeles o Nuevo Orleans donde, además de fumar hachís se escuchaba jazz. Las mentes puritanas de la época empezaron a decir que los negros de estos lugares, cuando fumaban mariguana se convertían en “insolentes”, llegando a mirar dos veces a una mujer blanca o atreviéndose a pisar la sombra de un blanco. Motivos que, aunque increíbles, son ciertos y llegaron a costarle la libertad a más de un negro (2).

Ademas de los motivos raciales para su prohibición, existieron principalmente motivos económicos, y cuando no, los estadounidenses fueron los que comandaron la cruzada. En 1917, George Schlichten inventó la máquina descortezadora, que iba a servir para recolectar de manera mucho más eficaz el cáñamo. La invención de la descortezadora suponía una fuerte amenaza para la industria del algodón, que estaba íntimamente ligada con los sectores políticos más influyentes, éstos, junto con los medios de comunicación involucrados con la industria maderera del papel, potenciaron la satanización del cáñamo e impulsaron su prohibición. Asimismo, el naylon y el plástico irrumpen en el mercado, dando lugar a una auténtica invasión de los tejidos sintéticos ligados a los intereses económicos de las grandes multinacionales, como es el caso de la química

DuPont. Finalmente, habiendo aterrorizado a la sociedad americana con los efectos violentos que tenía la marihuana, en diciembre de 1937 el Congreso de Estados Unidos aprobó su prohibición. Posteriormente logran imponer su idea en todo el mundo.

El furor anti cáñamo mundial duró hasta que Estados Unidos se dio cuenta de que necesitaba el cáñamo. El tallo se usa para hacer cuerdas y redes de paracaídas, dos productos indispensables en la Segunda Guerra Mundial. Fue así que en 1942 el Estado norteamericano cambió de opinión, al punto de que el departamento de agricultura produjo un film llamado Cáñamo para la victoria (Hemp for Victory) donde se pedía a los “campesinos patrióticos” que lo plantaran por favor.

Uso Medicinal

Toda la información contenida en este apartado, está exclusivamente destinada a la información para un uso adecuado del Cannabis. Dicha información, jamás podrá sustituir el asesoramiento, diagnóstico, indicación o consejo profesional de un médico cualificado. Le recordamos la importancia de consultar con su Médico.

La acción terapéutica del cannabis sativa es llevada a cabo por los cannabinoides. Reciben este nombre porque son compuestos que sólo se encuentran en esta planta. Tienen 21 átomos de carbono, son aceites (por lo tanto liposolubles) y fueron aislados por primera vez en laboratorio en 1970. Su concentración en la planta es distinta según la variedad botánica (sativa, indica o ruderalis), el sexo (macho o hembra), el tipo de cosecha (interior o exterior) o la parte de la misma (hojas, flores o tallo)

Son innumerables los usos medicinales que la humanidad le dio y le sigue dando a esta planta. Entre los más conocidos podemos citar:

Asma

La marihuana es un potente bronco dilatador tanto si es administrada mediante inhalación o ingesta oral de toda la planta, como en forma de THC sintético. Constituye una de las mayores referencias en los tratados antiguos que se hace de su uso médico (especialmente mexicanos y

musulmanes) y fue la primera indicación reconocida por las autoridades sanitarias americanas, en 1910. Alcanza un pico terapéutico menor que la “terapia convencional”, pero sus efectos son más mantenidos y sobretodo, se evitan los desagradables efectos secundarios (taquicardia, excitación) de ésta. No sólo mejora de forma drástica un ataque de bronco espasmo (en su forma inhalada), sino que distancia las crisis en tratamientos continuados. Además es expectorante, por lo que también se estudia su uso en la bronquitis crónica y en el enfisema.

Espasticidad

En un pequeño estudio clínico con delta-9-tetrahydrocannabinol, nabilona y cannabis, se observó un efecto beneficioso en cuanto a la espasticidad causada por esclerosis múltiple o lesiones de médula espinal, así como una mejoría del dolor, la parestesia, los temblores y la ataxia, y en la medicina popular hay referencias de mejoría del control de esfínteres. También hay algunas evidencias anecdóticas de beneficio de la marihuana en la espasticidad causada por lesiones cerebrales.

