LaMarihuana.com es una división de Freedom Leaf, Inc. una empresa dedicada al activismo cannabico, auditada y cotizando en el mercado de valores (OTCQB: FRLF)
Tags Posts tagged with "Argentina"

Argentina

0 751 vistas

En Argentina, con el relevo de jefes de policía en el Departamento de Pilar, se descubre la falta de media tonelada de marihuana, el jefe anterior dice que se lo comieron las ratas.

En el informe del inventario del jefe de policía que había sido relevado, la falta de 540 kilos de marihuana fue un dato que lógicamente no pasó desapercibido. El argumento del anterior jefe por la falta del cannabis apresado fue las ratas habían sido las culpables por su voraz apetito, leíamos en El Clarin.

El inventario decía que se habían inacutado 6.000 kilos de marihuana y solo aparecían 5460, una falta de 540 kilos. Después de denunciar el jefe entrante la falta de “hierba” decomisada al Juzgado Federal de Campana, se realizó la comprobación e investigación por parte de Gendarmería dando veracidad a la denuncia.

Se realizó la investigación sobre la misteriosa desaparición

Según confirmaron fuentes informantes al Clarin, cuando fueron convocados por las autoridades judiciales, los jefes anteriores de policía del Departamento de Pilar dijeron que el cannabis que faltaba había sido “comido por las ratas”. Los investigadores del caso al no convencerse con el argumento, solicitaron la presencia de especialistas para saber si esa posibilidad podía ser cierta.

“Profesionales de la UBA analizaron el caso y explicaron al periódico Clarin que los roedores nunca podrían haber confundido el cannabis con algún tipo de alimento y que, en el caso de que un grupo grande se lo hubiera comido, deberían encontrarse muchos cadáveres alrededor” publicaba Clarin.

También se estudio la posibilidad de que el largo tiempo de almacenaje y con unas temperaturas no optimas de conservación pudiese ser la causa de la falta de peso. Los investigadores opinaban que si hubiese bajado el peso pero no en esas cifras tan grandes.

El mes que viene están citados los policías que estaban a cargo de los alijos para declarar sobre el tema. “Aún no tenemos pruebas para sostener que esa droga fue robada y vendida, pero lo concreto es que la marihuana desapareció. Hay que determinar si hubo imprudencia o complicidad”, dijeron los investigadores.

La investigación continúa a través del área de Asuntos Internos.

No es la primera vez que se argumenta por parte de la policía, y sobre  marihuana desaparecida en almacenes policiales, que los “malditos roedores han sido los culpables de la desaparaición de cannabis incautado. En la India hace ahora un año también leíamos sobre un caso similar.

0 805 vistas
Una panorámica sobre un cultivo con plantas con 25 días de vida al empezar la prefloracion, con equipo avanzado: técnica híbrida de cultivo en tierra con riego automático de aeroponía, balasto electrónico de 600W, reflector profesional, y un solo equipo para controlar todo, extracción incluida.

En la provincia argentina de Salta, un Juez ha autorizado por primera vez en el país el cultivo domiciliario de cannabis para uso medicinal, al aprobar el recurso de amparo presentado por una madre cuyo hijo padece un trastorno neurológico que le produce gran dolor y que reaccionó bien al tratamiento con aceite de cannabis.

El fallo sienta jurisprudencia favorable para las familias de pacientes y organizaciones cannábicas que reclaman, al autorizar a la madre a cultivar hasta 12 plantas adultas y 40 plántulas de distintas variedades.

“La sentencia establece que, hasta tanto el Estado provea al niño del medicamento que necesite, la madre queda autorizada a cultivar distintas variedades de cannabis para producir el aceite de forma doméstica”, dijo a Télam Guido Giacosa, abogado de la madre cuyo hijo sufre de  neurofibromatosis (NF1).

El fallo se asienta sobre la interpretación del derecho a la vida que implica “el disfrute de la más alta salud posible”.

También se apoya en el artículo 19 de la Constitución Nacional, “las acciones privadas de los hombres que de ningún modo ofendan al orden y a la moral pública, ni perjudiquen a un tercero, están sólo reservadas a Dios, y exentas de la autoridad de los magistrados”, y “nadie será obligado a hacer lo que no manda la ley, ni privado de lo que ella no prohíbe”, fundamentó el letrado.

La familia contacto con los abogados para cubrirse legalmente y continuar el tratamiento de su hijo.

“La mejora en su calidad de vida fue radical: debía tomar morfina y analgésicos muy potentes con efectos adversos sobre su salud, pero con el uso del aceite dejó de sufrir dolores agudos, empezó a tener amigos y comenzó a ir a la escuela, por lo que la familia no estaba dispuesta a suspender el tratamiento”, agregó el abogado de la madre.

El niño precisa de una variedad de cepas para no generar “un efecto de acostumbramiento” al utilizar siempre el extracto de la misma variedad importada de Estados Unidos (Charlotte’s Web)

Sentencia sienta jurisprudencia

“Sus padres habían probado con un aceite determinado, pero advirtieron que al tiempo dejaba de producirle efecto y que necesitaban ir rotando de variedad, por lo que se decidieron a presentar un amparo ante la justicia”, dijo el abogado.

“ Es muy probable que otros jueces sentencien de idéntico modo, ya que los enfermos no pueden tener paciencia sobre este tema”. Crea jurisprudencia.

