NEWS

Tierra de diatomeas, fertilizante e insecticida natural muy eficaz

3 agosto, 2022, 19:00 PM
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on pinterest
Pinterest
Share on email
Email

En los últimos tiempos se está poniendo muy de moda el uso de la tierra de diatomeas en el cultivo de marihuana. Y no es para menos si repasamos todas sus virtudes.

En nuestro post de hoy os hablaremos de este producto multiusos. Desde donde procede, hasta sus beneficios y modo de uso.

¿Qué es la tierra de diatomeas?

La tierra de diatomeas es un mineral de origen vegetal. Está constituido por diatomeas, unas algas microscópicas fosilizadas que se formaron hace millones de años.

Como algas colonizadoras que son, las diatomeas se distinguen por encontrarse en cualquier cuerpo de agua. Desde ambientes marinos, hasta aguas dulces e incluso superficies simplemente húmedas.

Las diatomeas constituyen uno de los tipos más comunes de fitoplancton. Una de las características más especiales de estas algas unicelulares, es que se hallan rodeadas por una pared celular de sílice opalino llamada frústula.

Cuando las algas mueren su contenido orgánico se destruye, a excepción de este esqueleto de sílice. Con el tiempo, éste termina depositado en el fondo marino, formando grandes depósitos.

Tierra de diatomeas

Además de tierra de diatomeas, también se conoce con el nombre de tierra blanca. Se debe principalmente al característico color blanco intenso que presentan.

Esta tierra de diatomeas se extrae, se muele, se pule y se tamiza hasta conseguir una especie de talco que se puede manipular de manera segura.

¿Para qué se usa la tierra de diatomeas?

Sus usos son varios. Se caracteriza por ser un producto versátil y económico por lo que su uso está muy extendido en diversos sectores como la agricultura o la ganadería.

Principalmente, destaca por ser un insecticida tremendamente eficaz. Su origen vegetal además hace que sea seguro y natural para personas y animales.

No presenta toxicidad ni peligro a diferencia de los tradicionales pesticidas químicos. Además, los insectos no adquieren resistencia o tolerancia con el paso del tiempo, como ocurre sí ocurre con los pesticidas.

Al microscopio, la tierra de diatomeas se observa como pequeños cristales cortantes de silicio. Esta es la explicación de su poder como insecticida.

Tierra de diatomeas

Estos microcristales se adhieren fácilmente al cuerpo de los insectos. Sus bordes afilados taladran el revestimiento ceroso del mismo y causándoles la muerte.

También tiene una gran capacidad de absorción y provoca el desecamiento del insecto cuando entra en contacto con él, causando su muerte por deshidratación.

Existe riesgo en cuanto a su uso, sobre todo por inhalación y dependiendo de la forma del sílice. Es por ello que se recomienda siempre usar mascarilla y también guantes, debido a este poder desecante.

La tierra de diatomeas es altamente efectiva contra prácticamente todas las plagas que pueden afectar a cultivos de cannabis, como araña roja, pulgones, orugas, babosas, trips, mosca blanca, mosca del sustrato…

Como decimos, no es perjudicial para animales o humanos debido a que carecemos que esta cubierta cerosa externa. Pero en cambio sí puede provocar la muerte de insectos beneficiosos.

Pero no sólo es un buen insecticida, si no que también es una importante fuente de minerales y oligoelementos que generalmente su nivel es bastante pobre en las plantas.

Además del propio silicio, contiene aluminio, antimonio, bario, berilio, cadmio, calcio, cobalto, cobre, cromo, estaño, estroncio, fósforo, hierro, magnesio, manganesio, mercurio, níquel, plomo, plata, potasio, sodio, talio, telurio, titanio, uranio, vanadio, wólframio y zinc.

Otros usos de la tierra de diatomeas es como insecticida para ganado e incluso animales domésticos, tal es su seguridad y efectividad.

Tierra de diatomeas

También se usa como medio de filtración de agua o filtraciones químicas. O para estabilizar la nitroglicerina y formar con ella la dinamita.

Y es un importante agente abrasivo, empleándose desde para el pulido de metales, como para la fabricación de dentífricos o cremas exfoliantes. Se trata de un producto inerte y no tóxico.

¿Cómo se usa la tierra de diatomeas?

Es un producto que se puede aplicar mezclado con agua y pulverizado sobre las plantas con un spray. O también se puede usar directamente en el sustrato.

Cuando se aplica foliarmente como insecticida, actuará contra cualquier insecto con el que entre en contacto. También contra insectos beneficiosos como los depredadores o polinizadores.

Esto siempre debe tenerse en cuenta, ya que no son compatibles con el uso de depredadores. Y tampoco es habitual que abejas o abejorros ronden las plantas de marihuana.