Dolor

Solo hay unos pocos estudios clínicos sobre cannabinoides para situaciones de dolor. En uno de ellos el THC por vía oral produjo beneficios para el dolor neoplásico a dosis de 15 y 20 mg., sin embargo algunos pacientes experimentaron efectos secundarios intolerantes. En un estudio a doble ciego y único, un paciente con Fiebre Familiar Mediterránea redujo notablemente su necesidad de opiáceos mientras era tratado con THC en comparación con el placebo. El cannabis ha sido utilizado con éxito en la medicina popular para multitud de situaciones dolorosas, como la migraña y otros tipos de dolores de cabeza, en enfermedades musculoesqueléticas, artritis, neuralgias, neuropatías, dismenorrea, colitis ulcerosa y enfermedad de Crohn, entre otras.

Glaucoma

En 1971, durante una investigación metodológica de los efectos sobre la salud en usuarios de marihuana, se observó que el cannabis reduce la presión intraocular. En los siguientes 12 años se llevaron a cabo un gran número de estudios con marihuana y distintos cannabinoides naturales

y sintéticos sobre los efectos en el organismo humano así como en pacientes de glaucoma, observándose que la marihuana desciende la presión intraocular en un rango de 25-30%, llegando ocasionalmente hasta un 50%. Algunos cannabinoides no psicoactivos, y en menor medida, algunos constituyentes no cannabinoides de la planta de cáñamo también decrecen la presión intraocular.

Epilepsia

El uso en la epilepsia es también otras de las indicaciones terapéuticas clásicas del cannabis, los experimentos con animales han evidenciado el efecto antiepiléptico de algunos cannabinoides, y la actividad anticonvulsionante de la fenitoína y del diacepam se ven potenciados con el THC. Según unos pocos casos recogidos a lo largo del siglo 20, mediante el uso de la marihuana, algunos epilépticos han sido capaces de controlar totalmente los síntomas. El cannabis puede ocasionalmente precipitar convulsiones.

Legalizacion

En la actualidad millones de personas en todo el mundo consumen diariamente cannabis. Por muchas razones sería conveniente legalizar el consumo de la planta, como lo fue durante miles de años.

Es una forma directa de acabar con los intereses políticos y económicos que representa el narcotráfico y sus mafias organizadas. Se recuperaría una planta que posee cientos de propiedades curativas y un potencial industrial inacabable.

Que el consumo sea penalizado ayuda a proteger intereses de farmacéuticas internacionales y de grandes empresas textiles de productos sintéticos.

Mantener la prohibición es acatar las órdenes estadounidenses en materia de drogas y comulgar con su existencia puritana, religiosa y conservadora de esa sociedad, mientras que por otro lado,  no poseen esa misma conciencia cuando tienen que invadir un país por dinero.

Legalizar la marihuana significaría un paso adelante en la lucha por las libertades individuales, por defender nuestro derecho fundamental de poder decidir por nosotros mismos, y si es necesario, de poder equivocarnos.

Referencias

(1) Los medicamentos fabricados con extracto de cannabis fueron realizados por Eh Lilly, Parke- Davis, Tildens, Smith Brothers, Squibb y otras muchas compañías y boticarios europeos y americanos.

(2) Uno de ellos fue Louis Amstrong, el cual permanecio 10 dias en la prision por fumar cannabis

Fuente LaReserva

2 827 vistas

      Grecia, Roma y la Europa Septentrional

El texto europeo más antiguo que cita el cannabis probablemente sea La Odisea, atribuida al poeta griego Homero (escrita hacia el S.VIII A.C.). En concreto se cita al cannabis bajo el poético nombre de “humo del olvido”. En la época de la Grecia Clásica se utiliza el cannabis en determinados cultos religiosos, como los Misterios Eleusinos o los ritos dionisíacos. Los romanos no consumían cannabis con fines religiosos, pero sí que éste era muy apreciado entre la población para animar fiestas y reuniones y también aparece en los libros sobre medicina y farmacia. En la ciudad de Roma existían fumaderos donde se podía comprar y consumir hachís importado de Egipto, Oriente Medio y Asia Menor. Como curiosidad se puede comentar que en la capital del Imperio el cannabis se pagabaaba diez veces más caro que el opio. Los mayores rivales de los romanos en el Mediterráneo Occidental fueron unos otros ilustres aficiondos al hachís: los cartagineses. Eran descendientes de colonos procedentes de Tiro (Fenicia) y éstos, como buenos cananeos, se llevaron consigo el cáñamo a su nuevo hogar. Incluso los soldados y marinos lo consumían: en 1969 una expedición arquelógica encontró dos ánforas repletas de hachís en buen estado en una nave de guerra cartaginesa. El buque había sido hundido frente a las costas de Sicilia durante la I Guerra Púnica (264-241 A.C.).