En Marzo del año pasado en Argentina se aprobó la Ley 27.350, de Uso Medicinal del Cannabis y sus derivados, aunque no incluía explícitamente el autocultivo en su articulado. La reglamentación de la ley del 22 de septiembre último restringe el acceso al aceite a las personas que tengan epilepsia refractaria, cuenten con prescripción médica y estén inscritos en el Ministerio de Salud. También fija que la importación del aceite se facilite por la Anmat e invita a universidades nacionales y privadas, el Conicet, el INTA y otros organismos a colaborar con la investigación científica del cannabis medicinal y sus derivados

47 96.692 vistas
La mujer mayor sigue con la pierna rota aunque “ya no con esos fuertes dolores. Volví a valerme por mí misma”. (Foto: Alfredo Leiva)

La anciana argentina dijo que los medicamentos recetados para la artrosis le afectaron al hígado y estómago. Cuando su médico le comentó el uso de aceite de cannabis, lo probó y “Sentí gran alivio”.

Encarnación de 97 años y muy sonriente, habló con Rio Negro sobre su cansancio de consumo de las medicinas recetadas para su enfermedad, y de como el aceite de cannabis cambió su pésimo estado con dolencias de pesadilla a su estado optimo actual.

La anciana sufre de artrosis hace ya unos años y hace un par de años, se cayó rompiéndose el fémur sufriendo unos dolores inaguantables.

“La medicación que me recetó el médico me sentó muy mal. Me dolía todo –y no es para menos: no es fácil vivir con los huesos rotos–, me dormía, siempre vomitando. Los fármacos me hicieron muy mal al hígado y al estómago. Mis hijos pensaron que moría”, contó la mujer.

Entonces su médico le sugirió el extracto de cáñamo (aceite CBD) y Encarnación lo adquirió en Buenos Aires ingiriendo dos gotas diarias por la mañana, otra al mediodía y tres por la noche. Mejoró inmediatamente.

“Con todo lo que sufría, me largué a tomar el aceite y sentí un gran alivio. Sigo con la pierna rota pero ya no con esos dolores tan tremendos. Vivía caída. Esto me volvió la vida al cuerpo, volví a valerme por mi misma, a recibir visitas, a tejer y estoy de buen humor. De vez en cuando hasta me tomo algún vinito o un guindado”, cuenta la anciana

Su mejoría fue abismal, aunque este caso no esta tipificado en la ley argentina para el uso de cannabis medicinal. “La ley no especifica una determinada patología y esta abierta, aunque en la reglamentación, se restringió el programa a la epilepsia refractaria. Por lo tanto, las personas mayores como Encarnación, con artrosis, dolor crónico, Parkinson o Alzhéimer quedarían fuera”, aseguró Gabriela Calzolari, una bióloga del Frente de Organizaciones Cannábicas Argentinas (Foca).

“La Academia Nacional de Ciencias y Medicina Argentina dijo que para el dolor, la espasticidad muscular y los vómitos, ya no se investigaba más ya que hay evidencia contundente en relación a los beneficios del cannabis”, dijo.

Gabriela Calzolari también dijo que “un artículo se que quedó sin reglamentar –no esta vigente–: justamente el que evitaría el castigo por el auto cultivo medicinal”. “La ley tiene un gran problema para acceder al cannabis y muchos usuarios tienen que ir al mercado negro. El cultivo personal es la base y no todos podrían hacerlo, por eso, es de vital importancia que exista una producción nacional”.

La solicitud para poder acceder al cannabis medicinal no es sencilla

Gabriela Calzolari, comenta que el año pasado se publicó un estudio preclínico donde a ratones viejos con deterioro cognitivo “se les administró THC, en bajas dosis y mejoraron mucho. Mucha gente está fuera de esta ley y debe recurrir al mercado negro”.

“Uno de los requisitos es no haber consumido cannabis en un mes. Hay mucha gente que ya lo está usando”, también recalco. Además, la solicitud es compleja porque un médico debe solicitar la aprobación a la Anmat según la patología que presente el paciente. “Se debe justificar por qué se solicita, rellenar una plantilla, presentar su curriculum y contar con recetas exclusivas de los estupefacientes”, expresó.

0 257 vistas

Un hecho insólito ha tenido lugar este miércoles día 1 de noviembre en la comisaria Primera de Tandil ubicada en Fuerte Independencia 263, cuidad situada en el centro de la provincia de Buenos Aires. Un sujeto, bien entrada la noche, se presentó en las dependencias. Su intención era la de hacerle llegar un poco de hierba a su amigo, detenido en esa comisaria.

0 842 vistas

Susanah Bartz es un referente en Argentina de la lucha contra la fibromialgia y en una entrevista en la televisión dio detalles de lo sufrido que es padecer la enfermedad y reclama la reglamentación de la Ley de Cannabis Medicinal.

“Tomé la decisión porque estaba para morirme. Antes de informarme tenía el prejuicio común sobre la marihuana, relacionado al narcotráfico. Nunca fumé un porro. Tampoco conocía su planta. Hoy solo consumo su aceite y tintura. Es de elaboración casera que se hace con flores de la planta hembra”, dijo.

La fibromialgia produce un dolor musculo esquelético por todo el cuerpo y se siente un fuerte dolor en puntos específicos. Este dolor es similar al producido en las articulaciones, aunque no es una enfermedad articular. En general se podría decir que esta enfermedad se resume en una anomalía en la percepción de los dolores, percibiendose como dolorosos, estímulos que asiduamente no lo son.

“Gracias a la Cannabis estoy libre del dolor. En Argentina no la reconocen como una enfermedad. Lo denominan como síndrome, pese a que la Organización Mundial de la Salud –en el ´92- la declaró como enfermedad”, dice.

Además de los dolores, la fibromialgia produce una general rigidez, cuando te levantas por las mañanas, y una sensación de inflamación en manos y pies. Además de poder notarse hormigueos sobre todo a las manos y extremidades.

“Somos muchas las familias que buscamos este paliativo, porque esta enfermedad es incurable. Pero esto me devolvió la vida. Si sufriera alguna crisis emotiva puedo volver a tener los 18  puntos de dolor.  Creo que lo único que me podría llevar a eso  es si me detuvieran por consumir cannabis”, explicó.

