Etiquetas Posts etiquetados con "Alergia"

Etiqueta: Alergia

por -
1 838 vistas

¿Se puede realmente ser alérgica a la marihuana? Los expertos dicen que es posible, pero podría ser otra causa de reacción adversa al cannabis.

 “En términos de la mayoría de los pacientes que piensan que tienen una alergia a la marihuana, hemos encontrado que en la mayoría de las veces, en realidad es una alergia al moho,” dijo el Dr. Sean Darcy de la Hollywood Easy Clinic.

El Dr. Darcy, que ha estado trabajando con pacientes de marihuana medicinal desde el 2010, dice que los pacientes de cannabis deben inspeccionar de cerca la calidad de su marihuana.

    “Uno de cada cien [pacientes] pueden experimentar una reacción. De ellos, el 80 por ciento se deben al moho “, explicó.

El Dr. Darcy señala que siempre existe la posibilidad de desarrollar una reacción alérgica a cualquier cosa con el tiempo debido a la producción del cuerpo de anticuerpos de inmunoglobulina E (IgE) que pueden mediar reacciones inflamatorias.

“Tu cuerpo tiene que pasar por todo el proceso, no es instantáneo. Se desarrolla durante largo período de tiempo “.

El cannabis como un alérgeno es más común entre las personas que están expuestas a la planta con bastante frecuencia, como los cultivadores y recortadores.

 “No me sorprendería si hubiesen personas alérgicas al cannabis, pero tampoco me sorprendería que fuesen alérgicos a algo con lo que la planta hubiera sido tratada,” dijo el Dr. William Eidelman de Cannabis Clinics en Los Ángeles , que ha estado dando recomendaciones sobre marihuana medicinal desde los primeros días de la legalización en California.

Hay por lo menos algunas pruebas científicas que apoyen esta tesis, incluyendo una revisión en la revista Annals of Allergy, Asthma & Immunology que incluye dos estudios realizados con décadas de diferencia en Nebraska, un lugar donde el cannabis se cultiva para el mercado y siendo muy frecuente en la zona.

El primer estudio realizado en 1940 encontró que el 22 por ciento de los 119 pacientes con síntomas de alergia eran alérgicos al polen de cáñamo. El segundo estudio encontró que casi el 61 por ciento de los 127 pacientes con alergias en Omaha eran alérgicos al cáñamo.

Para los que cultivan y trabajan en el proceso de la marihuana, las alergias pueden desarrollarse durante un largo período de tiempo, tanto como alguien que trabaja con las plantas como con el polen. El moho y los hongos también se pueden propagar en las plantas, cada productor debe tomar medidas de precaución para cubrir y protegerse la piel además de las las vías respiratorias. También debería asegurarse de que su cultivo está limpio y bien ventilado.

Se debe consultar a un médico tan pronto como aparezcan reacciones alérgicas. Los que fuman o consumen cannabis y experimentan una reacción deben medicarse, dice el Dr. Darcy.

       “Al final, la mayoría de los pacientes que mejoran la calidad de la marihuana no tiene más alergia, por lo general se les ha ido.”

Hay que inspeccionar los brotes antes de adquirir (donde sea legal). El moho puede ser difícil de reconocer: es una sustancia fina, similar a una red albergada dentro de la yema cerca del tallo. Si no está seguro y no puedes consultar a un experto, elige una variedad diferente.

Con el fin de obtener una imagen más precisa de las alergias asociadas con la marihuana, se debe evaluar a cada paciente por separado, además de examinar el producto en sí.

Decir que la marihuana provoca una reacción alérgica es una afirmación simplista, teniendo en cuenta que las alergias se pueden desarrollar a partir de casi cualquier cosa, según los expertos.

El Dr. Purvi Parikh, inmunólogo de la Allergy Asthma Network, una organización sin ánimo de lucro que apoya la investigación de alergias y su educación ha encontrado incremento en la cantidad de casos de reacción alérgica desde la ampliación de la legalización.

