Etiquetas Posts etiquetados con "Dinamarca"

Etiqueta: Dinamarca

por -
0 103 vistas

Dinamarca.- Los agricultores daneses quieren cultivar cannabis en las tierras fértiles del país para los pacientes con enfermedades crónicas. La propuesta podría convertirse en realidad porque el cannabis holandés aún no es suficiente.

En una prueba que sería a partir del 2018, la marihuana terapéutica será legal en Dinamarca, para 1.500 pacientes que sufren de enfermedades crónicas. Los agricultores daneses están presionando al gobierno para que ellos satisfagan la demanda interna de este nuevo mercado, informó el Dagens Nyheter.
En la actualidad en Dinamarca es ilegal cultivar marihuana, y para la prueba que quiere hacer el gobierno danés se importaría de la producción estatal de Holanda.

Pero como el único productor de marihuana medicinal en Europa está en los Países Bajos sólo puede suministrar una décima parte de la demanda del cannabis medicinal que necesita el grupo de prueba danés. Los resultados de la prueba de la legalización de la marihuana medicinal es permanente el problema será mucho más agudo y entonces habría que estudiar otras medidas.

Los agricultores daneses quieren y les gustaría resolver este problema por lo que debería ser legal poder producir cannabis con fines medicinales en Dinamarca. Para ello, la asociación de Agricultores y de Alimentos están presionando al gobierno danés para estudiar y examinar la cuestión de producir la marihuana en Dinamarca.

De acuerdo con Agricultura y Alimentos, el cannabis tiene muchas aplicaciones más allá de la medicina. Entre otros, es útil para los cosméticos, para el aislamiento, y como un suplemento dietético, informa el Dagens Nyheter.

“Se va a crear muchas oportunidades de empleo e ingresos, ¿por qué no aprovecharnos de esa oportunidad”, dijo Lars Hvidtfeldt, el vicepresidente de la asociación de Agricultores y Alimentos y dijo a los politicos.

por -
2 104 vistas

Dinamarca anuncia que pondrá en marcha una prueba de cuatro años, con un costo de 22 millones de Coronas, para evaluar el uso de cannabis medicinal

Después de años de deliberación, el gobierno finalmente ha acordado poner en marcha un ensayo que evaluaba el posible uso legal de cannabis medicinal por los pacientes que sufren de enfermedades como el cáncer, la esclerosis múltiple y daños de la médula.

El Ministerio de Salud de Dinamarca reveló que 22 millones de coronas se han reservado para el período de prueba de cuatro años, que comenzará el 1 de enero 2018.

“El objetivo del ensayo es establecer un marco defendible para la aplicación del cannabis medicinal en el sector de la salud pública para que los pacientes con ciertas indicaciones de tratamiento pueden ser tratados con cannabis medicinal prescrito por un médico,” de acuerdo con el informe de acuerdo ( en danés)

“Por la presente, algunos de los pacientes que se automedican utilizando productos ilegales puede tener una alternativa legal que se puede utilizar dentro de un entorno más seguro.”

Aprobado el próximo año

Aparte del gobierno dirigido por el Venstre, el Socialdemokratiet, Dansk Folkeparti, Alianza Liberal, alternativet, Radikale y Socialistisk Folkeparti están listos para aprobar el acuerdo.

Se espera que una propuesta de ley final respecto a este tema se revelará en octubre de 2017 y será aprobado al final de ese año.

Se espera que la propuesta sea similar al modelo utilizado en los Países Bajos, donde el cannabis medicinal es legal desde eñ 2003.

por -
0 227 vistas

Muchos conductores son castigados por conducir bajo los efectos del THC (tetrahidrocannabinol) – el ingrediente activo del cannabis – se quejan de que el efecto de la marihuana ya se les había pasado. El THC se podría detectar en el torrente sanguíneo tres meses después de su consumo.

Y ahora un nuevo proyecto de ley elaborado por el Ministerio de Transporte y Construcción y el Parlamento danés trataría de abordar esta cuestión atenuando las sanciones impuestas a los conductores con pequeñas trazas de THC.

La nueva propuesta reduciría las penas por conducir un vehículo con menos de 0,003 mg de THC en la sangre, a un clip en su licencia de conducir y medio sueldo en multas.

En la actualidad, todas las violaciónes de la política de tolerancia cero para el cannabis puede costar a un conductor danés un sueldo del mes y una inhabilitación incondicional para conducir por un mínimo de tres años.

Consecuencias muy graves, dice el ministerio

En junio, una amplia mayoría en el Parlamento danés debatió el cambio de estatutos que conllevan penas mucho más severas por conducir bajo los efectos del cannabis que lo hacen por ingestión de bebidas alcohólicas.

Hans Christian Schmidt, Ministro de transporte, no hará comentarios sobre el proyecto de ley ya que se encuentra en la consulta, aunque el ministerio ha hecho notas para el proyecto de ley sobre las pequeñas cantidades de THC en la sangre.

“La pena en estos casos no siempre es proporcional y puede tener graves consecuencias no deseadas y no son de interés público”, escribió en los comentarios

por -
0 337 vistas

Christiania es un barrio de la capital danesa de Copenhague que vio la luz en 1971, cuando unos hippies ocuparon y se hicieron cargo de una zona militar abandonada, desde entonces la ciudad experoimental “Freetown” se ha visto envuelto en controversia.

Los habitantes del barrio de Copenhague derribaron los puestos que venden hachís después de sospechar que un vendedor disparó a dos agentes de policía.

Los residentes del barrio de Christiania autoproclamado autónomo en Copenhague han derribado puestos que venden hachís después que un hombre disparase a dos policías y a un transeúnte.

