Etiquetas Posts etiquetados con "España"

Etiqueta: España

por -
1 103 vistas

En febrero de 2017, Ciudadanos junto con el OECM presentaron una Proposición no de Ley en el Congreso de los Diputados para regular el cannabis medicinal en España. Su objetivo es atender las demandas y necesidades de los pacientes, y abrir el debate sobre el cannabis terapéutico en el parlamento español – un tratamiento avalado por la evidencia científica.

El pasado mes de febrero, el grupo parlamentario Ciudadanos, junto con representantes del Observatorio Español de Cannabis Medicinal, presentaban una Proposición no de Ley (PNL) en el Congreso de los Diputados para regular el cannabis medicinal en España. Esta iniciativa tiene como objetivo atender las demandas y necesidades de los pacientes españoles, y pretende abrir el debate sobre el cannabis terapéutico en el parlamento español. La formación naranja insiste en que se trata de un tratamiento avalado por la evidencia científica que ya se ha aprobado, y ha demostrado su efectividad, en muchos otros países.

El día 20 de febrero de 2017, el portavoz de Sanidad del grupo parlamentario Ciudadanos, Francisco Igea Arisqueta, fue el encargado de presentar a los medios y al público general la Proposición no de Ley (PNL) para regular el uso medicinal de los productos derivados del cannabis que acababa de registrar en el Congreso de los Diputados.

En esta cita, que esperamos sea histórica, Igea estuvo acompañado entre otros por Carola Pérez y por el catedrático Manuel Guzmán – presidenta y vicepresidente, respectivamente, del Observatorio Español de Cannabis Medicinal, organización que ha promovido la presentación de esta proposición.

La iniciativa se ha presentado a través de la Comisión de Sanidad y Asuntos Sociales de la Cámara Baja, porque se considera un asunto “evidente y urgente”. Como explicaba Francisco Igea, “el uso medicinal del cannabis sirve para soportar dolores, a veces insoportables“, y está “avalado científicamente“.

La PNL fue presentada en el Congreso por Ciudadanos y el OECM
La PNL fue presentada en el Congreso por Ciudadanos y el OECM

Los españoles también tienen derecho al cannabis medicinal

Son muchos los países que ya cuentan con programas de cannabis medicinal por todo el mundo – Estados Unidos, Canadá, Israel, Uruguay, Países Bajos, Italia o Alemania, entre muchos otros – que han demostrado su efectividad y lo beneficioso que puede ser el cannabis para los pacientes que padecen una gran variedad de enfermedades y trastornos. Igea ha querido subrayar que el cannabis medicinal “no es ni más ni menos que otro tratamiento médico al que los ciudadanos españoles también tienen derecho a acceder“.

La propuesta explica que “existen multitud de pacientes aconsejados incluso por profesionales que solo encuentran en el cannabis la vía para mitigar los signos y síntomas que les produce su enfermedad”, además de mencionar su uso como sustituto de otras sustancias para tratar posibles adicciones (como por ejemplo, la adicción a la morfina).

En su exposición de los motivos para presentar esta propuesta, Ciudadanos resume muy bien cómo el cannabis pasó de ser una medicina utilizada en la antigüedad a ser “retirada de las opciones farmacéuticas a mediados del siglo XX debido a una incorrecta aplicación del sistema internacional de fiscalización de drogas previsto en los Tratados internacionales de Naciones Unidas, a lo que se unió, posteriormente, la denominada Guerra contra las Drogas”.

El diputado y portavoz de Ciudadanos, que es médico de profesión, también explicó que el cannabis ha demostrado tener importantes efectos beneficiosos para prevenir las náuseas y los vómitos asociados a numerosos tratamientos, como la quimioterapia. Asimismo, es un “potente estimulante del apetito”, que se puede aplicar como tratamiento en numerosas patologías, como el SIDA o diferentes tipos de cáncer, además de mejorar el dolor neuropático y la espasticidad, en enfermedades como la EM.

La lista de enfermedades para las que el cannabis ha demostrado ser beneficioso es bastante larga, y ya es hora de que los pacientes españoles puedan mejorar su calidad de vida gracias a él de forma legal, mediante la creación de un programa específico de cannabis medicinal.

La Proposición toma como referencia lo que ya ocurre en otros países

Lo que la PNL pide al Gobierno es que “regule y facilite el acceso a los tratamientos terapéuticos con cannabis y derivados de éste, bajo estricta indicación y supervisión médica, para aquellas patologías en las que haya demostrado eficacia o el facultativo lo considere indicado” para los pacientes españoles.

En Ciudadanos creen que, en España, hay que regular el cultivo, la venta y el consumo de cannabis con fines terapéuticos, ya que existe “una realidad que nadie puede obviar”. La formación va más allá al pedir la regulación de un cultivo “controlado de cannabis siempre y cuando se utilice posteriormente sólo con fines medicinales y con los niveles de calidad, trazabilidad y seguridad necesarios“.

De lo que se habla es de establecer puntos de venta controlados de cannabis con fines medicinales, así como de delimitar las redes logísticas con la seguridad necesaria, para evitar un uso fraudulento o ilegal del cannabis medicinal”, además de un sistema de evaluación de los impactos en la salud pública, en especial, de la calidad de vida de los pacientes tratados con estos tratamientos.

Se pide la regulación de un cultivo
Se pide la regulación de un cultivo “controlado” de cannabis sólo con fines medicinales

La formación política naranja ha instado a que se explore y contemple el cannabis medicinal como tratamiento alternativo que aporta muy variados beneficios, además de resultar más económico que los pocos medicamentos derivados del cannabis que están disponibles a nivel comercial a día de hoy en España, como Marinol, Cesamet o Sativex.

La presidenta del Observatorio Español de Cannabis Medicinal, Carola Pérez, presente en el registro de la propuesta ha puesto de manifiesto la “situación de inseguridad jurídica y sanitaria” en la que se encuentran los pacientes que necesitan el cannabis como medicamento en España.

No es la primera PNL de este tipo

Aunque muchos creen que es la primera vez que se presenta una propuesta de este tipo en España, existen precedentes y bastante cercanos. En diciembre del año pasado, Esquerra Republicana de Cataluña (ERC) presentaba por segunda vez la misma Proposición no de Ley en el Congreso de los Diputados para regular el cannabis en España. Esa iniciativa planteaba la legalización del cultivo, la tenencia, el consumo y la comercialización de cannabis, además de la revisión de las sanciones aplicadas a diferentes asociaciones cannábicas.

En esta ocasión, la propuesta presentada por Ciudadanos junto con el Observatorio Español de Cannabis Medicinal, de donde surgió la iniciativa, se centra en dar cobertura legal a los pacientes que decidan utilizar el cannabis como tratamiento.

Según declaraciones de Manuel Guzmán catedrático de Bioquímica y Biología Molecular de la Universidad Complutense de Madrid y vicepresidente del OECM, “Esperamos que los temas de salud estén por encima de las diferencias políticas. Hemos hablado con todos los partidos (falta el PSOE) y todos se han mostrado de acuerdo, salvo el PP que no tiene una postura, pero esperamos que se una a la iniciativa“.

Los puntos principales son facilitar el acceso a las terapias con cannabis medicinal para los pacientes que lo necesiten, regular el cultivo del cannabis ya se por parte de empresas, enfermos y el propio Estado, regular el proceso de venta y dispensación del cannabis, ya sea en farmacias hospitalarias o lugares específicos y, por último, crear un organismo para hacer un seguimiento del impacto que esta medida puede tener en la salud pública“, explicaba Guzmán al respecto.

Por su parte, la presidenta Carola Pérez manifestaba que los pacientes “tenemos derecho a tener el mejor tratamiento posible“, además de expresar su deseo de que “se abra el debate” en la sociedad, y de “poder ser escuchados” en el Congreso. “Y de esta manera, con la evidencia en la mano, que se pueda regular el cannabis como medicina“.

¿Qué es exactamente una Proposición No de Ley y para qué sirve?

La Proposición No de Ley es una vía parlamentaria que utilizan los diputados de las Cortes, entre otras cosas, para pedir o instar al Gobierno a que realice una acción concreta. Es decir, se trata de una fórmula que por sí sola no tiene un efecto inmediato sobre las leyes – porque no obliga a nada al Gobierno – pero que puede servir para abrir debates en las Cortes y en la sociedad española.

Con la propuesta de C’s y el OECM, el debate que por fin se ha abierto y entrado en el Congreso de los Diputados esta legislatura – deseamos que para quedarse – es el del cannabis medicinal para los pacientes españoles.

Por su parte, el Observatorio Medicinal ha anunciado que va a seguir manteniendo reuniones con el resto de partidos políticos para lograr que se unan a dicho debate. Según declaraciones del portavoz Igea, se espera que la propuesta prospere en el Parlamento con el apoyo del resto de grupos parlamentarios, del Gobierno y del Ministerio de Sanidad.

Una vez presentada la Proposición, Ciudadanos pretende que se debata en el Congreso en sesión plenaria, tanto en la Comisión de Sanidad del Congreso como en la Comisión Mixta para el Estudio de las Drogas. La formación naranja ha pedido la comparecencia de tres expertos para que puedan aportar su perspectiva al respecto, además de explicar la evidencia científica relativa al uso del cannabis con fines terapéuticos.

Los expertos llamados a comparecer son dos catedráticos de Bioquímica y Biología Molecular, Manuel Guzmán Pastor – codirector del grupo de investigación de cannabinoides de la Universidad Complutense de Madrid – y José Antonio Ramos Atance – encargado de explicar las indicaciones y contraindicaciones del uso del cannabis con fines terapéuticos.

Por último, la tercera experta en comparecer en la Comisión de Sanidad será la presidenta del Observatorio de Cannabis Medicinal, Carola Pérez, “para que explique la evidencia y testimonios de pacientes que utilizan cannabis como herramienta terapéutica por falta de eficacia de otros tratamientos existentes”, tal cual se puede leer en la solicitud de comparecencia.

Predisposición parlamentaria a debatir la regulación

Parece que, de momento, ningún grupo del Congreso se ha negado de forma tajante a la iniciativa presentado por Ciudadanos junto con el OECM para regular el cannabis medicinal en España – ni siquiera el Partido Popular, que se ha caracterizado por mantener una firme oposición a la regularización del cannabis medicinal.

Ya se han producido las primeras reacciones entre los políticos de los diferentes grupos parlamentarios. Desde luego, no han sido ninguna sorpresa las de ERC y Unidos Podemos, que han recibido muy bien la proposición. Ambas formaciones políticas defienden la legalización y regulación del cannabis, tanto para su uso medicinal como para fines recreativos.