Tomar precauciones adicionales como conocer al productor y sus métodos, y aprender a localizar los posibles signos de moho o usos de pesticidas puede ser clave para combatir estas alergias. Además de saber exactamente lo que te metes al cuerpo, de donde proviene y como es su cultivo.

por -
0 858 vistas

¿Qué es, qué hace, y a quién afecta?

En febrero de 2013, publicamos un artículo sobre las alergias al cannabis que describía el concepto básico y un poco de la teoría científica detrás del fenómeno. Desde entonces, parece que se ha llevado a cabo una gran cantidad de investigación sobre tema, sin duda debido a la relajación de las leyes en Colorado y en otros lugares, lo que ha hecho necesario examinar con más cuidado la seguridad del lugar de trabajo de miles de empleados de un sector, que es legal desde hace poco.

El concepto de las alergias al cannabis parece ser un anatema dentro de la industria para muchos, que al parecer creen que el mejor camino hacia la legalización es pregonar el potencial positivo de la planta de cannabis, ignorando por completo cualquier posible inconveniente. Sin embargo, cualquiera que haya trabajado físicamente en cuartos de cultivo durante el tiempo suficiente puede atestiguar el hecho de que mucha gente se pone triste y siente picor cuando se expone a las plantas durante demasiado tiempo.

Entonces, ¿qué es la alergia al cannabis?

Las alergias al cannabis se describen con mayor frecuencia como similares en la presentación y en los síntomas a la dermatitis de contacto, y suelen comunicarlas las personas que están en contacto directo con la planta en crecimiento. Dichas personas generalmente informan de picor y enrojecimiento en la piel, que puede convertirse en un sarpullido o urticaria en casos graves. Los ojos también pueden ponerse de color rojo, picar e inflamarse.

Además de los síntomas parecidos a la dermatitis, la alergia al cannabis también puede causar síntomas respiratorios como dificultad para respirar, inflamación de las vías respiratorias, tos, estornudos y rinorrea (secreción nasal). En algunos casos, también puede producir náuseas y vómitos.

En casos graves de alergia al cannabis, puede producirse un choque anafiláctico. El choque anafiláctico se caracteriza por la rápida aparición de síntomas cutáneos y respiratorios, acompañados por una drástica caída de la presión arterial, que también puede causar complicaciones cardiovasculares. Si no se recibe tratamiento, el choque anafiláctico puede provocar la pérdida del conocimiento e incluso la muerte (aunque no parece conocerse ninguna muerte, como resultado de la anafilaxia inducida por el cannabis).

La alergia al cannabis provoca síntomas similares a la dermatitis y al asma
La alergia al cannabis provoca síntomas similares a la dermatitis y al asma

¿Qué causa la alergia al cannabis?

En primer lugar, es importante diferenciar entre la alergia al cannabis verdadera y las reacciones alérgicas a las sustancias que se encuentran en el cannabis y que no son inherentes a la planta, tales como moho o los ácaros del polvo. Es bien sabido que el cannabis cultivado y almacenado en malas condiciones pueden contener ambas sustancias, y las dos son bien conocidas por causar reacciones alérgicas fuertes en muchos individuos.

Ha habido varios casos de reacciones graves que se han producido en personas que han fumado marihuana con moho, y por lo menos una muerte se ha atribuido a la misma (aunque resulta importante aclarar que el individuo en cuestión estaba seriamente comprometido a nivel  inmunológico debido a una cirugía reciente).

Sin embargo, la alergia al cannabis en sí es una alergia específica a una sustancia o sustancias contenidas dentro de la planta. De hecho, hay varias sustancias que pueden representar un riesgo para las personas sensibles, y puede ser que los diferentes casos de alergia al cannabis se produzcan en respuesta a diferentes sustancias.

Los alérgenos del cannabis

Echemos un vistazo a lo que son. En primer lugar, tenemos el polen del cannabis. Normalmente sólo lo producen las plantas machos, pero también puede ser producido por las hembras que expresan flores hermafroditas macho (y en casos graves de hermafroditismo, puede haber una cantidad importante flotando en el aire).

