6 películas para ver fumando cannabis que no te puedes perder

El cannabis en el cine ha tenido muchas presencias, desde comedias , dramas o suspense, la planta o su consumo tienen una larga trayectoria en el celuloide

El cannabis en el cine ha tenido muchas presencias, desde comedias , dramas o suspense, la planta o su consumo tienen una larga trayectoria en el celuloide

Dough: su título en España es La mejor receta. Esta película británica cuenta la historia de Nat Dayan, un viejo panadero judío que ha mantenido durante muchos años su negocio familiar, una panadería. Tras la apertura de un supermercado cercano, sus ventas bajan y el riesgo de cierre amenaza su negocio. Puesto que a sus hijos no les entusiasma la idea de trabajar en la panadería, Nat decide contratar como ayudante a un joven musulmán llamado Ayyash Habimana y procedente de Darfur. Todo cambia cuando un día por accidente, a Ayyash se le cae cannabis en la amasadora de pan y decide igualmente venderlo, lo que reactivará las ventas y mantendrá a sus clientes altamente satisfechos.

Smoking Club: esta película española del 2017 narra la vida de Óscar, un hombre que sufre una crisis de edad al acercarse a los 40 años. En un impulso, decide dejar a su novia y su trabajo como funcionario, y fundar un club de fumadores de cannabis junto a un antiguo compañero de la universidad, Danny. Óscar pretende que Smoking Club sea un espacio de libertar, pero para ello ambiguamente debe imponer 129 normas para asegurarse un buen funcionamiento del local. Pese a ser una película que ha pasado desapercibida, es muy recomendable su simpatía y desparpajo, con guiños a grandes clásicos del cine o los mejores directores de la actualidad.

Inherent Vice: o Puro vicio en España. Se trata de genial adaptación de la novela de Thomas Pynchon del mismo nombre publicada en 2009. Nos cuenta la historia de Dac Sportello (interpretado por el recientemente oscarizado Joaquin Phoenix), un peculiar detective privado fumador de cannabis en los Los Ángeles de principios de los años 70. Un día recibe la visita de su exmujer para que investigue la desaparición de su amante, un magnate inmobiliario que pretendía devolverle a la sociedad todo lo que había expoliado. Sportello se ve envuelto así en una una oscura trama que involucra a policías, agentes del FBI, neonazis y drogadicto, muy propia del cine negro.

Children of Men: o Los hijos de la Tierra, es una película de ciencia ficción que se desarrollo en un futuro próximo, el año 2027, con una humanidad en peligro de extinción debido a la infertilidad de las mujeres. Presenta inquietantes similitudes con el mundo actual, con grandes flujos migratorios, cierre de fronteras, manifestaciones de radicales y movimientos antisistema… Es una gran película en la que menos esperamos encontrarnos es al inigualable Michael Caine interpretando a un hippie del siglo XXI, cultivador de marihuana, que se lamenta por el estado de un mundo que como todos, poco hace por transformarlo.

Half Bakaed: en español Medio flipado. Pese a no aparecer normalmente en los rankings de pelis de fumados, para muchos es la mejor de su género. Se trata de una disparatada comedia donde tres jóvenes amigos muy fumetas deciden sacar de prisión a su compañero de juergas por haber matado por accidente a un caballo de la policía. Para ello, necesitan reunir el dinero necesario para pagar la fianza. Y para conseguirlo, se les ocurre vender cannabis que roban de un laboratorio farmacéutico donde trabaja uno de ellos.

True Romance: en España estrenada como Amor a quemarropa. Película dirigida por Tony Scott (hermano de Ridle Scott, director de Alien), con Quentin Tarantino como guinista y todo un elenco de estrellas como Val Kilmer, Brad Pitt, Gary Oldman, Samuel L. Jackson o Christian Slater entre otros. Cuenta la historia de Clarence, un joven celebra que su cumpleaños viendo películas de kung-fu en un cine de Detroit. En la sala conoce a Alabama, una rubia explosiva que en realidad es una prostituta pagada por su mejor amigo como regalo. A partir de ahí comienza una loca aventura que merece la pena ver, un clásico de 1993 que sigue fresco como el primer día.

Más Artículos
HBO Max promociona su nueva serie con gominolas de cannabis
>