También dice en la entrevista que la Ley de Marihuana Medicinal se olvida del autocultivo. “Creemos que si podemos plantar un orégano o carqueja en el patio, también podemos tener una planta de marihuana para elaborar un medicamento”, agregó.

“La ley mal reglamentada deja afuera a la mayor cantidad de gente que podría ser usuraria de esta medicina, que es natural. Unas dos millones de personas en Argentina ya la usan”, continuó.

0 304 vistas

Carolina Gaillard, diputada argentina que preside la comisión de Salud de la Cámara de Diputados de la Nación y responsable de impulsar la Ley de Cannabis Medicinal en este país, realizó esta semana unas declaraciones que muchos defensores del cannabis llevamos cuestionando muchos años. Y es que según Carolina, los grandes laboratorios y farmacéuticas son los culpables de que el cannabis medicinal sea ilegal en muchos países.

Claramente hay un interés muy fuerte por parte de los laboratorios y las potencias hegemónicas que siempre impulsaron su prohibición desde el año 61, justamente porque el cannabis es un vegetal que podría tener cualquier persona en su casa. Y alguien que consume cannabis medicinal probablemente deje de consumir diez fármacos diferentes”, expuso en el Cine Teatro Español del 1° Seminario Regional Patagónico de Cannabis Medicinal.

Para Carolina Gaillard la situación no solo tiene contexto en las políticas nacionales de lucha contra el narcotráfico, un argumento considerado erróneo por ella, sino además en los intereses de los laboratorios. La negativa a autorizar un tratamiento médico derivado de una planta choca frontalmente con la facilidad con la que el sistema de salud prescribe con total naturalidad ansiolíticos y psicotrópicos incluso a nivel pediátrico, los que sí constituyen fármacos peligrosos desde el punto de vista del consumo y la adicción.

“El negocio de los laboratorios es muy importante: mueven 900.000 millones de dólares al año en el mundo, siendo el más importante por detrás del negocio de las armas. Si hasta ahora no ha habido investigaciones a favor del cannabis y sus posibles beneficios, es porque claramente los laboratorios han impedido no solo que se investigue, si no que ha impedido y prohibido sus uso en el año 61 justamente porque se trata de un vegetal que cualquiera podría tener”, sentenció.

Gaillard expuso que el debate sobre la marihuana medicinal está ya en manos de los Diputados, que en casos puntuales puede autorizar su uso medicinal, autorización que hoy en día está penalizada por la ley de estupefacientes. Señaló que la mayor oposición al tratamiento proviene del Ministerio de Seguridad y en relación a las políticas contra el narcotráfico. “De allí viene la mayor oposición a que avancemos en la despenalización del uso medicinal y trabajemos fuertemente en el consenso de todos los bloques políticos en avanzar en autorizar la investigación del cannabis medicinal, el autocultivo para pacientes que tienen determinadas patologías”.

Gaillard explicó que actualmente en la Cámara baja existen doce iniciativas sobre este tema que ya se están debatiendo, todas provenientes de distintos bloques políticos. “Creemos que podemos hacer una legislación como hay en otros países, donde existen registros en el marco de la autoridad de aplicación, es decir el Ministerio de Salud, que autorizan a pacientes a cultivar en su domicilio. Pero hay mucha hipocresía y nosotros tenemos que dar el debate de cara a la sociedad. No estamos hablando de legalizar el consumo de la marihuana, pero hay que decir que hoy la política del Gobierno nacional y el Ministerio de Seguridad está a contramano del mundo, que ya no trata al consumidor como un delincuente, sino como alguien con un problema”.

“Nuestro debate tiene que ver con la salud, y con que el Estado no ponga resistencia y dificultad a madres y pacientes que lo necesitan. Por estar penalizado aún el uso medicinal, lo único que sucede es que es difícil encontrar un médico que prescriba el cannabis terapéutico. Nosotros creemos que hay que despenalizar y legalizar su uso medicinal para que todos aquellos pacientes que han encontrado en el cannabis una manera de aliviar el dolor y mejor su calidad de vida, tengan todo el derecho a usarlo libremente”, manifestó la diputada.

18 4.590 vistas

Desde marzo de este año en Argentina se aprobó la Ley de Investigación Científica del uso Medicinal de la Planta del Cannabis y sus Derivados.

Como todas las leyes, para un sector de la población es importante, y para otro no.  Desde que se votó en el Senado, todavía no se Reglamentó, por lo que todavía es como si no se tuviera Ley.

La disputa se va a centrar, entre quiénes son los que pueden cultivar. Y esto es importante porque todo indica que se va a terminar monopolizando el cultivo en los grandes laboratorios y sectores del Estado. Y como pasa en la mayor parte de los Estados, la burocracia va a privar de la medicina, de la salud, a un sector importante de la población. Ojalá que permitan el auto cultivo, como se solicita desde Mama Cultiva, por ejemplo. Un sector de madres que cultivan sus plantas para hacer aceites para sus hijos. Pero Argentina, como muchos países, el poder lo tiene el dinero y no el sentido común.

Es interesante como los pequeños laboratorios se van organizando para esta nueva etapa. Equipándose con lo necesario para procesar el Cannabis; el papelerío que pide el Estado para poder investigar y elaborar los productos. Los desorbitantes precios por la firma de un funcionario.

CBD Farma.

CBD Farma es un pequeño laboratorio, encabezado por dos Médicos y un Farmacéutico que se ha dedicado a seis medicamentos alopáticos, como Antibióticos, Descongestivos, y Benzodiazepinas, desde que fue fundado por el abuelo de uno de los integrantes allá por 1933 con otro nombre, claro. Este laboratorio abrió una sede solo para la producción de productos derivados del Cannabis. Aceites, Cápsulas, Cremas, Tinturas. Por el momento, solo fraccionan un producto importado, pero todo está preparado esperando que, al Reglamentarse la Ley, se sepa cuáles serán las “reglas del juego”.