Tierra de diatomeas

Además por su contenido en silicio, llega a proteger a las plantas de marihuana del sol más intenso, reflejando el espectro de los rayos infrarrojos y ultravioletas.

Cuando se aplica directamente sobre el sustrato, actuará contra insectos del suelo como mosca del sustrato. O impidiendo que caracoles, babosas e incluso hormigas accedan a las plantas.

También es capaz de neutralizar elementos tóxicos y la acidez de la tierra, de recuperar suelos que hayan sido trabajados sobreexplotados.

Optimiza la fertilidad del suelo al mejorar la retención del agua, y la capacidad de almacenar y distribuir carbohidratos gracias a que mejora la capacidad de fotosíntesis de la planta.

La tierra de diatomeas para terminar es seguro en agricultura orgánica y se recomienda para todos tipo de cultivos. Su plazo de seguridad es muy bajo, por lo que incluso se puede usar en plantas en floración avanzada.

Se recomienda una aplicación cada 15 días como tratamiento contra plagas. Con una aplicación cada 30 días, sería suficiente para prevenir la aparición de plagas.

La tierra de diatomeas en el cultivo de cannabis

En ocasiones el cultivador de cannabis se encuentra con productos conocidos para un uso. Puede ser el caso de la ortiga, famosa como remedio natural contra determinadas plagas. Pero además es una gran fuente de nitrógeno cuando se usa como nutriente, o un gran aliado en la lucha contra algunos hongos.

Las diatomeas son microalgas unicelulares foto-sintetizadores y que forman parte del fitoplancton. Se encuentran en cualquier lugar con agua, sea agua salada o agua dulce, además de en tierras húmedas.

Una de sus características, como dijimos anteriormente, es que se hallan rodeadas por una pared celular única hecha de dióxido de silicio hidratado. Esta pared celular llamada frústula, es lo que da origen a la tierra de diatomeas una vez las algas mueren y el contenido orgánico se descompone. La tierra de diatomeas queda depositado sobre el fondo marino o de acuíferos, formando grandes depósitos de un característico color blanco intenso.

Entre sus usos principales destaca el campo de la agricultura, pero también se emplea como medio de filtración de agua o filtraciones químicas, para estabilizar la nitroglicerina y formar con ella la dinamita, como agente abrasivo para el pulido de metales, en la fabricación de dentífricos o cremas exfoliantes, o también en la fabricación de biocombustibles. Es un material seguro y que no resulta tóxico, aprobado para la agricultura ecológica.

Tierra de diatomeas
Tierra de diatomeas

La tierra de diatomeas como insecticida

Como decimos, la tierra de diatomeas es sobre todo conocida como insecticida. Se trata de un polvo blanco formado principalmente por cristales de silicio microscópicos, natural y totalmente seguro. Se emplea también para desparasitar mascotas, lo que nos puede dar una idea lo inocuo que llega a ser con personas y animales.

Actúa de dos modos. Por un lado los microcristales perforan el exoesqueleto de los insectos, provocándoles la muerte. Y por otro y gracias a su capacidad de absorción, provoca el desecamiento del insecto, produciéndole la muerte por deshidratación.

Es eficaz contra prácticamente todas las plagas. Desde pulgón o mosca blanca, hasta orugas en sus primeros estadios (incluso adultas), hormigas o insectos de suelo. Literalmente mata a cualquier insecto al que se le aplique, tanto malignos como beneficiosos.

Tierra de diatomeas
Tierra de diatomeas

La tierra de diatomeas como fertilizante

Sin duda el silicio es el nutriente que más agradecerán las plantas durante el cultivo. Se trata del segundo elemento más abundante en la corteza terrestre. Diversos estudios han demostrado que plantas que presentan deficiencias de silicio tienden a ser más susceptibles a sufrir estrés término e hídrico. Además ayuda a incrementar el grosor y resistencia de tallos y ramas.

Pero además del silicio, contiene bario, calcio, cobalto, cobre, fósforo, hierro, magnesio, manganeso, potasio, sodio y zinc, entre otros. La tierra de diatomeas también es capaz de neutralizar elementos tóxicos y la acidez de la tierra, recuperar suelos sobreexplotados, de mejorar la retención del agua y la capacidad de almacenar y distribuir carbohidratos mediante una mejor fotosíntesis.

Conclusión

La tierra de diatomeas como vemos, es un producto que no debería faltarle a ningún cultivador. Bien sea para prevenir o tratar plagas, como para mejorar la calidad del sustrato o la salud de las plantas de cannabis.

Compartir Post:
Share on facebook
Share on twitter
Share on reddit
Share on email

Publicación relacionada

Una respuesta

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

SUSCRÍBETE A NUESTRO BOLETÍN

Ingrese su dirección de correo electrónico y reciba actualizaciones de La Marihuana.

te podría gustar

Publicación popular