LaMarihuana.com es una división de Freedom Leaf, Inc. una empresa dedicada al activismo cannabico, auditada y cotizando en el mercado de valores (OTCQB: FRLF)
Tags Posts tagged with "opioides"

opioides

0 118 vistas

Estudio, la marihuana medicinal se asocia con reducción del 30% en prescripciones opioides de la lista III y la reducción del 29% en gasto de Medicaid

La investigación recientemente lanzada, publicada en el sitio web de la Biblioteca Nacional de Medicina de EE. UU. , muestra que la legalización de la marihuana medicinal se asocia con una gran reducción de las prescripciones y dosis de los opiáceos del programa III.

Al señalar que “29 estados y Washington DC han legalizado el  cannabis  para uso médico”, el estudio “examinó si la  legalización del cannabis medicinal en todo el estado  se asoció con la reducción de los opiáceos recibidos por los afiliados a Medicaid”.

Utilizando una variedad de metodologías diseñadas científicamente (los detalles se pueden encontrar haciendo clic aquí ), los investigadores encontraron que para las prescripciones opioides de la Lista III, “la legalización del cannabis medicinal se asoció con una reducción del 29,6% en el número de recetas, 29,9% de reducción en la dosis y 28,8 % de reducción en el gasto relacionado de Medicaid “.

Sin embargo, no se encontraron pruebas que respalden las asociaciones entre la  legalización del cannabis medicinal  y las prescripciones opioides de la Lista II.

El estudio concluye afirmando que “la  legalización estatal del cannabis medicinal parece estar asociada con reducciones tanto en las prescripciones como en las dosis de opiáceos de la Lista III (pero no de la Lista II) recibidas por los afiliados a Medicaid en los EE. UU.”

Para obtener más información sobre este estudio, haga clic aquí .

El Rockefeller Institute ya publicó un informe en la misma dirección

1 141 vistas

Estudio: es más probable que los solicitantes de registro de cannabis medicinal dejen de usar opioides en comparación con los no participantes

Los pacientes con dolor crónico inscritos en un programa de acceso a cannabis medicinal en todo el estado norteamericano de Nuevo México tienen una probabilidad significativamente mayor de reducir o suspender su uso de opioides en comparación con los pacientes no inscritos en programa estatal de cannabis medicinal (MCP) y que padecen condiciones similares de dolor, según los datos publicados online en la revista PLOS One .

Un equipo de investigadores de la Universidad de Nuevo México evaluó los patrones de uso de prescripciones de opiáceos durante un período de 21 meses en 37 pacientes con dolor inscritos en el programa estatal de cannabis medicinal en comparación con 29 pacientes no inscritos.

En comparación con los no usuarios, los afiliados al cannabis medicinal “tenían más probabilidades de reducir las dosis diarias de prescripción de opiáceos entre el inicio y el final del período de la muestra (83.8 por ciento versus 44.8 por ciento) o dejar de usar por completo las prescripciones opioides (40.5 por ciento versus 3.4 por ciento)”. Los afiliados también informaron más probabilidades de tener una mejor calidad de vida.

Los autores concluyeron que “la evidencia clínicamente y estadísticamente significativa de una asociación entre la inscripción en el MCP y el cese y reducción de la prescripción de opiáceos, y una mejor calidad de vida justifica las investigaciones adicionales sobre el cannabis como una alternativa potencial a los opioides recetados para tratar el dolor crónico”.

Los estudios previos también informan que los pacientes inscritos en los programas de acceso al cannabis tienen más probabilidades de reducir el uso de opioides y otros medicamentos recetados.

El texto completo del estudio, “Asociación entre el cannabis medicinal y el uso de opiáceos recetados en pacientes con dolor crónico: un estudio de cohortes preliminar”, aparece online aquí . La hoja informativa sobre marihuana y opioides de NORML está online aquí 

Por Paul Armentano, Director Adjunto de NORML

2 618 vistas

Son numerosos estudios y testimonios de pacientes los que apoyan la eficacia del cannabis para el alivio del dolor, y lo que ha llevado a instituciones como Oregon Health y la Science University School of Medicine a diseñar métodos de tratamiento utilizando alternativas a los opioides no adictivas. Además del peligro de una sobredosis de esos fármacos, los opiáceos son altamente adictivos.
“El uso de opiáceos y la adicción se ha convertido en una epidemia en países como los Estados Unidos debido a que los médicos prescriben excesivamente medicamentos opioides para tratar el dolor crónico …” los datos emergentes indican que los fármacos dirigidos al sistema endocannabinoide podrían producir analgesia con menos efectos secundarios compara-dolos con los opioides ‘ Escribe  United Press International 