Por otro lado, parece que, a los partidos más tradicionales, como el PNV, el PSOE y el PP, les cuesta tener una postura más definida de momento. Dentro del PSOE, ya se han levantado algunas voces, más o menos tímidas, aunque la linea general de pensamiento sigue siendo ambigua: recientemente, una portavoz en Sanidad del PSOE hacía unas declaraciones manifestando que “posiblemente pueda haber un uso medicinal” – esperemos que los expertos comparecientes en la comisión le hagan entender que no se trata de una posibilidad, hoy el cannabis medicinal es un hecho.

Sin duda, la reacción más sorprendente de todas ha sido la del Partido Popular, el partido en el gobierno, que ha sido el principal escollo con el que han chocado las propuestas de regulación del cannabis que se han presentado anteriormente. Sin embargo, parece que, en esta ocasión, el partido ha manifestado que todavía “no hay una postura fijada con respecto a este tema” – de momento, menos, es más.

El debate parlamentario sobre el cannabis terapéutico tiene que abrirse ya en el Congreso
El debate parlamentario sobre el cannabis terapéutico tiene que abrirse ya en el Congreso

“Una realidad que no se puede obviar”

Y es que algo está cambiando, y también dentro del PP, en el que ya hay sectores que quieren cambiar el discurso en torno al cannabis y miembros que se manifiestan abiertamente a favor de su legalización – como es el caso de Eduardo Van den Eynde, y el de la muy conocida y también integrante del PP, Esperanza Aguirre.

Aunque, como decíamos antes, se espera que la propuesta salga adelante, Igea ha manifestado que, en caso de no hacerlo, su partido no descarta presentar un proyecto de ley completo.

Porque mirar hacia otro lado no es nunca la solución. Y la cuestión del cannabis medicinal es una realidad que no se puede obviar, tampoco en España; así nos lo hacen saber los pacientes y los especialistas médicos y científicos que conocen sus beneficios, ya demostrados en tantos programas de cannabis medicinal implementados en numerosos países del mundo.

Sin lugar a dudas, esta PNL representa una gran ocasión que para los dirigentes españoles pongan en marcha un debate que cada día es más apremiante. Un debate que debería desembocar pronto en el desarrollo de una regulación del cannabis justa y clara, que responda a una realidad social que existe en España, desde hace muchos años, y que no esté abierta a la interpretación.

by Miranda

Hacienda española ingresaría 1.200 millones de euros anuales en impuestos regulando el uso de cannabis, además de los millones de euros que se ahorrarían en paliar su trafico ilegal y todo lo que rodea la actividad.

Hoy es el día mundial de la marihuana, el llamado 4.20 o veinte de Abril. Varios partidos políticos ya se están uniendo a la idea y cada vez más clara, de que otra forma de tratamiento con el cannabis y sus consumidores es necesario.

En este último año se incrementaron los debates sobre la regulación del cannabis y en varios parlamentos regionales ya se ha pedido al Gobierno central que examine esta opción. La tendencia mundial y sin ninguna duda, es la regularización de su consumo medicinal y recreativo, además de su producción y cultivo, venta, distribución.

Además, no podemos dejar de ver su enorme impacto económico que podría revertir en esa misma sociedad. En una primeras estimaciones se habla de 1.200 millones anuales en impuestos que podrían acabar en las arcas de Hacienda si se regulase la planta y todo lo relacionado. No es un proceso pionero en el mundo, ya existen estados norteamericanos que pueden servir de ejemplos fiables como Colorado o Washington.

Regulando desde los espacios creados para su consumo y su venta, y con todos sus diferentes procesos de la cadena generando impuestos, se podría recaudar una suma muy alta de millones de euros. En ciudades y estados que ya han gravado la hierba, el destino de estos impuestos han ido a parar a la creación de colegios, ayudas a los más desprotegidos, a las autoridades policiales y judiciales y a la prevención del consumo de sustancias nocivas.

Un estudio realizado por el Ayuntamiento de Amsterdam cifró en 400 millones de euros en impuestos indirectos, añadiéndole los impuestos especiales la cifra subió hasta los 1.400 millones. El abogado Bernardo Soriano, portavoz de la Plataforma “Regulación Responsable”, argumenta que en la actualidad en España, además de estimarse que existen más de tres millones de consumidores, la situación de alegalidad de los clubes de cannabis y la ilegalidad del trafico de cannabis priva a las arcas del estado de recaudar cientos de millones de euros en impuestos.

En España, el consumo en espacios privados y el cultivo en el hogar fuera de la mirada del publico es legal. No es sancionable. Según el calculo de la plataforma “Regulación Responsable” hasta 1200 millones de euros se podrían recaudar en impuestos

                “Colorado regularizó el consumo de cannabis en el 2014, saliendo del mercado negro. Este estado es ocho veces más pequeño que España, pero haciendo una similitud, hemos llegado a la conclusión que se generarían estos gravámenes”, dice su portavoz.

Además, en estos cálculos económicos no entrarían lo que el Gobierno percibiría por impuestos especiales como los que tienen los carburantes o el alcohol y tabaco. A todo esto, si existiesen comercios especializados para su venta y consumo legal y se gravase en su forma de cigarrillos, alimentos, bebidas y más, la Hacienda publica podría recaudar mucho más sobre un impuesto especial de consumo.

Las recaudación de impuestos es una forma de beneficiarse económicamente la sociedad a través de sus impuestos, pero, existen otras igual de claras que también se sumarían a la fiesta verde, de hierba y billetes. Sin duda, sería su industria que crearía riqueza y miles de puestos de trabajo.

               “Los efectos producidos cambiarían el panorama español, ya que en esta industria cuentan con alrededor 5 ferias del sector, 1.200 Clubes Sociales de Cannabis, existen más de 1.500 tiendas de cultivo y múltiples negocios que facturan centenas de millones de euros. Calculamos que la regularización del cannabis aumentaría esta cantidad a miles de millones de euros la facturación de las compañías relacionadas con el sector, algo que a su vez también generará más impuestos directos”, argumenta.

Bernardo Soriano también se hace otra pregunta ¿Y el turismo? España es una potencia mundial en este campo, y mientras estados norteamericanos como Colorado están beneficiándose de esta sector turístico que no daña su imagen, nosotros sufrimos y permitimos el turismo duro de alcohol que vivimos todos los años en ciudades como Salou, Mallorca o sur de Andalucía, por ejemplo.

Otro ahorro que también llegaría con una correcta regulación de la industria y consumo del cannabis, sería evitar los grandes gastos contra una delincuencia debilitada gracias a la desaparición de una gran parte de su mercado negro. Su distribución ilegal se vería mermada económicamente y los juzgados podrían gastar sus recursos en otros temas de mayor importancia.

La regulación de la marihuana en España debe ponerse en marcha, porque otro dato que era y es el mayor acicate de los prohibicionistas del cannabis, que la legalización incrementaría el consumo en los más jóvenes, justamente la medida en donde se ha puesto en marcha, no solo no ha subido la cifra de consumo entre los menores, sino que la ha bajado.

por -
0 545 vistas

Consumidores que no quieren infringir la Ley, miles de puestos de trabajo, millones de euros restados al mercado negro, creación de riqueza en forma de tejido industrial, nuevas formas de recaudación de impuestos, más y mejor información para la prevención del abuso de consumo, industria medicinal con el cannabis, industria de investigación con la planta, restringir y controlar el acceso de menores a su venta, bajar el consumo de opioides en pacientes y existir otra alternativa natural, pero sobre todo…poder estar oficial y creíblemente bien informados y avalados por la investigación científica.

Existen millones de razones para legalizar la venta del cannabis en España, sencillamente, porque existen millones de españoles que la usan y no quieren saltarse la ley. El consumo de la planta de cannabis, bien para uso recreativo o bien por tratamiento medicinal, está muy extendido entre los ciudadanos del país de la piel de toro. El Estado, tenga un Gobierno de un color político o de otro, debe mantenernos a todos dentro de una legalidad en esta cuestión y que cada uno como ciudadano elija libremente. Teniendo en cuenta que ya lo hace con sustancias como el alcohol o el tabaco mucho más dañinas, si éstas, están muy bien reguladas pagando sus impuestos, ya no nos vale el argumento de que el consumo de cannabis puede ser malo para nuestra salud, el adulto puede y debe elegir.

Dando por hecho de que esta cuestión es clara, ahora se debería valorar el por qué los beneficios económicos que puede producir el consumo regulado de marihuana y que podrían repercutir en la misma sociedad española, no se quieren aprovechar.

Estas semanas se han publicado los datos de puestos de trabajo que se han creado en Estados Unidos, 124.000 directos hasta la fecha con una industria creciendo y que está en sus comienzos.

 

El gran boom de la industria del cannabis en ese país y en todos los campos aún no ha comenzado, además, los impresionantes datos económicos por ventas y por impuestos recaudados se han restado a su mercado negro; miles y miles de millones de dólares. Estas cifras que están aflorando en EEUU son tan solo de cuatro estados y Washington DC que tiene el uso recreativo legalizado y de 28 estados que de alguna forma tiene leyes de marihuana medicinal. Es decir, que más de la mitad de estados norteamericanos de alguna forma, aunque sea muy simple, pueden acceder a la marihuana medicinal y, en el tema recreativo prácticamente están en el comienzo de donde podrían llegar en cuestiones económicas. A finales del año pasado se unieron al club del uso lúdico, California, Nevada, Massachusetts y Maine.

Otro de los aspectos por lo que se debería legalizar o regular su distribución legal en España, es por la gran cantidad de dinero que se le restaría a todo el mercado negro ilegal. La mayoría de personas no se queja cuando se bebe un gin tonic o un cóctel que paga impuestos. También acepta y sabe, que parte del humo del tabaco que sale de los pulmones ya ha pagado sus respectivos impuestos. Nuestros politicos deben pensar y actuar legislando en consecuencia y el consumo de esos millones de españoles no pueden llenar las arcas de los vendedores ilegales.

En España, ya trabajan legalmente de una forma u otra, y más centrado en su cultivo que en su venta, miles de personas en nuestra industria del cannabis, aunque muchos tenemos “envidia sana” cuando leemos las macro cifras de naciones como Estados Unidos o Canadá, que como siempre son los primeros y los más listos de la clase. Allí se están poniendo los cimientos para una gran industria que ya les proporciona millones y millones de dólares en impuestos y que además, como no podía ser de otra forma, decenas de miles de puestos de trabajo. Allí lo tiene claro, el beneficio en todos los sentidos para sus arcas no para el mercado ilegal.

