¿Cómo jugar en bolsa la legalización de la marihuana en Estados Unidos?

¿Cómo jugar en bolsa la legalización de la marihuana en Estados Unidos?

por -
2 251 vistas

EEUU.- Los valores que se van a beneficiar de la medida.

La ocasión la pintan calva. El uso de la marihuana para uso terapéutico ya es una realidad en varios estados de Estados Unidos y es cuestión de tiempo que su legalización se amplíe a lo largo y ancho del globo. Incluso hay una corriente cada vez más generalizada que abogan por permitir su uso para consumo en el ámbito del ocio. De hecho, cuando estalló la crisis financiera de 2008 ya se apuntó a la legalización de esta hierba con fines recaudatorios, algo que cobra más fuerza en el contexto actual en el que la deuda ahoga a los países occidentales.

Por ello, previendo lo que se puede convertir en el nuevo oro verde del siglo XXI, los inversores empiezan a contemplar este escenario para configurar sus carteras de inversión, principalmente en Estados Unidos. Y es que muchas ‘mid-caps’ de Wall Street se beneficiarían considerablemente de que se diera luz verde al consumo de la marihuana como ya ocurre en algunos países como Holanda, donde los ingresos brutos anuales son 3.000 millones y por impuestos el Estado se embolsa alrededor de 400 millones.

De hecho, en EEUU, los estados que ya han permitido su uso médico han visto incrementar considerablemente sus ingresos. Por ejemplo, Oakland ha sido la primera ciudad del país que ha impuesto una tasa de 18 dólares por cada 1.000 dólares vendidos de hierba, con lo que se pagarán 350.000 dólares en tasas a partir del año que viene. Más allá ha ido California, que ha estimado un impuesto de 50 dólares por onza lo que se calcula que le puede reportar 1.400 millones de dólares anuales.

La semana pasada Massachusetss se unió al ranking de estados que han aceptado el uso abierto de la marihuana y ya son 18 en total, incluyendo a Washington, donde los votantes han conseguido pasar una iniciativa de ley para permitir su consumo de ocio. Algo está cambiando y su efecto ya empieza a notarse en el mercado. Se está generando una industria de la marihuana que en 2011 se estimó alcanzó los 1.700 millones de dólares y que empleó a 4.200 trabajadores y que indirectamente está beneficiando a otros sectores como aseguradoras, firmas legales y empresas de equipamiento agrícola, según un artículo de MarketWatch.

Por ejemplo, entre los valores a tener en cuenta para jugar esta nueva fiebre del oro verde se encuentran Medbox que, con una capitalización en bolsa de 45 millones, es la empresa que vende los dispensadores de marihuana para uso médico.

Y es que muchas compañías están apostando por el cambio definitivo de la legislación en Estados Unidos. Por ejemplo, los laboratorio Steep Hill ya se han subido al carro probando que las muestras de marihuanas no estén contaminadas por ningún tipo de bacteria o pesticida, garantizando su calidad, mientras que Cannabis Science está desarrollando medicamentos basados en esta hierba para luchar contra el cáncer y el sida, no sólo para paliar sus síntomas.

Además, compañías como Medical Marijuana, con una capitalización de 69 millones de dólares y base en San Diego, ofrece 50 productos para consumir marihuana sin tener que fumar. Desde refrescos, pasando por helados hasta cereales de arroz sazonados.

Fuente Cotizalia

2 COMENTARIOS

Dejar una Respuesta

La moderación de comentarios está activada. Su comentario podría tardar cierto tiempo en aparecer.

Últimas Noticias

0 8 vistas
Las dos plantas se llaman cannabis sativa, tanto la marihuana como el cáñamo, aunque una de ellas es psicoactiva y la otra no lo es

0 51 vistas
El asambleísta republicano Michael Patrick Carroll, conservador de la cámara baja, introdujo una medida que trataría la marihuana como el tabaco,

0 74 vistas
Unos investigadores utilizaron el cáñamo para representar como podrían haber movido las estatuas de la Isla de Pascua

0 203 vistas
El derecho a la salud, cuando hablamos de drogas, dista mucho de cumplirse en el mundo en el que vivimos, y el ámbito del cannabis no es excepción