Uno de los agentes se encuentra en un estado crítico y el otro agente junto al ciudadano estén estables después del incidente del miércoles, dijo la policía. El ciudadano de 25 años de edad, el hombre armado y un sospechoso traficante de drogas, huyó del lugar y más tarde fue herido en un tiroteo con la policía al sur de la ciudad. Posteriormente murió en el hospital universitario de Copenhague.

La violencia en Christiania marca una escalada en los enfrentamientos entre la policía y los vendedores de hachís en el barrio, un enclave en gran medida autónomo  creado cuando los hippies en 1971 ocuparon los cuarteles del ejercito abandonados.

El pasado viernes por la mañana algunos de los residentes en el barrio de Christiania de unos 1.000 habitantes, se pudieron ver en el canal de televisión 2 de Dinamarca utilizando sierras, taladros inalámbricos y palancas para desmantelar los puestos de venta de hachís en “Pusher Street”, donde se concentra el comercio.

Risenga Manghezi, una portavoz de la comunidad, dijo: “Es importante que hagamos esto hoy en día con un agente de policía herido en nuestros pensamientos. Sin embargo, no podemos garantizar que no vaya a pasar de nuevo, por desgracia “.

Muchos residentes de Christiania tienen actitudes liberales hacia las drogas, pero se sienten incómodos con la presencia de bandas criminales que se introducen en el mercado de hashís.

por -
1 127 vistas

En Diciembre pasado comenzó el Parlamento danés a debatir sobre una propuesta de ley presentada por el partido político Alternativet que busca legalizar la marihuana para uso medicinal. Sophie Lohde (foto superior), ministra de Sanidad, expresó su oposición al proyecto de ley, pero otros partidos apoyan a Alternativet y podrían sacar a delante la iniciativa con una minima mayoría parlamentaria. Dansk Folkeparti, Alianza Liberal, Socialistisk Folkeparti y Radikale han expresado su apoyo a la propuesta de Alternativet. En conjunto, los partidos politicos representan 88 votos en el Parlamento, que es el número necesario para que pueda aprobarse la ley.

En sus comentarios a la propuesta de ley presentada al Parlamento de Dinamarca, Alternativet destaca que cada vez existen más evidencias de la eficacia terapéutica de la marihuana.

“A pesar de que la marihuana medicinal está prohibida en Dinamarca, casi uno de cada 14 ciudadanos daneses la han consumido o conoce a alguien que lo haya hecho para alguna tipo de enfermedad. Muchos de sus usuarios dicen que han tenido éxito con este tipo de tratamiento, y sus experiencias están cada vez más respaldadas por las investigaciones de la comunidad científica que demuestran que la marihuana utilizada con fines medicinales alivia y mitiga el sufrimiento en muchos trastornos y enfermedades”, afirman.

por -
0 620 vistas

La concentración del cannabinoide THC en la marihuana se ha visto triplicada en los últimos 20 años en Dinamarca. La razón puede ser un tratamiento sistemático de las plantas de cannabis, algunas de las cuales se cultivan en granjas “mofetas” de Dinamarca. La marihuana con tan alto contenido en THC puede tener efectos secundarios adversos especialmente para el grupo de jóvenes que fuman varias veces al mes.

El cannabis que se vende en la calles de Dinamarca es el más fuerte de los medidos previamente, así lo mostraron los análisis llevados a cabo por tres departamentos de química forense en Dinamarca y procesados ​​por el Departamento de Medicina Forense de la Universidad de Aarhus. Los niveles se pueden ver aquí (en danés) en el informe anual que dio a conocer este mes la Danish Health and Medicines Authority

Las muestras seleccionadas y tomadas del cannabis incautado por la policía en las tres ciudades más grandes de Dinamarca se analizó en los departamentos de química forense sobre una base mensual. Esto proporcionó una visión general del tipo de cannabis que se vende en las calles de Dinamarca, dijo Christian Lindholst, jefe de servicio en el Departamento de Medicina Forense de la Universidad de Aarhus.
Cabe destacar la alta calidad

Entre los profesionales, la calidad de cannabis es equivalente a la cantidad de contenido de THC sustancia psicoactiva. Las muestras de cannabis danés recogidas desde 2014 tienen un contenido promedio del 28 por ciento de THC. El mayor estudio hecho jamás de cannabis danés hasta la actualidad es el de 1992, donde la calidad de la marihuana se midió entorno al ocho por ciento. En comparación con las muestras del período 2000-2011, donde el contenido de THC varió del 8 a 13 por ciento, y ahora estamos viendo una muy alta calidad, según Christian Lindholst.

             “El cannabis como producto ha cambiado significativamente en tan sólo unos pocos años. Esta es una tendencia que se ve en Europa. Estudios suecos y holandeses describieron un fuerte aumento similar en la calidad del cannabis”, dice Christian Lindholst.

La explicación probable para el aumento de la calidad se puede encontrar en que las plantas de cannabis cultivadas hoy en días se hace bajo nuevas formulas. Tradicionalmente, las plantas se cultivan y cosechan al aire libre en países como Marruecos y Líbano. Las condiciones de cultivo al aire libre significan que la calidad de las plantas es más baja y por lo tanto el cannabis de exterior no es tan potente.

Aunque la producción actual de cannabis ha sido en mayor medida transferida a los países europeos, entre ellos Dinamarca, estos lugares de cultivo en interior se conocen como las granjas de cannabis. La plantas de cannabis procesadas ​​(en Dinamarca conocidas como plantas mofeta) se producen utilizando luz artificial, ventilación y fertilizantes.