Cuando se trata de la seguridad con la marihuana medicinal, el consenso es claro: con la excepción de producir sequedad en la boca o entrarte ganas de picar un tentempié, es más seguro de usar que el  ibuprofeno . De hecho, la Universidad de Montreal llevó a cabo un estudio sobre la seguridad de usar cannabis medicinal para tratar el dolor crónico. Con una excepción de reacciones adversas en el grupo de 215 participantes en el estudio: “el cannabis médico utilizado por más de un año se asoció con mejoras en el dolor, la función, la calidad de vida y la función cognitiva”

La  seguridad del cannabis

Un estudio de la Universidad de Michigan encontró que el uso de cannabis medicinal para controlar el dolor crónico disminuyó la necesidad de los analgésicos opiáceos:

“Los pacientes que usaban marihuana medicinal para controlar el dolor crónico informaron de una reducción del 64 por ciento en el uso de los medicamentos con receta más tradicionales para el dolor… los pacientes también reportaron menos efectos secundarios y una mejora de un 45 por ciento en la calidad de vida, dolor … Estamos aprendiendo que cuanto mayor sea la dosis de opioides que la gente se está tomando, mayor será el riesgo de muerte por sobredosis … pacientes de este estudio nominal de cannabis son igualmente de eficaces [como los opioides] para las personas con diferente intensidad del dolor “.

Este resultado está en línea con la investigación sobre el impacto del consumo de cannabis para sustituir a los opioides en el tratamiento del dolor: en los estados norteamericanos que han legalizado el uso de la marihuana médica, ha habido una reducción del 25% en el número de muertes por sobredosis . En contraste, nadie ha muerto de una sobredosis de marihuana medicinal.

Esto es significativo en el contexto del manejo del dolor, ya que 30% de los estadounidenses sufren de dolor crónico.

2 1.106 vistas

De “ La marihuana en Medicina ” por Tod H. Mikuriya MD (1969):

                      “Debido a que el cannabis no condujo a una dependencia física, se ha descubierto que es superior a los opiáceos para una serie de propósitos terapéuticos. Abedul, en 1889, informó el éxito en el tratamiento de la adicción a los opiáceos y de cloral con el cannabis, y en 1891 Mattison recomienda su uso por el joven médico, comparándolo favorablemente con los opiáceos.”

El dolor es la principal razón por lo que las personas buscan atención médica, y los pacientes que buscan alivio del dolor son el grupo más frecuente que emplea el cannabis como medicamento.

El dolor crónico interfiere seriamente con la calidad de vida de muchas personas. Para algunas de ellas, los fuertes medicamentos recetados para el dolor (opioides) les han proporcionado alivio. Pero y por desgracia, varios problemas pueden seguir con el uso de estos opioides a largo plazo.

Los pacientes muy pronto pueden desarrollar una tolerancia a los efectos analgésicos, por lo que se requiere cada vez mayores dosis.

El uso crónico de opioides también causa efectos secundarios no deseados que incluyen problemas tales como estreñimiento, sensación de drogado, náuseas, y deprimido.

Un sinnúmero de auto-informes de pacientes con dolor crónico que usan cannabis para el tratamiento del dolor muestran un tema común. Estos pacientes informan de que son capaces de disminuir de manera significativa, ya sea su dosis de opioides o interrumpir por completo el uso de opioides.

También informan del beneficio de no tener que lidiar con los efectos secundarios de los opioides tales como estreñimiento, náuseas o depresión.

Una observación típica de los pacientes es que el consumo de cannabis no necesariamente les quita el dolor, pero que ya no están preocupados por ese dolor; son capaces de ignorarlo. La investigación está empezando a demostrar que existe una sinergia entre los cannabinoides y los opioides y por lo tanto, un paciente podría disminuir la cantidad de opioides necesarios para controlar el dolor debido al efecto ahorro del opioide por cannabis.

Desde que los opioides conllevan el riesgo de sobredosis, junto con otros efectos secundarios no deseados por su consumo y añadiendo el cannabis a su régimen de tratamiento, esto permite a los pacientes lograr una mayor comodidad con una menor o ninguna cantidad de medicación opioide.