Si bien es una pequeña empresa, la realidad económica argentina los puso a prueba desde que recibieron los primeros concentrados del extranjero. Los tratamientos son caros para el bolsillo del argentino, y había que enfrentar esa realidad. ¿Solo iba a tener medicación el que tenía dinero? ¿La salud iba a ser para los que la pueden pagar? La respuesta fue No. Alguien tiene que pagar por los que no pueden.

La Fundación CBD Farma.

Dr. Burgos de CBD Farma, especialista en Terapia Intensiva y en Emergentología

La Fundación CBD Farma, de manera gratuita, brinda la medicación a todo aquel que no pueda afrontar los gastos. Un grupo de empresas que no tienen que ver con la salud, organismos de Europa, fundamentalmente España, y particulares, donan dinero en Solidaridad con los que no tienen. De esta manera, el producto derivado del Cannabis llega a todos.

Los próximos pasos, nos cuenta el Dr Burgos uno de los titulares del Laboratorio, “seguir con lo que la Ley establece, investigar a nuestro modo los efectos del cannabis en la salud. Podremos administrar aceites a pacientes que lo necesitan y les haremos el seguimiento para observar los cambios que se producen. Aplicaremos nuestro conocimiento sin recurrir a un Alprazolam para que un paciente duerma. Unas gotas de aceite de cannabis serán más económicas y más eficientes.”

0 181 vistas

Una pequeña ciudad de 8.000 habitantes a más de 400 kilómetros de distancia de la capital argentina ambiciona convertirse en la primera en todo el país que planta cannabis medicinal.

Uruguay se ha convertido en el primer país del mundo que comercializa marihuana medicinal oficial y en las farmacias. La pequeña ciudad argentina de General La Madrid quiere ser la primera población en obtener el permiso para su cultivo. La idea, que ha provocado el debate en el Congreso, tiene el aval unánime de las autoridades locales que también ven con muy buenos ojos que la ciudad puede cultivar cannabis medicinal.

La iniciativa podría ser una enorme fuente de recursos y de puestos de trabajo para toda la región, dice su intendente Martín Randazzo. “Si esto se empieza a desarrollar, y creemos que toma la evolución que está tomando desde el punto de vista legal, sabemos que el techo puede ser altísimo y no tener límites”, asevera.

La importación de aceite de cáñamo o sus derivados están autorizados desde el mes de Marzo cuando el Senado argentino votó a favor de la medida, aunque el cultivo siguió prohibiéndolo a pesar del reclamo de sus usuarios.

El ciudadano Carlos Aisaguer que sufre un tipo de cáncer y utiliza el aceite de cannabis, dice que la marihuana medicinal le mejoró la salud y contribuyó al bienestar de sus familiares.“Nosotros éramos muy ignorantes con el tema de la marihuana y no conocíamos nada y desde hace dos años nos cambió por completo la vida”, asegura la mujer de Carlos, Patricia Aisaguer.

El médico nacido en General La Madrid, Marcelo Morante, después de investigaciones en el extranjero y con animales concluyó que el uso medicinal de la planta podría ayudar en el tratamiento de ciertas enfermedades como el lupus “En el ámbito de los cuidados paliativos nosotros usamos drogas con mucha toxicidad como son los opiáceos, y el cannabis tiene un gran mérito: su baja toxicidad”, subraya.

Vídeo Noticia

0 196 vistas

Manuel Belgrano nació en 1770 en Buenos Aires, fue el creador de la bandera argentina y proyectó el gran cultivo de cannabis en el país para crear una gran industria textil basada en el cáñamo y que fuese fuente de empleo para las mujeres más pobres.

Fueron en sus años estudiantiles en Valladolid, España, cuando Manuel Belgrano descubrió los usos medicinales del cannabis (hachís) y la importancia de sus usos textiles gracias a la fibra de cáñamo

En el libro del periodista Fernando Soriano, “Marihuana, la historia” de la editorial Planeta, habla de como Manuel Belgrano quiso que esta industria del cannabis se implantase en Argentina .“Él escribió sobre los beneficios que podría tener para la colonia el cultivo de cannabis para fabricar con el cáñamo telas, cuerdas y sobre todo lonas, insumos que venían muy bien para la industria naval”, le explicó a  BigBang News

Belgrano, que era funcionario del Reino de España, quería exportar materias primas, pero España se lo impedía ya que al monopolio controlado desde Cádiz, le interesaba seguir con su contrabando antes que producir el propio.

El proyecto de crear una gran industria argentina del cáñamo también ayudaría a las mujeres pobres, gracias a la ideal fuente de empleo para ellas. En 1797 Belgrano escribió que podría constituir “un recurso para que trabajen tantos infelices y principalmente el sexo femenino, sexo, en este país, desgraciado, expuesto a la miseria y la desnudez, a los horrores del hambre y estragos de las enfermedades, expuestos a la prostitución y a tener que estar mendigando de puerta en puerta un pedazo de pan”. 

Belgrano tuvo una especial sensibilidad con las mujeres en unos años donde eran consideradas como ciudadanas de segunda y también con el medio ambiente, siendo un gran protector de la naturaleza y adelantándose a su tiempo.

0 121 vistas

Comenzó la apertura del Primer Congreso Argentino de Cannabis y Salud que  visibilizará las propiedades benéficas del cannabis.

En el edificio cercano a la Cámara de Diputados de la provincia de Buenos Aires dio comienzo el Primer Congreso Argentino de Cannabis y Salud que quiere dar a conocer las múltiples propiedades y aplicaciones del cannabis que son beneficiosas para nuestra salud y en el marco de la ley argentina que autoriza su uso terapéutico.

