Lúa, la especialista en la detección de marihuana y hachís

Lúa, la especialista en la detección de marihuana y hachís

por -
0 585 vistas

Lúa, nacida en Asturias, de 6 años, ha sido reconocida con una medalla como la más trabajadora por sus detecciones de droga

Lúa , una perra pastor belga-mainois, sólo tiene seis años y un olfato innato para la detección de sustancias estupefacientes escondidas en los rincones más insospechados. Su meritoria trayectoria profesional al servicio de la Unidad de Guías Caninos de la Jefatura Superior de Policía de Asturias ha sido reconocida con la distinción al mejor perro de trabajo de las Fuerzas Armadas y Cuerpos y Fuerzas de la Seguridad del Estado del año 2009 tras superar, en currículum y en las pruebas a las que se sometió ante un tribunal, a una decena de perros de las Unidades Cinológicas del Ejército, Infantería de Marina, Casa Real y Guardia Civil. Una medalla y su inscripción en un monolito en la Escuela Cinológica del Ejército de Tierra, con las que pasará a la historia, acreditan su valía

Tenía ganas de agradar la perra”, explica su cuidador.

Su intuición no le falló. , Lúa descubría, para asombro de todos, un alijo de 250 kilos de polen de hachís escondidos en el motor de refrigeración de un tráiler, después de varios intentos fallidos de localizar la droga por otros métodos. Era su debut policial y el inicio de una carrera plagada de éxitos

Su especialidad es la detección de hachís, marihuana, cocaína y heroína. Ha conducido a la Policía al decomiso de alijos de 14 a 30 kilos, pero también ha contribuido al control del tráfico y consumo de droga al menudeo en acontecimientos con grandes aglomeraciones de gente, como el descenso del Sella.

Desde 2008 hasta ahora, su olfato ha facilitado el levantamiento de 360 actas de aprehensión de sustancias estupefacientes. Entre sus actuaciones más brillantes figuran la localización de 21 kilos de hachís escondidos en bolsas de basura en un monte y varias planchas de marihuana ocultas en un reproductor en una empresa de mensajería.

Ajena a todo protagonismo, Lúa jugaba ayer con su entrenador y se sometía a varias pruebas. El guía colocó una muestra de hachís en un camión, mientras ella permanecía dentro de una furgoneta. Al abrirle la puerta, ella salió zumbando hacia el camión. Sus patas empezaron a rascar en el lugar exacto de forma reiterada hasta que David Rodríguez recogió la muestra

Más informaciónLavozdeAsturias

SIN COMENTARIOS

Dejar una Respuesta

La moderación de comentarios está activada. Su comentario podría tardar cierto tiempo en aparecer.

Últimas Noticias

0 12 vistas
La legalización de la marihuana ha sido la única clara ganadora en las elecciones de 2016. Es hora de la vigilancia y del valor no de la paranoia y el derrotismo

0 46 vistas
Un nuevo producto que utiliza la nanotecnología como forma de entrega para el CBD está preparado para salir al mercado

0 81 vistas
Las disfunciones sexuales del sexo masculino y femenino podría tener el mismo tratamiento

0 70 vistas
El retrato completo del profesor Raphael Mechoulam realizado con una mezcla especial de hierbas mezcladas para fumar con cannabis