En Israel sin ir más lejos, hace unas semanas su Ministro de Salud dijo que quería capitalizar a las industrias israelíes que trabajan con la planta y proponía autorizar la exportación de cannabis de esas empresas a otros países que titubean con su producción.

Una nueva industria floreciente a la sombra del cannabis debe crearse, la demanda es enorme, y es esa circunstancia una de las más importantes para que este sector crezca fuerte y repercuta en miles de empleos directos e indirectos.

La nuevas ideas para las ventas legales de cannabis después de años de estar en el subsuelo ilegal son también un aliciente. Hace unas semanas el ex Presidente chileno hablaba de crear los estancos de cannabis, es una idea y no es descabellada. El comercio de cannabis para los ciudadanos debe estar controlado de una forma u otra, pagar impuestos y tener unas garantías mínimas de calidad. Si su consumo en espacios públicos abiertos es ilegal como el alcohol, se deben crear locales de consumo, bares o coffee shops, donde los ciudadanos puedan consumir tranquilamente marihuana y sin molestar a los que no quieren ni olerla. Los clubes sociales de cannabis son una buena alternativa para los grupos que quieran estar asociados y compartir su consumo, son otra opción o elección que debe coexistir con el otro tipo de establecimientos cannabicos de venta o consumo.

La sociedad española aceptaría y vería con otros ojos un producto que pague sus impuestos como otro, que informe en buenas condiciones a sus consumidores y que tenga sus espacios o locales regulados. ¿Alguien se enfada por tener un estanco de tabaco debajo de sus casa aunque venda muerte o mala salud y vayan a comprar adictos a la nicotina? Y si tiene cerca una bodega de licores o un bar, ¿le molestan los consumidores de alcohol? seguro que hay alguno que es un adicto a estos líquidos con graduación o droga legal. El alcohol también fue ilegal en algún país y recordemos como acabó. Estamos en el siglo XXI y debemos ser conscientes que el consumo de sustancias siempre ha existido y no dejará de existir por ser ilegal.

Otro aspecto por lo que se debe regular y legalizar la marihuana en España, es porque sus ciudadanos consumidores necesitan tener un mínimo de información avalada científicamente y, esa condición es muy difícil de cumplir con un producto que es cuanto menos alegal. Unos mínimos estándares deberían proteger a los usuarios de un cannabis regulado, su cultivo y producción, transporte, manufactura, y venta etiquetada con información fehaciente del producto y que debería ser otra máxima. Profesionales que informasen correctamente de los tipos de variedades o cepas con sus características especiales, también sería otra ventaja que llegaría con una buena regulación.

Una legalización en toda regla, también pondría las bases y aseguraría el no acceso ni venta a los menores de edad. También informaría muy claramente de las ventajas y desventajas de su consumo o abuso.

Siempre una perfecta legalización debe dar la posibilidad al auto cultivo de sus ciudadanos, eso si, cultivo para el auto consumo no para comercializar con la planta. En los estados norteamericanos donde se ha legalizado su cultivo recreativo se ha permitido una media de seis plantas, es una buena cifra para las personas que deciden optar por esta opción.

La legalización en España también abriría las puertas a una enorme industria del cannabis medicinal, en muchos países del mundo esta alternativa terapéutica ha sido la propulsora de otra mirada hacia la marihuana por parte de la sociedad, en este caso mas benigna. En España el consumo recreativo de la marihuana ha sido la punta de lanza de la legalización, pero en la mayoría de países el consumo medicinal ha sido el gran impulsor de otra mirada hacia la planta. Los ciudadanos mayores de cincuenta años hasta los de la tercera edad, han sido el grupo de ciudadanos que más ha crecido en el consumo de cannabis con la legalización en EEUU, justamente todo los contrario que los más jóvenes. En este nicho juvenil el consumo ha bajado con la legalización. Si ha subido el consumo en estas personas mas mayores, es porque muchos la han descubierto como una medicina natural que no tiene los perturbadores efectos secundarios de los fármacos opioides recetados y que en ocasiones les han llevado a su dependencia. Las personas mayores deben tener la posibilidad de poder acceder a esta medicina natural en ciertas condiciones de garantía.

 

 

El cannabis, una maravilla de la naturaleza

La legalización en España también traería una avalancha de estudios e investigaciones que muchos científicos querrían abordar. El cannabis es una planta muy completa, existen voces autorizadas en investigación que hablan de que si esta planta fuese descubierta en el Amazonas en la actualidad, hay quien hablaría del descubrimiento del siglo en botánica. Más de ochenta fitocannabinoides entre sus 400 compuestos químicos hacen de esta planta una maravilla de la naturaleza. Si ha eso añadimos que nuestro cuerpo produce endocannabinoides y además tiene un sistema endocannabinoide donde encajan esos receptores fitocannabinoides, estaríamos hablando otra vez de una planta que hay quien diría que la naturaleza creó para ser fuente de abastecimiento de recambios (chips) para nuestro cuerpo.

España debe ponerse las “pilas”

España debe ponerse al día con la legalización o regularización del consumo, venta y cultivo, bien para uso recreativo como medicinal. Alemania, que eran los últimos de la fila europea en cuanto a temas relacionados con el cannabis, ahora resulta que hace pocas semanas que su Parlamento o Bundestag, no solo legaliza la marihuana medicinal, sino que además, la Seguridad Social de ese país se hace cargo de los gastos, vamos, que paga el estado. El estado alemán si cree en la legalización de la marihuana medicinal. Ciudades como Berlin o Bremen ya tienen estudios locales para la creación de sus propios comercios de cannabis recreativo o coffee shops.

Italia con su parlamento podría ser el primero de la Unión Europea en legalizar el uso recreativo de marihuana. La marihuana medicinal ya se vende en farmacias de Florencia y es el mismo ejercito italiano el que la cultiva y provee. En Polonia, su parlamento también esta valorando su pronta legalización medicinal. Además, sabemos del grupo de políticos del Reino Unido de todas las bancadas, derecha e izquierda, que se han unido para reclamar que el Reino Unido, además de por su claramente aspecto médico, no se quede fuera del gran pastel económico que se está viendo en Estados Unidos y Canadá. Poniendo ejemplos de naciones alrededor del mundo podría alargarme unos párrafos más.

España, a tenor de los números económicos que van emparejados con la legalización y que corren por la red, debería ponerse las pilas y ponerse a la cabeza en esta carrera. Muchos usuarios adultos de cannabis y muchas naciones están interesadas en proveer.

España no puede quedarse atrás en la legalización medicinal, ni recreativa de la marihuana, existen millones de razones y de euros para que esto no sea así. Pongámonos en España las pilas y comencemos a reunir a un grupo de expertos en todos los ámbitos, que empiecen a diseñar una buena carretera, porque los coches ya están fabricados y circulando. Por Mac

por -
0 204 vistas
  • Israel legalizó el uso médico del cannabis en la década de los 90; en la actualidad registra 27.000 pacientes que reciben tratamientos.
  • Una nueva legislación de 2015 en Israel elimina los trámites burocráticos de acceso al cannabis medicinal, lo que elevará su uso a 100.000 pacientes.
  • El Encuentro CannaTech de Tel Aviv (20 y 21 de marzo) mostrará los avances legales en el mundo y la innovación tecnológica de una industria que moverá miles de millones de dólares en una década.

La legalización del cannabis para usos médicos y terapéuticos avanza en todo el mundo. Pacientes, médicos e investigadores en España reclaman un marco legal para poder acceder a terapias en igualdad de condiciones que en los países más avanzados en esta materia. Y como referencia para este debate que ya se está abriendo en España en el plano político -el pasado 20 de febrero, Ciudadanos presentó en el Congreso de los Diputados una propuesta no de ley sobre la regulación del uso medicinal de los productos derivados del cannabis- los colectivos que apoyan la legalización exponen el ejemplo de Israel, país pionero en esta materia.

La industria del cannabis medicinal, asociaciones de pacientes, médicos, investigadores, firmas de alta tecnología agrícola, expertos en farmacología, líderes en políticas públicas y emprendedores tecnológicos de todo el mundo -y de España también-, unirán sus conocimientos y capacidades para desarrollar la vanguardia de un sector que se dará cita en CannaTech 2017, el tercer Encuentro Internacional de Aceleración de la Innovación del Cannabis que se celebra en Israel, organizado por iCAN: Israel Cannabis. Este será el marco idóneo para revisar los logros de Israel en el campo del cannabis de uso médico y analizar los avances legales en todo el mundo. Desde España, los potenciales usuarios y sus médicos reclaman que la ley avance hacia el modelo israelí.

Los eventos principales de esta cita de impacto internacional tendrán lugar en Trask, en el Puerto de Tel Aviv, los días 20 y 21 de marzo de 2017. También se celebra el 22 de marzo un tour de un día por el desierto de Arava para conocer de cerca la innovación en los cultivos desérticos de cannabis de uso médico.

En Israel es legal el consumo terapéutico de derivados del cannabis desde la década de los 90 del siglo pasado. Durante más de 20 años, esta medida ha permitido que la autoridades médicas israelíes tengan registradas a unos 27.000 pacientes que pueden hacer un uso médico de estos productos, pero a mediados del año 2015 el Gobierno israelí introdujo un cambio legislativo que eliminaba la burocracia a la que tenían que hacer frente los potenciales consumidores, por lo que se espera que en unos pocos años la cifra de usuarios controlados alcance las 100.000 personas.

El trastorno por estrés postraumático, problemas neurológicos crónicos como la esclerosis múltiple o el Parkinson, dolores por enfermedades como el cáncer, fibromialgia o amputaciones, o trastornos como la anorexia y otros desórdenes alimenticios son algunos de los diagnósticos susceptibles de recibir terapias a base de derivados del cannabis.

Los principales asuntos que se abordarán en el encuentro de Tel Aviv serán: mercado médico vs. mercado farmacéutico; soluciones sintéticas vs. terapias vegetales completas; y las innovaciones más significativas relacionadas con la tecnología agraria del cannabis. Las sesiones contarán con algunos de los más reputados científicos y líderes tecnológicos, entre ellos el doctor Nephi Stella de Stella Therapeutics, el doctor Andrew Salzman de Kalytera, el doctor Dedi Meiri del Instituto Technion, Rick Gilchrist de Guardian Data System, y la doctora Yasmin Hurd, neurocientífica de reconocimiento internacional.

La posibilidad de una inminente apertura legal sobre el cannabis en España, tal y como reclaman pacientes y médicos, y la inminente capacidad para exportar cannabis terapéutico de Israel anuncia una creciente relación médica y económica en este campo entre los dos países.

