Dinamarca, el programa piloto de cannabis medicinal

En 2018, se comenzó en Dinamarca con un programa piloto de cuatro años sobre el cannabis medicinal. El propósito de este programa piloto con el cannabis es ayudar a los pacientes que después de probar todos los tratamientos posibles no han tenido un efecto positivo. El programa piloto busca ayudar a este tipo de pacientes, si estas personas encuentran que sus vidas son un poco mejores con el uso de cannabis medicinal,  habrá tenido éxito, expresó la ministra de Salud Ellen Trane Nørby a Health Europa.

El programa piloto danés ha iniciado proyectos de investigación centrados no solo en los efectos clínicos, sino también en la calidad de vida de los pacientes durante el programa piloto.

El programa a finales de verano ya había recetado cannabis medicinal a cerca de 650 pacientes. Es un dato positivo, ya que se esperaba que alrededor de 500 pacientes pudieran recibir tratamiento en su primer año de puesta en marcha. Los facultativos que se incorporan a este programa aumenta mensualmente y ya hay más de 180 médicos que han recetado cannabis medicinal.

El gobierno danés está invirtiendo en investigación para tener información contrastada. De hecho, la ministra Ellen Trane Nørby dice que están siguiendo los ensayos clínicos que se realizan en todo el mundo para poder garantizar que los nuevos adelantos o resultados médicos se transmiten al colectivo médico danés.

También el programa piloto danés del cannabis medicinal establece los requisitos sobre el cultivo, producción y distribución a granel. La producción de los productos de cannabis debe garantizar que éstos tengan la calidad requerida, siendo seguros para la entrega a los pacientes que lo requieran.

Requisitos de producción del programa de cannabis medicinal

La producción de cannabis debe realizarse de acuerdo con las Pautas de la Agencia Europea de Medicamentos para las Buenas Prácticas Agrícolas (GACP) y sin el uso de pesticidas. Además, se deben seguir los principios de las Pautas de Buena Fabricación (GMP) de sustancias farmacéuticas activas.
El fabricante debe documentar la determinación de la calidad con información sobre los procesos de fabricación y los métodos analíticos utilizados y la durabilidad. Los métodos de análisis deben validarse y describirse en detalle, así como los requisitos de idoneidad del sistema, para que puedan transferirse y repetirse en los análisis de control realizados a solicitud de la Agencia Danesa de Medicamentos .

El gobierno danés espera que la producción sea lo suficientemente grande para abastecer a los pacientes daneses y para exportar a otros países

  • Más Artículos
    Finlandia, cultivadores de flores quieren cultivar cannabis medicinal
    >