En pocos meses, los resultados por el proceso de crecimiento de interior acelerado en las plantas les da un contenido extra grande de THC a diferencia de su cultivo en exterior. Además del elevado nivel de THC, las extracciones ​​de cannabis también tienen una composición diferente de sustancias psicoactivas. Existe la sospecha de que estos grandes cambios podrían aumentan el riesgo de efectos nocivos en personas jóvenes por fumar marihuana.

por -
0 79 vistas

El gobierno danés ha acordado distribuir 857 millones de coronas (145 $ millones de dólares) para una amplia variedad de proyectos de investigación, también destinados al estudio de los beneficios de la marihuana medicinal por primera vez en la historia de la nación.

“Un mínimo de 35 millones de coronas [$ 5,9 millones, ed.] Serán asignados para la salud, la calidad de vida y la investigación clínica que pueda contribuir a una mejor comprensión de la enfermedad, la prevención y los tratamientos más precisos para beneficiar a los pacientes. En ese contexto, se puede incluir proyectos de investigación sobre el alivio del dolor, incluyendo el uso de cannabis medicinal “, dice el acuerdo .

“Estoy muy satisfecho de que hayamos sido capaces de asegurarnos recursos para la investigación del cannabis medicinal “, dice Rosa Lund de la  Alianza Roja-Verde (Enhedslisten ). “Hay mucho que indica que el cannabis puede ayudar a los pacientes con esclerosis y epilepsia. Es importante que se tengan más conocimientos que puedan beneficiar a los pacientes”.

por -
0 457 vistas
cannabis

El alcalde de Copenhague, el socialdemócrata Frank Jensen, anunció este jueves un nuevo intento para obtener una dispensa de las autoridades estatales para autorizar la venta de cannabis en la capital.

La propuesta pretende establecer seis puntos de venta de cannabis producido y controlado por el Estado en el que los mayores de edad residentes en Dinamarca podrían comprar hasta cinco gramos diarios e informarse sobre los posibles daños provocados por el consumo.

Los beneficios obtenidos por la venta irían destinados a la prevención y el tratamiento de abusos vinculados con el cannabis, según el plan detallado este jueves por el diario “Politiken”.

La propuesta está siendo estudiada por la comisión económica municipal y deberá ser votada por la corporación local, que ya ha aprobado dos veces en los últimos años solicitar un permiso similar.

Pero en ambos casos obtuvo una negativa clara del Parlamento, la última hace dos años, cuando ya gobernaba la coalición de centro−izquierda encabezada por el Partido Socialdemócrata, que se ha opuesto hasta ahora a los planes del alcalde.

Jensen justificó el nuevo intento por los enfrentamientos entre las bandas que controlan el tráfico en la capital y el “fracaso” de la política de tolerancia cero de las autoridades, dirigida sobre todo a Christiania, el asentamiento de inspiración anarquista de Copenhague donde se vende abiertamente cannabis desde hace décadas.

copenhagen“La política de prohibición ha sido la base para que las redes criminales hayan obtenido grandes recursos económicos con la venta ilegal que monopolizan las bandas. Algunos de los disturbios que ha habido en Copenhague estaban relacionados con la venta de hachís. La política de prohibición ha fracasado”, dijo a “Politiken”.

Jensen (foto) defendió que no hay evidencia de que la legalización fomente el consumo y cree que se reduciría el número de consumidores con daños serios y se debilitaría a las redes criminales.

“No hay duda de que el hachís es dañino, pero también la cerveza y el alcohol y no los prohibimos. Conozco a muchos que han fumado hachís, yo también lo he probado”, declaró.

Fuente EntornoInteligente

por -
0 203 vistas

Dinamarca.- Cuando el Ayuntamiento de Copenhague propone legalizar la venta de cannabis, el “99% de los vendedores” desean que sus actividades sean sometidas a imposición, asegura a Politiken uno de sus principales representantes.

Ello permitiría a los pequeños comerciantes de la capital, cuyas actividades alcanzar los 1.000 millones de euros de cifra de negocios, ser considerados como comerciantes normales.

Pero para el ministro de Justicia, Morten Bodskov, que estima que el crimen organizado controla a los vendedores del barrio de Christiania, *”toda respuesta a la propuesta de legalización del cannabis se resume en dos letras: N-O”.

Fuente PressEurop

por -
4 3.048 vistas

edgntiD-Imgur1

Cophenhage, Dinamarca.- Fotografías del “mercado” que opera en las calles de Christiania. Una buena muestra fotográfica con gran cantidad de buenos cogollos y hachís.

Con estas fotos te haces una idea de lo que te puedes encontrar en  Christiania, Dinamarca.

La marihuana es fácil de obtener en Copenhague y prácticamente en toda Dinamarca. Si lo que buscas son varios tipos de cannabis o hachis, Staden es el lugar para encontrarlo. Staden se encuentra justo al lado de Christianshavn , se puede tomar el autobús en Christianshavn y desde allí caminar 3 minutos hasta Staden. En staden hay una calle que se llama calle Pusher, que es una zona sin cámaras y que no se puede compar, en la calle empujador hay tiendas por todo los lugares creo que no se puede perder nadie. Los precios varían dependiendo de la calidad, pero normalmente entre 10 o 15 euros esta el precio. El mejor consejo es no comprar en los primeros comercios, caminar un poco, observar y comprar la hierba que se vea mejor. La gente es muy amable y la mayoría hablan Inglés.   Todo el mundo sabe dónde está!

0A8wgVx-Imgur1

3T72ECD-Imgur

noQstz1-Imgur

rLzqOoj-Imgur

n5icBzg-Imgur

nif3Mw9-Imgur

por -
0 2.868 vistas

8aa5d81dNo hay leyes generales de la Unión Europea sobre la marihuana, por lo que las leyes varían de un país a otro.