2 727 vistas

Muchos de nosotros que estamos a favor del movimiento de legalización de la marihuana hemos asumido durante mucho tiempo que las empresas que producen y venden productos recreativos y de competencia – especialmente alcohol y tabaco – estaban trabajando entre bastidores para tratar de mantener la prohibición de la marihuana y proteger su duopolio de drogas recreativas legales. Estas industrias tienen grupos de presión que trabajan regularmente con funcionarios estatales y federales electos en EEUU para mantener la marihuana legal fuera del mercado.

Pero ahora vemos que las compañías farmacéuticas están también implicadas directamente en los esfuerzos políticos para mantener la prohibición de la marihuana. Preocupados de que un cannabis legal socavaría su línea de fondo.

Compañía farmacéutica se une a la guerra contra los fumadores de marihuana.

antibiotic pills

Recientemente, hemos visto la primera evidencia directa de que las compañías farmacéuticas están trabajando en la actualidad para combatir los esfuerzos por la legalización de la marihuana, reconociendo que su intención es proteger su mercado de fármacos opioides sintéticos.

A principios de este mes, Insys Therapeutics Inc., una empresa con sede en Arizona, donó $ 500,000 a un grupo que se autodenomina “Arizonans for Responsible Drug Policy”, una organización recién formada y establecida para tratar de derrotar a la Proposición 205, la iniciativa de los votantes de la legalización de la marihuana que aparecerá en el votación este mes de noviembre en ese estado.

Insys comercializa actualmente un solo producto, Subsys, un spray sublingual de fentanilo, un opiáceo sintético mucho más potente que la heroína (fentanilo es la droga que se encontró en el cuerpo del músico Prince tras su muerte en abril). “Insys Terapéutica facturó $ 62 millones en ingresos netos por la venta de Fentanyl Subsys en el primer trimestre de este año, lo que representa el 100 por ciento de las ganancias de la compañía”,  según The Washington Post . “El CDC ha implicado el fármaco en una ‘oleada’ de muertes por sobredosis en varios estados en los últimos años.”

Los datos de encuestas compiladas de pacientes de marihuana medicinal muestran que los sujetos a menudo reducen el uso de terapias con medicamentos de venta con receta – en particular los opiáceos – cuando tienen acceso legal al cannabis. De acuerdo con un estudio del 2015 de RAND Corp. , el abuso y la mortalidad relacionada con los opiáceos es menor en las jurisdicciones que permiten el acceso al cannabis medicinal, en comparación con aquellos que prohíben la planta.

cannabis-pills11-600x330

Insys ha sido objeto de escrutinio de la aplicación de la ley. Según The Washington Post , varios estados están investigando actualmente a Insys de pagar ilegalmente a los médicos por recetar el medicamento en situaciones en las cuales sea apropiado.

La pistola humeante.

Cuando la compañía hizo su primera contribución de medio millón de dólares al grupo de oposición a la iniciativa de legalización de Arizona, la empresa alegó que su razón  para oponerse a la iniciativa de los votantes fue “porque no puede proteger la seguridad de los ciudadanos de Arizona y en particular de sus hijos “.

Arizona cannabis

Pero cuando la empresa presentó una declaración de divulgación con la Comisión de Bolsa y Valores, reconoció a los accionistas que estaba haciendo la donación por temor a un descenso en las ventas de su producto de opiodes de gran alcance y la de un segundo fármaco que se está desarrollando: Dranabinol, un cannabinoide sintético. El cannibinoide sintético es un término general para una versión artificial de tetrahidrocannabinol, o THC – el compuesto activo en la planta de marihuana – destinado a aliviar las náuseas y los vómitos causados por la quimioterapia. La compañía reconoce que la literatura científica ha confirmado los beneficios de la marihuana natural sobre el THC sintético:

“La legalización de la marihuana o los no sintéticos cannabinoides en los Estados Unidos podría limitar significativamente el éxito comercial de cualquier producto candidato como el dronabinol. … Si la marihuana o los cannabinoides sintéticos fueran legalizados en los Estados Unidos, el mercado para la venta de productos dronabinol probablemente disminuiría de manera significativa, y nuestra capacidad de generar ingresos y nuestras perspectivas de negocio serían las consecuencias desafortunadas “.

El Arizona Republic informó que la empresa, si bien afirma públicamente tener el mejor interés para los niños en mente, esta claramente más preocupada por la manera de “proteger su propia línea de fondo.”