La economía del cannabis es la industria de más rápido crecimiento en el mundo, con un impresionante historial de logros en investigación y desarrollo y supone una significativa contribución a una enorme gama de tratamientos médicos. Compañías, emprendedores, investigadores, inversores y otros protagonistas del sector se reunirán en el ‘CannaTech Innovation Summit’ para conectar e intercambiar ideas y conocimientos sobre oportunidades en el floreciente mercado del cannabis terapéutico, así como para dar a conocer las tecnologías más recientes y las investigaciones sobre este campo.

Los economistas prevén un enorme potencial para el mercado de productos relacionados con el cannabis valorado en miles de millones de dólares durante la próxima década. Los asistentes de CannaTech podrán escuchar y conocer a los líderes más sólidos de esta industria y a revolucionarios de este mercado en todo el mundo.

Además del interés desatado desde España por este encuentro internacional en un país pionero en la legalización del cannabis medicinal, la cita también recibirá la visita de público y ponentes de América Latina. En esa región, sólo Uruguay permite su consumo de forma general, mientras que Chile, Puerto Rico y Colombia ya disponen de un marco legal para su consumo terapéutico.

Sobre iCAN: Israel Cannabis y CannaTech

iCAN es una reconocida organización que integra y posibilita la industria israelí del cannabis de uso médico. Los equipos estratégicos de iCAN identifican emprendimientos innovadores, canalizan inversiones, conectan a profesionales de diversos campos, y sirve como centro de conocimiento e información para llegar a audiencias de todo el mundo.

iCAN está al frente de CannaTech 2017, la tercera edición de esta Conferencia Internacional, que se celebra en Tel Aviv los días 20 y 21 de marzo. CannaTech acelera y celebra la innovación en el ámbito del cannabis de uso médico, y se espera que reciba a cientos de profesionales de todo el mundo, especialistas en ciencia, investigación, finanzas, medicina, políticas públicas, innovación tecnológica, agricultura y emprendimiento, todos ellos en un evento internacional de primer nivel.

por -
1 335 vistas

El gobierno de Mariano Rajoy ha sido y es contrario a cualquier cambio legal en torno al cannabis en España. Sin embargo, el hecho de encontrarse en  minoría parlamentaria, junto con la evolución que ha experimentado la percepción social del cannabis en España, nos hace albergar esperanzas de que el cambio hacia nuevas políticas pudiera estar más cerca de lo que parece a primera vista.

El año 2016 fue muy agitado en la política española. Las elecciones de diciembre de 2015 dejaron un panorama complicado, sin mayorías claras, que obligaba a alcanzar pactos entre las distintas fuerzas. Y eso es algo a lo que los partidos españoles están poco acostumbrados. Así que, después de varios meses de tira y afloja, nadie logró los apoyos necesarios y hubo que repetir las elecciones.

Tras las elecciones del 26 de junio de 2016, el panorama seguía siendo complicado. Sin embargo, el Partido Popular acabó consiguiendo un acuerdo de investidura con Ciudadanos, uno de los partidos que han entrado con fuerza en la política española.  De esta manera, Mariano Rajoy ha logrado mantenerse en el cargo de presidente, a pesar del importante descenso en votos que sufrió su partido.

Por tanto, en los próximos años España va a seguir teniendo un gobierno conservador caracterizado por su actitud agresiva hacia el cannabis y quienes lo consumimos. En tales condiciones, la idea de regular nuestra planta amiga en clave no-prohibicionista puede parecer irreal. Sin embargo, la correlación de fuerzas parlamentarias y la sociología hacen pensar que la posibilidad de que se dé un debate a fondo sobre esta cuestión -y de que el resultado sea favorable a los partidarios de legalizar la planta- es algo más que un sueño.

¿Qué opina la población?

La opinión pública española ha cambiado mucho en los últimos años en su percepción del cannabis. Un importante estudio publicado en 2014 por la Fundación de Ayuda contra la Drogadicción (FAD), por encargo del Plan Nacional sobre Drogas, revelaba que la mayoría de la población española era ya entonces favorable a que se legalice el cannabis. En concreto, un 47,8% defendía que se pueda vender en farmacias o lugares autorizados, y un 6,1% era partidario de la venta sin restricciones. Es decir, había ya un 53,9% de partidarios de legalizar la venta, frente a un 46% que decía estar en contra.

Cuando se preguntaba por los clubes o asociaciones cannábicas, había un 28,7% de encuestados que los consideraban una iniciativa positiva “que permite un consumo controlado y responsable” y un 22,6% que decía que “no le molestan”, frente al 13,3% que decía que deberían prohibirse por “fomentar el consumo” y al 8,5% que afirmaba que son una “burla a la ley que no debe tolerarse”. También había un 20% que no los conocía y casi un 7% que no tenía opinión. Es decir, que en 2014 existía una mayoría del 51,3% de partidarios o tolerantes frente a solo un 21,8% de detractores. Y lo más significativo es que este resultado era más favorable entre los jóvenes, llegando al 64% de apoyo o tolerancia hacia los Clubes Sociales de Cannabis entre los 23 y los 30 años. Es decir, que en el futuro inmediato es previsible que las posturas en favor de la regulación sigan aumentando.

En este contexto, las fuerzas políticas están tratando de adaptarse a la nueva realidad, para evitar quedarse desfasadas en posturas represivas que la población rechaza y va a rechazar cada vez más. Y las consecuencias políticas ya han empezado a verse. Por una parte, los procesos regulatorios en parlamentos autonómicos han seguido adelante, siendo la Ley de Asociaciones Cannábicas de Navarra el ejemplo más claro. Y cada vez son más los municipios que deciden elaborar normativas para regular las actividades de las asociaciones en el ámbito local.

¿Qué dicen los partidos?

Vamos ahora a repasar los diferentes partidos presentes en el Congreso de los Diputados para ver qué posibilidades de triunfo tendría una propuesta parlamentaria de regulación del cannabis.

Partido Popular (137 diputados): El Partido Popular ha sido el azote de todo lo que huela a permisividad con el cannabis y ha promovido la criminalización de los CSC. Aunque tiene algunos sectores minoritarios que apuestan por cambiar el discurso, lo esperable es que se opongan de entrada a cualquier cambio legal.

Partido Socialista (85 diputados): Aunque los socialistas mantienen desde hace años una posición ambigua a nivel nacional, sus secciones en el País Vasco, Cataluña, Navarra y Baleares han votado a favor de la regulación en sus respectivos parlamentos. También son conscientes de que su electorado es mayoritariamente partidario de los clubes y de la regulación. Si se plantea abiertamente el debate, sobre todo si es en base a una propuesta de carácter técnico e integrador, es poco probable que quieran alinearse en solitario con sus adversarios del PP y seguramente acabarán por apoyar el cambio.

Unidos Podemos (71 diputados): Esta agrupación está formada por la histórica coalición Izquierda Unida y por el partido emergente Podemos.  IU ha sido desde hace muchos años el principal apoyo del movimiento cannábico en el Parlamento. Podemos, por su parte, ha mantenido una posición muy ambigua en torno al cannabis, dado que algunos de sus principales dirigentes son contrarios a la regulación, pero prefieren no manifestarlo claramente para no perder votos. Sin  embargo, una intensa campaña de presión tanto interna como externa les ha obligado a mover ficha. Podemos tiene un Círculo Sectorial (agrupación interna) formado por miembros del movimiento cannábico, que ha conseguido forzar a la coalición a apoyar sus posiciones. Por tanto, podemos dar por hecho su  apoyo a una reforma legal.

Ciudadanos (32 diputados): Este partido emergente, cuya ideología se puede calificar de derecha liberal, mantiene desde su nacimiento una posición de tolerancia hacia el cannabis. Dado que además su líder, Albert Rivera, que juega un papel casi mesiánico a la hora de marcar la estrategia, es cercano a sectores cannábicos y partidario de regular (fuentes cercanas a él me informan de que es, o al menos ha sido, fumador de cannabis), lo más probable es que apoyen la regulación cuando llegue el momento.

Esquerra Republicana de Catalunya (9 diputados): Este partido independentista apoya con entusiasmo el cambio en las políticas sobre el cannabis, tanto en Cataluña como a nivel estatal. De hecho, en la frustrada legislatura que concluyó con las elecciones de junio de 2016, presentó una proposición para la regulación del cannabis y contra las condenas a clubes por parte del Tribunal Supremo. Yo mismo fui invitado a la presentación en el Congreso, así que no me cabe duda de que su postura será totalmente favorable a la reforma.

Partido Demócrata Europeo Catalán (8 diputados): La antigua Convergencia Democrática de Catalunya, que sigue ocupando la presidencia de Cataluña, lleva años apoyando la regulación del cannabis a través de los CSC, y así se ha reflejado a la hora de regular tanto a nivel autonómico como municipal. No hay duda de que su postura en el parlamento español sería favorable.

Partido Nacionalista Vasco (5 diputados): Este partido de ideología cristiano-demócrata decidió hace ya varios años apostar con claridad por la regulación del cannabis y apoyar el modelo de los CSC. Ha sido el promotor de la Ley Vasca de Adicciones, que prevé la regulación de las asociaciones cannábicas. Sin duda, será uno de los principales apoyos del cambio cuando llegue el momento.

EH Bildu (2 diputados): La coalición independentista vasca apoya desde hace años el modelo de los clubes sociales y una regulación integral de la planta de cannabis. También se ha posicionado con claridad a favor de Pannagh durante todo el proceso judicial iniciado en 2011. Sin duda, sus dos votos irían a apoyar la reforma.

Coalición Canaria (1 diputado): La postura de este grupo, que con frecuencia ha apoyado al PP en diferentes momentos, es una incógnita. Pero su único diputado no parece que en esta ocasión vaya a tener demasiado peso.

Un cambio posible y necesario

Según las cuentas que acabo de exponer, en el Congreso de los Diputados habría un total de 127 votos seguros a favor del cambio, más 85 casi seguros (los del Partido Socialista). Es decir, un total de 212 votos a favor, frente a 137 en contra, más un voto dudoso. En otras palabras, la reforma legal en torno al cannabis saldría adelante por amplio margen. De hecho, en otros temas el gobierno ya ha venido sufriendo varias derrotas, y es probable que sufra unas cuantas más.