En la Europa noroccidental, la arqueología ha demostrado que tanto los pueblos germánicos como los celtas conocían perfectamente el cáñamo. Han aparecido restos de fibras de cáñamo en una urna funeraria de Wildemdorf, en el actual estado de Brandenburgo, al este de Alemania. Esta urna data del siglo X A.C., es decir, a comienzos del período de Hallstat de la Edad de Hierro. Los pueblos celtas como los galos o los gaélicos de Irlanda ¡fumaban cannabis: se han encontrado pipas con resto de cáñamo en diversos túmulos que prueban que el hábito de fumar es al menos dos mil años anterior a la llegada del tabaco.

América

El cáñamo llegó a América de la mano de los primeros grupos humanos que colonizaron el continente. El hallazgo de ropas de cáñamo en tumbas de pueblos de América del Norte demuetra que el cannabis llegó a esas tierras mucho antes que los europeos (algo que niegan fanaticamente algunos historiadores norteamericanos). Además, en una isla del Caribe que aún no ha podido ser identificada, se documenta el primer cigarrillo de marihuana, el primer porro. En esta zona también se inventaron los puros de tabaco, y el proceso con el cannabis era similar: bastaba con secar juntas un fajo de hojas atadas. Para fumarlas tomaban una hoja del fajo y envolvían las demás en ella poniendo unas dentro de otras y apretándolas fuertemente (la primera mención de estos cigarrillos se encuentra en un informe español de 1561).

La Edad Media (siglos V -XV)

La primera parte de la Edad Media fue una época muy dura para la Europa Occidental, una vez que cayó Roma (476), pero no así para el Oriente Medio y el norte de África, que tras la expansión árabe (a partir de mediados del siglo VII) adquirieron una gran vitalidad económica y cultural. El cáñamo ya se encuentra en prescripciones médicas escritas que circulaban entre los médicos árabes del siglo V. En el siglo XII se constata su utilización por las ramas más místicas del Islam, como los sufíes, los derviches, los fakires y algunos grupos persas. Además el hachís continuó siendo una planta de uso popular -no en vano la plabra hashish en árabe significa “hierba”-. En líneas generales, se puede decir que el mundo musulmán se enquista en una etapa inmovilista a partir del siglo XII y eso también afecta a nuestra planta amiga. En 1378 un edicto del Emir de Djoneima, Sudun Sceikuni, condena a serle arrancados los dientes a todo aquel que consuma hachís. A pesar de todo, la relación entre la cultura islámica y el hachís se mantiene, ya que en Las mil y una noches, un conjunto de cuentos escritos entre el año 1000 y el 1600, se cita una sustancia cuyos efectos se parecen mucho a los del hachís: el benji.

En Europa el cannabis vuelve a florecer primero en zonas colonizadas por los musulmanes (Al-Andalus en España o la europa balcánica, que fue ocupada por los turcos durante los siglos XIV y XV). Irónicamente, en la Europa Septentrional y Central son los cruzados los que traen hachís como recuerdo de sus expediciones en Palestina (siglos XI-XIII). De una manera o de otra, el cannabis se encuentra en casi todas las recetas de médicos curanderos y brujas a finales de este período (S.XVI). Además ya aparece en obras literarias como Gargantua et Pantagruel, de François Rabelais y en donde se denominaba a la marihuana bajo con el nombre de “pantagruelión”.

 

Fuente Asociación Cannabis Información Española

1 32 vistas

En el tema de la confrontación de la ley con la marihuana (o con cualquier otra droga), nos encontramos desde posiciones intolerantes como la prohibición total, hasta la despenalización absoluta, pasando por la hipocresía demagógica de gobiernos a favor de núcleos de poder económico.

PROHIBICIONISMO. Como ejemplo de esta postura tenemos la llamada “ley seca”, por la que el gobierno de Estados Unidos pretendió suprimir el consumo de alcohol en 1918; la mafia dominó la escena durante quince sangrientos años al corromper la organización económica, judicial y política del país -como ocurre actualmente en México- gracias al instrumento que el propio gobierno puso en sus manos: todo un sistema clandestino de producción y distribución de drogas cuyo precio y calidad imponía a su antojo. Y no fue sino hasta que una administración ecuánime, que reconociendo el rotundo fracaso prohibicionista, decidió derogar aquella absurda ley en 1933, logró recuperar el control de la producción y distribución del alcohol y con ello su autoridad.