Y la empresa tiene una buena razón para tener miedo.  Ha publicado recientemente los estudios que han encontrado que en los estados que es legal el uso legal de la marihuana medicinal han tenido una disminución del 25 por ciento en las recetas de opioides. Otro estudio reciente de la Universidad de Columbia encontró que la aplicación de los programas de marihuana medicinal se asocia con una disminución en la prevalencia de opiáceos detectados entre los conductores fatalmente heridos, basándose en una revisión de 69.000 muertes en 18 estados, de acuerdo con los datos publicados en la revista American Journal of Public Health. Donde la marihuana legal está disponible, la gente usa muchos menos los fármacos opioides.

Así que ahora tenemos evidencia directa de que esta compañía farmacéutica en Arizona está gastando grandes cantidades de dinero para no tener que competir con la marihuana legal, con el fin de proteger su cuota de mercado de un opioide sintético adictivo y peligroso y una forma sintética del THC, a expensas de la salud pública.

Esta no es la primera instancia de compañías farmacéuticas invirtiendo dinero en la “guerra contra las drogas”. En el 2014, The Nation publicó un artículo revelando que los fabricantes de OxyContin y Vicodin eran dos de los mayores contribuyentes aThe Partnership for Drug Free Kids y The Community Anti-Drug Coalition of America , dos grupos que se oponen a la legalización de la marihuana y con un apoyo continuo a la prohibición.

Insys sin duda no será la última compañía farmacéutica pillada poniendo los beneficios de la empresa por delante de la preocupación para la salud pública, pero es el primer ejemplo que hemos visto en una empresa pillada con las manos en la masa, oponiéndose a una iniciativa de legalización de la marihuana por razones puramente de avaricia corporativa.

Las compañías de tabaco y alcohol se han opuesto a la marihuana legal.

Bottles and glasses of assorted alcoholic beverages.
Bottles and glasses of assorted alcoholic beverages.

Es comprensible que las industrias farmacéuticas y de recreo no estén dispuestas a competir con la marihuana legal. Por cualquier medida, sus productos son mucho más peligrosos y adictivos.
Las muertes por sobredosis.

A efectos de comparación, de acuerdo con el National Institute on Alcohol Abuse and Alcoholism , los resultados por excesivo consumo de alcohol estuvieron en aproximadamente 88.000 muertes por año en Estados Unidos. Y, de acuerdo con los Centers for Disease Control and Prevention, el hábito de fumar tabaco en más de 480.000 muertes cada año en este país, alrededor de 1.300 personas cada día.

Un estudio de 2014 en la Universidad Johns Hopkins  encontró que en los estados que legalizaron la marihuana medicinal se produjo un descenso del 25 por ciento en las muertes por sobredosis de medicamentos recetados.

La marihuana nunca ha causado una muerte por sobredosis en la historia de la humanidad. De acuerdo con un informe reciente de la  Organización Mundial de la Salud , uno tendría que fumar “entre 238 y 1.113 porros al día – o al menos 10 porros por hora, durante 24 horas seguidas – antes de que la sobredosis se convertiría en una preocupación realista” para la marihuana.

Potencial adictivo

marihuana-israel

Si bien se puede desarrollar una dependencia de fumar marihuana, la amenaza de la dependencia con la marihuana es mucho menor que con el alcohol o el tabaco. Esto es lo que la National Academy of Sciences Institute of Medicine concluyó en relación con el potencial riesgo de dependencia de cannabis ‘, en el contexto de otras sustancias controladas:

  “En resumen, aunque algunos usuarios de marihuana desarrollan dependencia, algunos lo hacen. Pero ellos parecen ser menos propensos a hacerlo que los consumidores de otras drogas (incluyendo alcohol y nicotina), y la dependencia de la marihuana parece ser menos grave que la dependencia de otras drogas “.

Aquí están sus calificaciones de dependencia:

-Tabaco: el 32 por ciento (proporción de usuarios que alguna vez se vuelven dependientes)
-Heroína: 23 por ciento
-La cocaína: 17 por ciento
-Alcohol: 15 por ciento
-Los ansiolíticos / sedantes: 9 por ciento
-La marihuana / hachís: 9 por ciento

Así que si uno está eligiendo utilizar una droga recreativa, la marihuana es claramente la alternativa más segura. Y si uno está usando un medicamento opioide para el dolor, deben experimentar con la marihuana como un sustituto más de los opiáceos.

Por Keith Stroup is a Washington, D.C. public-interest attorney who founded NORML in 1970.