Ahora bien, no debemos olvidar que el Partido Popular, gracias a una ley electoral pensada para favorecer a los partidos grandes, mantiene una holgada mayoría absoluta en el Senado, donde podría bloquear la reforma. Sin embargo, es probable que tal cosa no llegara a suceder. Su situación de minoría parlamentaria está obligando al PP a hacer una serie de concesiones a los partidos en los que necesita apoyarse para aprobar distintas leyes, entre ellas los presupuestos, fundamentales para que pueda sacar adelante al menos una parte de su programa.

Entre esas concesiones que el PP está pactando, se encuentra el acuerdo con el PNV para retirar los recursos ante el Tribunal Constitucional que el gobierno había presentado contra varias leyes aprobadas por el Parlamento Vasco. Entre ellas se encuentra la Ley de Adicciones, que fue recurrida precisamente por los artículos donde se habla de la regulación de las asociaciones cannábicas. En otras palabras, el gobierno español va a permitir al vasco que regule los CSC, con todo lo que ello implica. Por tanto, si se plantea una reforma de la ley a nivel nacional, lo más probable es que el Partido Popular optara por una actitud conciliadora para evitar conflictos con sus posibles socios y que la reforma saliera adelante.

Evidentemente, todo esto son simples hipótesis, pero está claro que muchas cosas están cambiado en torno al cannabis en España. Tal vez algunos políticos tengan la tentación de intentar bloquear momentáneamente el necesario cambio, pero la transformación que se ha vivido en la percepción que la sociedad civil tiene del cannabis y las leyes que lo regulan parece ya irreversible. Tal vez suceda en esta legislatura, tal vez no, pero es evidente que la prohibición del cannabis tiene los días contados en España.

by Martín Barriuso

por -
0 170 vistas

Madrid.- El partido político de Ciudadanos presentó ayer una Proposición No de Ley en el Congreso instando al Gobierno a una regulación del consumo de cannabis terapéutico. El partido de Albert Rivera solicitó al gobierno de Mariano Rajoy que regule y en consecuencia facilite el acceso al uso medicinal de la marihuana “bajo la supervisión médica”.

El cannabis es utilizado por muchas personas para combatir o ayudar con diferentes patologías, y muchas investigaciones ya han demostrado su eficacia. En la propuesta también se refleja que debe existir la potestad de un facultativo para recetarlo cuando “considerase que el paciente puede mejorar su calidad de vida”.

El partido naranja esta a favor de regular el cultivo de cannabis para uso medicinal y pide que se garantice el control de su “calidad, trazabilidad y seguridad necesarias”.También pide que se instauren puntos de venta controlados para evitar el “uso fraudulento o ilegal”. Además de pedir que se establezca “un sistema de evaluación de impactos en la salud pública”.

En la introducción de la propuesta, Ciudadanos deja claro que esta regulación del consumo medicinal de la marihuana tiene una gran polémica “sobre todo para los que no saben distinguir entre los usos médicos autorizados por la norma internacional y los recreativos prohibidos“. Refiriéndose al momento en que la Junta Internacional de Fiscalización de Estupefacientes de Naciones Unidas permite a los estados su utilización y consumo con “fines médicos”.

La propuesta fue presentada por el portavoz del área de sanidad del partido de Ciudadanos Francisco Igea señaló que “el cannabis medicinal es un tratamiento muy necesario para personas que tienen mucho dolor y sufrimiento”. También dijo que regular estos tratamientos “no es una pelea política más, sino conseguir un tratamiento”.

La exposición de motivos señala que en enfermedades oncológicas o el SIDA puede ser muy beneficios para el paciente. Para argumentarlo, se refiere a estudios del Ministerio de Sanidad de Canadá o de la Academia Nacional de Ciencias de Estados Unidos que demuestran que es un estimulante del apetito.

PROPOSICIÓN NO DE LEY (Presentada por Ciudadanos)

El Congreso de los Diputados insta al Gobierno a llevar a cabo las modificaciones legales
oportunas a fin de:
1. Regular, facilitar y despenalizar el acceso a los tratamientos terapéuticos con cannabis y
derivados de éste bajo estricta indicación y supervisión médica para aquellas patologías
en las que haya demostrado eficacia o el facultativo considere que el paciente puede
mejorar su calidad de vida.
2. Regular las especificaciones legales y técnicas para el cultivo controlado de este
producto y su posterior utilización medicinal con los niveles de calidad, trazabilidad y
seguridad necesarias.
3. Establecer puntos de venta controlados así como delimitar las redes logísticas, con la
seguridad necesaria, para evitar un uso fraudulento o ilegal del cannabis medicinal.
4. Establecer un sistema de evaluación de los impactos en la salud pública, en especial, de
la calidad de vida de los pacientes tratados con estos tratamientos

Aquí puedes leer completa la Proposición no de Ley sobre la regulación del uso medicinal de los productos derivados del cannabis,

por -
1 338 vistas

Hoy en el Congreso de los Diputados la formación política de Ciudadanos presentará la “PNL (Propuesta No De Ley), sobre la regulación del uso medicinal de los productos derivados del cannabis”.

La propuesta del partido político se presentará hoy lunes, 20 de Febrero, a las 17:00 horas.

Se trata de una apuesta y una propuesta histórica en España, aunque ya aprobada y funcionando en otros países del mundo de nuestro entorno, como Alemania. Este es el primer gran paso hacia una urgente y necesaria regulación del cannabis medicinal, para miles de pacientes que sufren serias enfermedades.

Después de que se presente la propuesta, se espera su posterior debate en el Congreso de los Diputados
en La Comisión de Sanidad del Congreso y  la Comisión Mixta para el Estudio de las Drogas.

A partir de la  17.00 h se presentará la PNL en el Registro y diez minutos mas tarde a los medios en la Puerta de Leones del exterior del Congreso.

Don Francisco Igea, portavoz de Sanidad, de la formación política de Ciudadanos será el encargado de presentar la Propuesta y en nombre del Observatorio Español de Cannabis Medicinal , será su presidenta, Dña. Carola Pérez, y su vicepresidente D. Manuel Guzmán.

El uso de cannabis medicinal debe estar perfectamente regulado en España para que cualquier paciente pueda tener acceso con las máximas garantías al cannabis o cualquiera producto derivado de la planta.

El partido de Ciudadanos de corte centrista, ya en la últimas elecciones apoyó una regulación del cannabis para todo tipo de usos. Ahora, con la presentación de esta propuesta no de Ley para el cannabis medicinal, vuelve a demostrar que aboga por un cambio en la ley más acorde y actualizada a la realidad que rodea a esta planta y la corriente mundial.

por -
0 174 vistas
Foto Cadena Ser

El portavoz del PP en el parlamento cántabro, Eduardo van den Eynde, que padece cáncer y ha escrito una carta pidiendo la legalización de la marihuana medicinal ya, ha recibido muestras de apoyo de compañeros de su propio partido y de las demás agrupaciones políticas.

La emisora de radio cadena SER entrevistó al político liberal y éste, nos dejó algunas frases contundentes que vuelven a reabrir el caso en la opinión publica española sobre la conveniencia o no, de tener en el estado una regulación responsable para los distintos usos de la marihuana.

El político escribió una carta que publico en su Facebook y que titulaba “ Cannabis terapéutico Ya”. En la entrevista en la emisora de radio y contestando a la pregunta de que reclamaba exactamente en su carta, el político contesta

                    “la hipocresía gigantesca que estamos generando con la legalización del cannabis, la no regulación, digamos de su producción, de su comercialización, estamos renunciando efectivamente a que no haya controles sanitarios, a que el acceso este regulado por el estado, la gente tenga garantías en su consumo, que por otro lado esta garantizado por el mercado negro. Y, por otro lado lo que no tiene un pase es el tema terapéutico que muchísimos países y estados en Estados Unidos hoy en día están tratando este tema. Además en EEUU y en países europeos se utiliza como una terapia paliativa de los efectos de la quimioterapia, que doy fe y es de lo único que sé, yo soy enfermo, y desde luego garantizo que mi caso, y no llamo al consumo de nadie, en mi caso ha tenido unos efectos muy beneficiosos a la hora de llevar estos tratamientos que son bastante duros” contestó el político.

Uno de los periodistas, también dice que las organizaciones que ayudan a estos enfermos piden también una regulación, ya que no pueden ir por la calle con bolsas de marihuana para entregar a estos enfermos, debe regularse que estos pacientes tengan garantizado el acceso con plenas garantías.

A la pregunta de la presentadora sobre lo que le dicen sus compañeros de partido de la derecha, Eduardo contesta

                    “Muchos si, lógicamente los que no lo comparten no me dicen nada, pero he tenido adhesiones muy importantes y sorprendentes, personas que han tenido gente cerca que ha sufrido cáncer, pero no solo de cáncer, también de personas que han sufrido ELA…yo creo que mi partido y la sociedad ya está maduro para afrontar esta cuestión. Vamos a ver, la prohibición lo único que genera son problemas, es decir seguimos teniendo el problema que tendríamos si la sustancia fuese legal y le añadimos los propios de la delincuencia, mafias, la falta de controles sanitarios, falta de control de acceso para menores, es decir, mirar para otro lado”

A la pregunta de si el país esta preparado para este debate, el político del PP dice que

                    “ Yo creo que se parte de prejuicios, la opinión publica esta muy mediatizada durante muchos años. En este momento yo entiendo que es difícil romper con los tabúes, pero se puede hacer y … bueno yo he aprovechado mi situación para intentar hacerlo pero sin pensar la repercusión que iba a tener… ojalá valga para algo”

Os dejamos la entrevista completa del político del PP en la que también dice que la marihuana no tiene color político, no es de derechas ni de izquierdas.

por -
0 327 vistas

Unión Cannabica: caminemos junto a la Regulacion 2017

#UnionCannabica: caminemos junto a la #Regulacion2017

El cannabis avanza hacia la legalización en todo el mundo, el marco internacional de fiscalización de las drogas ha sido objeto de reinterpretación en el seno de las Naciones Unidas. También en España hay una gran oportunidad para iniciar este 2017 la regulación del cannabis, ya que cada vez hay más partidos dispuestos a abrir este debate. Las encuestas de la FAD revelan que los partidarios de la legalización ya son mayoría. Existen diferentes sensibilidades de cómo enfrentarse a este nuevo escenario, diferentes ideas de cómo hacerlo, pero lo que es importante ahora es buscar los puntos comunes. El documento más representativo de las peticiones del movimiento cannábico son “Los 5 pilares de Regulacion Responsable”, al trabajar todos juntos para presentarlo, difundirlo y ponerlo en valor, generaremos el impulso que necesitan los legisladores.

