Colombia ya emitió 300 licencias para producir cannabis

El Ministerio de Justicia emite la licencia según un criterio que atiende dos modalidades: una pequeños y medianos cultivadores, que es hasta un máximo de 0,5 hectáreas, y otra para grandes cultivadores de 0,5 hectáreas para arriba.

Colombia, la nueva meca del cannabis, está en el horizonte de cientos de empresas del ramo que intentan aprovechar su excelente clima y la fertilidad de sus campos.

En ese contexto, WRadio informa que ya se han emitido más de 300 licencias para producción de cannabis medicinal en Colombia.

El ingeniero agrónomo del Ministerio de Justicia colombiano, David Barbosa, sostuvo que desde 2017 se han recibido más de 1500 solicitudes de licencias de las cuales un 90% se han estudiado, y de ese número se han emitido alrededor de 300 licencias para producir cannabis medicinal en varias zonas del país.

Cuenta Barbosa que el año pasado a razón del vencimiento de la fuente semillera se presentó una avalancha de solicitudes, “en solo diciembre nos entraron 980 solicitudes de licencias”.

El Ministerio de Justicia emite la licencia según un criterio que atiende dos modalidades: una pequeños y medianos cultivadores, que es hasta un máximo de 0,5 hectáreas, y otra para grandes cultivadores de 0,5 hectáreas para arriba.

Según el Gobierno, los beneficios que tienen pequeños y medianos cultivadores es el de recibir una asesoría técnica de la misma emisión de las licencias, mientras que las grandes empresas que van a transformar el cannabis deberán comprarle el 10% de transformación total a pequeños y medianos productores.

También se precisa que no hay fecha límite para la obtención de una licencia de cannabis y cada vez que se emite una es porque ya hay un vínculo entre el productor con alguien que va transformarla.

La cosecha vendida

“Es decir en el momento que el cultivador va sembrar su grano, ya sabe a quién le va vender su cosecha”.

En todo el tema de cannabis existen cuatro licencias: la fabricación de derivados emitida por el Ministerio de Salud y las licencias de uso de semillas, de cannabis psicoactivo y de cannabis no psicoactivo que las otorga el Ministerio de Justicia.

“Si una persona por ejemplo, tiene un almacén de insumos agropecuarios donde se puede distribuir las semillas”, explica el ingeniero agrónomo del Ministerio de Justicia.

En proceso de evaluación

De otra parte, se aclaró que ninguna empresa tiene cultivo comercial pues todas están en procesos de pruebas de evaluación agronómica o de registro de materiales.

“En Colombia no existe el primer cultivo comercial (…) En este momento ellos está autorizados hacer trámites de evaluación, una vez terminan sus evaluaciones deben destruir el material”.

Además de Pesca, la región Boyacá también tiene licencias asignadas, en Cundinamarca, Huila, Antioquia y Santa Marta.

“Donde hay licencias asignadas hay labores de cultivo, donde hay generación de empleo similar a lo que está pasando en Pesca”.

Cultivo de cannabis abre nuevas opciones

Ricardo Español, un empresario de Sogamoso, Boyacá, dice que el cultivo de cannabis medicinal abre nuevas opciones de mercado internacional como Canadá, Holanda y países desarrollados en el tema.

“El precio de las licencias es normal para el desarrollo porque es un negocio rentable. Entonces la inversión debe ser grande. Estamos pensando una inversión para 10 hectáreas en Aquitania”, dice Español.

Sajai Alba de la compañía Clever Leaves cuenta que en Pesca se tiene 10 hectáreas cultivadas y se espera que a finales de este año lleguen a 25 hectáreas.

“Hoy en día tenemos 400 empleos directos y estamos trabajando en procesos de pruebas de evaluación agronómica”, explica.

Más Artículos
Brasil marcha a pesar de Bolsonaro
>