HIPOCRESÍA GUBERNAMENTAL. Clarísimo ejemplo de esta postura fue el paso radical de la producción de una película promocional “Reefer madness” (“algo así como la locura del porro”) en contra de la cannabis para conseguir la promulgación de la ley prohibicionista “Marihuana Tax Act” de 1937, a la filmación de otra película “Hemp For Victory” (Marihuana para la victoria) utilizada por el mismo gobierno de los Estados Unidos para estimular la producción de la misma cannabis cuando ingresó, solo cinco años después, en la Guerra Mundial.

Ese oportunismo también lo tenemos a nivel internacional, en las guerras intestinas en que el Imperio ha hundido a otras naciones, no para reducir el consumo de drogas, sino para mantener el control sobre sus gobiernos y beneficiarse en términos mercantiles. Por ejemplo Afganistán, primer productor de opio y hashish del mundo, está militarmente ocupado por los Estados Unidos desde 2001; sin embargo, en lugar de destruir los plantíos, más bien parece estar interesado en protegerlos.

DESPENALIZACIÓN. Finalmente tenemos esta postura que toma cada vez mayor fuerza, en el sentido no de legalizar (porque no es ilegal) sino de despenalizar (porque se ha penalizado indebidamente) la producción, la distribución y el consumo de las drogas.

Pretender imitar a los Estados Unidos en la autorización parcial para portar y consumir marihuana significa seguir considerando delincuente al consumidor que exceda un miligramo de la cantidad autorizada; eso es absurdo porque consumir drogas no está prohibido en la ley fundamental, que es la Constitución Política. Además, esa medida no toca un pelo a la estructura del narcotráfico puesto que -como dice “Dossier Índigo”- al autorizar al consumidor a aprovisionarse, se está reconociendo implícitamente la justificación del narcotráfico mientras no se pueda adquirir la droga libremente.

Y cada vez avanza más el argumento de que “su prohibición es un atentado contra la libertad de elección del ciudadano responsable y una forma de control estatal sobre el individuo,” como señala el académico español Antonio Escohotado -una de las autoridades más reconocidas en la materia- quien demuestra cómo el número de drogadictos aumenta cuando la droga es prohibida, perdiéndose además el control que debe haber para que el consumidor no afecte su salud y economía adquiriendo producto caro y adulterado.

Lo que el Estado debe hacer, no es prohibir (mecanismo funesto que analizaremos en las conclusiones de esta serie), sino orientar y responsabilizar a los padres de familia en la educación de sus hijos y apoyarlos con todos sus recursos en políticas de prevención y rehabilitación.