Hay cuatro categorías generales: legales, despenalización, ilegal pero no forzada, ilegal forzosa.

Legal significa que se trata de manera diferente que el alcohol.

Despenalización significa que la marihuana probablemente será confiscada, pero sin cargos legales presentados en contra de nadie.

En los lugares en los que es ilegal, puede tratarse de manera criminal o tratarlo como un problema médico que solicita tratamiento.

En Europa en  general

La mayoría de los estados del norte y centro de Europa tratan a la marihuana como una cuestión personal, médica y terapéutica en lugar de criminal. Incluso los estados como Inglaterra, que tienen leyes anti-marihuana no se suelen hacer cumplir de manera criminal, sino como una cuestión de salud, de acuerdo con NORML, un grupo de defensa de la legalización de la marihuana. En otras palabras, la mera existencia de leyes contra la marihuana no significa que la ley se hará cumplir o que se tomarán acciones legales graves. En la mayor parte de Europa, el consumo personal de marihuana es tolerado dentro de ciertos límites.

Europa central

En esta parte del continente se tienen leyes de drogas más liberales.Alemania y los Países Bajos tienen leyes liberales sobre la marihuana o bien han despenalizado o legalizado la posesión personal de cannabis. La República Checa, por ejemplo, permite el cultivo de cinco plantas como máximo por persona para su uso personal.

Europa Oriental

Europa del Este es la parte más estricta de Europa sobre la marihuana, al menos en teoría. Todos los países de esta región han mantenido una política anti-cannabis fuerte. Rusia y Moldavia son dos importantes excepciones, en las que está permitido para su uso personal. Lugares como Albania, Eslovenia y Rumanía tienen leyes, pero éstas rara vez se aplican según NORML.

Europa Occidental

España ha legalizado la marihuana, mientras que Francia no , sin embargo hay que señalar que en Francia por lo general no se persigue activamente los casos de marihuana. Inglaterra e Irlanda tienen leyes anti-cannabis, pero éstas sólo ocasionalmente se hacen cumplir. Bélgica y Portugal han despenalizado la marihuana, pero Portugal sigue confiscando la sexyviking_pe3ifhwoplanta, sin repercusiones legales personales, según NORML. Lo mismo es en Suiza. En general, los países de la Europa occidental, donde la droga es o no es legal , el Estado solo interviene si se está haciendo un daño físico o hay una dependencia personal, es decir, el infractor ha sido citado por posesión muchas veces. Pero esto no es diferente de la política del alcohol.

Europa del Norte

Los países escandinavos enjuician los delitos relacionados con la marihuana, en Islandia y Dinamarca no.

En el 2002, una comisión del Gobierno de Noruega consideró la legalización de la marihuana, a partir del 2010, no se ha tomado ninguna medida.

 

Fuente Ehow

 

por -
0 242 vistas

copenhagueDinamarca.-Parte del plan de la ciudad de Copenhague para legalizar el cannabis, que se presentó el viernes en una conferencia, es explorar la importación de dos estados de EE.UU. que recientemente han  legalizado el uso de la marihuana.

Funcionarios de Copenhague está considerando el estudio de una medida que legalizaría la marihuana durante tres años y ayudaría a frenar la actividad de las pandillas y crear una “vida mejor para los consumidores de cannabis.” Curiosamente, la propuesta importaría que el cannabis se importase de Colorado y Washington, donde los votantes recientemente han aprobado proyectos de ley legalizando pequeñas cantidades de cannabis para uso personal.

“Si se aprobase la medida de prueba de los tres años, sería importante el trabajar lo más eficaz y rápidamente como fuese posible, por lo que estamos buscando en el extranjero el importar cannabis”, dijo Michael Warming, teniente de alcalde de Asuntos Sociales de Copenhague, el Copenhagen Post. “Sí, estamos pensando en Colorado y Washington, pero también estamos buscando otros lugares como Gran Bretaña, donde hay control estatal de la producción de la marihuana con fines médicos”.

Por desgracia, los daneses no hemos observado esta realidad con respecto a la leyes estadounidense. La Distribución internacional ciertamente sería ilegal a nivel federal, aunque los dos estados han aprobado el uso de cannabis recreativo para sus ciudadanos, hasta ahora, ni el Estado ha dado el visto bueno, incluso ni para abrir una única tienda de cannabis recreativo regulado por el mismo Estado. Hasta el momento, los funcionarios de Copenhague no nos hemos acercado a los funcionarios de los Estados Unidos en esta materia, está prevista una reunión con los funcionarios de Washington próximamente.

Werming dijo que si bien la importación de marihuana de estos Estados de EEUU pueden violar los tratados internacionales, Dinamarca ya esta importando heroína ilegal para los usuarios controlados por el Estado en las “salas de inyección (tratamiento)”.

warming-web (1)
Mikkel Warming

Si se aprueba, el proyecto de ley probablemente haría legal el consumo de cannabis para los residentes en Dinamarca mayores de 18 años. La propuesta no legalizaría la compra de cannabis para los no residentes, en un intento de limitar el “turismo hash” tan popular en Amsterdam y en los Países Bajos.

“Esto es de sentido común”, dijo el Warming “A medida que los políticos locales, estamos más cerca de la realidad, nos damos cuenta que la prohibición de cannabis ha fallado. La gente no llega a ninguna parte, se mezcla con otras drogas más duras y se financia el crimen. Si tenemos la ley. sería un experimento de tres años, vamos a probarlo y ver cuáles son los resultados. Si tenemos éxito, trabajaremos en pro de la legalización permanente en Copenhague y en la totalidad de Dinamarca “.