0 265 vistas

En todos los estados que han legalizado la marihuana medicinal, ha habido una reducción del 25% en las muertes relacionadas con la sobredosis de analgésicos prescritos legalmente.

Todavía hay polémica en los Estados Unidos acerca de si o no la marihuana debería ser legalizada para uso recreativo, aunque solo con fines medicinales impresionan los resultados. Después de revisar un estudio publicado por la revista Journal of the American Medical Association en el 2014, queda muy claro que es mucho más seguro el cannabis que la mayoría de los opioides de prescripción médica.

Para el estudio , los investigadores analizaron todas las muertes causadas por sobredosis de opioides entre 1999 y 2010 en los EE.UU. A continuación, se determinó la asociación entre las leyes de cannabis medicinal y las muertes relacionadas con analgésicos opioides utilizando modelos de regresión lineal de series temporales. Los diversos modelos ayudaron a los investigadores a determinar que en cada estado que se había legalizado la marihuana medicinal entre los años antes mencionados (un total de 13 estados), hubo una reducción del 25% en las muertes relacionadas con la sobredosis de analgésicos prescritos legalmente.

“La diferencia es bastante sorprendente”, dijo Colleen Barry, el co-autor del estudio e investigador de políticas de salud en la Universidad Johns Hopkins Bloomberg School of Public Health en Baltimore, a Newsweek.

Se plantea la hipótesis de los investigadores que en los estados donde la marihuana medicinal es legal , los pacientes están optando por fumar cannabis para aliviar su dolor en lugar de consumir opiáceos recetados, ya que estos últimos tienden a causar efectos secundarios. Además, la marihuana representa cero muertes por año, mientras que la sobredosis de opiáceos son responsables de más de 14.000 muertes anuales ( fuente ).

Mientras que las estadísticas hablan por sí solas, no todo el mundo está de acuerdo con los hallazgos. El Dr. Andrew Kolodny, director médico de la agencia nacional de tratamiento de la adicción sin fines de lucro Phoenix House, dice que la reducción inmediata de las muertes por sobredosis es extremadamente poco probable que sea resultado de sustitución por la planta Esto, dice, es porque los médicos dan pocas prescripciones de marihuana para el dolor crónico.

“No es necesario que los médicos de atención primaria en estos estados [prescripción] marihuana en lugar de Vicodin”, argumenta.

El médico cree que los estados que han legalizado la marihuana medicinal son más propensos a tratar activamente y ayudar a prevenir la adicción. En su mente, este es un escenario mucho más probable para la disminución de las muertes por sobredosis.

Aunque se necesitan más estudios, sin duda, hay que llevar a cabo la determinación de este fenómeno, la espectacular noticia es alentadora por lo menos.

0 893 vistas

Estamos hablando de un 25 por ciento menos de muertes por sobredosis de opioides en los estados que permiten el cannabis medicinal.

De media los estados que toleran el uso médico del cannabis tienen tasas más bajas de muertes a causa de sobredosis de analgésicos opioides que los estados que no. Un nuevo estudio multi-céntrico publicado en JAMA Internal Medicine examinó la tasa de muerte causada por sobredosis de opioides entre 1999 y 2010. Los resultados revelan que, de media, los 13 estados con leyes sobre cannabis medicinal tienen una mortalidad por sobredosis de opiáceos anual 24’8 por ciento menos después de promulgar dichas leyes que los estados sin ellas, lo que indica que un tratamiento con cannabis puede ser más seguro para los pacientes con dolor crónico por cáncer u otra enfermedad.

Aproximadamente el 60 por ciento de todas las muertes por sobredosis de analgésicos opioides se producen en pacientes que tienen recetas legales. Aunque toman nota de que la evidencia de las propiedades analgésicas del cannabis son limitadas, algunos estudios sugieren “que puede proporcionar un alivio para algunas personas”, dijo el autor principal del estudio Dr. Marcus A. Bachhuber. “Además las personas que ya toman opioides para el dolor pueden complementarlo con la marihuana medicinal y así ser capaz de reducir la dosis de analgésicos, reduciendo de esa forma el riesgo de sobredosis”. Otros resultados del estudio muestran que la relación entre las menores muertes por sobredosis de opioides y la legalización de la marihuana terapéutica se fortalece con el tiempo: las muertes fueron casi del 20 por ciento más baja en el primer año después de la legalización del cannabis medicinal y del 33’7 por ciento menos a los cinco años.

Cortesía de IACM

Asociación Internacional por el Cannabis como Medicamento