Queremos que los partidos políticos trabajen unidos en una PNL sobre cannabis y la mejor de manera de conseguirlo es pedirlo juntos. Nuestro trabajo en común va a a generar una ola de energía que hará posible la Regulación 2017. Para conseguir una regulación hemos de estar unidos en un frente común, así el mensaje, este deseo social, llegará a los legisladores de forma clara.

Con #UnionCannabica vamos juntos en el camino hacia la #Regulacion2017. Te invitamos a difundir contenidos bajo este lema hoy especialmente, por ser el día de la presentación, pero también durante todo el año, para resaltar todos los puntos en común que tenemos las personas que deseamos la #Regulación2017.

Aquí puedes leer el documento Los 5 pilares de una regulación integral del cannabis

por -
1 171 vistas

Eduardo Van den Eynde, portavoz del partido Popular en Cantabria padece cáncer y pide el uso de marihuana para combatir los efectos de la quimioterapia.

El político cántabro desveló su re-caimiento del cáncer que ya sufrió hace unos años. El diputado regional ha escrito una carta donde pide “Cannabis terapéutico ya” explicando sus motivos por los que lo reclama la legalización como remedio paliativo de la quimioterapia.

“El cannabis ayuda y de una manera muy notable a paliar los que quizás son los efectos más perniciosos de dichos tratamientos: las náuseas, el cansancio y el estado de ánimo”.

El político ha escrito y publicado una carta en su Facebook y que Eldiario publica integramente.

Hemos extraído unos párrafos de esta significativa carta del político popular que cuenta con todo nuestro total apoyo.

“La incomprensible y acientífica prohibición española (y no sólo española) sobre el uso del cannabis como tratamiento paliativo de los efectos de la quimio. Algo que no ocurre en lugares, -Trump mediante-, tan desarrollados como California y otros estados de EEUU, así como algunos países europeos y del continente americano”

“Así que puedo afirmar, sin lugar a equivocarme, que el cannabis ayuda y de una manera muy notable a paliar los que quizás son el efectos más perniciosos de dichos tratamientos: las náuseas, el cansancio y el estado de ánimo (quizás este último aspecto, el que menos se tiene en cuenta, aunque, sin duda, el más devastador).

“Podríamos hablar de la absurda prohibición del cannabis, incluso para uso recreativo, en las sociedades occidentales, que parece revertirse, demasiado lentamente, a pesar de las necias resistencias de quienes hablan de esta “droga” con un absoluto desconocimiento de su historia y sus efectos. Mi origen es belga, pero prefiero a los holandeses y sus deliciosos coffee shops”

“No deja de ser curioso que esta sustancia sea ilegal en sociedades que asumen con absoluta normalidad el consumo de alcohol (perfectamente bien visto en cualquier evento social), o de drogas químicas como las benzodiacepinas, los analgésicos opiáceos, o de productos potencialmente tan hepatotóxicos como el supuestamente inocuo paracetamol”

   “Yo no diré que el cannabis –en sus diferentes presentaciones: -cogollos de la planta, hachis, aceites de hachis-, es bueno, pero desde luego que no es peor, ni mucho menos, que el alcohol, o las decenas de drogas que consumimos legalmente con o sin receta médica”

“¿Y cuál es la diferencia de todas esas substancias legales con el cannabis?: ninguna, excepto una distorsionada opinión pública que ha sufrido un interesado bombardeo de opiniones negativas en tiempos relativamente recientes”       

   “Por otra parte, la prohibición del cannabis en absoluto impide su consumo. Está en todas partes, el acceso a su compra es inmediato; pero, desgraciadamente, ni está fiscalizado por el Estado, ni controlado por autoridades sanitarias”

    “Pero de lo que quería hablar, porque es absolutamente intolerable es que, conociéndose como se conocen los efectos beneficiosos y paliativos del cannabis frente a los tratamientos de los enfermos de cáncer, exista una absurda prohibición sobre su dispensación clínica”

por -
0 277 vistas

Esquerra Republicana de Catalunya (ERC) registra una proposición no de ley en el Congreso de los Diputados para instar al Gobierno español a legalizar el cannabis. También ha planteado una posible regulación de su cultivo, la posesión personal de marihuana y su uso, además de su comercialización.

El partido independentista en el año 2013 y 2016 ya registro otras iniciativas similares, aunque esta es la primera vez que presenta en la actual legislatura.

La reactivación de la propuesta pediría también una revisión de las sentencias judiciales que han tenido los clubes o asociaciones cannábicas, también la instrucción judicial del año 2013 que supuso la persecución a entidades promotoras del consumo del cannabis legalmente constituidas.

“La normalización social del consumo de marihuana debe llevar a que también haya una normalización legal y legislativa”, dijo la diputada de Esquerra Republicana de Catalunya Teresa Jordà, quien ha rubricado la iniciativa junto con a Joan Tardá, portavoz en el Congreso del partido catalán.

Para Esquerra Republicana existen unos pilares “para la regulación responsable e integral” de la marihuana, y serían el auto consumo, el auto cultivo, los clubes sociales de cannabis, la venta y distribución con licencia, la educación para un consumo responsable y el acceso al cannabis terapéutico.

En su proposición no de ley, ERC recuerda la existencia de referentes internacionales que han regulado el acceso al cannabis medicinal y también a su uso lúdico. Recordando que en los Estados Unidos existen en la actualidad más de 20 estados que ya han regulado la marihuana, además de que en las elecciones pasadas a la presidencia norteamericana, estados como California, Massachusetts, Maine y Nevada se sumaron a Colorado, Oregon, Washington, Alaska y Washington DC en la legalización recreativa de la planta.

por -
1 1.156 vistas

Nueva era después de los juicios de la Corte Suprema contra los clubes de cannabis en el 2015, los tribunales ordinarios han comenzado a interpretarlos. Los principales clubes españoles, sobre todo en Barcelona, ​​parecen tener sus días contados. Sin embargo, cada vez más jueces entienden que los clubes pequeños encajan con la Ley. Se avecina una nueva era.

En España, dos sentencias en el mismo sentido por el Tribunal Supremo establecen jurisprudencia y esta doctrina debe ser aplicada por todos los tribunales inferiores. En el caso de los clubes de cannabis, en el 2015 llegó a su fin no con dos, sino contres sentencias de la Corte Suprema. El 2016 ha sido el año en que se han interpretado y aclarado estas normas, ya pesar de que los clubes con cientos o miles de socios no tienen cabida dentro del nuevo marco legal, todo apunta a que este fenómeno asociativo permanezca por el momento.

La primera sentencia importante contra los clubes de cannabis en España fue realizada por el Tribunal Supremo el 7 de septiembre de 2015. Los miembros del consejo de administración de la asociación Ebers de Bilbao fueron sentenciados a ocho meses de prisión, que no necesitan servir, ya que es su primera infracción – junto con multas de 5.000 euros cada uno. Otros dos colaboradores fueron sentenciados a tres meses de prisión cada uno. El tribunal tomó en cuenta la ambigüedad de la legislación española sobre el cannabis y entendió que los acusados ​​pudieron haber tenido dudas sobre la legalidad de lo que estaban haciendo, lo que impidió que la sentencia fuera mayor y lo que les salvó de la prisión. El primer pronunciamiento fue que “el cultivo y la distribución organizada e institucionalizada del cannabis, a largo plazo, entre un colectivo formado por 290 personas que constituyen una Asociación abierta a nuevos miembros” es un delito de narcotráfico.

La segunda sentencia, que estableció la jurisprudencia, llegó en diciembre, cuando la junta de la asociación de Three Monkeys de Barcelona fue condenada a ocho meses de prisión, aunque sin multas, después de no haber establecido claramente la cantidad de cannabis. Y antes de que terminara el año, se produjo la sentencia más dura: la sentencia Pannagh, en la que los miembros del consejo, incluido yo, fueron sentenciados a un año y ocho meses de prisión, que tampoco tenemos que servir, y a cada uno a una multa de 250.000 euros. En la actualidad, las tres sentencias están siendo apeladas ante el Tribunal Constitucional, habiéndose declarado admisibles las dos primeras – las de Ebers y Three Monkeys. En consecuencia, el Tribunal Constitucional ya ha decidido dictar sentencia sobre la cuestión de los clubes, aunque es muy probable que tengamos que esperar varios años antes de que se anuncie su decisión.

Con estas sentencias, la Corte Suprema expresó su deseo de poner fin al fenómeno de los Clubes Sociales de Cannabis en España. Aunque en el caso Ebers, cinco de los 15 miembros de la Cámara emitieron votos privados, apoyando la absolución en lugar de la condena, dejaron en claro que, en cualquier caso, clubes como Ebers no deberían ser legales. El mensaje, en particular a raíz del caso Pannagh, era claro: después de las tres sentencias, ya no es posible alegar un vacío jurídico, es decir, las próximas personas que se atreven a organizar un club de cannabis de este tamaño y alcance irán a prisión y pagarán multas astronómicas.

Adaptación a tiempos difíciles

El resultado de estas decisiones fue cataclísmico. Ciertas asociaciones – asustadas por la nueva situación – cerraron sus puertas, en algunos casos para siempre, mientras que otras fueron investigadas por la policía, lo que resultó en arrestos, advertencias y el cierre de lugares.

Sin embargo, no todas las asociaciones optaron por cerrar o fueron investigadas. Muchos clubes han comenzado a discutir cómo adaptarse a la nueva realidad. Consultaron con sus abogados y celebraron reuniones de miembros para explorar cómo avanzar. Al final del día, las sentencias de la Corte Suprema rechazaron la posibilidad de clubes con cientos de miembros, aunque al mismo tiempo aceptaron que la llamada “cultivación compartida” podría no ser una cuestión criminal; Algo que no se había reconocido explícitamente antes.

Algunas asociaciones optaron por dividirse en grupos más pequeños y operar aún más horizontalmente, lo que significa que el cultivo del club es verdaderamente compartido. Otros actualizaron sus listas de miembros, manteniendo sólo los reales. Hasta entonces, la tendencia era tener muchos miembros para justificar el cultivo; Ahora, se trata de tener pocos miembros y mantenerlos bien informados de lo que está sucediendo, a fin de evitar una condena penal en la medida de lo posible. Otra medida regular ha sido cerrar la cuota de membresía y no permitir a nuevos miembros a menos que alguien sea baja. También se han establecido cambios que involucran a todos los miembros para que se cuide el proceso de cultivo y para evitar que ciertos miembros sean considerados traficantes de drogas suministrando a los demás.