Se ha demostrado en varios estudios que el polen del cannabis y del cáñamo causa reacciones alérgicas, y los individuos que muestran sensibilidad al mismo, por lo general, también son sensibles al polen de otras plantas. En un estudio realizado en el año 2000 en el Medio Oeste de los EE.UU., se demostró que el 73% de los sujetos eran sensibles al polen del cannabis, y que cada una de esas personas también presentaba sensibilidad a las plantas locales como la ambrosía, el cardo ruso y la bardana común.

Sin embargo, esto no explica la casos de alergia al cannabis causados por las plantas hembra, sin signos de hermafroditismo. En estos casos, esta claro que algo más tiene la culpa, y los científicos han identificado casi una docena de posibles culpables.

La mayoría de los posibles alérgenos que se encuentran en el cannabis son proteínas, y muchas de ellas se han encontrado en otras plantas y se han confirmado como alérgenos. Varios estudios han señalado la existencia en el cannabis de un tipo particular de proteína conocida como proteína de transferencia de lípidos (LTP), que suele estar implicada en las alergias.

Cannabis LTP, la posible clave para la alergia

Varios estudios sobre la alergia al cannabis han señalado la existencia de una LTP o LTPs presente en la planta en crecimiento. Un estudio publicado en 2007 de hecho constató que se había aislado una única LTP en el cannabis, que posteriormente fue llamada Can S3. En por lo menos un estudio, los pacientes han demostrado sensibilidad específica a la sustancia descrita como Can S3 cuando se someten a pruebas de punción cutánea y otras pruebas inmunológicas.

El choque anafiláctico puede producirse en algunos casos extremos (y muy poco frecuentes)
El choque anafiláctico puede producirse en algunos casos extremos (y muy poco frecuentes)

Sin embargo, en un importante estudio publicado en 2013, los investigadores no encontraron ninguna evidencia de una proteína LTP presente en el cannabis. Por otra parte, descubrieron evidencias sólidas de varias otras proteínas que se han confirmado como alérgenos, así como otra proteína que no se conoce en ninguna otra planta y de la que no se ha informado anteriormente que cause alergias.

Otros alérgenos potenciales del cannabis

En este estudio, “Characterization of Cannabis sativa allergens” (Caracterización de los alérgenos de Cannabis sativa), se han aislado e identificado varios otros alérgenos potenciales del cannabis.

Los investigadores descubrieron que se producían reacciones inmunes a varias proteínas de plantas comunes, entre ellas una llamado RuBisCO, que es fundamental para el proceso en las plantas que convierte el dióxido de carbono en glucosa y otros alimentos vegetales, y que ha participado en otros casos de alergias a plantas.

Además de RuBisCO, se descubrió que una proteína conocida como proteína 2 potenciadora del desarrollo de oxígeno (oxygen-evolving enhancer protein 2) está estrechamente relacionada con las reacciones alérgicas al cannabis. Curiosamente, esta proteína no parece haber sido investigada en ningún otro estudio sobre alérgenos, en el cannabis o en cualquier otra planta.

Junto con estas dos proteínas, se encontraron varios candidatos potenciales más: ATP sintasa, GAPDH (uno de los principales alérgenos conocidos en el trigo y en los hongos), PGK (alergia a la levadura), BIP (alergia a la avellana), y la proteína de choque térmico 70 (alergias a los hongos).

Sensibilidad cruzada con otras plantas

Las personas que resultan ser alérgicas al cannabis también resultan ser alérgicas al tabaco y al tomate. Esta asociación se ha señalado en varias ocasiones, y también se ha observado en un estudio publicado en 2011 en el que se describe que el látex también tiene reactividad cruzada con este grupo de plantas.

En un estudio de 2008 realizado en España, se confirmó que había una alta probabilidad de que los individuos sensibles al cannabis fueran sensibles al tomate y al melocotón.

Curiosamente, presentar sensibilidad al polen no significa necesariamente que una persona esté sensibilizada al cannabis, y viceversa. En el estudio de 2011, se comprobó que la alergia al polen no estaba asociada con la propia alergia al cannabis. Esto implica que las personas pueden ser alérgicas sólo al polen, o sólo a los otros alérgenos presentes, pero que es poco probable que alguien sea alérgico a ambos.

