Otro pueblo de Argentina quiere cultivar marihuana

Ahora es San Pedro, una ciudad algo más grande -y más cerca de la gran ciudad-, a orillas del gran Río Paraná, el que muestra sus deseos de tirar la semilla.

El pueblo de San Pedro habría mostrado también su interés por cultivar cannabis en Argentina.

Primero fue General Lamadrid, un pequeño pueblo a siete horas de Buenos Aires, el que anunció sus intenciones para desplegar un megacultivo con fines medicinales. Ahora es el pueblo de San Pedro, una ciudad algo más grande -y más cerca de la gran ciudad-, a orillas del gran Río Paraná, el que muestra sus deseos de tirar la semilla.

Y a pesar de que el autocultivo continúa siendo un delito federal en Argentina, las carteras de Salud y Seguridad comienzan a mirar con buenos ojos la iniciativa, sobre todo, cuando se trata de una empresa extranjera que pueda traer dólares, en otro contexto de crisis social y económica que golpea al país. Los gobiernos municipales, en tanto, comienzan a descubrir el oro verde.

Es en ese contexto que Cecilio Salazar, el intendente de San Pedro, perteneciente a Cambiemos, el partido que gobierna Argentina, visitó días atrás una planta productora situada en Denver, Estados Unidos, y anunció que la firma NextGen pretende producir en San Pedro. “Me vuelvo con la esperanza de realizarlo en la Argentina”, señaló.

El intendente de San Pedro, Cecilio Salazar, visitó en Estados Unidos una planta productora de cannabis medicinal con el objetivo de interiorizarse en la temática ya que la firma NextGen estaría interesada en invertir para producir en terrenos que el Instituto de Tecnología Agropecuaria (INTA) tiene en dicha localidad.

“Quedamos impactado porque pudimos ver desde la planta madre que obtiene y transforma cómo va mutando hasta que termina en el aceite de cannabis medicinal”, sostuvo Salazar y se esperanzó con que “podamos hacerlo en Argentina y si lo podemos hacer en San Pedro todavía mejor”.

“Conocimos paso por paso el laboratorio, desde el inicio del cultivo de la planta hasta obtener las plantas madres, que le llaman, hasta transformarse de repente en lo que nosotros venimos a ver que es el aceite medicinal”, detalló.

“Esto está totalmente controlado por el Estado, no se les escapa ni el más mínimo detalle”, expresó el jefe comunal, aunque explicó que lo que pide la firma es “previsibilidad y seguridad jurídica”.

¿Inversiones privadas en cannabis medicinal?

En este sentido, las inversiones privadas para producir cannabis medicinal en territorio argentino dependen del permiso que puede otorgar el Ministerio de Seguridad, dirigido por Patricia Bullrich. Una habilitación de estas características es el que otorgó dicha cartera a la provincia de Jujuy, donde se estaría instalando el primer centro de producción del país, también de inversión privada y extranjera.

Vale aclarar que hasta el momento es el único permiso y que, según explicaron a este medio desde la organización Mamá Cultiva, el Estado nacional sólo ha otorgado ese permiso para la inversión privada. En tanto que ante los pedidos de Santa Fe y General Lamadrid para producir desde el Estado se han rechazado. Hay que ver qué pasa con San Pedro.

Según Salazar, en caso de que la firma estadounidense se instale en su distrito, lo hará “en un campo que cedería el INTA a través de un convenio con la Municipalidad”. “Hay millones de personas en Argentina que están queriendo que esto se concrete y qué se haga de forma legal”, sostuvo y concluyó que “nosotros estamos decididos a impulsarlo fuertemente en los ámbitos que correspondan”.

Más Artículos
Argentina, “Hace años venimos pidiendo que se nos de autorización a nosotras”
>