El congreso ha sido organizado por la UNLP, la Honorable Cámara de Diputados de la Provincia de Buenos Aires, el diputado provincial Marcelo Torres, las organizaciones civiles Mamá Cultiva, Cannabis Medicinal Argentina, Frente de Organizaciones Cannábicas Argentinas, Centro de Estudio de la Cultura Cannábica, y Revista THC y durará hasta el próximo viernes, con actividades en las distintas facultades de la UNLP.

En la apertura del congreso, Raúl Perdomo, el presidente de la Universidad, llamó a los asistentes a “trabajar para que la reglamentación de la ley recientemente aprobada que permite el uso medicinal del cannabis incluya a las universidades nacionales, ya que hasta ahora sólo habilita para el cultivo y la investigación al Conicet y al INTA”.

También, el diputado Torres, que fue uno de los impulsores de la adhesión provincial a la Ley Nacional 27.350 que acuerda el uso médico del cannabis, subrayó que “el mayor orgullo es poder legislar para atenuar el dolor y aportar para mejorar la calidad de vida de las personas que sufren. El trabajo de los legisladores tiene que estar volcado a solucionar los problemas de la gente y este es un claro ejemplo de eso”.

El Congreso contó con la presencia del defensor del Pueblo de la Provincia de Buenos Aires, Guido Lorenzino, la decana de la Facultad de Trabajo Social, Alejandra Wagner, la decana de la Facultad de Ciencias Agrarias y Forestales, Sandra Sharry, el vicedecano de la Facultad de Ciencias Médicas, Eduardo Escudero y el vicedecano de la Facultad de Ciencias Exactas, Patricio de Urraza, el doctor Marcelo Morante y la presidenta de la Fundación DAYA Chile, Ana María Gazmuri.

0 129 vistas

El Juzgado Civil de la ciudad argentina de Cipolletti ordena que se aprovisione de aceite de cannabis para tratar el síndrome de West y epilepsia refractaria aun paciente.

El juez Federico Corsiglia, dio acción de amparo y ordenó a la Obra Social de los Empleados de Comercio y Actividades Civiles, que proporcionase ayuda y total cobertura de costes para el suministro a un paciente de “Aceite de Cannabinoides Hemp Extract MCT”.

A sus veinticinco años el paciente sigue sufriendo de generalizadas y fuertes convulsiones según el médico que lo trata “ha presentado una escasa y transitoria mejoría de su cuadro con los fármacos tradicionales”. Es por eso que solicitó autorización para suministrarle aceite de cannabinoides, pedido que fundamentó en “la capacidad de este fármaco para mejorar las crisis comiciales del tipo de enfermedad que padece”.

Los padres del joven que padece la enfermedad en el momento de la petición dijeron que su hijo sufría entre 100 y 200 convulsiones al día. También dijeron que gracias a las muestras gratuitas del aceite Cannabis Hemp Extract MCT pudieron observar grandes mejoras en su salud. También habían solicitado solicitado la cobertura del fármaco ante la Subdelegación OSECAC de Cipolletti pero todavía no habían recibido la respuesta correspondiente.

“Del mismo modo que lo expusiera en otra controversia que me tocara resolver, no puede soslayarse que el amparista goza de un doble estándar de protección: No sólo posee un derecho a la salud cuyo anclaje protectorio trascurre desde el nivel convencional hasta el infra constitucional, sino que además se encuentra amparado por el especial sistema de protección de todas las personas con discapacidad”, argumentaba la sentencia del juez.

“No se me escapa que el tratamiento que se pretende involucra la aplicación de una sustancia cuyo uso terapéutico ha sido regulado hace tan solo unos meses, de una forma genérica a través de la Ley Nacional 27.350 (fecha de publicación 19-04-2017). Lo cierto e interesante es que frente a las patologías descriptas, la sanción de la ley -aún cuando esté pendiente de reglamentación- ha venido a otorgarle un marco claro de legalidad a su uso terapéutico, aunque parece haber quedado excluido de la regulación el autocultivo y/o cultivo de dicha planta con cualquier fin, que continúa siendo una práctica que cae fuera del marco de la norma”, dice la resolución judicial.

“Debo advertir, y dejar de tal modo a salvo, que no se está avalando la posibilidad de que cualquier afiliado pueda pretender la utilización del fármaco aquí requerido, sino que su viabilidad se encuentra otorgada por la particular patología y situación por la que atraviesa, que en el caso en concreto, padece una de las patologías sobre la cual la efectividad del fármaco pretendido encuentra a la ciencia conteste acerca de su eficiencia y efectividad en el control y disminución de las convulsiones diarias, unido a la prescripción médica aportada y el dictamen médico emitido por el cuerpo forense que ya fuera analizado”,  redactó el Juez.

0 2.373 vistas

“Cuando no se puede curar hay que aliviar”

La fibromialgia es una enfermedad con un dolor crónico generalizado donde el umbral de las percepciones se encuentra modificado.

Son sensaciones que no son dolorosas pero que el sistema nervioso lo transmite como dolor, según explica el Dr. Darío Scublinsky, de la Facultad de Medicina de la UBA y responsable del grupo de Fibromialgia de la Sociedad Argentina de Reumatología.

Según el Dr. Dario Scublinsky, las personas con estas patologías suelen consultar con profesionales hasta que se les diagnostica clinicamente por lo que no se apoya en estudios complementarios y el médico debe revisar y conversar con el paciente.

El especialista detalló que aunque hace años que se están realizando estudios exhaustivos en muchos países, por ahora no se sabe cuál es el origen de la fibromialgia. Existen múltiples hipótesis que no han sido comprobadas sobre el mecanismo fisiopatologíco de esta enfermedad, es decir, el mecanismo por el cual se gesta.