Cómo reducir los síntomas de la alergia al cannabis

Con el tiempo, el conocimiento que los investigadores adquieran del estudio de los alérgenos que se encuentran en la planta de cannabis permitirá que se desarrollen terapias específicas para reducir los síntomas a cero, por así decirlo.

Ahora bien, no parece que haya ningún medicamento específico para hacer frente a una alergia al cannabis, pero los individuos afectados puede encontrar que los medicamentos destinados a tratar los alérgenos con los que se sabe que el cannabis tiene sensibilidad cruzada tienen un efecto positivo.

De lo contrario, hay varias formas en que se puede reducir al mínimo la exposición a los alérgenos del cannabis, en momentos que el riesgo de exposición es alto. El alto riesgo de exposición se limita generalmente a los trabajadores en estrecha proximidad física con las plantas. Sin embargo, como ocurre en el suroeste de los EE.UU., el polen a veces puede producir períodos de alto riesgo en ciertas áreas en determinadas épocas del año, que pueden extenderse a mucha distancia.

El uso de mangas largas, guantes y gafas puede ayudar a prevenir una reacción
El uso de mangas largas, guantes y gafas puede ayudar a prevenir una reacción

Se recomienda usar ropa de manga larga, así como máscaras, guantes, gafas y otras barreras físicas que eviten el contacto. Puedes utilizar inhaladores, antihistamínicos y epi-pens (auto inyectores de epinefrina) si es necesario. Asegúrate de que la circulación de airel es óptima, para que los alérgenos no pasen en el aire demasiado tiempo.

Por último, el mejor método para garantizar que no se produzcan reacciones alérgicas es evitar exponerse a la fuente lo máximo que se pueda. Muchas personas que trabajan con cannabis siguen exponiéndose año tras año con la esperanza de que su sensibilidad disminuya, pero es muy poco probable que así sea. Si te ves gravemente afectado, se recomienda evitar todo contacto físico y proximidad a la planta, lo que puede significar que a algunas personas les resulte imposible seguir trabajando con cannabis.

Por Seshata

por -
1 1.035 vistas

Cualquier persona que sufre de alergias primaverales conoce la miseria de la lucha contra ella con el polen , los pastos y la ambrosía , pero hay otra culpable de los estornudos y silbidos al respirar que puede haber sido omitida y que se debe considerar : la marihuana.

Las alergias de cannabis parecen estar en aumento, lo que está llevando a una mayor atención por parte de los investigadores. En la agenda de temas que se debatirán en el Congreso de 2014 de Alergólogos Francofonos que tendrá lugar en París del 16 de abril sobre alergias del cannabis son también el tema de un reciente estudio publicado en la revista científica francesa La Revue Française d’Allergologie.

Los investigadores se centraron en particular en la Cannabis sativa, una de las dos especies conocidas coloquialmente como la marihuana (junto con Cannabis indica). Los alergólogos descubrieron que la planta puede causar rinitis alérgica (fiebre del heno), conjuntivitis (ojo rosado), erupciones en la piel y los síntomas asmáticos cuando se fuma, se inhala o se mastica.

Los investigadores indicaron que los individuos expuestos al polen de la planta pueden experimentar los mismos síntomas. En la mayoría de las áreas de los EE.UU. y Europa, sin embargo, aunque las restricciones en cultivo de cannabis están comenzando a aflojar, la mayoría de las plantas están siendo cultivadas en interior, lo que limita el riesgo de exposición para la población general.

Finalmente, los investigadores exploran los potenciales efectos de reactividad cruzada de cannabis, a través del cual la exposición a la planta podía dar lugar a reacciones alérgicas con otras plantas, es decir, de alimentación. Se dice que el llamado síndrome de “cannabis-fruits/vegetables” involucra a una proteína marcada como Can s 3. Los alergenos específicos responsables de las reacciones alérgicas al cannabis, sin embargo, no han sido identificados aún. La alergia al cannabis puede, sin embargo, diagnosticar a través de una prueba de alergia en la piel.