Seguir leyendo La Jornada de Aguascalientes

3 123 vistas

El cuerpo embalsamado del que se cree fue un chamán de entre 40 y 50 años fue hallado hace tres años en el oasis de Turpan, al noroeste del país, un importante lugar de paso en el siglo I AC cuando la ruta de la seda alcanzó su esplendor.
Hasta ahora los científicos no habían iniciado el estudio de la momia por temor a dañarla y, en efecto, al abrirla han podido comprobar su mal estado, incluso peor que el esperado.
“Es un caso especial”, dijo el director de la oficina de patrimonio cultural de Turpan, Li Xiao, quien señaló que de momento no se ha podido determinar el origen del embalsamado, aunque parece ser “que era una persona de rasgos caucásicos”.
Pero lo que los arqueólogos no alcanzan explicar es cómo llegó el supuesto chamán hasta Turpan, ya que las culturas que conocían el cannabis se encontraban a miles de kilómetros.
Para el profesor Li, la momia podría proceder de las zonas del Mar Negro, donde ya en épocas neolíticas se usaba la marihuana en ceremonias religiosas y curaciones.
Pueblos que vivieron cerca de ese mar, como los tracios, los escitas, los asirios o los persas conocían y empleaban la marihuana.
El cannabis también se conoció tempranamente en la cultura hindú y no se descarta que la momia tenga un origen tibetano o de otros pueblos del Himalaya ya que, según los botánicos, fue en el “Techo del Mundo” donde se originó esa planta con propiedades psicotrópicas.
No se descarta que la momia tenga un origen tibetano o de otros pueblos, sin embargo, el posible origen extranjero del embalsamado no parece encajar con el hecho de que fue encontrada en un enterramiento colectivo de Turpan, junto a otras 2.000 tumbas y 600 momias “locales”.
Los cadáveres, según los arqueólogos, corresponden a distintas épocas, que van desde la Edad de Bronce hasta la dinastía Tang (siglos VII-X de nuestra era).
A pesar del mal estado de la momia, el profesor Li señaló hoy que seguirán estudiándola para conocer mejor los orígenes del chamanismo en el noroeste de China, una zona actualmente habitada por etnias emparentadas con los turcos, como los kazajos o los uigures.
Jia Yingyi, del museo regional de la región, afirmó que la momia lleva ropa, botas y sombrero de cuero, así como un manto de tela tejida con cenefas triangulares.
Además de las hojas de marihuana, guardadas en una bolsa, se hallaron junto al cadáver embalsamado grandes joyas de oro y bronce, además de un collar de turquesas.
En la mano izquierda el supuesto chamán porta un hacha de bronce, y en la derecha una vara adornada con tiras de cobre.
La prensa oficial en China ha concedido especial atención a esta momia, a la espera de ver si los expertos finalmente podrán desvelar estos días su origen y resolver el misterio de la presencia de marihuana, una sustancia que sigue siendo poco conocida por los chinos.
Actualmente, la posesión y consumo de marihuana están prohibidos en China. La medicina tradicional china ha usado miles y miles de hierbas a lo largo de la historia, por lo que también se cree que la planta del cáñamo pudo ser usada como narcótico, aunque su uso fue poco extendido.
Actualmente, la posesión y consumo de marihuana están prohibidos en China, aunque, como ocurre en otros países, las autoridades no suelen perseguir muy activamente a los pequeños consumidores.

Mas información Tucumanoticias

4 153 vistas
cannabis

¿Qué pasaría si el vicepresidente de una de las principales potencias mundiales decidiese plantar cannabis sativa a mansalva? ¿Y si escogiese a un sacerdote experto en horticultura para garantizar el éxito de las plantaciones? ¿Cuántos pondrían el grito en el cielo?
En el inicio del siglo XVII, cultivar y hacer comercio con el cannabis era una moneda de cambio normal. Y más en un reino visionario como el de Portugal, que expandió sus redes oceánicas por todos los continentes como potencia colonial.
Un libro, Conflictos coloniales, del historiador brasileño Nireu Cavalcanti (todavía iné-dito en España), desvela el intenso romance de la corona portuguesa con la marihuana. No sólo saca a relucir que la primera potencia marítima de la historia tenía una relación intensa con esta planta y con su fibra. El autor incluso afirma que el poderío naval portugués le debe mucho a la fibra obtenida de esta planta, que era utilizada en la construcción de velas, cuerdas y otras partes de las embarcaciones.
El ya polémico libro revela que el virrey Luis de Vasconcelos (1779-1790) fue el encargado de dar el empujón definitivo a las plantaciones del cannabis real. De Vasconcelos incentivó para ello la creación de una institución de la monarquía en Cangussú, en el interior del estado de Río Grande del Sur. Una plantación de marihuana, además, gestionada directamente por la Corona.
El padre Francisco Rodrigues Xavier Prates -“naturalista y conocedor del cultivo y la extracción de la fibra del lino-cáñamo”, según lo describe el libro- fue nombrado responsable de la extracción de esta planta, Mr.Cannabis, por nombramiento directo del virrey. Cavalcantti dijo recientemente al diario O Globo que en 1789 la semilla del cannabis sativa era utilizada como planta medicinal.
Además, para quitar hierro a la participación marihuanera de la corona, el historiador asegura que existen pocas referencias al uso estupefaciente de la sustancia.
Otros historiadores, apunta el diario O Globo, sostienen por el contrario que la marihuana entró en Brasil antes de la iniciativa oficial, a bordo de navíos negreros. Algunos llegan a apuntar que era utilizada como estupefaciente en dichas embarcaciones. Y que de ahí pasó a los ritos de candomblé de herencia africana.
La novedad del libro Conflictos coloniales reside en el redoblado apoyo de la Corona al cannabis sativa. “Sólo a partir del momento en el que el Estado resuelve asumir la producción, la cosa avanza”, declaró a O Globo el historiador. De hecho, la plantación divina de Xavier Prates fue un rotundo éxito. El carguero Ulises llegó a Lisboa el 4 de abril de 1789 con 472 arrobas de lino-cáñamo.

Mas informacion en Publico.es