Fuente CphPost

por -
0 610 vistas

Costume-viking glamorNoruega.- El cannabis se cultivaba hace 1.300 años en una granja en el sur de Noruega.

El farmsted Sosteli, en southermmost Noruega Vest-Agder County, ofrece pruebas sólidas de que los agricultores cultivan activamente Vikings cannabis, según un análisis reciente. El cannabis sigue siendo a partir de la fecha farmsted de 650 dC a 800 dC.

Este no es el primer signo del cultivo del cáñamo en Noruega esta de vuelta lejos en el tiempo, pero el hallazgo es mucho más extenso que los anteriores descubrimientos.

“Los otros casos eran más que hallazgos individuales de los granos de polen. Mucho más se ha encontrado aquí “, dice Frans-Arne Stylegar, arqueólogo y curador del condado.

Cuerda y textiles

Sosteli es también más lejos de la corriente de las aglomeraciones que otros sitios donde los hallazgos de cannabis se han hecho.

El cáñamo es la misma planta que el cannabis o la marihuana. Pero nada indica que los vikingos cultivaban la planta para que la gente alta.

Lo más probable es que se cultiva para la fabricación de textiles y cuerdas.

sosteli-ny-2_NoneEncontrado y olvidados

El material, que volvió a surgir por casualidad, nace de un proyecto de investigación noruego-danés en Sosteli en los años 1940 y 1950.

Los científicos tomaron muestras de polen de un pantano en la excavación original.

“Las muestras habían sido olvidados, así que fue muy emocionante para descubrirlos”, dice Catherine Jessen del Museo Nacional de Dinamarca.

Los datos se almacenan en los archivos del museo.

Stylegar y Jessen presentaron su descubrimiento en un número reciente de la revista Viking.

Jessen es un geólogo con el muestreo de polen como especialidad. Ella dice que la turbera donde se tomaron las muestras ha sido drenado. La turba es más seco y ahora las posibilidades de hacer un descubrimiento similar en la actualidad sería mucho más delgado.

sosteli-1954_NoneRemojo

Polen de cáñamo no lleva mucho en el viento. Así que los científicos creen que los agricultores vikingos colocan las plantas cosechadas en las ciénagas más o menos donde las muestras arqueológicas fueron encontradas 1.100 años después.

Esta sería una forma fácil de mantener en húmedo, facilitando la extracción de las fibras exteriores.

Los investigadores rechazan la posibilidad de que se trataba de plantas silvestres que se habían reunido. Esto debe haber sido cáñamo cultivado.

Mal estado de conservación

“No sabemos si cáñamo podría haber sido utilizado como un medicamento. La mayor parte fue probablemente utilizado en la producción textil “, dice el arqueólogo Marianne Vedeler en el Museo de Historia Cultural de Oslo.

Vedeler no participó en el estudio reciente, pero ella es una experta en textiles de la época de los vikingos y la Edad Media.

Como con el lino, utilizado para hacer ropa, la fibra de la planta de cannabis se puede utilizar para la ropa y otros productos textiles. Cáñamo, por supuesto, también se ha utilizado para la producción de cuerda a la derecha en los tiempos modernos.

catherine_None
Catalina Jessen del Museo Nacional de Dinamarca

“El cáñamo tiene una fibra que puede ser usado como el lino, pero es un poco más grueso,” explica Vedeler.

El reto para los arqueólogos es que los textiles antiguos hechos de cáñamo y lino tienden a la putrefacción, por lo que rara vez se conservan bien. Esto hace que sea difícil decir cuán común era utilizar estos textiles.

Los arqueólogos saben más sobre el uso de la lana, ya que sus fibras preservar mejor que las fibras vegetales.

 

Fuente ScienceNordic.

por -
1 354 vistas

Dinamarca.- La mayoría de los daneses piensan que la venta de cannabis debe ser controlada por el Estado, de acuerdo con una encuesta de Gallup MetroXpress.

Según la encuesta, el 53% de los encuestados estuvo de acuerdo en que el cannabis debería ser controlado por el Estado, el 22% no tenía una opinión sobre el tema, mientras que el 23% no estaba de acuerdo o en desacuerdo con fuerza.

“Hay peligros asociados con el cannabis. Pero a menudo olvidamos que el cannabis lo utilizan la mayoría de los daneses intermitente y  recreacionalmente, no tiene influencia negativa en su desarrollo social o psicológico “, el investigador especializado en narcóticos Dumant Jakob, dela Universidadde Aarhus.

El portavoz dela Unión Verde-Rojo, Pernille Skipper dice que los resultados de las elecciones deberían considerar la legalización del cannabis por parte del gobierno.

“El consumo de cannabis está muy extendido, pero no regulado. Debe ser controlado de manera que podamos informar a los usuarios que no pueden obtener el THC del cannabis adulterado o demasiado concentrado y debemos asegurarnos de que los niños no lo puedan comprar. Al mismo tiempo, podemos minimizar el ingreso de la delincuencia organizada “, dijo el capitán MetroXpress periódico.

Mientras que el ministro socialdemócrata de Justicia Morten Bødskov recientemente había rechazado la idea de un acuerdo de primera instancia de Copenhague, el Partido Popular Socialista tiene una visión más matizada.

“Hay ventajas obvias como explicó Pernille Skipper. Pero hay también legales, de salud pública y social. Nuestra propuesta es tener una Comisión del hash que pueda desarrollar los escenarios de las posibles soluciones para reducir el número de adictos “, dijo el portavoz del Departamento de Justicia de Karina Lorentzen.

La sabiduría convencional sobre el tema no da ninguna indicación directa de la forma de avanzar, porque hay ventajas y desventajas en la legalización y en  la aprobación de penas más severas.