Una opción

“El tratamiento de la fibromialgia es multidisciplinario y exige una conexión permanente entre los profesionales que atienden al paciente”, dice y sigue añadiendo “se debe observar si hay respuesta a las terapias y medicamentos de primera línea y, eventualmente, la necesidad de profundizar o cambiar a otras modalidades de tratamiento. Hay un porcentaje de pacientes a los que las herramientas terapéuticas actuales no le resultan suficientes, es por eso que se está comenzando a considerar otras alternativas, como el uso del cannabis, para tratar esos casos”

“Hay una frase histórica en medicina que dice que `cuando no se puede curar hay que aliviar´, ese es un objetivo importante en fibromialgia, aliviar en aquellos casos en los que no se puede lograr una mejoría significativa”, acentúa.

“Hace unos años se comenzó hablar del uso del cannabis medicinal para tratar síndromes dolorosos. En fibromialgia hay poca evidencia de la utilidad del cannabis y sus derivados. Su experiencia se basó principalmente en pacientes oncológicos y casos aislados de otras patologías. En particular se están estudiando drogas que se llaman derivados `Canabinoides´, entre ellos la más conocida es la `Nabilona´. Los Cannabinoides actuarían sobre la esfera afectiva del dolor. Por ende, se considera que podrían modificar el umbral del dolor. Desde luego que los Cannabinoides no van a ser la cura de la fibromialgia, pero se está analizando si podría ser utilizada como acompañante del tratamiento. De todas formas, como toda droga psicotrópica y con potencial adictivo, una cosa es utilizarlo en un paciente terminal de cáncer y otra es administrarlo en una enfermedad crónica donde la sobrevida no se ve comprometida. En ese sentido, debemos recordar que lo primordial es mejorar la calidad de vida del paciente con fibromialgia pero se necesita mayor evidencia científica para apoyar este tipo de tratamientos”, termina el Dr. Scublinsky.

1 210 vistas

El cannabis, como un ingrediente para los platos y postres y así aprovechar las propiedades medicinales que posee, es lo que propone una chef argentina en su país vecino, Chile. En este país de la costa del Pacifico se promueve el uso del cannabis para fines terapéuticos. Natalia Revelant es una cocinera especializada en cocina vegetariana y que lleva varios años combinando el cannabis con productos orgánicos (frutas, harina de mandioca, almendras, granos y semillas) para elaborar chocolates, bizcochuelos, bollos, jugos o leche.

“Descubrí un universo”, dijo  la profesional de los fogones. Todas las partes de la planta del cannabis se pueden emplear, comentó. Desde la raíz, el tallo y las hojas que se utilizan en ensaladas hasta para cocinar carne o elaborar jugos. La flor o cogollo y sus semillas son perfectas para los postres. La gastronomía “cannábica” es una alternativa para los enfermos crónicos, sostuvo Alejandra Ahumada, química farmacéutica de la Fundación Daya. La planta del cannabis también contiene propiedades nutricionales como ácidos grasos que “son esenciales para nuestro organismo y aceites importantes, como el omega 3 y omega 6 que son utilizados para combatir algunos síntomas de inflamación en pacientes”

El cannabis es un producto natural que contiene muchas propiedades que benefician nuestra salud y su presencia en la alimentación cada vez esta ganando mas adeptos. Cocineros de prestigio lo están utilizando ya en varios países. Cada vez más y a medida que más estados norteamericanos y países

5 1.506 vistas

El Senado de Argentina aprobará hoy la ley que autorizará importar y usar el cannabis medicinal. Sin embargo el cultivo personal no se autoriza y el Estado podría cultivar la marihuana oficialmente.

Los miles de pacientes argentinos que llevan ya varios años solicitando la medida podrían a partir de hoy tener respuesta a sus demandas pasando a ser un día histórico.

El Senado de Argentina aprobará hoy el proyecto de Ley que legalizaría el uso medicinal de la marihuana. La iniciativa ya ha obtenido un dictamen favorable en las comisiones de Salud, Presupuesto, Hacienda, y Ciencia y Tecnología en el día de ayer cuando se escucho a los familiares y especialistas en esta cuestión.

Ya en Noviembre pasado la Cámara de los Diputados voto a favor de la medida.

El acceso al cannabis medicinal y derivados además de su gratuidad estará garantizado a los pacientes por la nueva ley. Al principio, estos productos tendrán que ser importados de laboratorios internacionales que ya fabrican estos productos.

El mismo proyecto que hoy aprobara el Senado argentino, prevé que el Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (Inta) pueda cultivar la marihuana oficialmente y así proveer de cannabis y sus productos a los pacientes argentinos y así no tener que adquirir a terceros. De hecho, en varios territorios ya han solicitado la correspondiente autorización del Ministerio de Salud para tal menester. De esta forma, Argentina se uniría a varias naciones que ya han autorizado estos cultivos y que están generando grandes polos productivos con estos cultivos.

Para poder tener acceso a estos productos derivados del cannabis, los pacientes en Argentina deben estar registrados en un Registro Nacional Voluntario de Pacientes y Familiares de Pacientes, teniendo alguna patología que esté incluida en la reglamentación de esta nueva ley.

Aunque esta ley es un enorme avance con respecto al actual marco legal, el proyecto de ley ha sido ampliamente criticado al no permitir a asociaciones y pacientes el autocultivo como ocurre por ejemplo en Uruguay. Tampoco la nueva ley aborda el tema del consumo recreativo ni su uso industrial.

1 171 vistas

Organizado por la ONG Cannabicultores de Necochea, el 26 y 27 de febrero se llevó a cabo en esa ciudad el Cuarto Encuentro Nacional de Agrupaciones Cannábicas, con la participación de 22 organizaciones de diferentes partes de Argentina, la cita más convocante de la historia del movimiento cannábico nacional.

Durante el encuentro, que duró dos días y fue declarado de interés municipal por el Honorable Consejo Deliberante de Necochea, se discutieron diferentes aspectos que hacen a la realidad de las personas que cultivan cannabis en Argentina: las crecientes detenciones a cultivadores, los robos de plantas, la producción solidaria de aceite de cannabis y el tratamiento en el Congreso de una ley de cannabis medicinal, entre otros.

