Consumidores de cannabis ¿menor peso y menor IMC?

Lo normal es que se piense que los fumadores de cannabis deben pesar más o tener mayor IMC que los que no fuman, sencillamente porque da hambre. Pero, no está así de claro.

IMC

Lo normal es que se piense que los fumadores de cannabis deben pesar más o tener mayor IMC (Índice de Masa Corporal) que los que no fuman, sencillamente porque da hambre. Pero, no está así de claro.

El que ha fumado cannabis sabe de sobra que lo posterior a ese consumo, es que entra hambre y mucha. Este repentino apetito,  normalmente daría con el usuario buscando en la nevera o despensa que meterse algo en la boca. Pero no siempre lo que parece lógica se traduce a la realidad.

En este caso, se ha escrito mucho sobre el apetito voraz y de comidas calóricas o también los llamados “munchies” y que se ingestan y apetecen después de una sesión de cannabis. Sin embargo,  la ciencia con  varias investigaciones ponen en entredicho esta realidad que supuestamente acaba en aumento de peso.

Estudio sobre el tema

De hecho, a finales del año pasado y  más concretamente en el mes de Octubre, se publicó un estudio sobre el tema en el International Journal of Epidemiology  por la Michigan State University.  Éste estaba basado en anécdotas, estudios preclínicos y en evidencia transversal, su título “¿Los consumidores de cannabis tienen menos probabilidades de aumentar de peso? Resultados de un estudio prospectivo nacional de 3 años”;  mostraba  una asociación inversa del aumento del IMC entre los usuarios de cannabis.

De hecho, la Universidad Estatal de Michigan sugiere y según la evidencia que “las personas que fuman cannabis pesan menos en comparación con las que no lo hacen”. Por lo tanto, –los hallazgos publicados en el International Journal of Epidemiology, son contrarios a la creencia de que los usuarios de marihuana que consumen muchos munchies finalmente ganarán más peso-.

“Durante un período de tres años, todos los participantes mostraron un aumento de peso. Pero curiosamente, aquellos que usaban marihuana tuvieron un aumento menor en comparación con los que nunca usaron”, dijo Omayma Alshaarawy, autora principal y profesora asistente de medicina familiar. “Nuestro estudio se basa en la creciente evidencia de que se produce este efecto contrario”.

Los resultados también sugieren que, en general, los usuarios nuevos y persistentes tienen menos probabilidades de tener sobrepeso u obesidad.

Y en otros estudios

También, un estudio sobre la obesidad en 2011 mostró  que “de los 50,736 encuestados elegibles de EEUU, la prevalencia de obesidad fue significativamente menor en los consumidores de cannabis que en los no consumidores”.

Un año antes, en 2010 , otro estudio con 2,566 adultos dio con un resultado similar , hubo un menor sobrepeso y obesidad entre fumadores de cannabis. Los autores del estudio sin embargo dijeron que “haría falta más investigación para examinar el mecanismo de esta asociación”.

En otro estudio que vio la luz el año pasado, 2019,  y que tenía como objetivo probar la asociación entre el consumo de cannabis y los factores de riesgo cardiometabólicos que subyacen en el desarrollo de enfermedades cardiovasculares; concluyó que el consumo de cannabis se asociaba con un menor Índice de Masa Corporal (IMC). Este menor IMC se relaciona con un menor nivel de riesgo cardiometabólico.

Más todavía

Utilizando datos de la Encuesta Nacional Longitudinal de Salud Adolescente , los investigadores estimaron “modelos de efectos fijos para estudiar con mayor rigor las relaciones entre el consumo de marihuana y el índice de masa corporal en el tiempo.” En 2016, habría otro estudio en la misma dirección y publicado en el Instituto Nacional de Salud de EEUU. También concluiría asociando el consumo de cannabis con un menor índice de masa corporal (IMC).

“Los resultados muestran que las usuarias de marihuana a diario tienen un índice de masa corporal aproximadamente 3,1% (p <0,01) más bajo que el de las no usuarias, mientras que los usuarios masculinos diarios tienen un índice de masa corporal que es de aproximadamente 2,7% (p <0,01) más bajo que el de no usuarios “.

Y, sería en 2014 cuando un estudio llamado “Uso de cannabis en relación con la obesidad y la resistencia a la insulina en la población inuit” y publicado en la revista Obesity y por el Instituto Nacional de Salud de EEUU , encontraba que el consumo de cannabis se  asoció con un menor índice de masa corporal (IMC), traduciéndose en una menor resistencia a la insulina.

Todos los investigadores de todos los estudios terminan con la necesidad de más investigaciones sobre este tema. Pero, ya sabemos que muchas de ellas están dando resultados sobre un menor IMC con el consumo de cannabis. Esperaremos más estudios en esta dirección, interesante.

Aquí puedes leer post sobre el IMC y el cannabis

Más Artículos
Algunos beneficios del cannabis en la salud de las mujeres
>