“Todo tiene un efecto no deseado. Penas más duras dan un ambiente criminal más duro y estigmatizan a los usuarios y probablemente no reducen el consumo general. La legalización acabaría con el mercado negro, pero se traduciría en un aumento del consumo, lo que también podría significar más adictos de drogas . Por otro lado, habría menos dinero para los delincuentes, aunque su número probablemente no se reduciría “, dijo Kim Møller Centro parala Investigaciónsobre el alcohol y las drogas enla Universidadde Aarhus.

 Fuente:  Cannactus (Versión frances)

 

por -
0 2.567 vistas

El consumo de narcóticos en Europa se estabilizó en los últimos años, con la cocaína en un nivel máximo, pero con el cannabis como la droga más usada, reveló el Observatorio Europeo de las Drogas y Toxicomanías (EMCDDA).

El documento presentó un balance de la evolución del consumo, producción y tráfico de drogas en los 27 países miembros dela Unión Europea, más Croacia, Turquía y Noruega, entre noviembre de 2010 y el mismo mes de 2011.

La investigación mostró que el cannabis es la sustancia ilícita más consumida en Europa: un total de 78 millones de europeos de entre 15 y 64 años de edad han consumido cannabis al menos una vez en su vida, un 23.2 por ciento de la población europea.

La cocaína ha sido experimentada por unos 14.5 millones de personas en el continente, un 4.3 por ciento de la población europea, y las anfetaminas por otros 12.5 millones, un 3.8 por ciento de los europeos.

El uso de opiáceos, como la heroína, es más limitado -estimado entre 1.2 y 1.5 millones de europeos-, pero es responsable por el mayor número de muertes y problemas de salud relacionados al uso de drogas.

La mayoría de los usuarios de esas sustancias ilícitas tienen entre 20 y 30 años de edad, con excepción para el cannabis, más popular entre los adolescentes de14 a18 años.

Puerta de entrada para la cocaína procedente de América del Sur -en especial de Colombia, Perú y Bolivia-, España es el país europeo donde más se consume esa droga.

Un 10.2 por ciento de los españoles afirma haber probado la cocaína al menos una vez en la vida y un 2.7 por ciento la consumió en los 12 meses estudiados.

Reino Unido se ubica justo detrás de España con un 8.8 por ciento de la población que experimentó la cocaína al menos una vez y un 2.5 por ciento que la consumió en el año de estudio.

La mayor parte de la droga que llega a Europa transita por Argentina, Brasil, Ecuador, Venezuela, México y, en menor parte, por las islas del Caribe, pero en los últimos años la policía europea (Europol) ha detectado rutas alternativas a través de África occidental.

Aunque el número de incautaciones de cocaína en Europa aumentó de 56 mil en 2004 hasta 99 mil en 2009, la cantidad total de droga interceptada alcanzó el máximo en 2006 y desde entonces se ha reducido a la mitad.

Según los expertos del EMCDDA, “el costo financiero asociado al consumo habitual de cocaína puede reducir el atractivo de esta opción en países donde la austeridad está ahora a la orden del día”, como es el caso de España, el mayor consumidor europeo.

España es también uno de los mayores consumidores de cannabis de Europa y uno de los puntos de entrada de la droga, en su mayoría procedente del norte de África.

Un 32.1 por ciento de los españoles han usado cannabis al menos una vez en la vida, una proporción sólo menor que la observada en Dinamarca, donde un 32.5 por ciento de la población la ha probado al menos una vez.

Respecto al consumo en los 12 meses de estudio, España ocupa la tercera posición europea, con un 10.6 por ciento de la población que se declara consumidora.

Leer articulo completo 

por -
1 1.314 vistas

Copenhague, Dinamarca.- El ayuntamiento de Copenhague está llevando adelante una propuesta para volver a descriminalizar el cannabis y ha creado un comité para estudiar la mejor forma de regular su oferta y distribución. La opción por la que se inclina consiste en una red de 30 o 40 establecimientos de cannabis, controlados por el consejo municipal, en los que los adultos podrían adquirir cannabis legalmente.

Con 39 votos a favor y nueve en contra, el ayuntamiento de la ciudad decidió elaborar un esquema detallado de cómo se desplegaría el plan. Más adelante, la propuesta que resulte de ello aún deberá ser ratificada por el Parlamento danés, que ha bloqueado iniciativas parecidas en el pasado. Pero tras las elecciones nacionales que tuvieron lugar en septiembre de 2011, podría ser que, esta vez, el Parlamento apoye la medida de descriminalización

Los aspectos detallados del plan aún se tienen que acabar de resolver, pero Mikkel Warming, responsable de Asuntos Sociales de la ciudad, se imagina un sistema parecido al del monopolio estatal para el alcohol que funciona en la vecina Suecia. El Gobierno se encargaría de cultivar la marihuana o bien otorgaría licencias para ello. “Estamos pensando en, quizá, 30 o 40 dispensarios públicos, donde la gente no está interesada en venderte más, sino que está interesada en ti”, declaró Warming. “¿A quién es mejor que le compren los jóvenes? ¿A un traficante que quiere que consuman más, que quiere que compren drogas más duras, o a un funcionario?”. Warming prevé también que se recauden unos 100 millones de euros en impuestos sólo en la ciudad de Copenhague.