El cierre del evento se llevó a cabo en el Polideportivo Municipal de Necochea, donde se leyó el comunicado firmado por las 22 organizaciones presentes, que bajo el lema “juntos somos más fuertes” invita a todas las agrupaciones del país a sumarse al Frente de Organizaciones Cannábicas de Argentina. Y cierra con un fuerte reclamo: “libertad a todos los presos por plantar a lo largo del país”.

A continuación, el texto completo del comunicado de las 22 organizaciones:

En el marco del 4to Encuentro Nacional de Agrupaciones Cannábias, llevado a cabo en la ciudad de Necochea los días 26 y 27 de Febrero del año 2017, se sentaron los pilares del “Frente de Organizaciones Cannábicas Argentinas“, quienes manifestamos públicamente nuestro compromiso con el autocultivo, como principal objetivo y base fundamental del movimiento, promoviendo la conexión de las personas con la tierra y los ciclos naturales por fuera de una lógica de mercado propiciando la soberanía y autonomía del bienestar y la salud.

Exigimos, frente a la urgencia sanitaria manifiesta por la falta de materia prima para atender la demanda de los miles de usuarios terapéuticos, poner en consideración, al momento de plantear la ley, las distintas maneras de acceso al cannabis a través del cultivo solidario y colectivo.

Ante la prohibición impuesta y las limitaciones en el acceso a la planta, vemos necesario el intercambio y preservación de genéticas por medio de semillas y esquejes, así como también la estandarización de las buenas prácticas de cultivo y producción de derivados.

Ante la problemática de la creciente violencia institucional nos comprometemos a desarrollar estrategias comunes en la búsqueda de la seguridad de los cultivadores y sus cultivos, que hoy en día se ven vulnerados tanto por parte de las fuerzas represivas del estado como también por los hurtos y robos que son favorecidos por las, ya probadas y erradas políticas actuales .

Dejamos de manifiesto que el actual proyecto de ley, próximo a tratarse en el senado de la nación, deja excluidos a los cultivadores que, frente a la ausencia estatal, producen y comparten solidaria y desinteresadamente, el producto de sus cultivos y derivados.

Entendemos que todo uso del cannabis es terapéutico, desde el cultivo hasta su utilización.Recalcamos que somos los cultivadores a lo largo del país, hoy perseguidos y criminalizados, los que estamos dando respuesta a la falta de políticas públicas que favorezcan el acceso seguro y democrático al cannabis.

Exigimos la participación del estado en el campo de la investigación y la profundización del desarrollo del conocimiento en el área del uso terapéutico del cannabis. Convencidos de esto trabajaremos institucionalmente en el desarrollo de protocolos de investigación en el terreno del uso de cannabis terapéutico para su posterior difusión de cara a la sociedad.

Frente a la emergencia declarada por el estado en materia de adicciones y narcotráfico, consideramos la reducción de daños, la mejor alternativa para hacer frente al consumo problemático y sus efectos en la sociedad. Creemos que es fundamental apostar a la unificación del movimiento nacional, convocando a los diferentes colectivos cannábicos del país a sumarse a este frente ya que juntos somos más fuertes.

Sostenemos que es necesario reivindicar la labor del cultivador exigiendo una nueva regulación en torno a la planta que no lo criminalice y contemple su situación. Las asociaciones cannábicas no se financian por medio de la venta de cannabis y sus derivados. Nos manifestamos en contra de la prohibición que favorece la especulación y alienta el mercado ilegal.

Debido a todo esto, invitamos a la comunidad en general a participar activamente de los diversos colectivos cannàbicos sumándose a la Marcha Mundial de la Marihuana el primer Sábado del mes de Mayo en sus ciudades.

Libertad para Adriana Funaro y todos los presos por cultivar a lo largo del país. NO SOMOS NARCOS

0 3.019 vistas

Se puede ver a las dos policías en un coche y sin el cinturón de seguridad puesto riéndose y jactándose de su azaña

En Argentina, dos agentes de policía de Santa Fe después de requisar una planta de marihuana a un individuo que iba por la calle se graban en pleno jolgorio. El Ministerio de Seguridad las buscó para sancionarlas.

Las dos oficiales de la Policía Comunitaria de Santa Fe se grabaron con una planta de marihuana robada y el vídeo se ha filtado en las redes sociales haciéndose viral El Ministerio de Seguridad en Santa Fe busca a estas dos jóvenes, que ya fueron identificadas como Ivana Bogado y Fiorela Olobardi para pedir explicaciones de su burla.

En el video se puede ver como las policías muestran su alegría por la “captura” de la planta de cannabis, que consiguieron requisar a un hombre que circulaba por la vía pública.

Además “ni cortas ni perezosas” preguntan en la grabación con ironía ¿quien quiere fumarrrrr?

“¿Quién quiere fumar ahora? Mirá lo que le sacamos” y “Nos llevamos todo” son algunos de los comentarios en plan jocoso de las policías de paisano y que se pueden ver y escuchar en su propia grabación.

Este tipo de comportamiento deja mucho que desear de la actitud de estas agentes de la ley.

0 358 vistas

La marihuana medicinal es legal en mas de la mitad de los estados de los Estados Unidos y en varios países de América del Sur. Pero Argentina no es uno de ellos.

Esta situación so no ha detenido a un grupo de madres argentinas que auto cultivan cannabis en Argentina. Ellas quieren ayudar a sus hijos que sufren de enfermedades tales como la epilepsia y el autismo .

El hijo de Valeria Salech, Emiliano, tiene epilepsia. Los medicamentos tradicionales le rebajaron las convulsiones producidas por su epilepsia, pero lo dejaron incapaz de sonreír o socializar. Valeria decidió dar a su hijo de 10 años de edad, un poco de aceite de cannabis en diciembre del 2015 para ver su reacción.

