LaMarihuana.com es una división de Freedom Leaf, Inc. una empresa dedicada al activismo cannabico, auditada y cotizando en el mercado de valores (OTCQB: FRLF)
Estudio Universidad de Stanford: el uso de marihuana relacionado con más sexo

Estudio Universidad de Stanford: el uso de marihuana relacionado con más sexo

0 589 vistas

 Un estudio realizado por investigadores de la Facultad de Medicina de la Universidad de Stanford descubrió que “a pesar de las preocupaciones entre los médicos y científicos de que el consumo frecuente de marihuana puede afectar el deseo sexual o el rendimiento, parece más probable que ocurra lo contrario”

El estudio, publicado online el 27 de octubre en el  Journal of Sexual Medicine , basado en un análisis de más de 50,000 estadounidenses de entre 25 y 45 años. Los investigadores llaman a los resultados “inequívocos”.

“El uso frecuente de marihuana no parece afectar la motivación o el rendimiento sexual. En todo caso, se asocia con una mayor frecuencia coital “, dijo el autor principal del estudio,  Michael Eisenberg , MD, profesor asistente de urología. El autor principal es Andrew Sun, MD, un residente en urología.

El estudio no establece una relación causal entre el consumo de marihuana y la actividad sexual, anotó Eisenberg. Pero los resultados lo insinúan, agregó. “La tendencia general que vimos se aplicaba a personas de ambos sexos y de todas las razas, edades, niveles de educación, grupos de ingresos y religiones, todos los estados de salud, ya sea que estuvieran casados ​​o solteros y si tenían o no hijos”. Según Eisenber, El estudio es el primero en examinar la relación entre el consumo de marihuana y la frecuencia de las relaciones sexuales a nivel de población en los Estados Unidos.

“El uso de marihuana es muy común, pero su uso a gran escala y su asociación con la frecuencia sexual no se ha estudiado mucho de manera científica”, dijo Eisenberg.

Para llegar a una determinación precisa del efecto de la marihuana sobre la frecuencia de las relaciones sexuales, Eisenberg y Sun recurrieron a la Encuesta Nacional de Crecimiento Familiar, patrocinada por los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades. La encuesta, que proporciona datos relacionados con las estructuras familiares, las prácticas sexuales y la maternidad, refleja las características demográficas generales de la población de los EE. UU. Originalmente se realizó a intervalos regulares, la encuesta ahora se esta llevando a cabo sobre una base anual. Se consulta explícitamente a los encuestados sobre cuántas veces han tenido relaciones sexuales con un miembro del sexo opuesto en las últimas cuatro semanas y con qué frecuencia han fumado marihuana en los últimos 12 meses.

Los investigadores compilaron respuestas a esas preguntas en todos los años desde 2002, cuando la encuesta comenzó a recopilar datos sobre hombres y mujeres. Se incluyen datos de los encuestados de entre 25 y 45 años y excluyeron a un pequeño porcentaje (menos del 3 por ciento) de los encuestados que no respondieron a una o más preguntas relevantes.

En total, Eisenberg y Sun obtuvieron datos sobre 28,176 mujeres con un promedio de 29,9 años y 22,943 hombres cuya edad promedio fue de 29,5 años. Evaluaron los patrones autoinformados de consumo de marihuana de estos individuos durante el año anterior y su frecuencia autorreportada de relaciones heterosexuales durante las cuatro semanas previas.

Alrededor del 24.5 por ciento de los hombres y el 14.5 por ciento de las mujeres en el análisis informaron haber usado marihuana, y hubo una asociación positiva entre la frecuencia del uso de marihuana y la frecuencia de las relaciones sexuales. Esta relación se aplica a ambos sexos: las mujeres que negaron el consumo de marihuana en el último año, por ejemplo, tuvieron relaciones sexuales en promedio de 6,0 veces durante las cuatro semanas previas, mientras que esa cifra fue de 7,1 para las consumidoras diarias de marihuana. Entre los hombres, la cifra correspondiente fue de 5,6 para los no usuarios y 6,9 para los usuarios diarios.

En otras palabras, los consumidores de marihuana están teniendo aproximadamente un 20 por ciento más de sexo que los abstemios de marihuana, anotó Eisenberg.

La asociación positiva es universal

Además, dijo Eisenberg, la asociación positiva entre el consumo de marihuana y la frecuencia del coito era independiente del estado demográfico, de salud, matrimonial o parental.

Además, la tendencia se mantuvo incluso después de considerar el uso de otras drogas por parte de los sujetos, como la cocaína o el alcohol. Esto, dijo Eisenberg, sugiere que la correlación positiva de la marihuana con la actividad sexual no refleja simplemente alguna tendencia general de los tipos menos inhibidos, que pueden estar más inclinados a usar drogas, para tener más probabilidades de tener relaciones sexuales. Además, la frecuencia del coito aumentó constantemente con el aumento del consumo de marihuana, una relación dependiente de la dosis que respalda un posible papel activo de la marihuana en el fomento de la actividad sexual.

Sin embargo, Eisenberg advirtió que el estudio no debería malinterpretarse como que ha demostrado ser un vínculo causal. “No dice que si fumas más marihuana, tendrás más relaciones sexuales”, dijo.

El Departamento de Urología de Stanford  apoyó el trabajo.

SIMILAR ARTICLES

NO COMMENTS

Leave a Reply

La moderación de comentarios está activada. Su comentario podría tardar cierto tiempo en aparecer.

Últimas Noticias

0 37 vistas
El noveno álbum de Cypress Hill, Elephants on Acid , y su primer lanzamiento de estudio desde Rise Up en 2010,

0 89 vistas
Robert Carroll nos acerca la voz de las personas que están padeciendo graves enfermedades y que encuentran en el cannabis una importante ayuda.

0 50 vistas
Se vendieron más de $ 140 millones en marihuana y sus productos en Colorado el pasado mes de agosto, estableciendo un nuevo récord mensual.

0 452 vistas
En tan solo dos día, muchos comercios autorizados de cannabis en todo el país se quedaron sin suministro por la gran demanda.