Warming señaló que el ayuntamiento desea que la política de descriminaliación de Copenhague tenga un mayor alcance que la de los Países Bajos, donde el cultivo y la importación de cannabis siguen siendo actividades ilegales, aunque se tolere su venta en los coffee shops que cuentan con la debida licencia. “No queremos un modelo como el de Amsterdam. Queremos una forma de legalizar la importación y el cultivo de marihuana”, afirmó. De hecho, la política danesa en materia de drogas era bastante parecida a la neerlandesa hasta que varios Gobiernos liberales-conservadores optaron por un enfoque basado en la tolerancia cero y volvieron a criminalizar el consumo de cannabis. Al principio, la política que se adoptó en 1975 contemplaba la descriminalización por la tenencia para consumo personal, hacía hincapié en la salud pública en lugar de la aplicación estricta de la ley, y establecía una distinción entre drogas ‘blandas’ y ‘duras’ (diferencia que también se esfumó cuando se volvió a criminalizar el mercado del cannabis).

Se calcula que el mercado del cannabis en Copenhague tiene un valor de unos 200 millones de euros (1.500 millones de coronas danesas) al año y que, ahora, está controlado por bandas de delincuentes. El concejal socialdemócrata Lars Aslan Andersen opina que asumir el control del comercio beneficiaría a todos los ciudadanos, consuman o no cannabis, por no hablar ya de la ciudad en sí. “Es mejor que sea el ayuntamiento el que distribuya el hachís, y no los delincuentes”, señaló. “Espero que tengamos la oportunidad de probar una nueva política porque no podemos seguir con la actual estrategia de prohibición del hachís, que está muy obsoleta.”

 El fracaso de la criminalización

 La propuesta responde a las fallidas políticas que buscaban volver a criminalizar varias actividades relacionadas con las drogas adoptadas por sucesivos Gobiernos liberales-conservadores de la última década. En 2004, el Gobierno modificó la política vigente para volver a criminalizar la tenencia para consumo personal, con lo que se pasó de una advertencia a una multa obligatoria de 70 euros (que fue cuadruplicada en 2007). La nueva ley fue seguida por una ofensiva policial contra el mercado abierto de cannabis al detalle del barrio de Christiania y los llamados hash clubs, locales en los que se comercia con cannabis o coffee shops al estilo de los Países Bajos que también ofrecen un espacio social, en el resto de la ciudad. Estas medidas formaban parte de una política general de control de drogas basada en la tolerancia cero, integrada en un cambio más general de la política en materia de ley y orden en Dinamarca, cuando subieron al poder los liberales-conservadores.

Los resultados, sin embargo, no han sido muy alentadores, por decirlo suavemente. El tráfico en las calles floreció en toda la ciudad y aumentó la violencia relacionada con el mercado de las bandas de delincuentes, que se estaban disputando el control de los puntos de venta; hubo incluso episodios de asesinatos con armas automáticas. Tanto la policía como los políticos tuvieron que reconocer que el tráfico seguía prosperando en las calles, aunque fuera de manera algo más discreta. Los grupos más violentos de traficantes que consiguieron resistir a las redadas periódicas de la policía son los que controlan el mercado ahora. La policía afirma que algunos tienen conexiones con bandas, y la ‘guerra entre bandas’ de 2009 se ha vinculado directamente con el comercio de las drogas. Según un estudio reciente de Kim Moeller, los nuevos actores del mercado negro están más dispuestos a utilizar la violencia y han ganado terreno, tanto desde el punto de vista geográfico como financiero.

Según otro estudio de Moeller sobre la regulación de los mercados de cannabis en Copenhague, los objetivos normativos de reducir el tráfico de drogas y acabar con la ‘calle de los traficantes’ en Christiania y otros mercados negros parecían haberse alcanzado en cierto grado, pero sólo de manera superficial. Los problemas asociados con el comercio al detalle de cannabis parecían haberse limitado en alcance, pero lo que sucedió, en esencia, fue que se escondieron del escrutinio público y, de hecho, aumentaron. Los episodios de violencia sistémica en el nuevo mercado negro, despiadadamente competitivo, debido a la ofensiva de las autoridades apuntaban al fracaso del nuevo enfoque represivo.

Hay también otras voces que coinciden con esta opinión en cierta medida. “Si el objetivo era acabar con el tráfico de hachís en Christiania, no se puede hablar en absoluto de éxito”, en palabras del presidente dela Federación Danesade Funcionarios Policiales. Según la policía, el principal motivo por el que no consiguieron detener el comercio de cannabis por completo fue porque ello exigiría unos recursos enormes.

 De la criminalización a la regulación

 Decepcionado con el resultado de las políticas de criminalización, en septiembre de 2009 el ayuntamiento de Copenhague aprobó un memorando que proponía poner en marcha una proyecto piloto de tres años. La idea era crear establecimientos de cannabis en los que trabajarían profesionales de la salud y en los que se vendería cannabis en pequeñas cantidades a unas 50 coronas (unos 7 euros) por gramo, un precio parecido al encontrado en la calle actualmente. El cannabis sólo podría ser adquirido por los residentes de la ciudad, con lo que se evitaría el ‘turismo cannábico’ de los Países Bajos, que procedería principalmente de Suecia.

En diciembre de 2009 el ayuntamiento decidió ponerse en contacto con el Ministerio de Justicia para obtener el permiso necesario e iniciar ese proyecto piloto, y poner así a prueba si un mercado de cannabis regulado por ley podría: (1) tener un impacto positivo sobre el consumo y, especialmente, sobre el abuso de cannabis; (2) crear una plataforma para una educación pública más eficaz sobre el impacto y el daño causado por el consumo de cannabis; (3) generar un contacto mejor y más temprano entre las personas adictas al cannabis y el sistema de tratamiento; (4) reducir la transición del consumo de cannabis al de otras sustancias más peligrosas y adictivas; y (5) tener un efecto limitador sobre la delincuencia organizada, especialmente la de bandas violentas. Para desarrollar debidamente el experimento y, en particular, para reducir la participación de la delincuencia organizada, la regulación descriminalizadora debería incluir todas las etapas asociadas con el cultivo, la importación, la compra y la venta de marihuana, y no sólo la de algunos eslabones de la cadena de producción-consumo, puntualizaba el ayuntamiento.