“Todas las madres recordamos el primer día, cuando les dimos el aceite a nuestros hijos“, dijo la madre a VOA.

Ella dice que dentro de unas horas, su hijo pasó de la nada a mirar, de no tener ningún tipo de reacción a quedarse mirándola y sonriendole. Valeria dijo que había estado esperando ese momento durante 10 años.

“Y que no se lo podía creer”, dijo.

Ahora ella esta es la presidenta de un grupo llamado Mamà Cultiva Argentina, o mamá Cultiva. El grupo comparte el conocimiento del cultivo de cannabis y empuja a la legalización de la marihuana medicinal en Argentina.

Valeria esta tan segura de su eficacia que describe su grupo como una “salud pública de la red .”

Valeria con su hijo Emiliano. foto VOA

“Hicimos lo que el Estado no puede hacer por nosotros, que es cultivar una gran cantidad de marihuana para tener suficiente para todos durante todo el tiempo,” dijo.

Aunque hay una investigación científica, esta muy limitada actualmente sobre los beneficios médicos del aceite de cannabis. También existe la preocupación acerca de los posibles efectos psicodélicos que la marihuana puede tener en los niños.

Carlos Magdalena es un neurólogo para los niños. Dijo que, como una terapia natural, una pequeña cantidad de aceite de cannabis no tiene efectos secundarios negativos. Y, Magdalena añadió, los efectos secundarios son menos severos que los de los medicamentos recetados legalmente.

Países como Uruguay y Chile ya han legalizado el uso médico de la marihuana. A medida que el gobierno argentino está estudiando su uso, Valeria Salech espera que su país siga este camino el próximo año.

Salech dijo que el gobierno argentino “averiguará todo lo que ella ya sabe” y que seguirá cultivando cannabis para su hijo.

0 540 vistas

El oftalmólogo Carlos Laje es el fundador de la primera clínica especializada en la marihuana medicinal en Argentina. Córdoba es la ciudad pionera.

Carlos Laje hace cinco años atendió a una niña que padecía un glaucoma agudo y que si no era controlado podría dar con ceguera a la niña. Después de operarla comenzó a estudiar mas a fondo los tratamientos y fármacos que podrían ayudar con esta enfermedad.

Después de trabajar mucho en este tema, su padre de la misma especialidad médica, le enseño un articulo donde hablaban sobre el cannabis en esta materia. Carlos Laje decidió profundizar. Visitó varios países y estuvo en numerosos encuentros médicos y con organizaciones cannabicas. En la actualidad es un referente argentino en este tema.

En la actualidad, Argentina esta metida en un cambio de percepción con todo lo relacionado con el cannabis y en estos últimos tiempos ha habido un gran avance con todo lo relacionado con su aspecto terapéutico.

El Gobierno argentino hoy aprueba, a través de la Administración Nacional de Medicamentos (Anmat), que las familias puedan adquirir en el exterior medicamentos cannabicos para tratar la epilepsia de sus pequeños.

En Chubut se acaba de introducir el aceite de cannabis en su vademecun medicinal para que los hospitales publicos puedan acceder a este fármaco. Salta será sede de un Seminario sobre la marihuana medicinal a finales de este mes.

En Lamadrid se está preparando para lo que será el primer cultivo de la nación de cannabis medicinal.

El oftalmologo Carlos Laje dice que ya atiende en su consultorio a centenares de pacientes “es el resultado de una experiencia y situación de vida, tanto personal como profesional. Es un lugar de escucha, donde va un grupo de pacientes que más podría llamar padecientes, porque son familias y personas que están padeciendo no sólo una enfermedad, sino una situación”.

La fundación de la que es presidente tiene también como vehículo La Mirada donde los pacientes, de menos recursos o limitados, pueden ser atendidos de sus problemas oftalmológicos además de tratar y recibir a personas que son usuarias terapéuticas de cannabis.

“Finalmente, abrí esta clínica, porque hay una gran ausencia del Estado y de la comunidad médica en general. La apertura es una manera de provocar una reacción. Soy padre, soy médico y escucho cientos de historias de gente angustiada. Recibo pacientes martes y jueves, y la clínica es un espacio de contención en la que el paciente va no sólo porque quiere que escuchen cuando está en juego la vida suya o de su hijo, sino que necesita que le puedan acercar una medicina con trazabilidad. Hoy se puede importar cannabis, el famoso aceite de Charlotte, pero todavía no hay una industria nacional del cannabis medicinal, como ya la comenzaron Uruguay y Chile dice Carlos Laje.

En la actualidad esta actividad, así como los productos cannabicos con fines medicinales, se encuentran en el margen de la legalidad debido a la vigencia de la ley 23.737, de Tenencia y Tráfico de Estupefacientes, que castiga el cultivo, la posesión y uso del cannabis.

“Cuando está en juego la salud, el bienestar y la angustia de una familia, ya no es tanto una cuestión de legalidad sino de legitimidad. Entonces me parece que Argentina daría un paso socio-sanitario grande si nos permitiéramos que el cannabis medicinal no tuviera fronteras. La ley invisibiliza el dolor humano. Si alguien cree que los médicos y pacientes violamos la ley, bueno, nos tendrán que juzgar o nos juzgará la historia” remató Calos Laje

Carlos Laje trabaja con familias que quieren auto-cultivar, “porque son espacios terapéuticos que se crean, y es una forma simple y más segura y mucho más barata de acceder al aceite de cannabis. Hoy los pacientes lo encuentran como cada uno puede, a través de contactos por internet, amigos, cultivadores o las agrupaciones de padres que usan cannabis para sus hijos. No hay una vía prolija y establecida”.

Laje a atendido ya a personas de las 45 patológicas con las que el cannabis medicinal puede trabajar.