Sin embargo, no todas las asociaciones han elegido esta ruta. Hay bastantes personas, como la mayoría de los miembros de la federación CATFAC (sección catalana de la Federación de Asociaciones de Cannabis), que se resisten al cambio hacia la adaptación y abogan abiertamente por algunas decisiones que consideran injustas para ser desobedecidas. Para estas asociaciones, sus Códigos de Buenas Prácticas, aceptados por las instituciones en ciertos casos, siguen siendo una referencia válida. El debate aún está abierto y la AEC tendrá una asamblea general en enero para decidir sobre la estrategia a seguir.

La Corte Suprema ya no quiere condenar

Al mismo tiempo que las asociaciones intentaban adaptarse a la nueva realidad, la Corte Suprema continuó dictando sentencias contra los clubes de cannabis. Lo más llamativo es que después de la severa sentencia del veredicto contra Pannagh, nadie más ha sido condenado nuevamente por estar a cargo de un club. Es como si el disparo de advertencia ya hubiera sido disparado y que no se necesitara más sangre. El argumento del “error de derecho” -es decir, la posibilidad de que los acusados ​​desconocen que cometieron un delito debido a la ambigüedad jurídica- fue utilizado para lograr una absolución, como en el caso del club La María de Gracia, o devolver el caso a la Audiencia Provincial y dictar una nueva sentencia, como sucedió con la Línea Verde.

La sentencia del club La María de Gracia fue aprobada por la Sala de la Corte Suprema, que en su mayoría estaba constituida por magistrados que votaron en contra de la condena de Ebers. La división entre los jueces, por lo tanto, parece ser clara. De hecho, se ha llamado la atención sobre el hecho de que en ciertas frases de los últimos juicios hay declaraciones que parecen estar dirigidas a apoyar un posible recurso ante el Tribunal Constitucional. Es como si ciertos jueces de la Corte Suprema no estuvieran claros acerca de las cosas y quisieran que alguien más arriba los aclarara.

Pequeño es hermoso (y legal)

Mientras que la Corte Suprema continuó dictando nuevas sentencias sobre los clubes de cannabis, las tres primeras sentencias (es decir, en Ebers, Three Monkeys y Pannagh) ya estaban siendo aplicadas por los diferentes tribunales de menor rango. El resultado de su aplicación muestra claramente dos tendencias distintas: castigos duros para los principales clubes utilizados como frente y una retirada de la acusación en el caso de las asociaciones más pequeñas.

Entre los principales clubes, el caso más destacado ha sido el de La Mesa de Barcelona. La policía incautó alrededor de 2.400 plantas de cannabis e investigó la asociación. Los fundadores, dos ciudadanos holandeses, fueron acusados ​​de tráfico de drogas y asociación ilícita. Ningún diputado declaró exonerar a los administradores y este hecho, junto con otras circunstancias, llevó a la Corte de Barcelona a sentenciarlos a cinco años de prisión cada uno (en este caso, tendrán que cumplir ese tiempo porque la sentencia es de más de dos años ) Por usar la asociación, que carecía de “actividad asociativa regular”, como una “simple cortina de humo” para el blanqueo de las actividades de tráfico. En otras palabras, tener una asociación registrada no es suficiente; Usted también tiene que demostrar que funciona como tal.

En el extremo opuesto, tenemos asociaciones que, después de haber sido investigadas, pueden continuar sus actividades. En el País Vasco, el histórico Atxurra consiguió que un caso en su contra desapareciera al demostrar que eran una verdadera asociación, el pequeño número de miembros y la proporción entre el número de miembros y las plantas cultivadas para ellos. Hubo otro caso similar en Galicia, cuando un caso presentado contra una asociación de 36 miembros se cerró en el entendimiento de que encaja dentro de la jurisprudencia del Tribunal Supremo. También se han producido casos similares en Valencia y Baleares.

Otro caso interesante es el de La Cannameña, en Extremadura, que fue investigado cuando presentó sus estatutos para su registro. La Cannameña demostró que sus estatutos mencionan abiertamente el cultivo del cannabis para sus miembros. Tras la investigación de la policía y del Ministerio Público, se les permitió registrarse y operar de acuerdo con los mismos estatutos, incluso en los casos en que se hablara de cultivo. En otras palabras, el Ministerio Público considera que el cultivo de cannabis en el marco de una asociación de unas pocas decenas de miembros es legal y les autoriza a continuar sus actividades, estableciendo así un precedente histórico.

Podría decirse que mientras la Corte Suprema ha cerrado una gran puerta, intencionalmente o no, a su vez, abrió una puerta más pequeña. Los grandes clubes con miles de miembros y una estructura comercial parecen condenados a desaparecer y, si bien todavía hay unos pocos abiertos, parece ser sólo cuestión de tiempo antes de cerrar sus puertas a medida que la policía investiga.

Por otro lado, tenemos los pequeños clubes que son horizontales y participativos en la naturaleza – es decir, los más cercanos a la idea del club de cannabis original. Estos clubes van a poder continuar, aunque en el corto plazo es más probable que algunos todavía serán acosados ​​y presurizados por la policía. Mientras tanto, si la línea de interpretación abierta con Atxurra o La Cannameña se convierte en práctica común, los pequeños colectivos de cultivo tienen un futuro prometedor. Si logran tener su derecho a crecer, se salvaguardarán contra posibles convicciones futuras y será posible continuar abriendo los clubes de cannabis en España. Aunque no serán tan grandes o tan elegantes como los clubes comerciales que crecieron entre 2010 y 2015, permitirán que miles de personas se abastezcan de cannabis fuera del mercado negro. Puede ser cierto que cuando una puerta se cierra, otra se abre. Otros clubes tendrán que adelgazar sustancialmente para poder pasar por esa puerta recién abierta, pero esto es una buena noticia en un país donde el modelo de CSC está desesperadamente hinchado.

Por Martin Barriuso

por -
0 161 vistas
Representación cannabica ha presentado esta mañana el proyecto de ILP en el Congreso de los Diputados. Una ILP a nivel nacional para abrir el debate en la mesa del Congreso sobre la regulación, el autocultivo para autoconsumo de cannabis

El grupo navarro Representación Cannabica ha presentado este viernes 2 de Diciembre en el Congreso de los Diputados su propuesta de ILP para regulación del autocultivo y autoconsumo, tanto personal como para Clubes y Asociaciones de Consumidores. Fermín Les y Ramón Morcillo han remitido en el órgano de gobierno el texto articulado de Ley que se pretende conseguir.

Un proyecto que parte con tres premisas fundamentales. La primera es que se trata de un proyecto de ley que pretende unificar las posturas existentes con respecto a la regulación del autocultivo en el marco de la Constitución.

Hay que destacar la intención de legislar para evitar la imputación de los representantes de Asociaciones de Consumidores, que lo han sido precisamente por el vacío legal existente en este campo.

Por último Representación Cannabica enfatiza que esta ILP es el resultado de la unión de sensibilidades respecto a esta materia, con la intención de llevar este debate al gobierno, promovida por el interés general de los usuarios de Asociaciones.

representacion-cannabica“No creemos que sea serio que la norma que rija este asunto en la actualidad sea pre democrática. No creemos que sea serio que mientras miles de asociaciones florecen por toda la piel de toro se mire políticamente a otro lado. No creemos que sea serio criminalizar a todas estas personas y asociaciones que huyen del mercado negro. No es serio colapsar los juzgados de lo penal con asuntos de cannabis que acaban la mayoría en absolución. No creemos serio que no haya un acceso digno al cannabis medicinal en España. ¿Somos un país serio?”

“Venimos a demostrar que este es un asunto serio y que estamos preparados para abordar el reto. Creemos que la sociedad española es suficientemente adulta y seria y no tendremos problemas para conseguir las 500.000 firmas que avalen nuestra proposición de Ley. Ahora mismo, las sociedades más avanzadas del planeta debaten este mismo asunto en sus parlamentos. No creemos que la sociedad española sea menos adulta y avanzada que estos países en donde se ha abierto el debate y está dando excelentes resultados su regularización. .Por todo ello, RCN ha decidido presentar el próximo viernes día 2 de Diciembre, justamente dos años después de la aprobación de la primera iniciativa en Navarra, una ILP, que aborde el tema a nivel estatal, tal y como ya se ha hecho en Navarra o Cataluña.”

por -
0 146 vistas

Representación Cannabica presentará mañana viernes una ILP Nacional en la mesa del Congreso para regular el autocultivo para autoconsumo de cannabis, tanto a nivel personal, como para clubes y asociaciones de consumidores

El grupo navarro Representación Cannabica presenta este próximo viernes 2 de Diciembre en el Congreso de los Diputados su propuesta de ILP para regulación del autocultivo y autoconsumo, tanto personal como para Clubes y Asociaciones de Consumidores. Este próximo viernes, Fermín Les y Ramón Morcillo presentarán el texto articulado de Ley que se pretende conseguir y atenderán a los medios tras presentar la ILP, a las 11.00 horas.

Tras dos años esperando a que se tomara una decisión sobre la Ley que regula Los Clubs sociales de cannabis en Navarra (publicada en el BOE el 2 de Diciembre de 2014); y a la vista que otras iniciativas parlamentarias regionales acabarán en la misma indefinición jurídica: Representación Cannábica va a presentar una ILP (Iniciativa Legislativa Popular) que regule el lícito penal de consumo y cultivo en España.

Este vacío constitucional ha sido reconocido por todos los juristas del país y se reconoce en el Tribunal Constitucional y el Tribunal Supremo continuamente. Creemos que se están judicializando las iniciativas legislativas regionales para taponar un debate que la sociedad española está dispuesta a asumir. España ha sido una sociedad pionera y afectada directamente por las políticas de drogas. Es hora de hacer un debate maduro y sereno al respecto. Hartos de esta actitud cobarde de las formaciones políticas tradicionales, queremos que el debate sobre el cannabis se abra paso en el Congreso de los Diputados.

congreso-diputados“No creemos que sea serio que la norma que rija este asunto en la actualidad sea pre democrática. No creemos que sea serio que mientras miles de asociaciones florecen por toda la piel de toro se mire políticamente a otro lado. No creemos que sea serio criminalizar a todas estas personas y asociaciones que huyen del mercado negro. No es serio colapsar los juzgados de lo penal con asuntos de cannabis que acaban la mayoría en absolución. No creemos serio que no haya un acceso digno al cannabis medicinal en España. ¿Somos un país serio?”