La administración liberal-conservadora que estaba en el poder en el momento tumbó la propuesta, pero con la nueva fuerza de centro-izquierda que asumió el Gobierno tras las elecciones nacionales de septiembre de 2011, los artífices de la nueva medida opinan que la descriminalización podría obtener esta vez el apoyo de una mayoría parlamentaria, y el consejo municipal de Copenhague decidió volver a plantear su propuesta para regular el mercado de cannabis en la ciudad.

Sin embargo, la regulación de la oferta de cannabis a través de dispensarios controlados por el Gobierno planteará dificultades con la adhesión de Dinamarca ala Convención Única de 1961 sobre Estupefacientes yla Convencióndela ONU contra el Tráfico Ilícito de Estupefacientes y Sustancias Sicotrópicas de 1988. Los Países Bajos llevan décadas lidiando con sus obligaciones internacionales, desde que optaron por permitir a los coffee shops vender abiertamente, ‘por la puerta principal’, pequeñas cantidades de cannabis para consumo personal en los años setenta. Aunque la venta en los locales se reguló, los propietarios de los coffee shops aún tenían que abastecerse en el mercado negro, por ‘la puerta de atrás’ del establecimiento. Con los años, el suministro de cannabis fue pasando paulatinamente a manos de organizaciones delictivas, especialmente desde que se inició una campaña contra el cultivo dirigida fundamentalmente contra los cultivadores de buena fe.

El ayuntamiento de Copenhague desea, comprensiblemente, evitar que se dé una situación tan controvertida. Según Warming, el responsable de Asuntos Sociales de la ciudad, el hecho de que el modelo de Copenhague cumpla con las convenciones dela ONUes una cuestión de interpretación. Y son esas distintas posibles interpretaciones en el marco del régimen internacional de control de drogas las que serán objeto del próximo artículo de nuestro weblog.

 Ver el vídeo (en inglés) realizado por la organización Hungarian Civil Liberties Union (HCLU) sobre la regulación legal del cannabis en Copenhague 

Fuente ENCOD

por -
0 1.680 vistas

Las autoridades de la capital danesa retirarán las multas al consumo de esta droga y se establecerán una serie de puntos de ventas legales. Sólo podrán comprar el producto los daneses o los extranjeros residentes en la capital de Dinamarca.

Es tema de discusión en varios países del mundo, sin embargo, pocos aprueban el proyecto. Todo lo contrario en Copenhague donde la semana pasada surgieron cambios hacia la legalización de la marihuana.

Su Ayuntamiento, que está gobernado por el centroizquierda, aprobó por 39 votos a favor y sólo nueve en contra una propuesta piloto que prevé retirar las multas al consumo de este tipo de drogas y establecer una serie de puntos de venta legales que estarían regulados y administrados por el Estado.

Antes de entrar en vigor, no obstante, el plan tendrá que superar la votación del Parlamento, donde no todos los miembros de la mayoría socialdemócrata que lo lidera ven el proyecto con buenos ojos.

El modelo a seguir será parecido al que utiliza Suecia con las bebidas alcohólicas, que sólo se pueden vender en tiendas especializadas y bajo una estricta supervisión del Estado.Por lo demás, estará prohibida la venta a menores de 18 años y, en el caso de los adultos, sólo se podrá comprar una cantidad limitada.

Una comisión de expertos concretará ahora los últimos detalles antes de someter la propuesta definitiva ante el Parlamento, informa el sitio español “La Vanguardia”.

Un mayor control estatal reducirá el consumo en términos generales y el grado de adicción de quienes están más enganchados, que al mismo tiempo correrán menos riesgo de pasarse a las drogas duras, que es lo que ocurre cuando quienes se encargan de la venta son los delincuentes.

Por el momento, el proyecto se implantaría sólo en Copenhague durante tres años. Si funciona, la idea sería extenderlo luego al resto de Dinamarca o incluso promoverlo a nivel europeo.

Mientras tanto, sólo podrán comprar el producto los daneses o los extranjeros que residan en la capital danesa, a fin de evitar que Copenhague se convierta en una especie de meca de la marihuana, tal como sucede con Amsterdam.

 

Fuente Panorama

por -
0 454 vistas

Con una arrasadora diferencia a favor de la iniciativa, los ciudadanos de la capital danesa votan para que se legalize la marihuana; ahora solo resta que el congreso avale el referendum.

En caso de que el parlamento ratifique el referendum que recién se llevó a cabo, Copenhagen sería la primer ciudad danesa en legalizar la marihuana. Actualmente existe el caso de Christiana, el famoso paraíso hippie que se autoproclamó un espacio libre dentro del que la cannabis se tolera cotidianamente aunque no existe una ley que respalde esta filosofía.

Los ciudadanos de Copenhague votaron, por amplio margen, a favor de la descriminalización del consumo de marihuana bajo un esquema de una red de cafés y tiendas, operadas por el gobierno, en donde se pueda adquirir y consumir libremente. Para consumar este histórico paso, ahora el referendum popular debe ser avalado por los miembros del parlamento danés. Y aunque hace tres años el congreso negó una iniciativa similar, ahora todo parece indicar que esta capital europea está lista para tomar la estafeta cedida por Amsterdam, ciudad que tras años de operar sus famosos coffe shops, hace unos meses anunció la clausura de estos establecimientos.

 

Fuente Pijamasurf