“Venimos a demostrar que este es un asunto serio y que estamos preparados para abordar el reto. Creemos que la sociedad española es suficientemente adulta y seria y no tendremos problemas para conseguir las 500.000 firmas que avalen nuestra proposición de Ley. Ahora mismo, las sociedades más avanzadas del planeta debaten este mismo asunto en sus parlamentos. No creemos que la sociedad española sea menos adulta y avanzada que estos países en donde se ha abierto el debate y está dando excelentes resultados su regularización. .Por todo ello, RCN ha decidido presentar el próximo viernes día 2 de Diciembre, justamente dos años después de la aprobación de la primera iniciativa en Navarra, una ILP, que aborde el tema a nivel estatal, tal y como ya se ha hecho en Navarra o Cataluña.”

por -
0 135 vistas

En Marzo 2017, The Arcview Group transformará Barcelona en la capital económica mundial de la industria legal del cannabis, la industria con mayor crecimiento del mundo.

La reciente legalización total en California acabará de afianzar la industria legal del cannabis como la industria con mayor crecimiento y potencial del mundo.

El cannabis medicinal ya es legal en países como Uruguay, Colombia, Canadá e Israel

En EEUU ,mientras se votaba a Trump, también se votaba (y se ganaba) la legalización recreativa en California, Maine, Massachusetts y Nevada, y medicinal en Arkansas, Florida,Montana y Dakota del Norte.

En Estados Unidos en cannabis ya no tiene color político, puesto que en el estado de Florida, históricamente republicano, la legalización ha obtenido una aceptación del 75% de los votantes.

Con todo sector industrial en auge, es vital que haya foros de inversión como The Arcview Group, que une inversores con proyecto donde invertir.

Barcelona acogerá del 6 al 12 de Marzo los principales inversores de todo el mundo, junto a las empresas más interesantes y emergentes de EEUU, Europa y Oriente Medio.

Ahora mismo se está celebrando el forum de inversores de The Arcview Group en Las Vegas, el más grande del mundo y el primero tras la legalización del cannabis medicinal en estos nueve estados, que ha incrementado notablemente los inversores procedentes del sector tradicional

Según los estudios de mercado que acaban de presentar en The Arcview Group Las Vegas, España es el tercer país más interesante para los inversores, por detrás de Canadá y Estados Unidos.

• Según las cifras y proyecciones del estudio de mercado hecho por los especialistas de The
Arcview Group, el volumen de negocio legal tanto de la marihuana medicinal como la recreativa
sólo en Estados Unidos en 2016 ha sido de 7,9 billones de dólares (8.000 millones de euros) y
las predicciones son que lleguen a 21.2 billones de dólares en 2020.

• En cifras de 2012 la industria del cannabis movió más de 10.000 millones de euros en Europa.
Se calcula que el tamaño global del mercado potencial del Cannabis legal se calcula en 130.000
millones de euros.

• Los especialistas del The Arcview Market Research (los especialistas que han realizado el
estudio de mercado presentado ayer en Las Vegas), afirman que, además de reducir la
población penitenciaria, hacer más fácil el acceso a la marihuana medicinal y hacer del mundo
un lugar más libre y seguro, el cambio legislativo acabado de aprobar, aportará 7.400 millones
de dólares anuales en el mercado americano.

• La legalización del cannabis total en California el pasado martes 8 de noviembre (fue una de
las leyes que se votaban el día de las elecciones de EEUU) será sin duda uno de los hechos
más relevantes para esta industria. California tiene más de 39 millones de habitantes y un PIB
que representa el 13% del PIB de los USA, y que si fuera una nación independiente, sería la
octava economía del mundo.

• Como en todos los sectores industriales emergentes, la industria legal del cannabis ha requerido
de un foro de inversión. The Arcview Group nació en 2010 en San Francisco, como una
asociación de inversores privados, de líderes empresariales y de emprendedores que se
organiza como un foro de capital para financiar proyectos, pequeñas y medianas empresas en
crecimiento en la industria del cannabis.

• Hasta la fecha, The Arcview Group cuenta con más de 600 miembros inversores acreditados
(en USA un inversor acreditado debe cubrir una serie de requisitos muy concretos), ha logrado
inversiones por valor de 87 millones de dólares en más de 130 compañías centradas en
negocios o servicios alrededor de la planta, en sectores como el farmacéutico, biotech, textil,
consumo, derivados alimenticios, etc.

• La semana del 6 al 12 de marzo, Barcelona se transformará en la capital económica mundial
de la industria legal del cannabis gracias a la primera edición Europea del The Arcview Group.
Foro de inversión. cuyo acto central tendrá lugar el 8 de mayo en el Centro de convenciones
del Hotel Gran Marina del World Trade Center.

• Durante una semana Barcelona acogerá los principales inversores y empresas norteamericanas,
europeas y de Oriente Medio.

por -
1 292 vistas

Según podíamos leer en el periódico EL MUNDO, la Concejalía de Urbanismo de la ciudad de Alicante está preparando una ordenanza que regularía los clubes de marihuana en la ciudad mediterránea.

La nueva ordenanza contemplaría sanciones para los asociaciones de cannabis que no cumpliesen con las normas que se establezcan y que podrían ser sancionados desde 2.000 a 300.000 euros.

El borrador de la ordenanza que tuvo acceso el medio de comunicación determinaría unos criterios mínimos para poder inaugurar este tipo de clubes de cannabis que el ayuntamiento de la ciudad quiere regular.

Los clubes de cannabis en Alicante tendrán unos requisitos similares a los de las oficinas. Estos locales deberán tener un horario diurno, no se podrá consumir alcohol ni tabaco, el consumo de cannabis solo estaría permitido en su interior, debe estar a más de trescientos metros de cualquier espacio publico, colegio, centro sanitario, deportivo o religioso y a más de un kilómetro de otro club de cannabis.

También estos establecimientos necesitarán un informe previo del área de Urbanismo que autorice la actividad en la zona. Si se cumplen con todos los requisitos lka licencia de apertura se entregaría en días.

El ayuntamiento de Alicante con esta medida regulatoria quiere estar en el grupo de ciudades españolas como San Sebastián que ya han regulado esta actividad.

por -
0 327 vistas

En el congreso del Partido Socialista de Cataluña se aprobó una resolución que defendería la legalización de la marihuana diciendo que “es la opción más favorable para el conjunto de la sociedad”.

“Observando que la aparición de las asociaciones [cannábicas] es cada vez más generalizada y el consumo ha aumentado, tenemos que ponernos al lado de la normalidad y hacer un ejercicio de realismo”, advierte la resolución.

La propuesta aprobada por los socialistas catalanes despenalizaría el comercio de marihuana “dotando de derecho laboral a los trabajadores de las asociaciones cannábicas, así como establecer protocolos de prevención de riesgos en la tarea que desarrollan y proteger a los titulares de las mismas”.

También deja muy claro que la legalización “no tiene que ser una puerta abierta sin límites en el comercio del cannabis” debe ser una formula para regular el sector del cannabis estableciendo sus limites como ya ocurre con el tabaco y el alcohol

“El establecimiento de reglas siempre es necesario cuando se trata de una realidad normalizada por la sociedad”, dice la propuesta.

En España, cada vez son más las Comunidades Autónomas que quieren y regulan la apertura de clubes de cannabis y su aspecto terapéutico.

En un pleno este martes, el Parlamento de las Islas Baleares aprobó crear una ponencia que regularía los clubes de cannabis y su uso medicinal en la comunidad autónoma insular. Se trataría de una proposición no de Ley presentada por varios grupos de la cámara balear y que juntan la mayoría suficiente para llevar adelante la iniciativa.

La iniciciativa que estará integrada en la Comisión de Salud quiere recoger las opiniones de los expertos y así poder reconocer “el uso terapeutico del cannabis por parte de las persoanas enfermas para que esta sustancia pueda ser un complemento o sustitutivo en el tratamiento de diferentes síntomas, así como la eventual formación y atención en el sistema sanitario público”, como dice la proposición no de ley.

La iniciativa busca “promover la regulación especifica de la actividad” y crear un registro de estas asociaciones de cannabis, todo ello desde una perspectiva de salud publica. También crear un departamento en la sanidad publica que atienda a los pacientes que podrían beneficiarse del uso medicinal del cannabis.

Según la PNL “se facilitará formación específica y destinará el personal cualificado en los departamentos de atención terapéutica con cannabis para atender todas estas solicitudes y demandas de pacientes que día tras día se dirigen a los clubes sociales”.

David Abril del MÉS, uno de los Grupos de la cámara que aprobaron la iniciativa, dijo que “no se pretende legalizar la marihuana lo que se trata es que desde un punto “riguroso y serio” regular “una realidad social”

Por otra parte, Carlos Saura de Podemos, que también votaron a favor de la iniciativa reguladora, dijo que “los tiempos avanzan” y que se debe seguir los pasos de los que “van por delante” haciendo alusión a otros territorios españoles que ya están caminando en este sentido.

Patricia Font, la portavoz de MÉS por Menorca, planteó que el cultivo regulado de cannabis en las islas podría ayudar a la economía.

Xavier Pericay de Ciudadanos, también se manifestó a favor de esta realidad social haciendo incapié en la creación de “programas de información, prevención y concienciación de las consecuencias nocivas para la salud derivadas del consumo del cannabis y otras drogodependencias”

El diputado socialista Vicenç Thomàs aseguró que “500.000 personas consumen esta sustancia cada día en nuestro país y, por lo tanto tenemos que dar pasos en el sentido de su regulación”. Los socialistas baleares ya han presentado iniciativas en esta dirección anteriormente aunque no habían sido aprobadas.

En la actualidad, 29 Clubes de consumidores de cannabis existen en las islas según La Federación de Asociaciones Cannábicas

Baleares quiere seguir los pasos de El País Vasco, Navarra, Cataluña y Valencia en las que ya se ha regulado el uso terapéutico del canabis.

El el País Vasco, el departamento de salud sacó adelante la Ley de Adicciones en el mes de Abril de este año con un apartado que da reconocimiento a los clubes de cannabis.

Cataluña a principios de este verano, dio luz verde a una Iniciativa Legislativa Popular (ILP) que busca regular estas asociaciones o clubes y en las que se espera la con parecencia de expertos que opinarán sobre como regular este cuestión.

En la Comunidad Valenciana y más concretamente el Ayuntamiento de Alicante, tomó buena nota de una sentencia de un tribunal vasco que reconocía a estas instituciones municipales su capacidad para regular los clubes y en el mes de Julio, una ordenanza suya legalizó estos clubes.

La Comunidad Foral de Navarra también reguló estos clubes con una proposición no de ley que se presentó a través de recogida de firmas y que desembocó en la actual la Ley Foral de las Asociaciones de Cannabis de Navarra. Aunque tanto esta iniciativa como la del País Vasco en la actualidad están a expensas de sendos recursos por parte del Gobierno Central.